ISSTH – Capítulo 282

Modo Noche

Capítulo 282: La Primera Región.

Esta escena hizo que todos los del mundo exterior se quedaran mirando con los ojos totalmente abiertos.

Muchos de los alquimistas de la División Píldora del Este tenían rostros llenos de incredulidad. El horno dentro de la tierra celestial estaba emitiendo unas chocantes explosiones. El estruendo era tan intenso que ese horno enorme se sacudía hacia todos lados.

A bastante distancia, Meng Hao miró hacia atrás repentinamente. Nadie en el mundo exterior sabía por qué el horno estaba haciendo esto, pero él sí. Los cien mil hornos para píldoras de dentro estaban intentando despejar su camino para perseguirle.

Con sus ojos brillando, salió disparado desde el horno para píldoras, alcanzando el camino final disponible para recorrer la Montaña Este Violeta. Estaba agotado, pero se propulsó a sí mismo hacia delante con todo su poder. En el espacio de varias respiraciones, estaba en el camino, avanzando hacia arriba. El camino de montaña desapareció detrás de él.

Las explosiones de los hornos para píldoras eran aún más intensas, las explosiones seguían escuchándose. Meng Hao no estaba preocupado. Ni siquiera miró hacia atrás, continuando subiendo por el camino de montaña.

Todos en el mundo exterior podían ver el horno para píldoras sacudiéndose violentamente hacia todos lados; parecía como si fuera a explotar en pedazos en cualquier momento.

“Movimiento astuto, chico”, dijo Píldora Demonio con una sonrisa enigmática. Extendió su mano hacia la imagen de la Tierra Celestial y extendió un dedo. Cuando su dedo descendió, un estruendo llenó el cielo de la Tierra Celestial, donde apareció mágicamente la enorme imagen de un dedo. El dedo parecía llenar todo el cielo y cubrir toda la tierra, convirtiéndose en una envoltura que cubría toda la Tierra Celestial.

El dedo era increíblemente grueso y basto; la huella dactilar era claramente visible en su superficie. La aparición de este inmenso dedo pareció sacudir la Tierra Celestial como si fuera la mismísima voluntad de los Cielos! Los Sub-Patriarcas de las Sectas externas también estaban asombrados.

Observaban mudos la pantalla mientras se desarrollaban las escenas dentro de la Tierra Celestial. El poder que emitía sacudía el cielo y agitaba la tierra, como si gobernara ambos. Interminablemente, ondas infinitas aparecieron, como si el dedo tuviera su propia voluntad. Lentamente presionó contra el horno al pie de la Montaña Este Violeta.

En el instante en el que lo presionó, todo el mundo al completo de la Tierra Celestial se agitó; después de eso, todo se quedó quieto. El horno para píldoras que anteriormente estaba agitándose y temblando era ahora incapaz de realizar ningún movimiento mientras era presionado por el dedo.

Todo esto duró por el espacio de dos respiraciones. Después, el enorme dedo desapareció, quedándose el horno para píldoras de nuevo tranquilo.

En la Montaña Salida al Este todo estaba tranquilo. El Patriarca Tamiz Violeta estaba jadeando mientras su corazón aceleraba. Observaba aturdido al inexpresivo Gran Maestro Píldora Demonio.

“De acuerdo a los rumores”, pensó él, “el experto más poderoso de la Secta Destino Violeta, no es el Patriarca de la División Qi Violeta, sino el mismísimo Gran Maestro Píldora Demonio. Los rumores también dicen que la base de cultivo del Gran Maestro Píldora Demonio alcanzó la etapa Separación de Espíritu hace ya años. Si no fuera así, cómo podría haber vivido más de mil años?”

Los Sub-Patriarcas de las otras Sectas parecían estar pensando eso mismo. El Segundo Lord Dao de la Secta Espada Solitaria bajó su cabeza ligeramente. Él era una de las pocas personas de las presentes que sabía como de aterrador era la base de cultivo del Gran Maestro Píldora Demonio realmente.

Debido a que Píldora Demonio no quería hacen un gran problema sobre esto, únicamente invitó a éstos Sub-Patriarcas a la ceremonia de aceptación de aprendices. De otro modo, habría invitado también a los verdaderos Patriarcas de las grandes Sectas y clanes.

Xu Luo de la Secta Sangre Demonio estaba jadeando lentamente, mientras sus ojos brillaban con un brillo de color sangre que rápidamente se convirtió en una reverencia. Pensó silenciosamente sobre cuánto temía la Secta Sangre Demonio al Gran Maestro Píldora Demonio. Habían recopilado muchos rumores con respecto al Gran Maestro Píldora Demonio, y habían descubierto un secreto sorprendente.

Desafortunadamente, tal secreto nunca sería conocido por mucha gente.

Zhou Jie de la Secta Tamiz Negro observaba con sus ojos entornados. En sus ojos brillaba frialdad, mezclada con una sensación sin precedentes de concentración.

“Parece algo familiar, como el aura de un viejo amigo…” Sus ojos parpadearon mientras miraba a Píldora Demonio.

Mientras los forasteros estaban sorprendidos por las acciones del Gran Maestro Píldora Demonio, Meng Hao estaba caminando subiendo por el camino de la Montaña Este Violeta. Ocasionalmente miraría hacia delante pero todo lo que podía ver era niebla. La misma cima de la montaña no era visible.

El tiempo pasó lentamente. Meng Hao caminaba arduamente subiendo, sintiendo más y más el agobio de cómo de alta era esa montaña. Ya habían pasado cinco días. Hacía tiempo que había perdido de vista la tierra de abajo; las nubes y la niebla le rodeaban completamente, oscureciendo su visión, haciendo imposible ver el mundo fuera de la montaña.

Sin embargo… cuanto más alto estaba, Meng Hao tenía la sensación de que comparado con respecto a la cima de la montaña, era como si estuviera todavía en su base.

Cuanto más alto iba, más escaso se volvía el aire. No había nada que pudiera suponer presión en su base de cultivo, pero cuanto más lejos alcanzaba, más esfuerzo le costaba dar cada paso. Pronto, le costó el doble de lo que le había costado al principio.

Meng Hao había empezado este viaje recorriendo con una prisa mortal y realmente agotado como estaba. Añadiendo a esto el esfuerzo gastado luchando contra el horno para píldoras negro, no podía él correr más hacia delante. Ahora, continuaba dando un paso despacio cada vez. De vez en cuando paraba y daba un vistazo a su alrededor. Los alrededores inmediatos eran frondosos y verdes. La hierba crecía alrededor, cogiéndola ocasionalmente Meng Hao.

Desde la perspectiva de los observadores externos, Meng Hao había ya quedado muy por detrás. Todos los otros candidatos iban mucho más adelantados que él.

Esto era especialmente cierto con respecto a Ye Feimu, quien fue el primer alquimista en entrar a la primera de las cuatro regiones. Justo delante de él había un enorme peñasco que estaba cubierto con inscripciones densas. Después de examinarlo durante algún tiempo, Ye Feimu se sentó al lado con las piernas cruzadas. Después de ello sacó un horno para píldoras y empezó a elaborar una píldora.

Al siguiente día, emergió la píldora. Sujetándola cuidadosamente con ambas manos, procedió a sobrepasar el peñasco.

No mucho después, Chu Yuyan también elaboró una píldora y después siguió avanzando. Todos los otros alquimistas, exceptuando a Meng Hao hicieron lo mismo.

Los maestros alquimistas de la División Píldora del Este empezaron a discutir qué estaba ocurriendo.

“No me extraña que Ye Feimu esté en la cumbre del rango Lord Horno. Su base de cultivo es extraordinaria, siendo la primera persona además en poner un pie en la primera región. Su habilidad para reconocer píldoras medicinales así como su habilidad en elaboración de píldoras eran cualquier cosa menos chapuceras. Apuesto a que va a ganar”.

“Chu Yuyan también lo está haciendo bien. Esta prueba de fuego para ascender parece como si hubiera sido realizada para tomar una decisión entre ellos dos. Anteriormente creí que Fang Mu tenía una oportunidad, pero nunca pensé que gastaría tanto tiempo consiguiendo un horno para píldoras. Que pena”.

“Cierto. Si tu primer paso es lento, entonces todos ellos serán lentos…”

La mayoría de los sonidos de discusión venían desde los ordinarios maestros alquimistas. Los Lores Horno y Lores Horno Violeta simplemente observaban pensativamente, optando por no decir nada.

Unos cuantos días después, Meng Hao alcanzó finalmente la primera región y vio el enorme peñasco. Miró las inscripciones, las estudió durante un tiempo antes de mirar al camino que seguía hacia arriba.

“Esta es la primera región. Después de este peñasco, el camino hacia la segunda región está cubierto con un miasma venenoso… Uno debe elaborar una píldora que repela el veneno para ser capaz de atravesarlo de forma segura. La mayor dificultad es que a través del viaje, aparecerán diferentes miasmas, teniéndose que elaborar píldoras especiales para cada una de ellas”. Meng Hao pensó sobre esta situación por un momento. Finalmente, sacó el horno para píldoras negro y lo miró. Le parecía a él que todavía no lo había ganado, por lo que decidió devolverlo a su bolsa privada, dejándolo contenido por el momento. En cambio, sacó el Horno Diez Mil Refinamientos, puso algunas plantas medicinales en él y empezó a elaborar.

Después de dos horas produjo una píldora medicinal. La tragó y después miró al paisaje a su alrededor una vez más antes de caminar y sobre pasar la roca enorme. Continuó avanzando, con su cuerpo envuelto por una niebla delgada.

Los maestros alquimistas empezaron inmediatamente a discutir lo que acababa de pasar.

“El Lord Horno Fang Mu se lo tiene muy creído. Solo tardó dos horas en elaborar la píldora. De todos los otros candidatos, el que usó menor cantidad de tiempo fue Ye Feimu, quien tardó cuatro horas. El que tardó más fue un día.”

“Cómo puede él compararse con el Lord Horno Ye? El Lord Horno Ye es el Gran Maestro Píldora Caldero. Mira, es el que está más lejos, en cabeza, ya casi se ha adentrado hasta la mitad de la primera región”.

Todos los que observaban las pantallas podían ver claramente lo que estaba ocurriendo y sabían exactamente cómo de lejos habían progresado cada uno. Incluso algunos de los Lores Horno intercambiaron miradas; para ellos, realmente parecía que Meng Hao estaba siendo descuidado e imprudente.

Por supuesto, Meng Hao no tenía ni idea de lo que estaban comentando, tampoco le importaba saberlo. Continuó incansablemente a través del miasma. Fue espesándose conforme avanzaba, cambiando también el color, hacia un gris oscuro.

Todas las plantas y flores del área estaban marchitas, y parecían haber estado así por años. Un aura fría y sombría llenó el aire. En cuanto a Meng Hao, ocasionalmente llegaba a ver ciempiés de un brazo de longitud, escurriéndose rápidamente a través de la hierba reseca.

Sin embargo, fueran cuales fueran los bichos venenosos que aparecieran mientras Meng Hao estuviera andando o se hubiera parado, parecían incapaces de hacerle nada. Simplemente le dejaban continuar con su camino.

El tiempo pasó lentamente. Mientras continuaba su viaje, ocasionalmente tomaba un descanso, usando algo de la hierba marchita cercana, así como algunos de los bichos venenosos para elaborar una píldora medicinal. Lo hizo un total de tres veces.

Más y más bichos venenosos empezaron a aparecer. Pronto, formaron un enjambre. Pero tan pronto como Meng Hao se acercaba, fueran cuales fueran, empezaban a temblar o a huir. En cuanto al miasma que enturbiaba todo, constantemente salía de su camino, dejando que Meng Hao recorriera el camino.

También esto era claramente visible para los observadores, quienes veían esto con los ojos totalmente abiertos, atónitos. Pronto, más y más ojos estaban enfocados en la pantalla de Meng Hao. No eran únicamente los de la División Píldora del Este; incluso los Cultivadores de las otras sectas estaban observando atentamente.

“Está usando los bichos venenosos para crear píldoras medicinales, pero, qué píldora exactamente?”

“Qué píldora medicinal es esa? Tiene además un efecto increíble…”

Los cultivadores observaban pasmados, después miraban hacia las pantallas de los otros candidatos, incluyendo a Ye Feimu y a Chu Yuyan. Parecía que la mayoría de ellos estaba alcanzando el final de las escaleras que eran parte de la primera región. La mayoría de ellos habían elaborado píldoras medicinales en muchas ocasiones durante el viaje. También ellos podían elaborar píldoras que les guardara del veneno, pero ninguna de ellas era tan dramáticamente efectiva como la de Meng Hao.

Esto, por supuesto, era debido a que los bichos venenosos que había en el camino no parecían tener ninguna inclinación en esquivar a Ye Feimu y a los demás. Sin embargo, en su estado de terror, trepaban unos sobre otros para salir del camino de Meng Hao.

Si esta escena estuviera tomando lugar en cualquier lugar que no fuera la prueba de fuego de la Secta Destino violeta, mucha gente empezaría a realizar conexiones. Sin embargo, esto era un ascenso a Lord Horno Violeta, por lo que los observadores terminaron por realizar una sola conclusión; Las píldoras que elaboraba Fang Mu eran cualquier cosa menos ordinarias!

<<<Capítulo anterior Índice Capítulo siguiente>>>