AWE – Capítulo 51

Modo Noche
Capítulo 51: Hermano Mayor Feng, ¡Que buen tipo!

Los cabellos de Bai Xiaochun estaban tan erizados que sentía que iba a explotar. Con ojos carmesís, dejó salir un poderoso grito mientras pegó más talismanes de papel sobre su cuerpo, haciendo que más y más escudos aparecieran. Pronto, estaba rodeado de una barrera de casi dos metros de grosor.

Casi al mismo tiempo en que todos los escudos aparecieron, la mujer vestida de rojo repentinamente saltó de entre la oscuridad hacia Bai Xiaochun.

Una explosión se pudo escuchar mientras ella penetró más o menos treinta por ciento dentro de la barrera de escudos antes de detenerse. Luego gritó, un grito aparentemente capaz de pasar a través de los escudos. Cuando ese arrollador sonido alcanzó los oídos de Bai Xiaochun,  este empezó a perder su conciencia.

Impactado, se mordió fuertemente la lengua, lo cual le ayudo a aclararse justo a tiempo para ver a la mujer transformándose en un enjambre de innumerables escarabajos rojos, los cuales empezaron a arremeter contra su escudo.

Sin embargo, el escudo era demasiado grueso, y los escarabajos rojos eran incapaces de penetrar a través del setenta por ciento que quedaba. Después de rebotar, volaron de regreso y se reformaron en la figura de la mujer de rojo.

Observó a Bai Xiaochun por un momento, y luego empezó a reír mientras arremetía contra él una vez más.

Al mismo tiempo, sonidos de estallidos podían escucharse mientras las rocas ornamentales empezaron a temblar y elevarse, transformándose en Golems de Piedra. A los árboles frutales también les salieron brazos y piernas, se levantaron de la tierra y empezaron a caminar hacia Bai Xiaochun y los demás. Algo especialmente extraño era el hecho de que las frutas en los arboles empezaron a reír y cantar horribles rimas de cuna nuevamente.

Uno de los tres se unió a la mujer de rojo para atacar específicamente a Bai Xiaochun.

“¡Marionetas!” Dijo Du Lingfei con la boca abierta.

Bai Xiaochun estaba temblando violentamente. En todos los años que había vivido, jamás había experimentado tal sensación de peligro inminente. Mientras la mujer se acercaba a él, rápidamente realizó un gesto de conjuro, basándose en toda su energía espiritual mientras apuntaba su dedo hacia ella.

Inmediatamente, su espada de madera salió volando a toda velocidad, un rayo negro que provocó una enorme ráfaga de viento. Luego, una explosión se escuchó mientras la espada penetraba la cabeza de la mujer.

La mujer dejó salir un grito agudo, y su cuerpo repentinamente se disolvió en una masa de escarabajos rojos, los cuales tenían espasmos y temblaban mientras caían al suelo y se rompían en pedazos.

La espada de madera no se desvaneció; después de penetrar por la cabeza de la mujer, continuó acelerando hacia el árbol frutal detrás de ella.

Apuñaló a través del árbol, el cual se detuvo y repentinamente explotó. De inmediato, las frutas en el árbol se empezaron a marchitar, y sin embargo continuaron cantando felizmente incluso mientras morían.

Todo lo que estaba pasando hizo que el cabello en el cuerpo de Bai Xiaochun se pusiera de puntas. Por suerte, su espada de madera era extremadamente poderosa, después de penetrar el árbol, continuó volando por el aire y luego abrió un agujero en una pared cercana. Sin embargo, tan pronto apareció el hueco, ramas como tentáculos empezaron a surgir de los lados rotos, como si la pared estuviera preparándose para reformarse a sí misma.

“¡Salgan por ese hueco!” Gritó Du Lingfei, poniéndose en movimiento instantáneamente. Sin embargo, Feng Yan era el que estaba más cerca del hueco en la pared. Contrayéndose de dolor por gastar un objeto tan valioso, sacó otra de sus píldoras medicinales negras y la arrojó al suelo frente al joven de la lámpara. Una enorme explosión le siguió. Feng Yan luego usó la fuerza resultante de la explosión para volar hacia el hueco.

Sin embargo, justo cuando estaba a punto de salir disparado por el hueco su rostro cambió, mientras dos enormes leones de piedra saltaron desde afuera, Rugiendo, arremetieron uno contra Feng Yan y el otro contra Bai Xiaochun.

Increíblemente, ¡Estos eran los mismos dos leones de piedra que habían estado de guardia afuera de la puerta principal!

“No pueden escapar,” dijo el joven de la lámpara. “¡Todos los de la Secta Corriente Espiritual… deben MORIR!” Empezó a reír mientras empezaba a luchar con Feng Yan de nuevo.

Cuando Feng Yan vio que el agujero en la pared ya estaba empezando a repararse a sí mismo, rugió, sus manos destellaron con un gesto de conjuro de dos manos mientras invocaba una bola de fuego del tamaño de una cabeza. Esa bola de fuego emanaba un calor abrasador mientras se expandía, mandando olas de llamas en todas direcciones.

Los leones de piedra fueron empujados hacia atrás, y el rostro del joven Cultivador del Clan Luochen vaciló. También había dos Treants  que fueron atrapados en las llamas, los cuales explotaron.
El otro Treant intentó retroceder, pero entonces fue atacado directamente por la mortal espada voladora de Du Lingfei.

NT: Muchos deben saberlo pero Treant, es un término genérico para referirse a “hombres planta”, básicamente se refiere a los árboles a los que les salieron los brazos y piernas. Ejemplos aquí.

Sonidos de estruendos resonaron mientras la savia verde de los arboles explotó desde los Treants destruidos. Al mismo tiempo, se reveló que dentro de los dos Treants había figuras demacradas con la boca abierta, cuyas fuerzas vitales parecían haber sido absorbidas casi completamente.

Una de esas figuras colapsó inconsciente, mientras que la otra abrió los ojos con dificultad, y luego miró emocionado a Du Lingfei.

“¡Hermano Mayor Hou!” Gritó habiendo reconocido instantáneamente a Hou Yunfei. Inmediatamente lo levantó con sus brazos.

Al mismo tiempo, el debilitado Hou Yunfei agarró el brazo de Du Lingfei y vertió el último poco de energía espiritual que le quedaba en ella. “¡¡El Clan de Luochen se ha convertido en traidor. Tenemos que salir de aquí y avisar a la secta!!”

La energía espiritual de Du Lingfei inmediatamente aumentó. Apretando sus dientes, sostuvo a Hou Yunfei en sus brazos mientras salió disparada hacia el agujero en la pared a incluso mayor velocidad.

Cuando Bai Xiaochun se volteó a mirar, reconoció inmediatamente a Hou Yunfei. Luego, se puso en movimiento rápidamente mientras esquivaba el león de piedra y aceleraba hacia el agujero en la pared.

A este punto, Du Lingfei ahora era la más cercana al agujero en la pared, con Feng Yan y Bai Xiaochun pisándole los talones. El más rápido de ellos era Bai Xiaochun, quien rápidamente reducía la distancia entre él y Du Lingfei.

El rostro de Feng Yan estaba blanco pálido. La bola de fuego que acababa de usar le había debilitado bastante. Sin embargo, después de notar la velocidad con la que se movía Bai Xiaochun, sus ojos repentinamente destellaron con un brillo frío, y levantó su mano, dentro de la cual podía verse una píldora medicinal negra.

“¡Hermana Menor Du, debes advertir a la secta! ¡Te daré un poco de poder extra!” Dicho esto, arrojó la píldora medicinal negra en el espacio entre Du Lingfei y Bai Xiaochun.

Al explotar la píldora medicinal, una poderosa fuerza estalló, empujando a Du Lingfei hacia el agujero incluso más rápido que antes. Luego, un sonido como de agua salpicando se pudo escuchar mientras salía.

Por otro lado, Bai Xiaochun fue bloqueado por la explosión y repentinamente estaba enfrentando al león de piedra. Inmediatamente, sus ojos se tornaron de un rojo brillante.

“¡¡Feng Yan!!” Gritó. Una ráfaga de viento apareció mientras el león de piedra brincaba hacia él. Justo cuando Bai Xiaochun estaba a punto de esquivar, tres Treants se acercaron. Ahora había cuatro marionetas atacándolo al mismo tiempo, haciéndole imposible evadir.

Sonidos de explosiones podían escucharse mientras sus brillantes escudos empezaron a romperse. Incluso el escudo verde del colgante de jade se desvaneció y destruyó. Aunque la mayoría de la fuerza del ataque se disipó, el león de piedra era extraordinario y su ataque cayó de lleno en el pecho de Bai Xiaochun.

La fuerza masiva envió a Bai Xiaochun volando, su cuerpo entero temblando.

“¡Hermano Menor Bai!” Feng Yan dijo gritando. Aunque una fría sonrisa pintaba sus labios, sus palabras sonaban amargas y llena de lamentos. Y sin embargo, no disminuyó su velocidad para nada; en un parpadeo, pasó hacia el agujero temblante en la pared. Justo cuando estaba a punto de pasar al otro lado, el joven cultivador del Clan Luochen dejó salir un chillido penetrante, y repentinamente explotó en una masa de innumerables pedazos de carne, todos desprovisto de sangre, los cuales luego salieron disparados hacia Feng Yan.

Antes de que Feng Yan pudiera pasar por el agujero en la pared, los pedazos de carne de envolvieron alrededor de él para arrastrarlo de regreso.

Feng Yan dejó salir un rugido de furia mientras lo sacaban. En este punto, el agujero en la pared estaba a punto de cerrarse completamente.

Después de apretar sus dientes por un momento, mordió a su propia lengua y escupió un bocado de sangre, el cual cayó en su espada voladora. La espada voladora inmediatamente se volvió roja. En vez de salir en ataque, explotó, transformándose en una nube de metralla la cual salió disparada de vuelta hacia él.

A pesar de que se hería a sí mismo, ¡La ráfaga de metralla también logró cortar los pedazos de carne que lo habían atrapado!

Ahora estaba libre, pero también estaba cubierto en una masa de heridas y cortadas. El dolor de su carne mutilada amenazaba con dejarlo inconsciente, pero aún era capaz de apretar su mandíbula y salir disparado hacia el agujero en la pared.

Mientras tanto, Bai Xiaochun fue azotado por la zarpa del león, enviándolo hacia atrás tambaleándose y gritando. Y sin embargo, incluso mientras su grito aún resonaba por el aire, Bai Xiaochun miró hacia abajo a su pecho sorprendido para descubrir que, a pesar de que sus ropas estaban rotas, su piel no había sido dañada para nada. De hecho… Ni siquiera sentía ningún dolor.

Después de realizar una inspección rápida, confirmó que… A pesar de que la situación había parecido extremadamente peligrosa… No había sido herido en lo más mínimo.

El ataque del león de piedra lo mando volando, pero aparte de eso, no había hecho prácticamente nada.

Mientras su alegría aumentaba, los Treants se acercaban, y uno de ellos lo golpeó en la espalda. Aunque salió volando hacia adelante, no sintió ningún dolor, después de lo cual levantó su cabeza y empezó a reír a carcajadas.

“¡No puedo creer que en realidad soy tan fuerte! ¡Joder! ¡¿A que le tengo miedo?!” Animado, y ahora con completa confianza, saltó por el aire hacia el hueco en la pared. Moviéndose a incluso mayor velocidad que antes. En un parpadeo, estaba frente al hueco.

Feng Yan en este momento estaba a mitad del hueco, y ni siquiera notó a Bai Xiaochun y su repentino aumento de velocidad. En su mente, Bai Xiaochun probablemente ya había sido asesinado por las numerosas marionetas.

Justo cuando Feng Yan estaba a punto de liberarse, un brillo furioso apareció en los ojos de Bai Xiaochun, y estiró su mano hacia el hombro de Feng Yan, el cual ya estaba fuera del agujero.

“¡Finalmente libre!” Rió Feng Yan. Pero entonces, repentinamente sintió una enorme fuerza halándolo hacia atrás a través del hueco.

“¡¡NO!!” rugió. Antes de que pudiera si quiera ver que lo estaba halando, sintió su bolso de almacenamiento separarse de él, y luego fue arrojado en lo profundo de la residencia, lejos del agujero.

Fue solo en este momento que vio a Bai Xiaochun.

“¡¡Bai Xiaochun!!” Rugió con los ojos inyectados de sangre. Sin embargo, ahora estaba bloqueado por los dos leones de piedra. Explosiones sonaron, seguidas por un grito miserable.

“¡¡Hermano Mayor Feng!!” Gritó Bai Xiaochun, al mismo tiempo que saltaba a través del agujero en la pared.

Justo cuando salió por el otro lado, el hueco terminó de cerrarse.

Ya no estaba en la residencia del Clan Luochen. Ahora estaba afuera. En cuanto a Du Lingfei, ella continuó corriendo tan pronto emergió, y ahora estaba esperando desde cierta distancia en el borde del bosque. Cuando vio a Bai Xiaochun aparecer, estaba a punto de llamarlo, cuando repentinamente empezó a lamentarse miserablemente.

“¡¡Hermano Mayor Feng!! No solo me diste tu bolso de almacenamiento para ayudarme a escapar, también contuviste a las marionetas. ¡Oh, Hermano Mayor Feng!”

Después de escuchar las palabras de Bai Xiaochun, Du Lingfei se sintió horrible. Sin embargo, el agujero estaba cerrado, y Bai Xiaochun estaba solo de pie allí con dolor e indignación, así que dijo rápidamente, “¡Bai Xiaochun, vamos, vámonos!”

Sin necesitar más compulsión, Bai Xiaochun empezó a correr, con lágrimas fluyendo por su rostro. Ayudando a Du Lingfei a sostener a Hou Yunfei, se desvanecieron dentro del bosque.

Mirando sobre su hombro, Bai Xiaochun frunció el ceño tristemente y dijo, “Hermano Mayor Feng, que buen tipo….”

Du Lingfei estaba muy molesta. Jamás se hubiera imaginado que la misión sería así de peligrosa. Luego recordó la sugerencia de Bai Xiaochun de no venir al Clan Luochen, y se dio cuenta de que si lo hubieran escuchado, Feng Yan podría no haber muerto.

Y cuando vio que Bai Xiaochun estaba tan adolorido que estaba a punto de golpearse su propio pecho, se sintió aún peor. Finalmente, suspiró.

“Hermano Menor Bai,” dijo viéndolo amargamente, “Apresurémonos. Si el Clan Luochen nos ha traicionado, no querrán que la secta se entere. Justo acabo de intentar mandar un mensaje pero hay una interferencia en el área… Las Tablillas de Jade de Transmisión no funcionan.”

Bai Xiaochun tembló, sintiéndose en mayor peligro que nunca antes.

  • Alec Rift

    jajaja q buen prota