HJC – Capítulo 7-2

Modo Noche

Capítulo 7 – Pacto de tres puntos (2)

Shangguan Bing’er empujó a Zhou Weiqing, y se dirigió a la entrada para abrir la puerta de la tienda, permitiendo que el aire fresco entrara. Ella respiró hondo mientras se calmaba.

Había pasado un día, y con la ayuda de la energía divina, su cuerpo había sanado en su mayoría. Sin embargo, ¿Cómo podrían las heridas del corazón sanar tan fácilmente? Después de pensar en las circunstancias durante todo un día, por fin la razón superó su ira, y decidió venir a ver a Zhou Weiqing.

“Pequeño Gordito Zhou.” Al cerrar la puerta de la tienda, una vez más, se dio la vuelta para mirar a Zhou Weiqing.

“Sí.” Al oír que ella lo llamaba, Zhou Weiqing respondió rápidamente, bajo la mirada, se veía como un cachorro regañado, lo que la hizo querer darle una paliza.

Tomando otra respiración profunda, dijo Shangguan Bing’er solemnemente: “Recuerda, lo de ayer nunca sucedió. Si oigo rumores difundiéndose, ya sabes las consecuencias… ”

“¿Ah?” Zhou Weiqing abrió los ojos con sorpresa. En este momento, aunque puso una expresión de obediencia, por dentro se sentía bastante satisfecho. Sabía que Shangguan Bing’er no lo mataría, mirando su belleza en ese momento, no podía dejar de pensar que ella había estado bajo él la noche anterior, y su corazón estaba en llamas.

“¿Has escuchado lo que he dicho con claridad?” Dijo Shangguan Bing’er, haciendo un mohín.

“Lo escuché… Escuché con claridad. Pero, Comandante del Batallón, Yo… Yo… “Zhou Weiqing puso una mirada vacilante.

“¿Qué quieres? ¿Por qué estás murmurando? Si tienes algo que decir, dilo.” Shangguan Bing’er dijo exasperada, no podía resistirse a darle una patada.

Zhou Weiqing inmediatamente negó con la cabeza: “Mejor no lo digo, me da miedo que me golpees.”

“Dilo. No te voy a golpear.” La gente era curiosa por naturaleza, después de todo, Shangguan Bing’er no tenía más de quince años. A pesar de que todavía estaba enojada con Zhou Weiqing, ella quería saber lo que él tenía que decir.

Zhou Weiqing miró en secreto, luego habló en voz baja: “¿Realmente no me golpearas?”

“¿Vas a hablar?” La cara de Shangguan Bing’er volvió fría.

“Está bien voy a decir ¿De acuerdo?” Zhou Weiqing tenía una cara agraviada, casi como si él fuese el sacrificio de anoche. “Comandante del Batallón, también era mi primera vez, ¡Cómo podría olvidar lo de anoche! Aunque no asuma la responsabilidad, aun me siento culpable. No puedo olvidarle tan fácilmente. Comandante del Batallón, no me mires así, me da miedo. Sólo estoy diciendo la verdad. ¡Ahh! ¡Ayuda! ¡Asesino!”

Cuando Zhou Weiqing dijo la primera línea, Shangguan Bing’er ya se había dado cuenta de que este sinvergüenza no iba a decir nada bueno. Como era de esperar, mientras más lo escuchaba más se enfurecía, al final, su bello rostro se había tornado verde y blanco por la ira, rápidamente se acercó a él, pellizcando la carne en su cintura, ella dio un giro de 180 grados con fuerza, al instante los gritos, parecidos a los de un cerdo siendo masacrado, sonaron.

Shangguan Bing’er levantó la mano y cubrió la boca de Zhou Weiqing, no quería que sus demás subordinados se enterasen que ella estaba en la tienda de este sinvergüenza tan tarde en la noche.

“Si hablas más basura, ¡Te voy a castrar!” Shangguan Bing’er estaba enojada y avergonzada, y finalmente lo amenazo.

Zhou Weiqing fue silenciado inmediatamente, sus manos cubriendo cuidadosamente la parte inferior de su cuerpo, mirando a Shangguan Bing’er con una expresión alarmante. Esta vez realmente tenía miedo de aquella mujer.

“Tú… Siéntate.” Shangguan Bing’er estaba muy contenta de no haber traído su espada, ya que no podría garantizar la vida de este sinvergüenza de traerla consigo.

Zhou Weiqing se sentó en la cama, esta vez fue bien educado. Aunque le gustaba ver su mirada de enojo mientras se burlaba de ella, también sabía que no podía exagerar. Además, tendrían un montón de tiempo junto en el futuro; Probablemente esta sería su única alegría en la vida militar.

“Pequeño Gordito Zhou, déjame preguntarte. ¿Cuánto sabes realmente sobre Maestros de Joyas Celestiales?” Shangguan Bing’er se sentó con las piernas cruzadas en el otro extremo de la cama, manteniendo una distancia de un metro entre Zhou Weiqing y ella misma.

“Err… Básicamente lo que me dijiste ayer.”, Dijo Zhou Weiqing sin dudarlo.

Con un sonido *Piak*, un libro de cuero fue lanzada contra él. Zhou Weiqing lo atrapo, y se dio cuenta de que se trataba de su manual de la Técnica Deidad Inmortal.

“¿Dime que pasó anoche? En el día, no percibí ninguna Energía Celestial en ti, ¿Cómo te las arreglaste para despertar tu Joya Celestial por la noche?, además de que es una de múltiples elementos. No me digas que es debido a que has aprendido esta Técnica Deidad Inmortal. Esa cosa, aunque no es absolutamente imposible, es equivalente al suicidio. Con sólo esa técnica, no importa la suerte que tengas, no es posible que puedas saltar 4 niveles de energía celestial desde cero.”

Zhou Weiqing habló: “Puede ser que sea a causa de una extraña perla negra que me tragué. Antes de unirme al ejército, estaba jugando en el Bosque de Estrellas. Después de un rato, me cansé y me quedé dormido en el bosque. Sin saberlo, el cielo se oscureció repentinamente, y me encontraba en una situación en la que no podía moverme en absoluto. Una grieta se abrió en el cielo, y esa perla negra rodeada por los colores verde, azul y plateado salió de la grieta y entró en mi boca. En ese momento, sentí todo mi cuerpo se puso enfrió, entonces me desmayé. Cuando recupere la consciencia, no encontré nada malo con mi cuerpo y regrese a la ciudad. Mientras paseaba por la ciudad vi el reclutamiento del ejército, y por eso me uní. Ayer por la noche, realmente estaba tratando de aprender la Técnica Deidad Inmortal, estaba rompiendo a través del primer punto de la acupuntura de la Muerte, el punto de la clavícula, y me las arreglé para romper a través de él. Sin embargo, inmediatamente sentí que todo mi cuerpo adormecerse y quede inmóvil, a continuación, una fuerte ráfaga de frío salió de mi Dantian, y me pareció ver ese tigre negro alado antes de perder la conciencia. No sé lo que pasó después de eso. Cuando me desperté, vi a esta chica desnuda delante de mí, y después de eso, me di cuenta que 4 de mis puntos de acupuntura de la muerte se había roto con éxito…”

“Cállate.” Shangguan Bing’er dijo con un rostro lívido, y con un gesto de la mano, una luz verde brilló frente a Zhou Weiqing, y con un sonido *BAM*, una grieta apareció en la cama frente a él. Eso lo asustó al punto de guardar silencio, si ese golpe hubiese impactado un poco más cerca, el pajarito en sus pantalones ya no estaría ahí.

Después de una rápida mirada viciosa en Zhou Weiqing, Shangguan Bing’er se sumió en una profunda reflexión. Nunca había oído hablar de tal circunstancia como la que Zhou Weiqing había descrito, pero a juzgar por cómo este sinvergüenza de habla, ¿Podía creerle? No obstante, si ella no creía en sus palabras, no había manera posible explicar lo que pasó ayer. Por otra parte, cuando él había estado hablando hace un momento, había estado viendo a sus ojos, y se dio cuenta de que este hombre tenía una expresión genuina en ellos, y parecía que sus palabras eran, al menos, relativamente creíbles.

“¿De dónde provienes?” Preguntó Shangguan Bing’er solemnemente. Ella no sólo estaba preguntando por su propia curiosidad, sino que esto debía dar una explicación a su legendaria y única joya elemental. Esa persona, a pesar de que poseía un increíble e innato talento, tenía un origen desconocido, ella no estaba segura de si debía enseñarle los métodos de cultivo.

Zhou Weiqing dudo por un momento y luego dijo: “¿Bing’er, quieres saber la verdad o que me invente una historia?”

Al oírle dirigirse a ella por su nombre, Shangguan Bing’er sudo, y dijo con enojo: “Llámame Comandante del Batallón, y por supuesto que quiero escuchar la verdad.”

  • Decimenach

    Tch la primera heroína casi lo mata a la segunda la violo estoy empezando a sentir asco pero ese perro de pj