ATG – Capítulo 5

Modo Noche

Capítulo 5 – La Ceremonia de Bodas

 

Xia Qingyue apareció tomada de los brazos de dos damas de honor, Llevaba una diadema de fénix rojo encima de su cabeza. Una cortina fina de perlas colgaba de la diadema de Fénix* para cubrir completamente su cara mientras también ocultaba su expresión.

 

Su suave y brillante pelo negro caía suavemente detrás de sus hombros, su túnica escarlata estaba decorada con el patrón de nubes de “cuatro felicidades” y el cinturón mostraba su delgada y estrecha cintura, en su cinturón colgaba un talismán hecho de exquisito jade mientras que perlas colgaban en sus borlas, emparejando sus zapatos dorados. Estos detalles significativos hicieron que su magnífico atuendo fuera aún más deslumbrante que nunca.

 

Xia Qingyue camino lentamente hasta el lado de Xiao Che de brazos de las damas de honor y cada paso que daba era ligero y elegante, como si estuviera caminando entre las nubes, para una persona ordinaria parecía que estuviera caminando, pero si se estuvieran en su cuerpo, la verían como un hada cabalgando encima de una nube. Su acostumbrada postura ya era muy hermosa y para Xiao Che era un festín para sus ojos.

 

Xia Qingyue finalmente llegó a la parte delantera del carruaje y las dos damas de honor se alejaron mientras se inclinaban en reverencia. De acuerdo con las tradiciones matrimoniales  del Imperio Brisa Azul, el novio llevará a la novia a la silla nupcial, Xiao Che dio un paso adelante y extendió una mano amigablemente hacia Xia Qingyue.

 

Xia Qingyue levantó elegantemente su mano… Sin embargo, cuando Xiao Che tomó las manos de Xia Qingyue en la palma de su mano, una penetrante energía fría se esparció en la mano de Xiao Che y todo su brazo derecho se endureció de dolor, quedando  medio inmovilizado.

 

La sensación de frío cortante desapareció lentamente mientras Xiao Che bajaba el brazo con una expresión silenciosa e indiferente, aparte del ceño fruncido cuando el frío helado le golpeó, él no hizo ninguna otra expresión, ni el más ligero sonido.

 

Si uno abriera la cortina de finas cuentas de Xia Qingyue, uno vería sus hermosos ojos destellar de sorpresa y luego a toda prisa tornarse fríos una vez más.

 

Xiao Che se sentó en el caballo y la procesión de la boda continuó con gran fuerza y vigor, el equipo de bodas del clan Xia, siguió en la dirección del clan Xiao poco después.

 

Después de otra hora y media, la procesión regresó a la entrada principal del clan Xiao, este largo viaje fue suave y tranquilo, para la decepción de aquellos que esperaban que surgiera algún drama.

 

Xiao Lie ya estaba en la puerta y se puso de pie para dar la bienvenida a sus invitados, lamentablemente, el número de personas que vinieron por Xiao Che se podían contar con una sola mano, la mayoría de los invitados llegaron solo por Xiao Lie y el clan Xia.

 

Debido a la fama de Xiao Lie y la influencia del Clan Xia, muchos invitados podían ser vistos, afuera de la entrada de la casa del Clan Xiao, la gente que venía a ver el evento era casi infinita, las calles estaban tan llenas que ni siquiera una gota de agua podía pasar. Todas estas personas vinieron para el matrimonio de la belleza número uno en la Ciudad Nube Flotante.

 

El carruaje nupcial de Xia Qingyue se detuvo lentamente en medio del bullicio, una esquina de la cortina se abrió mientras una doncella Xia Dongling hablaba suavemente: “Señorita, hemos llegado”

 

Después, extendió una mano y Xia Dongling bajó suavemente los brazos, tan pronto como salió del carruaje, la atmósfera ensordecedora repentinamente se calmó para ser reemplazada por suspiros profundos que siguieron uno tras otro.

 

Era casi mediodía, la suave luz del sol se reflejaba en su diadema de fénix, mientras su túnica resplandecía encantadora contra la brisa, haciendo que los ojos se nublaran si se permanecía mirando mucho tiempo.

 

Su pelo estaba envuelto en un bollo en lo alto de su cabeza y la diadema de Phoenix que enmarcaba su cabeza era de cuatro capas, la capa superior estaba adornada con finas horquillas doradas mientras que la parte inferior tenía varios grabados de fénix de oro, la diadema roja dorada de fénix se extendía en una franja de borlas de perlas que se balanceaban, aunque su cara no estaba completamente visible, con sus ojos y labios parcialmente ocultos y aun así parcialmente expuestos, su belleza era exquisitamente impecable.

 

El sonido de los suspiros era irreprimible se superponían unos a otros, ya que muchas personas miraban hacia adelante, incapaces de volver a la realidad, ese era el poder del carisma de Xia Qingyue, ¡porque todo esto sucedió sin que su rostro fuese revelado! Basado solo  en su aura y postura, aun parecía un hada que había salido directamente de una pintura, su belleza era tan inmensa que nadie podía apartar sus ojos de ella.

 

Xia Dongling envolvió una cinta de seda roja alrededor de la mano de Xia Qingyue. Naturalmente, el otro extremo de la banda estaba atado a la mano de Xiao Che, Cuando salió de la silla, Xiao Che sonrió mientras caminó hacia Xia Qingyue para guiarla hasta pasar sobre el brasero* Cruzaron la puerta del clan Xiao y entraron directamente en el pasillo.

 

Cuando entraron por la puerta principal del clan Xiao, el ruido no disminuyó, la expresión de Xiao Che no cambió a medida que avanzaba, pero naturalmente quería que la boda terminara lo antes posible.

 

Esta era la sala central para reuniones importantes del Clan Xiao, las únicas personas a quienes se les permitía usar este lugar para una boda eran al líder del Clan Xiao y los Ancianos del clan, para esta boda la habitación sufrió una transformación a gran escala.

 

Era realmente una vista para admirar, por lo que se podía ver, los pilares estaban incrustados con topacio amarillo y las paredes habían sido pintadas con dragones los cuales tenían incrustados perlas preciosas y raras, una alfombra roja se extendía por el centro del vestíbulo en línea recta y terminaba en una corta escalera dorada. Una sutil luz dorada llenaba el ambiente, haciendo que el salón, ya bellamente decorado, fuera más deslumbrante y llamativo.

 

El Clan Xiao no estaba dispuesto a invertir una cantidad tan grande de dinero para Xiao Che y en su mayoría provenía del Clan Xia, Xia Hongyi estaba dispuesto a gastar todo lo necesario para la boda de su querida hija.

 

Xiao Lie y Xia Hongyi se sentaron en el asiento más alto del vestíbulo, con sonrisas plasmadas en sus rostros mientras observaban a Xiao Che y Xia Qingyue, en ambos lados de la alfombra roja había tres hileras de sillas de sándalo rosa, todas llenas de gente, el líder del clan Xiao, Lord Xiao Yunhai estaba allí también junto con los otros cuatro ancianos del clan Xiao.

 

Cuando Xiao Che entró con una sonrisa feliz, sus expresiones permanecieron en la superficie, pero en el fondo de su corazón, se burlaban con desdén.

 

El Clan Xiao era un clan que había practicado los caminos del Profundo durante muchas generaciones, tener a Xiao Che con una Vena Profunda dañada desde nacimiento era una vergüenza para el Clan, si no fuera el nieto del Quinto Anciano, Xiao Lie, ya habría sido expulsado en lugar de quedarse como estaba ahora… Y si no fuera por el hecho de que estaba a punto de casarse con la hija de alto perfil del Clan Xia, ni siquiera se habrían molestado en aparecer en persona y mucho menos estar presentes en la escena.

 

En cuanto a Xiao Che, si escuchasen su nombre, sólo podían pensar en la palabra “basura” y no prestar atención porque ni siquiera recordaban cómo se veía, en el Continente Cielo Profundo, uno no merecía dignidad si  no se tenía la habilidad para respaldarla, era una dura realidad y una verdad universal seguida por muchos, incluso hacia miembros del mismo clan.

 

Las expresiones en los rostros de la generación más joven del Clan Xiao también eran, sin ninguna sorpresa,  coherente, todos tenían sus ojos en Xiao Qingyue y sus ojos desmentían su insoportable enamoramiento, cuando sus ojos se trasladaron hacia Xiao Che, sus ojos casi hicieron erupción con envidia profunda.

 

Los discípulos externos del Clan Xiao siempre habían mirado con desprecio a esta persona permanentemente discapacitada y nunca en sus sueños pensaron que él realmente se casaría con el tesoro más inalcanzable y número uno de la Ciudad Nube Flotante, el incómodo sentimiento que evocaba la pareja en la sala matrimonial era similar a comer moscas muertas crudas.

 

La persona a cargo de la boda fue el gerente de logística, Xiao De. La ceremonia de la boda comenzó con el grito de su voz.

 

El maestro de ceremonias primero presentó a la novia y el novio y luego leyó los nombres de una lista de distinguidos invitados que habían venido a visitar, mientras avanzaba, la expresión de Xiao Che permanecía neutral, pero en su corazón había estallidos como de olas del mar. Cualquier cosa que el maestro de ceremonias dijo después de eso era algo que Xiao Che no podía molestarse en escuchar porque estaba repetidamente analizando  un problema que realmente le importaba.

 

¿Qué había sido ese sentimiento extraño y repentino que tuvo en el Clan Xia cuando sus manos se encontraron con las de Xia Qingyue? ¿Era algún tipo de poder profundo? pero nunca había oído hablar de un poder tan misterioso en Ciudad Nube Flotante, el que Xia Qingyue alcanzara el décimo nivel del reino elemental profundo a la edad de dieciséis era en verdad una hazaña sorprendente… Pero ella aún estaba en el punto más bajo del décimo nivel del reino profundo elemental; ¿Cómo era posible que pudiera liberar silenciosamente un aura tan helada que en realidad inmovilizara por completo todo su brazo? ¿Qué era esa asombrosa y desconcertante potencia que se mostraba a tal nivel?

 

O…. ¿Era esta la fuerza oculta de Xia Qingyue que había alcanzado el pináculo del décimo nivel del Reino Elemental Profundo?

 

La voz del maestro de ceremonias se detuvo. Después de una breve pausa, su voz subió ocho octavas más:

 

“¡Primero, reverencia al cielo y a la tierra!”

 

La mente de Xiao Che giró rápidamente mientras miraba a Xia Qingyue con el rabillo del ojo mientras se inclinaba en dirección a la puerta, a los cielos y a la tierra.

 

“¡Segundo, reverencia a los ancianos!”

 

Las dos personas hicieron un giro de 180 grados hacia los sentados Xia Hongyi y Xiao Lie y se inclinaron. Xiao Lie firmemente asintió con la cabeza y sonrió amorosamente a Xiao Che y a su nueva nieta. Xia Hongyi también sonrió y se reflejó en el contenido.

 

“¡Marido y esposa, intercambien reverencias!”

 

El cuerpo de Xiao Che se volvió hacia Xia Qingyue y al mismo tiempo Xia Qingyue también se volvió hacia él, esta acción rápida, la cual no hubo el menor vacilo ni retraso, hizo que todos los miembros de la generación más joven del Clan Xiao apretaran los dientes. En sus pensamientos, creyeron que Xia Qingyue no estaba casándose de buena gana con ese bastardo lisiado, sino que había sido forzada a venir por el clan Xia, para su decepción, incluso hasta este momento, no había resistencia en absoluto por parte de Xia Qingyue, ni siquiera había cuerda a su supuesto escape fallido que imaginaban que habría ocurrido.

 

Las dos personas se inclinaron en reverencia y mientras ambos se inclinaban uno hacia el otro, Xiao Che veía ojos fríos mirando a través de los huecos en la cortina de cuentas… Ojos fríos y helados que no revelaban rastros de emoción.

 

Por lo general, en momentos como éste, la multitud irrumpía en entusiasmados aplausos, risas y alegrías, pero sólo unas pocas personas auténticamente aplaudieron a la pareja recién casada, y fue bastante incómodo.

 

“De hecho, el Quinto Anciano debería ser felicitado”. El Primer Anciano Xiao Li, que estaba sentado junto a Xiao Yunhai, dijo con cínica extrañeza en sus palabras.

 

“Te felicito en representación de los deseos de los Cinco Ancianos”. Incluso el Primer Anciano Xiao Li, que estaba sentado junto a Xiao Yunhai, oyó el extraño y cínico desprecio de sus palabras.

 

El segundo anciano Xiao Bo rió con la misma extrañeza que vino del líder del clan Xiao antes y continuó lentamente: “Quinto Anciano, conseguir una nieta tan talentosa ha agregado gloria al Clan Xiao, en cuanto al clan Xia, el conseguir un yerno así… Jajaja, también es bastante aceptable. Felicitaciones”

 

El ambiente en el vestíbulo se enfrió inmediatamente, si uno no fuera un idiota, claramente escucharía la aparente ironía en las palabras “felicitaciones” que salieron de sus bocas.