TDG – Capítulo 285

Modo Noche

Capítulo 285 – Una pluma de pollo por un símbolo autoritario

Este joven, Hu Yong, era el prometido de Long Yuyin.

Hu Yong dio un paso adelante mientras cogía a Nie Li por el cuello. “¡Nie Li, de verdad te atreviste a herir a Long Yuyin! ¡Debes estar cansado de vivir!”

Nie Li resopló mientras miraba a Hu Yong y sus lacayos. “¿Todos son de la Familia Sello de Dragón?”

Hu Yong fulminó furiosamente a Nie Li. “Hoy, voy a asesinarte mientras conoces todo. ¡Mi nombre es Hu Yong, el prometido de Long Yuyin!”

En su interior se encendió un ardiente fuego por el rostro sin miedo de Nie Li.

Lu Piao miró la entrepierna de Hu Yong y dio tres risas cortas. “¿El prometido de Long Yuyin? ¿El que se rumorea que dejo lisiado? Nunca pensé que de verdad sacarías cara por ella. Amenazarnos es inútil. No pienses que no conocemos de las normas del Instituto Alma Celestial. De verdad te admiraría si tuvieras las agallas para actuar, aquí y ahora”.

Hu Yong se avergonzó mientras furioso seguía agarrando el cuello de Nie Li, con un aspecto feroz, dijo: “¡No crean que tengo miedo de tocarlos chicos!”

Nie Li lo miró casualmente. “¡Entonces, te reto a hacerlo!”

En este momento, Hu Yong estaba extremadamente furioso. Antes de venir aquí, había reunido a muchos expertos Destino Celestial para que Nie Li no tuviera la oportunidad de tomar represalias.

¡Si solo no existiera la maldita regla del Instituto Alma Celestial que no permitía ninguna acción dentro de los terrenos del instituto!

Hu Yong soltó y miró a Nie Li cuando una fría luz cruzó por sus ojos. “No creas que debido a las reglas del instituto no voy a ser capaz de hacerte algo. ¿Tratas de meterte conmigo? ¡Aun eres muy blando! ¡Hu Tian, llévate a los tres a un lugar apartido y ten una buena charla con ellos!”

“¡Sí!” Hu Tian reveló una despiadada sonrisa en la esquina su boca cuando dijo: “¿Tres jóvenes maestros, nos vamos?”

A pesar de que Hu Yong y compañía no eran capaces de matar a los tres sin tener al Instituto Alma Celestial siguiendo el asunto, aun era posible enseñarles una lección. El aura de los nueve expertos Reino Destino Celestial suprimió totalmente a Nie Li y Lu Piao, haciéndolos incapaces de tomar represalias cuando intentaban conducir a los tres a un rincón apartado.

Por el contrario, Xiao Yu no fue afectado de ninguna forma. Estaba a solo un paso de ser experto Reino Destino Celestial 4. Sin embargo, él no hizo ningún movimiento mientras trataba de pensar en una contramedida para la situación. Incluso si tuviera que actuar, sin duda sería imposible para él actuar contra tantos expertos Destino Celestial. Nunca se imaginó que Hu Yong de verdad utilizaría un método de este tipo para tratar de recuperar algo de cara.

“Oh, parece que estás jugando algunos juegos de niños.” Nie Li miro con desdén a Hu Yong “Igual que niños peleando, me golpeas entonces te golpeo. ¡Qué infantil!”

Hu Yong estaba a punto de explotar por la desdeñosa expresión de Nie Li. Resopló, “¡Estas siendo obstinado ahora que tu espalda esta contra la pared!”

Nie Li cruzó los brazos mientras sonreía con desdén a Hu Yong. “¿De verdad crees que no puedo ocuparme de todos ustedes ahora? ¡Para la gente como tú, ni siquiera tengo necesidad de actuar yo!”

“Los tres ni siquiera han alcanzado el Reino Destino Celestial. ¡Si no puedo ocuparme de todos ustedes hoy, entonces, voy a empezar a escribir mi nombre al revés!” Hu Yong resopló furiosamente. Él ya sabía que él mismo era muy arrogante, pero nunca pensó que Nie Li en realidad sería más arrogante que él. Frente a tantos enemigos, aun se atrevió a decir tales palabras.

“¡Llévense a los tres lejos!” En el momento en que las palabras de Hu Yong salieron, una voz profunda y anciana sonó desde atrás.

“¡Joven Maestro Hu, me temo que no puede llevarse a esos tres con usted!”

Hu Yong resopló furiosamente. “¡Hoy, voy a llevarme a estos tres! ¿Quién se atreve a impedírmelo?”

¡Se dio la vuelta para ver quién sería lo suficientemente audaz para ayudar a esos tres! Sin embargo, cuando se dio la vuelta, no pudo evitar sentirse aturdido ante lo que veía adelante.

Dos figuras se acercaron a ellos lentamente, Hu Yong reconoció a ambos.

Una figura se llamaba Nanmen Tianhai; la otra era Huang Yu. Ambas figuras eran Rango Anciano, los superiores del Instituto Alma Celestial. Incluso los superiores del Clan Hu los trataban con respeto.

¡Por otra parte, Hu Yong ahora era un discípulo del Instituto Alma Celestial y estaba sujeto a las restricciones del instituto!

“Joven Maestro Hu, me temo que en este Instituto Alma Celestial, no puedes actuar como quieras. Estos tres son de la talentosa generación de nuestro Instituto Alma Celestial. Nadie está autorizado a tomar cualquier acción contra ellos. Incluso si están en falta, el instituto se encargará de supervisar el castigo.”

Huang Yu miró a Hu Yong cuando dijo con voz grave, “Joven Maestro Hu también es un discípulo del Instituto Alma Celestial. ¡Independientemente de ahora o en el futuro, aquellos que se atreven a violar las reglas del Instituto Alma Celestial no nos pueden culpar por castigarlos!”

En su corazón, Hu Yong estaba muy deprimido. Solo ahora entendía que había caído en la trampa de Nie Li. Con Nanmen Tianhai y Huang Yu presentes, definitivamente no sería capaz de hacerle cualquier cosa a Nie Li hoy. Por otra parte, estos dos ancianos ahora tenían sus ojos puestos en él; a partir de ahora, solo podía soñar con actuar.

Él miró furioso a Nie Li y su grupo.

Lu Piao rió mientras miraba a Hu Yong. “¡Antes, joven maestro Hu mencionó que si no nos podía llevar, empezaría a escribir su nombre al revés!”

“Ustedes, será mejor que tengan cuidado. ¡Sin duda no los dejare libres! Especialmente una vez que hayan alcanzado el Reino Destino Celestial, ni siquiera piensen en salir del Instituto Alma Celestial. ¡De lo contrario, voy a matarlos cada vez que salgan!” Hu Yong reprendió furiosamente, luego miro a sus nueve subordinados Reino Destino Celestial, y ordenó,” ¡Vámonos!”

El grupo de Hu le dio una mirada furiosa a Nie Li y compañía antes de girar e irse detrás de su maestro.

Lo que Hu Yong quiso decir era que una vez que Nie Li y su grupo llegaran finalmente al Reino Destino Celestial y salieran del instituto para explorar, seria cuando atacaría a los tres. Pero para entonces, Nie Li ya habría colocado su primera Alma Destino en el Salón del Alma. ¿En ese momento, por qué tendría que preocuparse?

Nie Li sonrió ligeramente. ¡No podía pensar en un momento en que de verdad habría tenido miedo de alguien!

Lo mejor que Hu Yong podía hacer era obstaculizar su cultivación un poco al tratar de evitar que Nie Li avanzase al Reino Estrella Celestial. Aun así, Hu Yong estaba pensando demasiado alto de sí mismo.

Hu Yong y su grupo llegaron viéndose impresionantes, pero se fueron con el rabo entre las piernas. El propio Hu Yong estaba muy deprimido. Long Yuyin había sido intimidada y cuando él fue a sacar cara por ella, terminó teniendo la nariz embarrada. Pero debido a que los dos ancianos del Instituto Alma Celestial estaban presentes, su grupo solo podían retirarse abatidos.

Nanmen Tianhai y Huang Yu retrajeron sus miradas de Hu Yong. Nanmen Tianhai tenía un rostro severo cuando él dijo, “Ustedes tres, también. En el instituto, el cultivo está antes que todo lo demás. ¡Corriendo, atrayendo problemas, que inapropiado! ¡Si lo hacen de nuevo, entonces vamos a expulsarlos del Instituto Alma Celestial!”

Lu Piao inmediatamente lanzó un grito de queja, al pensar que este viejo era incapaz de distinguir entre el bien y el mal. “¡Pero Señor Anciano, nosotros no comenzamos! ¡Empezó él!”

Nanmen Tianhai resopló con frialdad como su estricta mirada recorrió los tres de ellos. “¡Una mosca doméstica nunca se posara en un huevo sin fisuras! Si ustedes no atraen problemas, ¿cómo podrían tener problemas?”

Huang Yu, que estaba de pie a un lado, sonrió amablemente a ellos tres y les dijo, “Ustedes tres son bastante decentes, con talentos imposibles de medir. Por lo tanto, mantener un bajo perfil es una necesidad. La Familia Sello de Dragón, y el Clan Gu no son grupos que ustedes deban ofender fácilmente. Es mejor soportarlo por el momento. ¡No soportar un pequeño asunto echaría a perder los planes más grandes! ”

Nie Li y Xiao Yu se miraron. Ellos dos eran personas inteligentes.

Un anciano tenía una cara angelical, mientras que el otro tenía una cara diabólica; su significado era claro como el cristal. Estos ancianos habían venido a decirles que no buscaran más problemas con personas como Long Yuyin y Hu Yong.

De hecho, mientras Nie Li estaba cultivando el interior de las Tierras de Almas Santas, él ya tenía una idea de cómo deslumbraría su acciones en las Tierras de Almas Santas. Dado que demostró ser mucho más fuerte que Long Yuyin, no había razón para que los altos mandos del Instituto Alma Celestial no supieran de ello.

Dado que ese fuera el caso, le enseñaría a Long Yuyin una lección. Los Ancianos del Instituto Alma Celestial seguirían pensando en métodos para pasar esto por alto. ¡Después de todo, los genios eran extremadamente importantes para el Instituto Alma Celestial!

A decir verdad, los dos ancianos habían aparecido después de Hu Yong. A pesar de que los ancianos eran subordinados del Gran Anciano, todavía eran figuras de autoridad de la Secta Plumas Divinas.

Nie Li dijo en un tono ni servil ni prepotente, “Gracias por las enseñanzas de los dos ancianos. No vamos a tomar alguna iniciativa para provocar algún mal. Sin embargo, si algunas personas son groseros y poco razonables e insisten en causarnos problemas, entonces no podemos soportarlo ciegamente. ¡De lo contrario, van a pedir una milla cuando se les de una pulgada!”

Nanmen Tianhai y Huang Yu se miraron y ambos sonrieron con amargura en su corazón. De hecho, todos los genios tienen sus propias personalidades. Las palabras de Nie Li no eran ni severas ni amables. Él estaba dando a entender que si Long Yuyin o Hu Yong vinieran a buscar problemas de nuevo, él se defendería.

Xiao Yu asintió y dijo: “Si algunas personas son seres dominantes y poco razonables, tenemos derecho a protegernos. Tomemos lo de hoy como ejemplo. Hu Yong y su grupo querían llevarnos a un lugar apartado para ‘cuidar de nosotros’. ¿Si no fuera por los dos ancianos, quien como habría resultado? ¿Cómo podemos soportar tal comportamiento?”

Nanmen Tianhai dijo con voz grave: “Si alguien quiere causarles problemas, naturalmente, vamos a ayudarles a resolverlos. Sin embargo, todos ustedes tienen perspectivas ilimitadas, puedo sugerirles que no pierdan sus fuerzas en luchas internas. Nosotros, la Secta Plumas Divinas todavía tenemos muchos otros enemigos. ¡Ustedes, los genios de la Secta Plumas Divinas, deben estar unidos!”

Nie Li estaba esperando esas palabras de Nanmen Tianhai.

Nie Li sonrió. “Dado que el Anciano está dispuesto a ayudarnos a defendernos, entonces, por supuesto, sería mejor. ¡Nosotros no nos molestaríamos en perder el tiempo con personas sin sentido!”

Nanmen Tianhai resopló, “¡Eso depende de sus actuaciones!”

Los dos ancianos se dieron la vuelta y se fueron.

Nie Li los observó irse antes de que él se volviera y les sonrió ligeramente a Xiao Yu y Lu Piao y dijo: “¡Vamos a regresar! ¡Después de que nuestras clases acaben, iremos al segundo campo de entrenamiento! Con esos dos ancianos observándonos, no debería haber ninguna persona que se atreva a tocarnos en el campo de entrenamiento. ¡De lo contrario, los dos ancianos hablaran!”

Xiao Yu no pudo evitar sonreír ante las palabras de Nie Li. Nie Li realmente estaba tomando una pluma de pollo por un símbolo de autoridad.

[N/T: Es una frase china que significa asumir una autoridad injustificada por alguna débil excusa]

En las afueras de las Tierras de Almas Santas, Nanmen Tianhai y Huang Yu detuvieron sus pasos.

Nanmen Tianhai sonrió con amargura mientras preguntaba a Huang Yu, “¿Viejo Yu, has caído en la trampa de ese chico?”

Huang Yu extendió las manos y dijo: “Parece ser el caso. Definitivamente caí en la trampa de ese chico. Con su atrayente actuación en las Tierras de Almas Santas, sin duda atraería la atención de los altos mandos dentro del Instituto Alma Celestial. Es por eso que no mostraron ningún temor cuando se enfrentaron a Hu Yong”.

Nanmen Tianhai respondió deprimido, “He visto los formularios que Xiao Yu relleno por ellos. Siguen teniendo catorce años. Después de este año, a lo mucho tendrán quince, y, sin embargo, ya son tan astutos. Long Yuyin y Jin Yan eran los más destacados entre las generaciones más jóvenes; pero comparándolos con él, de hecho son un poco inferiores”