NRDSS – Capítulo 14

Modo Noche

 

Capítulo 14: ¿Sólo está en ese nivel?

A juzgar por su expresión, las intenciones del capitán del club de tenis fueron obvias.

Seiji nunca se hubiese imaginado que algún día recibiría hostilidad de otros hombres debido a su apariencia atractiva. No sabía qué pensar al respecto.

Bien, él ya estaba mentalmente preparado para ello desde que vio el comportamiento de los chicos antes en clase.

Probablemente debería rechazar la invitación del capitán al juego… pero a juzgar por la expresión del capitán, así como por la hostilidad que emiten todos los demás chicos, Seiji sintió que no sería tan sencillo rechazar su invitación.

Por el otro lado, no estaba jugando en serio con Mika. Sólo estaba teniendo un poco de ejercicio ligero con ella. Como su nivel de habilidad física ya había superado los 60 puntos, tenía una ligera curiosidad por ver el alcance de su habilidad si jugaba con seriedad, y quería medirse con el capitán que “Casi había llegado a los nacionales”.

Después de pensarlo unos segundos, asintió con la cabeza.

“No sé si tengo tanto talento… pero no puedo enfrentarme a una chica, así que si el capitán está dispuesto a enseñarme tenis, estaría más que feliz.”

Aizawa se sorprendió de que aceptara su invitación tan fácilmente.

¡Los otros chicos que vieron esto sintieron que su enemistad aumentaba aún más!

 

“Debe‘enseñarle’ lo mejor que pueda, capitán. ”

 

“¡Muéstrale lo que es el tenis, capitán!”

 

“Es momento de que le demuestre su verdadera fuerza, capitán. ”

 

Mucha gente comenzó a alborotarse al punto de gritar en voz alta antes de que de inmediato sintieran las miradas hostiles de las chicas de alrededor.

 

“¿Qué estás diciendo de un estudiante de primer año que es sólo un principiante?”

“¿Están celosos? Qué horrible…”

 

“Por eso los chicos de nuestro club son…”

 

Las chicas hicieron varios comentarios negativos, lo que causó que los chicos sufrieran otro golpe crítico en sus ya heridos corazones, así también como poner sal en sus heridas.

Cuando Aizawa recobró los sentidos, miró a los otros miembros masculinos quienes nunca habían estado tan llenos de energía como un equipo antes, y les sonrió levemente, dándoles un enorme pulgar hacia arriba.

 

“¡Capitán!”

 

Todos los chicos sentían que lloraban por dentro.

‘… ¿Yo soy el malo aquí? ’ Al presenciar este espectáculo, Seiji se quedó sin palabras.

“Seigo, ¿realmente vas a jugar contra el capitán?” Mika estaba un poco preocupada por él.

“Mm, es una rara oportunidad para mí… No te preocupes, sólo estoy probando este deporte, no es una competencia ni nada parecido.” Seiji sonrió con confianza.

“Pero… Nunca había visto al capitán tan serio…”

Al escuchar eso. Seiji tosió con dificultad y se quedó en silencio.

 

Mika salió del campo de práctica, mientras que Aizawa entraba en el mismo, y se miraron el uno al otro.

 

“Puedes servir primero.” Aizawa posó de una forma que sentía bastante caballerosa mientras lanzaba el balón a su oponente.

 

Seiji tuvo un servicio normal.

Aizawa siguió hacia abajo el balón, y como si estuviese realizando un espectáculo, balanceó su brazo magníficamente, y su raqueta hizo un sonido estruendoso cuando devolvió el saque.

La pelota de tenis se inclinó hacia arriba en el aire, aterrizando a unos tres o cuatro metros del lado de Seiji, rebotando en el acto.

“¡Perfecto!” Todos los estudiantes masculinos gritaban con elogios.

 

“Oye, Harano-san, ¿cómo estuvo la pelota ahora mismo? Si crees que es un poco difícil, puedo ser más fácil contigo”. Aizawa se esforzó por no sonar pretencioso.

 

“Estuvo bien.” Seiji dijo débilmente mientras cogía el balón que Mika le lanzó de vuelta:” No tienes que ser fácil conmigo, Capitán, siéntete libre para jugar como te guste”.

 

Tras decir eso, sirvió de nuevo.

 

Aizawa la devolvió una vez más, y esta vez la pelota aterrizó aún más lejos de Seiji!

 

Y entonces, cuando todo el mundo pensó que la pelota rebotaría sin respuesta de nuevo, ¡Seiji aumentó repentinamente su velocidad y devolvió con precisión la pelota antes de que saliera de los límites!

“Ja, ha aumentado su velocidad, pero… ¡sigue siendo inútil!” Aizawa gritó triunfalmente en su corazón mientras devolvía el balón hermosamente una vez más.

Esta vez, Seiji no fue capaz de alcanzar el balón, así que Aizawa anotó de nuevo.

“Ah, lo siento. Pensé que serías capaz de mantenerte al día, creo que te sobreestimé. De ahora en adelante, tendré cuidado de ser más fácil contigo”. Los ojos de Aizawa brillaron con una luz burlona mientras hablaba.

 

Era evidente que estaba tratando de ocultar su alegría, pero sus palabras y actitud lo delataron. Esto era obvio para todo el mundo que observaba.

 

¡Estaba disfrutando la sensación de derrotar a un novato!

 

“¿Qué fue eso? El capitán tenía este tipo de personalidad…”

 

“Yo ya sabía que era demasiado coqueto. No creí que su verdadera personalidad fuera peor que eso.”.

 

Las niñas murmuraban en secreto: todas pensaban lo injusto que era para el novato.

‘¡Capitán, nunca nos olvidaremos de su sacrificio! ’ Los muchachos, que apenas podían escuchar lo que decían las chicas, sintieron temblar sus corazones.

 

Junto al campo de práctica, Mika Uehara ya estaba empezando a hacer pucheros.

 

Ella ya había notado antes que el capitán parecía poco fiable, ahora su impresión de él estaba completamente arruinada.

 

“Humph, está acosando a Seiji, ¡qué despreciable!”

 

“No hay necesidad de enfadarse, sólo mira el espectáculo en silencio.” Chiaki Wakaba, que había estado observando atentamente hasta ahora, dijo: “Él es tu héroe, ¿De verdad no tienes confianza en él? Dudo que tenga todos esos músculos para nada. En mi opinión, probablemente ni siquiera esté usando la mitad de su fuerza”.

En el campo.

 

“Capitán, le dije que no hay necesidad de ser amable conmigo,” Seiji pronunció cada palabra claramente mientras abría los botones de su uniforme escolar occidental: “Puedes jugar como quieras. Yo… también te trataré bien..”

 

Mientras hablaba, lentamente se quitó el uniforme escolar occidental y lo dejó fuera del campo de entrenamiento antes de que abriera también los botones de su camisa, además de sacarse la corbata.

 

“¡Vaya! ¡Tan guapo!”

Al ver esta escena, todas las chicas comenzaron a gritar con locura, y sus ojos brillaron de emoción mientras sacaban fotos con sus celulares.

 

El rostro de Mika Uehara también se enrojeció, y en silencio levantó su celular…

 

¡Urgh! Aizawa sintió que había sufrido un gran golpe, y su boca tembló. No sólo este tipo estaba luciendo su hermosa cara, ¡Ahora también se estaba quitando la ropa!

‘¿A quién le importa si es alto? ¿Es realmente asombroso si tiene buenos músculos?’ Aizawa maldijo interiormente.

 

Mientras estaba maldiciendo dentro de su corazón, Seiji sirvió la pelota por tercera vez.

 

‘Humph, no importa lo guapo que seas. Sigues apestando en el tenis’. Aizawa usó todo su poder para devolver este saque.

 

¡Esta vez, la velocidad de Seiji aumentó aún más! Golpeó con precisión y devolvió la pelota.

Golpe… golpe… golpe… golpe… golpe… La pelota de tenis seguía yendo y viniendo, y en realidad parecía que estaban igualados.

 

Aizawa se asombró cada vez más al seguir jugando. El oponente de Aizawa no sólo estaba mostrando su aspecto después de quitarse la ropa, sino que en realidad también salió con todo, ¡Y había aumentado su velocidad a un nivel en el que podía devolver cada balón!

 

Aizawa estaba usando técnicas de tenis, mientras que Seiji, un principiante, ¡Estaba devolviendo todas sus pelotas puramente con reacciones y velocidad!

 

Durante varios minutos continuó el agitado encuentro.

 

Los miembros del club de tenis también quedaron estupefactos mientras observaban, ya que se dieron cuenta de que Seigo Harano se mantenía al día con el capitán con su asombrosa habilidad física.

“¡Eres increíble, Harano-san!” Las chicas lo elogiaron con entusiasmo.

 

“¿A quién le importa si tiene buena resistencia? No hay tal cosa como la energía inagotable, y el capitán ganará al final”. Los chicos se protestaban.

 

Sin embargo, inesperadamente para los chicos, el que primero cometió un error debido a la fatiga fue Hideya Aizawa.

 

Después de que la situación de empate persistiera durante unos siete u ocho minutos, Aizawa se resbaló y perdió el balón. Sólo podía mirar impotente mientras su oponente anotaba.

 

“¡Él anotó!” Al lado del campo de práctica hubo gritos de alegría.

 

Mika Uehara estaba tan encantada que empezó a saltar de un lado a otro antes de darse cuenta de que todo el mundo la miraba, lo que la hizo sentir algo incómoda.

 

Seiji sonrió y miró a su oponente.

 

“Capitán, ¿deberíamos continuar?”

 

“¡Por… por supuesto!” Aizawa apretó los dientes mientras se levantaba.

 

Fue sólo un pequeño error. El oponente de Aizawa había usado mucha más energía que él, ¡Así que sin duda su rival sería el primero en caer!

 

Y así, la pelota de tenis empezó a circular una y otra vez.

 

Pocos minutos más tarde, Aizawa fue el que perdió el punto, y se sorprendió. Su expresión era renuente porque no podía aceptar el resultado.

 

“Esto no es posible…”

 

Pocos minutos después, Aizawa perdió su tercer punto.

 

“Esto no…”

 

Aizawa perdió un cuarto, quinto, sexto y finalmente un séptimo punto….

 

 

“Jadeo… jadeo… jadeo…”

 

Aproximadamente media hora más tarde, todos observaron en silencio mientras que  Aizawa cubierto de sudor luchaba por recuperar su aliento. Su expresión era similar a la de un perro muerto.

 

Mientras tanto, en el otro lado, Seigo Harano no estaba ni siquiera respirando mucho.

 

Había un gran contraste entre sus condiciones actuales.

 

¿Era un monstruo!?

 

Este tipo había estado ejercitando vigorosamente durante más de cuarenta minutos, devolviendo cada bola con precisión y con varios movimientos. Incluso aunque no se había perdido ni un solo balón, ni siquiera respiraba mucho. De hecho, apenas había sudado, ¡¿Cuán monstruosa era su resistencia!?

 

¡Todos los chicos no podían creer lo que veían!

 

Seiji se rascó incómodamente la cara.

 

“Siento como si hubiéramos estado practicando durante demasiado tiempo. Me estoy cansando, ¿Qué tal si paramos ahora?”

 

Aunque eso fue lo que dijo. ¡Nadie creyó sus palabras! Era evidente que esto no era más que una excusa para terminar con el entrenamiento.

 

Aunque Aizawa se mostró reacio a que terminara así, entendió que ya no había forma de reducir la gran diferencia de puntos.

 

Su habilidad física ni siquiera estaba cerca del nivel de su oponente.

 

Mientras que sus técnicas de tenis, de las que se sintió muy orgulloso, le habían ayudado, la enorme resistencia de su oponente lo había aplastado por completo.

 

Independientemente de las técnicas que utilizara o de la fuerza con la que golpeara el balón, su oponente siempre conseguía devolver el balón con precisión; era como si estuviera frente a un muro, no un humano.

 

Desde que aprendió a jugar tenis, nunca había experimentado una sensación de derrota tan grande.

 

Pero incluso si no quería admitirlo, una pérdida era una pérdida. Si actuara como un mal perdedor, sólo se avergonzaría aún más.

Después de permanecer en silencio durante mucho tiempo. Aizawa finalmente apretó los dientes y asintió suavemente.

 

“Paremos aquí”.

 

“Capitán”. Todos los chicos clamaban por su capitán.

 

“Mira, como dije, no tenías que preocuparte.” Chiaki tenía una expresión como si ya lo hubiera visto todo, pero incluso a ella le sorprendió la gran resistencia de Seiji.

 

La cara de Mika estaba ligeramente roja cuando asintió suavemente.

 

Y al final, esto era todo lo que significaba ser un jugador de nivel casi-nacional.

 

Seiji se sentía bastante insatisfecho. Sentía como si todavía no hubiera utilizado todo su potencial, pero lamentablemente, su oponente ya se encontraba muy por detrás de él.

 

Seiji decidió olvidarlo. Al menos había aprendido que sus habilidades físicas ahora eran significativamente mejores que las de una persona normal. Si en el futuro tuviera otra oportunidad, podría volver a probarse a sí mismo.

 

Después de que Seiji dejó el campo de prácticas, aceptó la toalla y el agua que Mika le dio, y se limpió el sudor con ella y bebió un poco de agua.

 

Después de eso, terminó rodeado por todas las chicas.

“Harano-san, ¡Tú resistencia es increíble! ¿Cuál es exactamente tu rutina de ejercicios?”

 

“Harano-san, tus músculos son tan fuertes, ¿puedo apretarlos?”

 

“Harano-san, únete a nuestro club: ¡esta hermana mayor puede enseñarte todo!”

 

Seiji se sintió aturdido al escuchar su interminable charla.

 

*Ding! De repente, hubo un leve sonido y vio algunas palabras delante de él.

 

Ahora hay cinco mujeres que tienen un índice de favorabilidad de más de 90 hacia ti, y [puntos de acción] está disponible en el sistema. Puede utilizar varias [acciones] para obtener [puntos de acción]. En el sistema [artículos] ya está disponible; puede utilizar sus puntos de acción para intercambiarlos por varios artículos y luego usarlos.

 

¿¡Nuevas opciones de sistema!?

 

Seiji estaba conmocionado y sintió la necesidad de comprobarlo al instante, pero le resultaba inconveniente hacerlo en este momento.

 

Después de que finalmente se las arregló para lidiar con la multitud de chicas, con Mika escoltándolo, escapó del grupo.

 

Después de dejar el club de tenis.

 

“¡Ja, sus ojos eran como lobos!” Chiaki se rio,” ¿Por qué no te uniste en ese momento? A juzgar por sus acciones, probablemente podrías empezar un harén después de unirte al club de tenis”.

 

“¡Chiaki!” Mika la miró fijamente mientras los alcanzaba,” ¡Qué tontería dices!”

 

No eran tonterías… Seiji solo podía sonreír con ironía para sí mismo. ¡Había cinco chicas que actualmente tenían un índice de favorabilidad de más de 90 hacia él! Aparte de Mika, ¡Eso significaba que había por lo menos cuatro mujeres miembros del club que estaban dispuestas a tener sexo con él si le preguntaba, y todo lo que había hecho era jugar un poco al tenis allí!

 

¿Debería decir que había muchas putas en el club de tenis, o fue que los hombres muy guapos siempre lo han tenido tan fácil?

 

“Fue un buen entrenamiento, pero no me parece adecuado.” Seiji agitó la cabeza. Sinceramente, él sintió un poco de pesar, pero si en realidad se quedaba en ese club, tenía miedo de que…

 

“*Suspira*, Qué pena…” Chiaki se encogió de hombros,” Entonces, ¿A dónde te gustaría ir a visitar ahora? ”

 

“¿Qué tal el club de teatro? Me gustaría echar un vistazo a tu club, Wakaba.”

 

“¡Esta bien!” Chiaki rio ligeramente:” ¡Nuestro club tiene muchos niños lindos, creo que te encantará! “.

 

Descarga:
<