ISSTH – Capítulo 75

Modo Noche

El rostro de Meng Hao estaba serio. Miraba a sus dos espadas de madera, que se cernían a tres pulgadas de Shangguan Xiu. Esas tres pulgadas eran como un masivo barranco que Meng Hao no podía cruzar con su actual base de cultivo.

Mientras que Shangguan Xiu, en ese momento, no podía ser considerado un Cultivador de Condensación Qi, aunque todavía estaba a alguna distancia de la Fundación Establecida, se estaba formando un pilar Dao en su Lago Central. En esos momentos, aunque Meng Hao estuviera en el noveno nivel de Condensación Qi, era demasiado débil comparado a Shangguan Xiu, del que no sería capaz de aguantar un solo golpe.

La diferencia entre la etapa Fundación Establecida y la etapa Condensación Qi es como la que existe entre el cielo y la tierra, y eso es algo que nunca cambiará. Con la excepción de que algún evento inesperado que desafiara los deseos de los Cielos, sería imposible para alguien en la etapa de Condensación Qi poder matar a alguien en la etapa Fundación Establecida.

Un combate entre los dos sería como una lucha entre un infante y un hombre fuerte. Incluso si el hombre fuerte estuviera debilitado por algo, todavía podría matar al infante con el movimiento de una mano.

Hoy, Meng Hao tenía menos de una hora antes de que un Cultivador en Fundación Establecida apareciera en frente de él. Las oportunidades eran realmente pequeñas, pero al mismo tiempo, no tenía otra oportunidad después de todo.

El tiempo fue pasando, mientras la sombra de la muerte se iba acercando más. Incluso si huía, en muy poco espacio de tiempo, sin importar donde fuera, aunque fuera al rincón más remoto del Mar Vía Láctea, sería incapaz aún así de evadir la muerte.

“Qué debería hacer…” Los ojos de Meng Hao estaban inyectados en sangre. No era el único que estaba nervioso. Abajo, en la parte baja de la montaña, el rostro de Pequeño Tigre se iba poniendo cada vez más pálido. Viendo el desarrollo de la situación, apretó los dientes.

“Meng Hao!” gritó. Sus dedos se movieron con un encantamiento y apretó su pecho. Tosió una gran cantidad de sangre, que salió volando en frente suyo y después formó un tipo de nube roja. “Esta perla es mi vida, permíteme ofrecerte ayuda.”

Tan pronto como las palabras salieron de su boca, cayó en la inconsciencia. La perla succionó la nube de sangre de Pequeño Tigre dentro y entonces empezó a brillar con un brillo rojo. Circuló unas cuantas veces más alrededor del Globo de Sangre, pero entonces salió disparado de pronto hacia Meng Hao. Cuando le alcanzó, el brillo se intensificó, envolviendo a Meng Hao con su luz.

En ese momento, una extraña sensación llenó el corazón de Meng Hao. Sintió como si su base de Cultivo estuviera de pronto aumentando!

Su Mar Central dorado empezó a rugir conforme se expandía. En solo un instante, de repente, había doblado su tamaño, si antes parecía ser ilimitado, ahora se incrementó más, tanto que sintió como si fuera a explotar fuera de su cuerpo.

El cuerpo de Meng Hao de pronto brilló con una luz dorada, haciéndole parecer completamente extraordinario.

El Núcleo Demoníaco dentro de él no ondulaba, sino que empezó a rotar rápidamente. Mientras lo hacía, fluía un intenso poder espiritual a través del cuerpo de Meng Hao, llenado su mente con un atronador rugido y… un hilo de Qi!

El Qi era débil, justo como el hilo que había sentido cuando alcanzó el primer nivel de Condensación Qi.

Lo que Meng Hao no sabía, era que ese hilo de Qi en su mente era realmente algo que sólo los Cultivadores con Fundación Establecida podrían poseer; Sentido Espiritual!

Ni siquiera Shangguan Xiu podía desarrollarlo, debido a que no había pasado completamente a la etapa de Fundación Establecida.

Y aún así, Meng Hao, todavía no había entrado en la Fundación Establecida. Sin embargo, había alcanzado el décimo nivel de Condensación Qi! Explosiones se escucharon por todo su cuerpo. Vastas cantidades de suciedad fueron empujadas hacia fuera de su cuerpo por sus poros conforme experimentaba un tipo de bautismo hacia la capa superior de Condensación Qi que nadie más tenía en el mundo.

El décimo nivel de Condensación Qi!

La cabeza de Meng Hao daba vueltas. En un parpadeo, su cuerpo se había hecho más duro y fuerte. No solo había desarrollado Sentido Espiritual, sino que su cuerpo se había hecho milagrosamente mucho más poderoso.

En el mundo del Cultivo, el noveno nivel de Condensación Qi era algo que raramente se había visto. De hecho, a través de los años, muchos de los más poderosos miembros de una determinada generación habían hecho investigaciones en cuanto a la etapa de Condensación Qi… llegando a determinar, que realmente había incluso un décimo nivel, un undécimo y un doceavo nivel.

Teóricamente hablando, era posible; en algunos fragmentos de textos antiguos, se mencionaban estos niveles. Supuestamente, en tiempos antiguos, había un total de trece niveles en la etapa de Condensación Qi! De acuerdo con las leyendas, incluso en tiempos antiguos, era raro que alguien alcanzara el décimo nivel, y aún más raro el onceavo nivel. Cualquier persona que alcanzara este nivel, inevitablemente sacudiría el mundo.

En el mundo moderno de Cultivo, el décimo nivel de Condensación Qi no era nada más que una leyenda.

Con el paso de los años, generación tras generación de Cultivadores lo habían investigado y, eventualmente, habían alcanzado un consenso. En tiempos antiguos, habían existido trece niveles de Condensación Qi. Pero el noveno nivel había sido puesto como límite. El nivel diez y posteriores habían sido destruidos de acuerdo con el deseo de los Cielos. Desde ese momento, solo habría nueve niveles!

Había otra opinión, rechazada como si fuera lo más absurdo, de que la antigua voluntad de los Cielos estaba muerta, y que una nueva voluntad en los Cielos había aparecido. La nueva voluntad de los Cielos sólo aprobaba los nueve niveles de Condensación Qi y había destruido el camino hacia el décimo nivel. Esto se debía a que el camino al décimo nivel permitía a la persona luchar contra los Cielos, lo que estaba prohibido.

Si un Cultivador pudiera acumular tal cantidad de energía espiritual del cielo y la tierra, entonces podría una vez más forjar el camino para alcanzar el legendario décimo nivel de Condensación Qi de tiempos antiguos!

El camino era el punto principal. Desafortunadamente, el camino había sido descompuesto en tiempos antiguos, y aunque todavía existiera, estaba esencialmente roto mucho más allá de cualquier reparación.

Pero hoy había aparecido en el cuerpo de Meng Hao, visible no solo para él, sino para el perplejo Shangguan Xiu. Cómo podía creer que justo en frente de él, Meng Hao…. había realmente entrado en el legendario décimo nivel de Condensación  Qi?

“Imposible… el décimo nivel de Condensación Qi es solo una leyenda.” El rostro de Shangguan Xiu estaba lleno de incredulidad. “De acuerdo a las historias, el noveno nivel de Condensación Qi es una etapa de fortalecimiento del cuerpo… Solo existe en teoría, e incluso en tiempos antiguos, era raro que alguien lo alcanzara… Imposible!”

Si Pequeño Tigre no estuviera inconsciente, también estaría asombrado. A pesar  de que la perla fuera suya, y de que estuviera compuesta por su fuerza vital, nunca había tenido tal efecto sorprendente en él. Estuviera en el nivel en el que estuviera, le permitía tener un nivel de poder igual a la mitad de su actual nivel. Por ejemplo, ahora estaba en el quinto nivel de Condensación Qi, pero en términos de poder, estaba realmente a mitad de camino del sexto nivel.

El pelo de Meng Hao flotaba salvajemente mientas sus ojos brillaban intensamente. Tomó una respiración profunda, sintiendo el inmenso poder que surgía a través de él. Sintió el hilo de Qi en su mente, así como la fuerza rompiendo a través de sus músculos y sangre. Sabía que en este momento, estaba cualquier cosa menos débil.

Y aún así, tenía un efecto secundario. Tan pronto como alcanzó el décimo nivel recondensación Qi, parecía como si los Cielos hubieran cortado inmediatamente cualquier conexión hacia él. No podía sentir nada del poder del cielo y la tierra, como si hubiera sido completamente separado. Sintió un salvaje sentimiento succionador dentro de él, como si fuera un niño recién nacido que necesitara nutrientes… pero se le fueran denegados.

En ese momento, su cuerpo parecía ser el de un débil escolar, pero en realidad, su carne estaba llena con la suficiente fuerza con la que sentía como si pudiera desgarrar un muro de ciudad por la mitad.

Justo ahora no era el momento de considerar todo esto, pensó. Sus ojos se iluminaron mientras miraba a Shangguan Xiu y a la incredulidad escrita en el rostro del hombre. Meng Hao dio otra respiración profunda y después levantó su mano derecha, apuntando con su dedo hacia las espadas de maderas.

Su golpe de dedo contenía todo el poder del décimo nivel de Condensación Qi de Meng Hao, toda su Visión Espiritual, toda la fuerza de su cuerpo físico.

Este era el más poderoso ataque de Meng Hao. De hecho, era probablemente, el más poderoso ataque que ningún Cultivador en la Etapa de Condensación Qi pudiera realizar.

Una explosión se escuchó mientras que  golpeaba la espada de madera. Emergió con poder de espada, perforando a través del trozo de tres pulgadas que falta, perforando profundamente dentro del pecho de Shangguan Xiu. Una explosión sonó mientras que perforaba completamente a través de su pecho, emergiendo por el otro lado con un chorro de sangre.

El cuerpo de Shangguan Xiu tembló y aun así no se podía mover. Sus ojos se llenaron de terror conforme sentía masivas cantidades de energía espiritual fluyendo desde la herida. En el parpadeo de un ojo, el escape de energía había alcanzado su Fundación Establecida. Ahora, el tiempo que le tomaría alcanzar la etapa Fundación Establecida sería mucho, mucho mayor.

Este fue el momento en el que la mano de Meng Hao se levantó de nuevo y golpeó la otra espada de madera, que zumbó mientras avanzaba hacia el cuello de Shangguan Xiu.

“Meng Hao, no te atrevas a matarme…” Shangguan Xiu ahora había entrado completamente en pánico. Su previa arrogancia fría e intento asesino habían desaparecido, reemplazados por un intento desesperado de evadir la muerte.

Meng Hao no dijo nada. Sus ojos brillaban de una forma oscura mientras la espada que acababa de presionar pasó a través del espacio de tres pulgadas y se clavaba en el cuello de Shangguan Xiu. En el instante en el que perforaba su cuello, Shangguan Xiu de pronto retorció su cabeza hacia un lado de un modo imposible. La espada de madera había abierto una enorme herida de la que salió sangre, aunque no lo mató.

El temor empapó a Shangguan Xiu. Podía sentir su fuerza vital empezando a desvanecerse y a su poder espiritual disipándose. Mientras que la energía espiritual salía de él, su cuerpo empezó a ser algo más sensible.

“Meng Hao, no hay odio entre nosotros que no pueda ser resuelto. Si me dejas ir, te daré la Escritura Sublime de Espíritu…” Shangguan Xiu no podía estar más aterrorizado. Incluso antes de que finalizara de hablar, las dos espadas de madera completaron un círculo, clavándose a través de su pecho, saliendo sangre hacia todos lados. Shangguan Xiu dejó salir un grito de los que hielan la sangre lleno de su debilidad y desesperación.

A Meng Hao no le importó en lo más mínimo cuando mencionó la Escritura Sublime de Espíritu. Sus ojos eran tan duros como siempre; no importaba lo que Shangguan Xiu dijera, no iba a parar hasta que estuviera total y completamente muerto.

Este era Meng Hao. Una vez que tomaba una decisión, no cambiaría su mente fácilmente.

<<<Capítulo anterior Índice Capítulo siguiente>>>