TMW – Capitulo 5

Modo Noche
Capítulo 5 – Lian Chengyu
 
El cuerpo delgado y frágil de Yi Yun era más pequeño que el de Jiang Xiaorou. Aunque parecía un niño, en el corazón de Jiang Xiaorou, Yi Yun era el hombre de la casa, ¡un hombre que apoyaría a la familia en el futuro!
 
Sosteniendo las manos de Jiang Xiaorou, Yi Yun sintió su agitación ya que su mano cálida tenía un ligero temblor en sus dedos. Frente a sus muertes inminentes, y la injusticia de la tribu, Jiang Xiaorou no esperaba que nadie la defendiera. Sólo podía hacerlo ella misma, una niña de quince años contra un grupo de hombres corpulentos.
 
El ambiente se quedó en silencio por un momento mientras todo el mundo miraba aturdido a Yi Yun y Jiang Xiaorou. Después de un breve silencio, algunos de los hombres encargados de distribuir el grano rugieron de risa.
 
“¿Es el hombre de tu casa? ¡Hahahaha!”
 
“Jovencita, ¿no has visto a un hombre antes? ¿Quieres que te muestre lo que significa ser un hombre?” Exclamó uno de los hombres lascivamente.
 
“Un niño que ni siquiera necesita afeitarse, y es tan flaco como un mono. Me pregunto, ¿cuántos días lleva desde que dejo de usa pañales?”
 
Algunos de los hombres se rieron, Jiang Xiaorou se puso rojo de vergüenza mientras cerraba fuertemente sus puños. Ni una sola persona detrás de ella estaba dispuesto a defenderla.
 
La clase gobernante de la tribu estaba llena de todos los guerreros fuertes y laboriosos. Como los débiles no podían derrotar a los fuertes, nadie se molestó en ayudarlos ya que tenían sus propias comidas por las que preocuparse.
 
“Eh, recuerdo algo. ¿Este mocoso no murió hace unos días?”
 
En una tribu pequeña, las muertes no eran infrecuentes. Y debido a que Yi Yun no tenía una posición, su muerte no era muy conocida.
 
“Es verdad. Yo lo conozco. Estaba lleno de enfermedades. Su cuerpo es tan débil que el viento puede volarlo,” hablo otra persona.
 
“¿Quién dice que mi hermano murió?” Jiang Xiaorou miró al hombre como un leopardo. Sus cuerpos eran tan desproporcionados en tamaño, como un gorrión contra un buitre. Aun así, Jiang Xiaorou apretó los dientes y se mantuvo firme. Había un aire de intención asesina en sus ojos, uno que se podía ver en una bestia.
 
Era difícil creer que una chica débil y joven como ella pudiera exhibir una mirada tan intensa. Jiang Xiaorou agarró firmemente un objeto largo y delgado como una vara que había escondido detrás de ella. ¡Había guardado en secreto una de las flechas para propósitos defensivos!
 
Frente a la mirada de Jiang Xiaorou, el hombre frunció el ceño porque lo enfureció. Como diácono de la tribu y miembro del campamento de preparación de guerreros, su posición en la tribu era muy alta. Esta situación era como un tigre que fue atrapado por un gatito.
 
“Muchacha estúpida, ¿¡qué estás mirando!? ¡Voy a sacarte los ojos si sigues mirando!” El hombre dijo con enojo, pero Jiang Xiaorou continuó mientras apretaba los dientes, sin dejarse intimidar, ya que no sobrevivirían si no recibían ninguna ración adicional. Apretó más fuerte la flecha en su mano, ¡casi hasta el punto de sacarla!
 
“¡Esta chica es interesante!” En una casa alta y limpia, un muchacho sonriente de armadura plateada había estado observando el conflicto entre Jiang Xiaorou y aquel hombre a través de la ventana.
 
Este chico con armadura plateada tenía una presencia abrumadora. Su brillante armadura sólo servía para mejorar la diferencia entre él y los sufrientes plebeyos.
 
“Ella todavía esconde una flecha. Todas las flechas han sido contabilizadas, incluso una flecha defectuosa debe ser recogida. No sé cómo esta muchacha logró esconder la flecha, pero por su aspecto, podría tener el valor de usar la flecha para defenderse.”
 
“Si ella fuera a la ofensiva, definitivamente terminaría en un estado lamentable,” dijo cortésmente un anciano de pie al lado del chico de armadura plateada.
 
“Está bien. Sin embargo, si no va a la ofensiva, probablemente moriría de hambre,” dijo indiferentemente el chico con armadura plateada. “Dime más sobre esta chica.”
 
El anciano se inclinó respondiendo, “Respondiendo al Joven Maestro, su nombre es Jiang Xiaorou, una chica de las castas inferiores de nuestro Clan Tribal Lian. Ella y su hermano originalmente no eran del Clan Tribal Lian. Ella era una refugiada que logró encontrar un punto de apoyo en el Clan Tribal Lian. Hace unos años, la madre de su hermano Yi Yun, falleció. Los hermanos quedaron huérfanos. Se esperaba que los dos niños, sin su madre, sin duda morirían, pero esta Jiang Xiaorou, aunque es joven, sorprendentemente se las arregló para cuidar de sí misma y de su hermano y han logrado mantenerse en estos pocos años.”
 
El anciano era extremadamente educado. El Clan Tribal Lian era de un millar, y él sabía todo sobre cada uno.
 
Una tribu típicamente grande no tomaba generalmente refugiados, solamente las tribus más pequeñas lo hacían. De hecho, esta era una de las maneras en que una tribu pequeña sostenía su población, sin embargo, los refugiados siempre tenían un estado mucho más bajo que los nativos.
 
“Realmente es una chica de otro lugar.” Murmuró el chico mientras sonreía lentamente.
 
De la situación anterior, se dio cuenta de que Jiang Xiaorou tenía un aire diferente el que no podía describir, pues no era algo que un niño de una familia pobre tendría. Además, Jiang Xiaorou tenía un aspecto elegante y refinado. En una pequeña tribu que soportaba el sufrimiento, una muchacha tan hermosa era una rareza. Una chica tan hermosa y encantadora con una actitud desafiante, con un pasado desconocido, encendió el interés en Lian Chengyu.
 
“Joven Maestro, ¿te ha llamado la atención?” El anciano no pudo resistirse a preguntar. ¡El Joven Maestro Lian Chengyu tenía un prestigio extremadamente alto en la tribu!
 
El Clan Tribal Lian tenía algunos guerreros, pero recontando los expertos, sólo había tres. Uno era el Patriarca, que era el anciano con túnica amarilla, el otro era el entrenador del campamento de preparación de guerreros, Yao Yuan, y por último era Lian Chengyu. Era el sobrino-nieto del anciano de túnica amarilla. El Patriarca ya tenía sesenta años, pero Lian Chengyu sólo tenía diecisiete años, así que tenía un brillante camino por delante. Lian Chengyu se convertiría sin duda en el próximo Patriarca. Él también era la persona con las posibilidades más altas de convertirse en un “Guerrero de Sangre Púrpura.”
 
Con el estado de Lian Chengyu, no podía casarse con una mujer del exterior debido a su bajo estatus.
 
“¿Y qué si estoy interesado? Pronto esta pequeña tribu Lian no será capaz de contenerme. ¡Voy a salir y tener una gran aventura en el vasto desierto! ¿Estás intentando usar las reglas del Clan Tribal Lian para reprimirme?”
 
A pesar de que Lian Chengyu lo había dicho con calma, las frías palabras hicieron que el anciano se estremeciera haciendo que diga apresuradamente, “Estaba bromeando, Joven Maestro. Este viejo solo preguntaba. Este viejo habla demasiado, ¡por favor, no lo tomes en serio!”
 
El anciano estaba a punto de darse una bofetada al decir eso, porque aunque el Clan Tribal Lian era pequeño, las reglas del clan eran muy estrictas.
 
En el desierto, donde los fuertes dominaban a los débiles, muchos países impusieron el derecho militar. En las tribus, sin embargo, los guerreros tenían el poder, así que independientemente de las leyes, ¡las reglas de los clanes Tribales eran muy estrictas!
 
Los fuertes tenían la vida de las personas débiles en sus manos. Lian Chengyu, que era una potencia en su tribu, tenía autoridad absoluta para decidir sobre el destino de una persona.
 
Además, Lian Chengyu no mostraba misericordia. Desde que era joven, había pasado por numerosas tribulaciones y había experimentado crueles combates, incluso en la tribu.
 
Al ver que el anciano estaba a punto de darse una bofetada, Lian Chengyu dijo fríamente, “Está bien. Deja de actuar delante de mí. Esta chica todavía es joven. Sólo la quiero como una criada o concubina, así que no tienes que preocuparte. Esto no debería violar las reglas de la tribu.”
 
“Sí… gracias por tu perdón, Joven Maestro,” el anciano asintió apresuradamente.
 
“Bueno… Déjame preguntarte. Esta Jiang Xiaorou, ¿por qué tiene un apellido diferente que su hermano?” Lian Chengyu entrecerró los ojos mientras miraba lo que estaba sucediendo en el campo. Se dio cuenta de que Jiang Xiaorou era extremadamente protectora hacia su hermano, mientras que su hermano era un debilucho debido a las enfermedades, Jiang Xiaorou aun así parecía orgullosa de él.
 
“Esto… He oído que cuando Jiang Xiaorou estaba en dificultades, fue adoptada por la madre de Yi Yun. Probablemente sea esta la razón, Jiang Xiaorou está muy agradecida hacia la madre de Yi Yun, por lo que trata muy bien a Yi Yun.”
 
“Ah, con es así…” Lian Chengyu frunció el ceño mientras se levantaba.
 
“¡Ahora, piérdete!” Viendo las piernas de Jiang Xiaorou enraizadas en el suelo, el hombre estaba enojado. ¡Se puso delante de Jiang Xiaorou y estaba a punto de darle una bofetada!
 
Una chica débil como Jiang Xiaorou no podía compararse con el cuerpo grande de este hombre. ¡Si la golpeaba, lanzaría a Jiang Xiaorou por los aires!
 
Jiang Xiaorou estaba a punto de sacar la flecha cuando sintió el apretón de una mano. Yi Yun rápidamente susurró en su oído diciendo, “¡No seas impulsiva!”
 
Diciendo esto, con un movimiento fluido, Yi Yun estaba de pie delante de Jiang Xiaorou.
 
“¡Espera!” Dijo Yi Yun con las manos levantadas.
 
“¿Qué crees que estás haciendo?” El hombre estaba enojado; en realidad era el mono débil y flaco. ¡Él también lo enviaría a volar!
 
Yi Yun estaba ansioso por patear al hombre en su entrepierna, pero sabía que un hombre sabio no pelea cuando las probabilidades están en su contra. Habiendo vivido dos vidas, él estaba más tranquilo, y sabía que ser temerario en esta situación sería desastroso.
 
“Un hombre de verdad no pelea con las mujeres. Además, ¿no eres del campamento de preparación de guerreros? Debes ser muy fuerte, así que ¿cómo puedes poner el dedo sobre una señorita? ¿No serías una burla para los demás?” Desconfiado de las acciones violentas del hombre, Yi Yun hablo rápido pero muy claro. Todos los presentes lo escucharon.
 
El hombre vaciló mientras miraba extrañamente al muchacho frente a él.
 
¿Acaso un niño de doce años lo está criticando severamente? ¿O sería tan estúpido de tomar la bofetada en lugar de su hermana y ser mandador a valor?
 
Pero, saltando y diciendo esas palabras, era una simple burla que fue extremadamente eficaz. El hombre fuerte dejó su mano colgada en el aire mientras dudaba en bajar su mano.
 
Este hombre se sentía como si estuviera perforando el aire. De hecho, como un miembro del campo de preparación de guerreros, ya los ojos de muchos, golpear a dos niños no sería algo para estar orgulloso. Además, había un conflicto de intereses entre el campo de preparación de guerreros y los ciudadanos comunes, por lo que era fácil para él ser derribado con palabras.
 
El hombre puede ser impetuoso, pero no quería que hablaran a sus espaldas.
 
“¡Bueno, al menos ya conoces tu lugar!” Dijo el hombre mientras bajaba la mano y miraba a los dos hermanos. “Hoy estoy de muy buen humor, así que no me molestaré en discutir contigo. ¡Ahora, piérdanse!”
 
“¡Yun’er!” Dijo Jiang Xiaorou mientras tiraba la mano de Yi Yun. Se sentía desvalida porque sabía que no tenía nada que ganar al entrar en un conflicto con este hombre. Pero marcharse significaría su hambruna.
 
“Hermana Xiaorou… no te preocupes,” Yi Yun se aferró a la mano de Jiang Xiaorou, haciendo un gesto para que se tranquilizara. “Entonces, me iré ahora, pero antes de eso, este pequeño tiene algo que consultar…”