SDG – Capítulo 187

Modo Noche

Capítulo 187 – ¿Un equipo valeroso?

Feng Die miró hacia abajo y se sonrojó, “… Si es así, por supuesto, yo elegiría solo dejarte mirar a ti…”

Ye Zifeng sonrió, “¿Oh? Bueno, si estás de acuerdo, entonces no hay ningún problema aquí.”

“No. ¡Eso no es lo que quería decir!” Feng Die se dio cuenta de que ella fue engañada por Ye Zifeng y gritó de rabia.

Mientras ella estaba ocupada maldiciendo a Ye Zifeng en voz baja, Ye Zifeng ya se había ido lejos.

Ye Zifeng no era bueno con las mujeres, pero que sólo se aplicaba a las mujeres que realmente le importaban.

Él estaba menos preocupado por alguien como Feng Die. Dejando a Feng Die al intemperie y sin pestañear.

Sin embargo, Feng Die podría haber tenido una idea equivocada por la forma en que Ye Zifeng había actuado…

◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆

Ye Zifeng se dirigió hacia la multitud. En su camino, miró a su alrededor para asegurarse de que nadie lo había pasado.

Si hubiera reaccionado incluso un poco más lento, entonces habría sido muy malo.

“¡Joven maestro Ye! ¡Finalmente lo eh encontrado!”

“¿Hay bestias feroces más delante? Joven maestro Ye, sólo dé sus órdenes. ¡Nosotros definitivamente las seguiremos sin importar que!”

“Está bien. ¿Qué pasó dentro del Pantano de la Lluvia?”

Todo el mundo tenía una expresión seria y lista para luchar en su rostro. Estaban realmente listos para seguir las órdenes de Ye Zifeng.

Ye Zifeng sonrió y sacudió la cabeza, “Falsa alarma. Todo el mundo debe estar cansado después de todo esto. Vamos a descansar un rato y luego hablaremos de nuestros planes más tarde.”

“¿Eso es todo?” Las mandíbulas de Rong Fan cayeron. ¿Por qué él y todo su equipo corrió hasta aquí sin descanso para nada?

“Mientras todo esté bien…” El sirviente Qin rió. Era un hombre inteligente. Sabía que había cosas que no debía preguntar.

Shi Chen y los otros finalmente los alcanzaron y se quedaron allí en shock.

“¿Huh? Vamos a ir a dar un vistazo… ” Antes de que Shi Chen pudiera incluso terminar su oración, Ye Zifeng inmediatamente lo tiró a un lado.

“Cállate ya.”

Después de que Shi Chen fue jalado a un lado, una sonrisa apareció en su rostro, “Oh… Lo entiendo. Así que después de que el joven Ye obtenga las cosas buenas, no las va a compartir… ”

La expresión de Ye Zifeng se volvió extremadamente fría, lo que le dio a Shi Chen un susto.

“Joven maestro Ye. Estaba equivocado. ¡Estaba equivocado!”

Después de un tiempo, Ye Xueyi y Feng Die finalmente regresaron al grupo. Todavía estaban meditando sobre el suceso que había ocurrido y sentían amargura cada vez que miraban a Ye Zifeng.

Las dos lo habían hablado y decidido que no hablarían con Ye Zifeng durante todo el día.

Sin embargo, cuando Ye Xueyi vio a Liu Yige y los miembros del clan Rong rodear a Ye Zifeng, no pudo evitar sentirse sorprendida.

“¿De dónde vino toda esta gente? El Pantano de la Lluvia debe ser el territorio del clan Xiao.” Feng Die frunció el ceño.

Ye Xueyi sabía todo sobre los conflictos entre su hermano y Liu Yige porque también estuvo allí cuando Liu Yige vino con Liu Ningzi para cancelar el compromiso de la boda. Sabía que no eran del todo buenos. ¡Deben estar tratando de hacerle daño a su hermano!

No le importó lo que pasó hace un momento y caminó hacia Ye Zifeng.

“¿Por qué están todos ustedes rodeando a mi hermano Zifeng?” Ye Xueyi soltó un aura amenazante mientras miraba a todos.

“Nosotros……” Rong Fan y sus lacayos se miraron, sin saber cómo responder. La razón por la que rodearon a Ye Zifeng fue porque estaban esperando sus órdenes.

“Les advierto a todos justo ahora. Si quieren poner un dedo en mi hermano Zifeng, ¡tendrán que pasar por mí primero! Y creo que ninguno de ustedes se atrevería a hacer eso. Ninguno de ustedes es oponente para mí” Ye Xueyi tenía razón. Después de llegar a la 9ª etapa del Reino Refinador de Qi, ya era más fuerte que todos los demás aquí.

“Has cometido un error.” Rong Fan sonrió, “Eres la pequeña hermana del joven maestro Ye, ¿no? Tu hermano es muy sabio y valiente. Tiene un futuro muy brillante delante de él. Nuestro clan Rong no se atrevería a hacer nada en su contra. Hasta que dejemos el valle, ¡los miembros del equipo del clan Rong han aceptado seguir todas las órdenes del joven maestro Ye!.”

En cuanto a los asuntos sobre el contrato de sangre, Rong Fan intencionalmente lo dejó de lado. Después de todo, sería embarazoso para el clan Rong si la gente lo supiera.

“¿Qué? ¿Sabes lo que estás diciendo? ¿Ustedes van a seguir las órdenes de mi hermano Zifeng?” Ye Xueyi se sorprendió por el desarrollo inesperado. “Así que… Tu clan Rong no estará haciendo sus propias misiones entonces…”

Rong Fan sonrió embarazosamente, “Bueno… sí… Pero si llegamos a seguir joven maestro Ye, podemos obtener una abundante experiencia para el futuro. Vale la pena, incluso si tenemos que renunciar a las recompensas de la misión”

Mientras decía eso, Rong Fan lanzó una mirada a los otros.

Los otros miembros del clan Rong contestaron apresuradamente: “Cierto. ¡Ser capaz de seguir joven maestro Ye es un gran golpe de suerte para nosotros!”

“Ustedes… Están bromeando ¿verdad?” Los ojos de Ye Xueyi se ensancharon. Ella no podía comprender lo que estaba pasando…

Fan Rong odiaba a su hermano Zifeng. Incluso miró maliciosamente a Ye Zifeng antes de entrar en el Valle de la Sangre Escarlata.

¿Y ahora? ¿Por qué estaría dispuesto a seguir a Ye Zifeng?

Ye Xueyi no fue la única que se sorprendió. Feng Die, Qin Lang, y todo el mundo estaba en shock también.

A pesar de que el clan Rong no era uno de los tres grandes clanes, todavía tienen mucha influencia en la Ciudad Leizhou. ¿Cómo lo hizo Ye Zifeng? ¿Cómo consiguió Ye Zifeng que todos lo siguieran?

Además, Liu Yige y Xiao Mu se veían como si fueran a seguir a Ye Zifeng también…

Ye Xueyi repentinamente recordó los acontecimientos de la noche anterior y jadeó.

“Hermano Zifeng, anoche… cuando dijiste que ibas a saludar a unos amigos, ¿te referías a ellos?”

Ye Zifeng sonrió, “¿Quién más podría ser?”

“¿Es… en serio…?” Una sonrisa apareció en la cara de Ye Xueyi.

Si él los iba a traer, entonces no debería haber sido tan reservado. ¿Por qué no decirle a todos?

Ye Xueyi le dio a su hermano una mirada de admiración.

El carisma puede convertir a un extraño en un amigo. Para convertir a un enemigo en un amigo, se requería tener grandes habilidades. Sin embargo, ¡Ye Zifeng fue más allá! Hizo que un grupo entero de enemigos lo siguiera… Ahora eso era increíble. Era simplemente inimaginable.

“Bien” Ye Zifeng rió, “Con el clan Rong, Liu Yige, y Xiao Mu, básicamente tenemos un pequeño ejército en el valle. Tenemos más de treinta personas en el equipo. ¿Tienen ustedes más confianza en las misiones de ahora?”

“¡Definitivamente!” Todos respondieron al unísono.

Qin Lang se sorprendió por lo que Ye Zifeng había hecho, “Joven maestro Ye, ¡eres increíble! Originalmente pensé que nuestro pequeño equipo de diez hombres que carecía de un experto en la 9ª etapa del Reino Refinador de Qi fracasaría y se vería obligado a utilizar los medallones salvavidas inmediatamente. Pero ahora, en tan solo dos días, ¡as traído tantos cambios al equipo! ¡Te admiro!”

Incluso Han Xiuming, alguien que no hablaba mucho, expresó su entusiasmo.

“Es cierto. Joven maestro Ye, como alguien en la 8ª etapa del Reino Refinador de Qi, normalmente soy muy arrogante y no me gusta asociarme con otros porque pensaba que me estorbarían. Pero con ustedes aquí, finalmente pude entender el significado del trabajo en equipo”

Ye Zifeng sacudió la cabeza y sonrió, “Muy bien chicos. No bajen la guardia. Aunque tenemos cantidad, no tenemos la calidad. No hablemos del clan Liu en este momento, con nuestra fuerza actual, ¡todavía nos falta mucho en comparación con el clan Wang!”

“Entonces…. ¿Qué debemos hacer?” Feng Die no pudo abstenerse de preguntar. Pero entonces se enojó consigo misma por romper su propia promesa de no hablar con Ye Zifeng durante el día.

Ye Zifeng la miró por un segundo y luego siguió hablando, “Así que, debemos esconder nuestras cartas ahora mismo. No les haremos saber que nos hemos juntado. El clan Ye seguirá operando como si sólo tuviéramos diez personas”

Ye Xueyi tenía algunas dudas en este plan, pero antes de que pudiera decir algo, Ye Zifeng había comenzado a hablar de nuevo.

“Eso es porque para la próxima misión, todos los equipos tienen que cazar el mismo objetivo. El ganador no será el equipo más fuerte, sino el equipo con las cartas más escondidas y trucos. ¡Si podemos sobrevivir hasta entonces, seremos los que reirán al último!”

Ye Zifeng entonces recuperó un mapa que él hizo, de su túnica. Pasó un tiempo haciendo este nuevo mapa usando el mapa del equipo de clan Xiao tanto como el del clan Rong. El mapa estaba casi completo, con sólo unos pocos espacios en blanco aquí y allá.

Señaló uno de los espacios en blanco del mapa y sonrió: “El Valle de Cristal. Un valle dentro del Valle de la Sangre Escarlata. ¡La próxima misión probablemente será aquí!”