SDG – Capítulo 117

Modo Noche

Capítulo 117 – ¡Gravedad por 8x!

Jin Peng estaba sombrío en extremo y se llenó de ira.

Después de dejar de la montaña, maldijo continuamente.

“¡Ye Zifeng ese puto mocoso! ¿Cómo se atreve a tratarme de esa manera? ¡No sólo me estafo para quitarme mi alarma y el incienso espíritu, también me hizo perder la cara delante de la señorita BingQian! ¡Esto es demasiado irritante!”

Sus hermanos menores sabían que él no estaba en un buen estado de ánimo y no sabía si debían de confortarlo o no. Todos se quedaron allí y suspiraron.

En el extremo el viejo Wu habló: “Hermano Jin, simplemente espere un poco. ¡Podemos esperar hasta que el maestro Baili vuelva y le enseñe a Ye Zifeng una lección!”

Jin Peng se sintió un poco mejor y asintió, “Eso es correcto. También estaba pensando en eso. El Maestro es aficionado a mí y me mima. Él no permitirá que sea humillado de esta manera. ¡Vamos a dejar a Ye Zifeng por ahora y esperar hasta que vuelva el maestro!”

El viejo Wu rió en voz alta, “Sí. Esa es la manera. Voy a ser el anfitrión de hoy y los invito a cenar. Le ayudará a sentirse mejor.”

“Si, eso es correcto hermano Jin. Nos ocuparemos de él más tarde. Cómo se atreve a utilizar la señorita BingQian como un escudo.”

Jin Peng apretó los dientes y luego maldijo, “Al diablo con esa BingQian. ¿A quién le importa si ella es bonita? Ella es una perra de todos modos. Vámonos. ¡Vamos a conseguir algunas bebidas esta noche! ¡Yo, Jin Peng, beberé hasta reventar esta noche!”

Era raro que Jin Peng se pusiera de ese modo y todos los discípulos lo siguieron.

“Vamos hermano mayor Jin. ¡Nos divertiremos hasta que Adepto Baili vuelva! ¡Nos ocuparemos de Ye Zifeng entonces!”

“Sí hermano Jin. No es demasiado tarde para enseñarle a Ye Zifeng una lección. Vamos a darle una paliza hasta que se convierta en algo grande. ¡En ese momento, la chica sin duda pertenecerá al hermano Jin!”

“Está bien. Hermano Jin, usted tiene muchas cosas buenas. ¿Qué si tiene de malo algunos afrodisíacos?” El viejo Wu tenía una expresión que sólo los hombres pueden entender.

Jin Peng sonrió, “Je. No voy a ser duro con la señorita BingQian a menos que sea absolutamente esencial. ¡Hermano debes saber que realmente me gusta ella! Así que recuerda esto, no vayan por ahí diciendo cosas sobre ella. Si me entero, no les dejaré ir tan fácilmente.”

En los asuntos relativos de Liu BingQian, Jin Peng no se atrevió a jugar.

“Bien bien. No tenemos que ser tan serios. ¡Esta noche, todos vamos a beber hasta llenarnos! Vamos a encargarnos de Ye Zifeng en pocos días” gritó el viejo Wu.

◆◆◆◆◆◆◆◆

Por otro lado, Ye Zifeng estaba entrenando violentamente en su habitación.

“No deberían molestarme en algún tiempo. ¡Entonces voy a aprovechar esta oportunidad para cultivar!”

No es como si Ye Zifeng no quisiera jugar, pero en este momento, tiene que centrarse en aumentar su cultivo con el fin de sobrevivir en el mundo. No tiene una imponente fuerza y no podía entrar directamente en la Secta Profunda. En este momento, tenía menos de doce días para permanecer aquí. ¡Tiene que hacer buen uso de ese tiempo!

Se calmó un poco y metió Qi en el dibujo de la sangre del emperador. Aumento rápidamente la gravedad hasta 6x. Después de entrenar durante tanto tiempo, su cuerpo se había adaptado por completo a la gravedad por 6x.

En este momento, estaba calentando y preparando para la gravedad por 7x.

“Oh sí. Al utilizar el Qi relámpago, puedo bajar la presión ejercida sobre mi cuerpo y también ayudará con mi cultivación. ¿Qué sucederá si uso el poder del espíritu marcial?” Después de pensar en ello, él empezó a sonreír.

“Gravedad por 8x. ¡Intentemos esto!”

Una energía horrible apareció en la habitación y de inmediato presionó a Ye Zifeng. Ye Zifeng gimió y utilizó su Qi para cubrir su cuerpo con el fin de mantenerse en pie por sí mismo.

Poco a poco, la sangre se filtraba fuera de su boca. Los rastros de sangre aparecieron en sus brazos cuando sus vasos sanguíneos empezaron a estallar. Todo su cuerpo estaba lleno de dolor y estaba a punto de romperse. Sin embargo, apretó los dientes y trató de mantenerse a sí mismo conciente.

“¡No es suficiente!”

Poco a poco, la sangre se filtró por las orejas, la nariz y la boca.

Si se tratara de cualquier otra persona en la posición de Ye Zifeng, estarían en el suelo ya, incapaz de levantar la cabeza. Después de todo, era extremadamente difícil para alguien en la quinta etapa de la Refinador de Qi mantenerse en la gravedad por 8x. Si su resolución fuera igual de débil que cualquiera, se habría derrumbado y pasado ya.

Para Ye Zifeng llegar incluso a esta etapa, demostraba que no había nadie con quien pudiera luchar en el mismo nivel, incluso en la Ciudad Tiandao.

Después de sentir sus siete aperturas sangrando, Ye Zifeng no quería forzarse más y retractó su Qi del dibujo, la gravedad disminuyo a 6x de nuevo.

Si no era capaz de controlar fácilmente gravedad de este tipo, entonces él no se atrevería a intentar la gravedad por 8x.

“Ahora, vamos a tratar de usar el poder del espíritu marcial.”

Muy rápidamente, reunió el Qi de su Dan Tian en las marcas rojas en sus brazos. Vasos de color rojo aparecieron y luego comenzaron a brillar.

En este momento, no estaba atacando a nadie y no estaba tratando de hacerle daño a nadie. Él no estaba usando el Qi de muerte, ¡pero si el Qi de la vida de su doble espíritu marcial!

Corrientes de Qi llenos de vitalidad fluían de sus brazos y el cubrió el cuerpo. Los vasos sanguíneos que explotaron comenzaron a cicatrizar. Aparte de algunas costras, se curó completamente.

A dondequiera que el Qi fuera, sus heridas se curarían muy rápidamente. Cuando llegó a la cabeza, de Ye Zifeng podía sentir todo su cuerpo y su mente aclarándose como si se bañara en medicamentos de alta calidad. ¡Era una sensación indescriptible!

Sus siete aberturas rápidamente volvieron a la normalidad como si no había sangre en el primer lugar.

“Este espíritu marcial utiliza Qi de la muerte y la vida. Puede atacar a los enemigos y curar a los aliados cuando se retire. ¡Puede ser considerado como uno de los espíritus marciales con mejor calidad que haya! Cuando llegue al Reino Discípulo Marciales y despierte verdaderamente este espíritu marcial, ¡es probable que su poder será inimaginable!” exclamó Ye Zifeng y miró su cuerpo.

Ye Zifeng tenía la confianza de que sí puede manejar este espíritu marcial, sin duda se situará en la parte superior de este continente.

Después de que descansó un poco, se levantó de nuevo, “Está bien. Es tiempo de continuar con el entrenamiento. Con la ayuda de este espíritu marcial, ¡puedo entrenar mucho más rápido ahora!”

Se cubrió el cuerpo de Qi y el aumento la gravedad por 8x de nuevo.

Un poco de sangre no es nada para Ye Zifeng. Mientras que puede aumentar su cultivo, ¡estaba dispuesto a hacer el sacrificio!

Sin dolor no hay ganancia. A veces, un cultivador puede tomar medicamentos para aumentar su cultivo. Sin embargo, hay un límite. El físico y la fuerza del cultivador dependen de su propia formación. Tener un físico refinado es muy importante cuando se lucha contra otro cultivador. Por lo tanto, esta cámara de gravedad es el mejor lugar para que Ye Zifeng entrene en este momento.

En personas con el mismo cultivo o incluso alguien un rango más alto, al final la fuerza del cuerpo determinará al ganador.

El día pasó muy rápido. Cuando Ye Zifeng volvió a sus sentidos, ya era tarde en la noche. Él pudo sentir su estómago retumbante de hambre.

Quería ir a buscar a Liu BingQian y cenar algo con ella.

Cuando abrió la puerta, BingQian que estaba apoyada en la puerta casi cayo. Era una buena cosa que Ye Zifeng tuviera reacciones rápidas y la atrapó antes de que cayera.

Ye Zifeng se sorprendió y le preguntó: “BingQian, ¿qué haces aquí? ¿Ha estado esperando fuera todo este tiempo?”

Ye Zifeng era muy sensible a lo que estaba pasando fuera, pero no se dio cuenta de que BingQian estaba fuera en absoluto.

Esto significaba que había estado allí durante mucho tiempo y no se había movido en absoluto.

BingQian se frotó los ojos y sonrió, “Hermano mayor Chico Rudo, estabas demasiado ocupado en tu formación, así que no quería molestarte. Me senté afuera y esperé en su lugar.”

Ye Zifeng fue conmovido por las acciones de Liu BingQian, “yo estaba demasiado concentrado en el entrenamiento y me olvide de ti. Es mi culpa.”

Al enterarse de que Ye Zifeng había admitido sus errores, Liu BingQian se llenó de incredulidad. En su corazón, Ye Zifeng era una persona inteligente y tenaz. Él haría que otras personas se arrodillaran y admitieran sus errores, mientras que él mismo no tomaría la iniciativa y pediría disculpas.

Liu BingQian rió y se sintió agitada. Extendió sus piernas en una posición que hizo que Ye Zifeng se congelara.

“Puesto que has admitido tus malas acciones, entonces ayúdeme a frotar mis piernas. He estado sentada aquí por tanto tiempo que se han entumecido.”

Ye Zifeng se quedó allí por un rato hasta que finalmente empezó a frotar sus piernas.

Liu BingQian fue tomada de repente la sorpresa y de inmediato se puso de pie. Tenía una expresión extraña de asombro en su rostro, “¿pedí que las frotaras y realmente lo hiciste?”

Ye Zifeng se sentía impotente, “Me dijiste que lo hiciera….. ¿Cuándo hice algo malo?”

Liu BingQian lo miró y se rio, “Hermano mayor Chico Rudo, eres muy inteligente en otros campos, pero realmente no entiende el corazón de una mujer, ¿no es cierto…?”