ISSTH – Capítulo 50

Modo Noche

Tan pronto como vio la montaña delante de él, los ojos de Meng Hao empezaron a brillar. Era claramente nada ordinaria y, quizá, incluso contuviera bestias demoníacas. En cualquier caso, no tenía mucho tiempo para pensar sobre ello. Su cuerpo salió disparado hacia el bosque montañoso que estaba a su pie.

Detrás de él, la expresión de Shangguan Xiu cambió. Su base de Cultivo era más alta que la de Meng Hao, llevaba en el camino del Cultivo por muchos años y había visto muchas cosas. Podía decir que había algo sospechoso en esa montaña. Pero conforme vio a Meng Hao ir hacia ella, puso de lado sus dudas, apretó sus dientes y lo siguió.

Mientras tanto, en la meseta Wu Dingqiu con su túnica blanca y Excéntrico Song estaban sentados, simulando jugar al Go, pero en realidad estaban enfocados en la lucha que estaba ocurriendo debajo de ellos. Desde su punto de avanzada, estaba claro que los discípulos de la Secta Destino Violeta estaban atascados en el bosque montañoso y, después de toa la noche, nadie conseguía poner un pie en la montaña. Uno tras otros, eran rechazados por las bestias Demoníacas.

“Los discípulos de la Secta Destino Violeta realmente están más allá de lo ordinario,” dijo Excéntrico Song, riendo. “Ser capaces de permanecer en el bosque de las Bestias Espirituales por toda una noche, son excelentes. Wu Dingqiu, realmente deberías de estar orgulloso.” Parecía extremadamente complacido, e incluso feliz cuando vio la mirada oscura en el rostro de Wu Dingqiu.

El rostro de Wu Dingqiu se hundió todavía más profundamente conforme vio el lamentable estado de sus discípulos dentro del bosque. Dejando salir un gruñido frío.

“Wu Dingqiu, deberías de estar orgulloso. La última vez, vino la Secta Escarcha Dorada para intentar pasar la prueba de fuego, fueron derrotados todos por mis bestias Demoníacas. Me sentí realmente triste sobre ello. Espero realmente que tus discípulos de la Secta Destino Violeta puedan mostrar un mejor espectáculo. Este bosque Espiritual está lleno con bestias espirituales que he seleccionado meticulosamente. Por ejemplo, ese mismo” dijo apuntando orgullosamente con un dedo a  un mono de color blanco.

Todo su cuerpo, era tan blanco como la nieve, incluidos sus ojos, y su apariencia era increíblemente fiera. Con un simple golpe de sus garras, cortó el brazo de uno de los discípulos de la Secta Violeta.

“Esa es una bestia Mutada Cima de Nieve, raramente vista en el mundo. La conseguí hace unos diez años. Es extremadamente rara. Mira su pelaje, es un blanco tan puro como la nieve y tan suave como la seda. Debo de ser capaz de venderla por un importante precio algún día.” Excéntrico Song se rió, satisfecho consigo mismo. Wu Dingqiu en su túnica blanca  parecía aún más serio. Nunca había imaginado que después de todos estos años, la montaña de tesoros de Excéntrico Song fuera a tener tan poderosas bestias Demoníacas.

Mientras Excéntrico Song hablaba, una figura apareció cerca del borde del bosque, cerca del mono blanco. Era Meng Hao, con Shangguan Xiu alcanzándole por detrás. Excéntrico Son se rió.

“Por lo tanto, algunos extranjeros han decidido entrar. Wu Dingqiu, por favor, observa qué significa mantener la promesa de uno. No voy a evitar que ningún Cultivador en la fase de Condensación Qi entre en esta área. Cualquiera puede entrar. Aunque seguramente morirán, no les voy a bloquear.”

Wu Dingqiu dejó salir un resoplido frío, sin prestar la más minima atención a Meng Hao ni a Shangguan Xiu. En cambio, se quedó mirando al mono blanco, que justamente se había encontrado con otro discípulo de la Secta Destino Violeta. Parecía tener diecisiete o dieciocho años. Sus manos se movieron en patrones de encantamiento y, de pronto, la imagen de un antiguo pergamino se abrió detrás de él. El Qui empezó a aumentar, empujando al mono blanco. El mono chillaba.

“Un buen Mono Mutado,” dijo Wu Dingqiu “Excéntrico Song, no importa cómo de increíble sea esta bestia, va a convertirse en la mascota de mi discípulo! Su nombre es Shi Yan. Después de entrar en la Secta, adquirió ese antiguo pergamino, con el séptimo nivel de Condensación Qi, puede capturar bestias Demoníacas.” Por dentro , el corazón de Wu Dingqiu latía rápido, pero su expresión era serena e indiferente, de alguna forma orgullosa. Considerando su estatus y base de Cultivo, no debería permitir que esa expresión apareciera en su cara. Pero Excéntrico Song le hacía imposible poder aguantarse, especialmente después de la humillación de la noche previa.

De todas formas, tan pronto como las palabras salieron de su boca, un gemido lastimero se pudo escuchó. Apareció sangre desde el pecho de Shi Yan y su antiguo pergamino colapsó en trozos. Se retiró tambaleando, con miedo en los ojos. El cuerpo del mono blanco empezó a expandirse, hasta que alcanzó cerca de los dieciocho metros de altura, se golpeaba su pecho, pareciendo rebosar de poder.

Excéntrico Song se rió fuertemente. Wu Dingqiu se quedó mirando al mono blanco, su rostro retorcido, luchando con el impulso de cargar hacia él y destrozar esa cosa hasta la muerte.

Fue en ese momento en el que Meng Hao salió disparado hacia el bosque. Tan pronto como alcanzó a ver al rugiente mono, sus ojos brillaron intensamente. También vio al asustado joven en la distancia, pero no tenía tiempo para considerar la situación.

Con gente presente, Meng Hao no revelaría el espejo de cobre. Sus ojos brillaron conforme el mono blanco le vio. La bestia cargó hacia él, aullando ferozmente. Meng Hao levantó su mano derecha, y de repente una lanza de hierro apareció, la que había creado de acuerdo a sus especificaciones el padre de Gordito. El joven Cultivador denominado Shi Yan observó cómo aparecía la lanza.

Por supuesto, adicionalmente a la lanza larga, había sacado el espejo de cobre, escondido dentro de la manga de Meng Hao. La manga era tan ancha que cualquiera que observara no sería capaz de verlo, especialmente considerando cómo sus ojos eran dirigidos hacia la larga lanza.

La lanza estaba hecha de hierro común, pero su superficie estaba cubierta con varios diseños complicados, todos diseñados por Meng Hao. Al mirarla, parecía tener una naturaleza extraordinaria. Blandiendo la lanza, se movió adelante, apuntando hacia el mono que cargaba hacia él.

De pronto, la gran boca del mono blanco explotó violentamente, carne y sangre voló por todos lados. Miserables gritos sonaron inmediatamente. El mono cayó al suelo, mirando asombrado a Meng Hao.

“Quizá cuando el espejo brilla hacia una bestia con un montón de pelaje, le causa algún tipo de desorden en el Qi de su cuerpo, haciéndolo incrementarse. Las bestias Demoníacas eran incluso  más grandes y fuertes, por lo que intentaría escapar por cualquier punto débil en el cuerpo, no solo por la parte final, lo que conducía a esas heridas explosivas.” Por supuesto, todo esto eran sólo especulaciones, pero Meng Hao parecía comprender al espejo un poco mejor después de ver lo que había ocurrido al mono blanco. Después de tener el espejo de cobre por tres años, sentía que estaba bastante cerca de la verdad.

Ahora no era el tiempo de ponerse a contemplar, de todas formas. Sin darle otro vistazo al miserable mono blanco, salió disparado con la lanza de hierro en la mano. Se había ido en un instante, justo entonces, llegó Shangguan Xu, que miró al mono blanco aturdido.

El mono blanco era sorprendente. Y entonces notó que Shangguan Xiu también llevaba una lanza, explotando entonces con furia, se lanzó hacia Shangguan Xiu.

De regreso en la meseta, Excéntrico Song paró de reir. Cerca de él, Wu Dingqiu también observaba sorprendido. Se quedaron boquiabiertos mirando a Meng Hay y a su lanza de hierro, con sus ojos llenos de asombro.

Meng Hao aceleró a través del bosque de Bestias Demoníacas, escuchando los aullidos del mono blanco y los rugidos de Shangguan Xiu. Sus ojos parpadearon y carraspeó con frialdad. No había pasado mucho tiempo antes de que escuchara otra conmoción viniendo desde más adelante. Pronto vio cuatro o cinco Cultivadores vistiendo túnicas blancas, enzarzados en un combate vicioso con tres bestias Demoníacas, cada una de seis metros de altura.

Una era un tigre negro grande, otra era un pavo real de cuyo cuerpo emanaba una luz violeta brillante. La última era una enorme rata gigante, fiera y cruel en apariencia, que parecía imposible de matar.

Tan pronto como Meng Hao apareció en el medio de la lucha, una viciosa luz apareció en los ojos del pavo real, cargando como una tormenta insana, derecho hacia Meng Hao.

Mirando tan calmado como siempre, Meng Hao siguió moviéndose hacia adelante, apuntando con su lanza de hierro. De pronto, el cuerpo del pavo real  tembló y chilló miserablemente. Entonces, su cabeza explotó y cayó en el suelo, muerto, rodeado de sangre y destrozos. El tigre negro y la rata gigante estaban atónitos. Conforme miraban atontadamente, el cuerpo de Meng Hao se convirtió en un rayo de luz conforme salía disparado en la distancia.

En cuanto a los Discípulos de la Secta Destino Violeta, observan, asombrados, a Meng Hao conforme desaparecía. La lanza de hierro les había dejado pasmados.

Sin parar por un momento, Meng Hao continuó adelante. En ese momento, Shangguan Xiu había vuelto a su furiosa persecución.

Una sonrisa desagradable apareció en el rostro de Meng Hao. Incrementó su velocidad, cargando hacia delante. Cada vez que encontraba una bestia Demoníaca, movía su lanza hacia ella, que se retiraba llorando miserablemente. Ni una sola bestia pudo bloquear su camino. En contraste, Shangguan Xiu era bloqueado en cada giro. Sus rugidos furiosos sonaban cada vez más lejos de Meng Hao.

Meng Hao también encontró más y más Cultivadores de túnicas blancas en su camino, todos ellos parecían atascados en batallas mortales con bestias Demoníacas. Conforme pasaba, hacía que estas criaturas feroces aparentemente inigualables se estremecieran retirándose con gritos espeluznantes. Los Cultivadores miraban la silueta de Meng Hao con asombro mientras se alejaba.

“Quién era ese?”

“Esa lanza larga es algún tipo de objeto mágico! Es tan poderoso!”

“Que vicioso! Maldita sea, si yo tuviera una lanza como esa, podría correr como un poseso a través de este Bosque de Bestias Demoníacas.”

Las conversaciones zumbaban a través de los discípulos de la Secta Destino Violeta, causadas por el paso sorprendente de Meng Hao. Encima de la meseta, los ojos de Wu Dingqiu brillaban, mientras una sonrisa se asomaba por las comisuras de su boca. Se escuchó su risa, llena de disfrute al mismo tiempo que de una ira satisfecha.

“Por lo tanto, estas son bestias Mutadas,” dijo. “Excelente, excelente. Son bestias sorprendentes, voy a darle un vistazo. Hmm, a algunas les faltan los ojos, otras tienen sus cabezas arrancadas. Había algunas cuyos cuerpo estaban cubiertas con sangre. Una incluso tenía su culo explotado. Excéntrico Song, no decías que este Bosque de Bestias Demoníacas estaba fertilizado con barro del Mar Este? Y no decías que estas bestias demoníacas eran todas sorprendentes? Parecen estar teniendo un cuantos malos momentos hoy.”

Una fea expresión llenaba la cara de Excéntrico Song conforme observaba a Meng Hao recorrer su camino a través del Bosque de Criaturas Demoníacas. Observaba a todas sus preciosas bestias Demoníacas retirándose con gemidos sangrientos, cubiertas con sangre. Cuando vio la muerte del pavo real, su corazón sintió como si hubiera sido atravesado con un cuchillo. Este tipo de pavo real se llamaba Fénix de Nieve y era extremadamente raro. Había pagado un precio exorbitado por ella hacía varios años, y la cuidaba como si fuera una joya atesorada. Y aún así, la lanza de hierro había hecho explotar su cabeza en un instante. Mientras pensaba en su muerte, su poderosa fuerza vital hacía que el cuerpo se retorciera y temblara. Excéntrico Song sentía un poco de remordimiento extremo, pero sus ojos brillaban con un aire de indiferencia.

“A quién le importa?” dijo. “Hay multitud de bestias Espirituales en mi Bosque de Bestias Espirituales. No hay daño en ello. En cualquier caso, este chico no es uno de tus discípulos de la Secta Destino Violeta, por lo que, por qué pareces tan feliz?!” Habló con un tono ligero, pero por dentro, su corazón empezaba a latir más fuerte.

<<<Capítulo anterior Índice Capítulo siguiente>>>