<- Actualmente solo registrados A- A A+

RMJI – Capítulo 315

Capítulo 315. Preparativos para lo Inesperado y la Sospecha

 

En plena noche, Han Li salió silenciosamente de su habitación sin que nadie se diera cuenta y luego voló solo en dirección a la Ciudad Imperial con su herramienta mágica voladora.

 

Mientras estaba en el Bote de Viento Divino, Han Li miró desde arriba a un colosal objeto negro, la enorme entrada a la Ciudad Imperial. Sonrió levemente y voló sobre ella.

 

A los ojos de Han Li, el mandato de las Siete Sectas que prohibía a cualquier discípulo entrar ilegalmente en la Ciudad Imperial simplemente no le importaba. Sólo cumpliría con las reglas que encontraba beneficiosas para sí mismo; de lo contrario, estaría obedeciendo absurdamente las reglas vacías que sólo servían para sofocar sus acciones.

 

Nunca había sido alguien que obedeciera estrictamente las reglas.

 

Mientras Han Li sonreía fríamente, ya había volado más de trescientos metros por encima del Palacio Imperial y estaba violando claramente la prohibición.

 

Aprovechando la noche negra, Han Li observó en silencio sus alrededores; su mirada se extendió por las zonas más desoladas y poco conocidas.

 

Sus ojos se iluminaron repentinamente, y voló hacia un jardín imperial lleno de bambúes azules.

 

Llegando por encima del bosque de bambú, Han Li barrió cautelosamente su mirada en todas direcciones. Luego ocultó el Qi Espiritual de su cuerpo y lentamente descendió.

 

Han Li comprendió claramente que aunque la Escuela del Mal Negro controlaba el Palacio Imperial, no podían vigilar todos los lugares. Además, aunque tenían muchos centinelas, con su canto de desvanecimiento de Qi sin nombre, no temía que ningún miembro de la Escuela del Mal Negro lo descubriera.

 

Además, por lo que aprendió del joven príncipe, estaba muy familiarizado con los arreglos habituales de los centinelas de la Escuela del Mal Negro. Incluso si revisaban las posiciones de centinela, mientras no se apresurase a entrar en un área fuertemente vigilada, Han Li estaba completamente despreocupado.

 

Este lugar era claramente un rincón olvidado del Palacio Imperial. El Bosque de Bambú no sólo estaba lleno de ramas secas y hojas podridas, sino que también liberaba levemente el olor a putrefacción; las ramas y las hojas se dejaban sin cortar, lo que hacía que el bosque pareciera exuberante y próspero.

 

Al ver este bosque de bambú de cinco hectáreas, Han Li reveló una expresión de satisfacción.

 

Hizo gestos de encantamiento y liberó una barrera de insonorización, cubriendo todo el bosque de bambú. Luego, con una expresión solemne, sacó un conjunto de placas de formación y banderas. Esta fue la mejorada ‘Formación de Reversión de los Cinco Elementos’ que Qi Yunxiao le había dado.

 

“¡Incluso si el Maestro de la Escuela del Mal Negro es difícil de tratar, con esta Gran Formación de Reversión de los Cinco Elementos, podemos tomar una posición invencible!” Han Li miró el conjunto de herramientas mágicas que tenía en la mano y se murmuró esto.

 

Luego se adentró en el bosque negro con un espíritu decidido.

 

Cuatro horas más tarde, Han Li salió lentamente con una apariencia exhausta. Debido a que el tiempo era corto, sólo pudo establecer una pequeña parte de la formación, pero aún así debería ser suficiente. Han Li miró en todas direcciones, y al ver que no había nadie allí, soltó la barrera de insonorización y luego voló en su Bote de Viento Divino.

 

Han Li había estado callado y no había alarmado a nadie de la Escuela del Mal Negro durante el tiempo en que se infiltró en el Palacio Imperial e instaló la gran formación.

 

Aunque los cuatro grandes Servidores de Sangre estaban excepcionalmente vigilantes debido a las instrucciones del Maestro de la Escuela del Mal Negro, la situación era como Han Li había predicho. Solo habían colocado densos centinelas fuera del frío palacio, pero los otros lugares estaban ahora aún más descuidados que antes. Esta fue una de las razones por las que Han Li pudo salir y entrar tan fácilmente.

 

Cuando regresó a la Residencia Qin, el cielo aún estaba oscuro. Han Li eligió pasar el tiempo restante antes del amanecer para mediar.

 

Cuando llegó la mañana, salió de la habitación y se reunió con los demás en la gran sala como si nada hubiera pasado. Charlaba y bromeaba con los demás como de costumbre. Al hablar de la gran batalla que se avecinaba, no mencionó en lo más mínimo la ‘Formación de Reversión de los Cinco Elementos’.

 

En la mente de Han Li, cuanto menos sepan de esta medida de preservación de la vida preparada, mejor.

 

Si no tuviera que utilizar esta formación para conseguir una victoria decisiva, estaría aún más contento. Esta ‘Gran Formación de Reversión de Cinco Elementos’ permanecería como su propia carta de triunfo.

 

Liu Ming y sus compañeros de la secta del Valle del Arce Amarillo naturalmente no sabían lo que Han Li estaba pensando. Pero cuando se mencionó el tema de la gran batalla que se avecinaba esta noche, todo el mundo se mostró entusiasmado y emocionado.

 

Aparte de Liu Jing y otros dos o tres, el resto de ellos no tenían experiencia en la lucha contra otros cultivadores del Establecimiento de la Fundación. Esta fue la razón principal por la que Han Li no se sintió muy confiado con esta operación.

 

Han Li había creído continuamente que los cultivadores que no habían experimentado su bautismo de sangre tenían un final desastroso, incluso cuando se enfrentaban a oponentes experimentados con menor cultivo. Cometer un error y perder la vida no era algo raro. Así, cuando veía a estas personas charlar y reírse alegremente, sus ojos revelaban ocasionalmente una extraña expresión.

 

Después de todo, los cultivadores que pudieron llegar al Establecimiento de la Fundación seguramente se enfrentaron a algunas dificultades para llegar a donde estaban hoy. Sin embargo, después de la batalla de esta noche, era probable que estas personas fueran enterradas allí, lo que era una idea extremadamente lamentable.

 

“Hermano Marcial Menor Han, ¿podrías acompañarme un momento?” Chen Qianqiao, que originalmente había estado bromeando con Zhong Weiniang, miró la cara de Han Li y de repente le pidió que la acompañara.

 

Han Li no sólo estaba asombrado por estas palabras, sino que incluso los compañeros aprendices de Chen Qiaoqian estaban silenciosamente sorprendidos.

 

Con una mirada de incredulidad, miraron a Han Li y a su joven Hermana Marcial Menor que siempre había sido fría con los cultivadores masculinos.

 

Viendo la apariencia en blanco y tonta de Han Li, Zhong Weiniang puso los ojos en blanco; no se sabía lo que estaba pensando antes de que de repente fuera a susurrar unas pocas palabras al oído de Chen Qiaoqian.

 

De repente, esta ‘Hermana Chen’ se ruborizó, y después de darle a Zhong Weiniang una mirada feroz, salió de la gran sala de una manera relajada. Parecía estar esperando en silencio a que Han Li la siguiera.

 

“Joven Hermano Marcial Menor, ¿para qué te estás demorando? Una mujer tan hermosa como la Hermana Chen te está esperando afuera; ¿por qué estás dudando?” Liu Jing sonrió mientras caminaba y le dio una palmadita en el hombro a Han Li, diciendo esto en broma.

 

Han Li se frotó la nariz con todas sus fuerzas y quiso reír amargamente, pero por alguna razón desconocida, ni siquiera pudo sonreír. Después de reírse secamente unas cuantas veces, Han Li salió bajo las miradas envidiosas de los cultivadores masculinos.

 

Si dudara más, ¿no parecería como si realmente le faltara confianza? Sentía como si no tuviera nada que temer.

 

Después de salir de la sala, Chen Qiaoqian seguía perdida en sus pensamientos mientras miraba hacia el jardín con un atractivo que movía el corazón. Al escuchar los pasos de Han Li, sin girar la cabeza, dijo fríamente: “Acompáñame al jardín. Deseo consultar con el Hermano Marcial Menor sobre algunos asuntos.”

 

Dicho esto, Chen Qiaoqian no esperó la respuesta de Han Li. Caminó como si estuviera segura de que Han Li estaría de acuerdo.

 

Mirando su atractiva apariencia desde atrás, Han Li inconscientemente arrugó su frente. Después de pensarlo un poco, sonrió en silencio y caminó tras ella.

 

Pasear con una belleza tan delicada era un asunto realmente encantador.

 

Han Li estaba caminando varios pasos detrás de Chen Qiaoqian, admirando su elegante y amplio cuerpo. Ya sentía que esta caminata valía la pena. Además, cuando pensó en su encuentro con esta gran belleza durante ese año, sintió algo inexplicable desde su corazón.

 

“Cuando yo y el Hermano Mayor te vimos ese año, realmente creímos que el éxito de su estimada persona durante la Prueba de Sangre y Fuego se debía únicamente a la suerte. ¡Realmente no pensé que durante ese año, el Hermano Marcial Menor Han era en realidad un experto, disfrazado de cerdo para comerse a un tigre! No sólo nos engañaste a los dos hermanos, sino que también mantuviste a todos los demás expertos presentes en la ignorancia”. Mientras Han Li dejaba volar su imaginación, Chen Qiaoqian indiferentemente dijo esto con la espalda hacia él.

 

Han Li se había anticipado un poco a estas palabras antes y no expresó ninguna sorpresa. En vez de eso, se rascó la nuca y sonrió ligeramente, diciendo: “La Hermana Marcial Mayor Chen es muy divertida. ¿Disfrazado de cerdo para comerse a un tigre? En ese momento, este pequeño hermano era realmente afortunado y sólo lo había logrado con suerte”.

 

Cuando Han Li dijo esto, su cara no tenía el más mínimo indicio de extrañeza como si hubiera dicho la verdad.

 

“Hermano Marcial Menor Han, ¿aún quieres engañarme?” Las palabras de Han Li parecieron enfadar a Chen Qiaoqian. Después de que su voz se volvió fría, de repente se dio la vuelta y sus brillantes ojos se volvieron fríos como el hielo.

 

Viendo esto, Han Li reveló asombro como si no tuviera idea de por qué estaba enfadada.

 

Cuando la ‘Hermana Marcial Menor Chen’ vio a Han Li actuar de esta manera, se enfadó aún más.

 

“Bien. No te preguntaré más sobre los asuntos de la Prueba de Sangre y Fuego. ¡Pero hay un asunto que debes responder sinceramente!” Aunque su tono se volvió aún más frío, su cara tenía una expresión peculiar.

 

“¿Qué es? Hermana Marcial Mayor Chen, no dude en preguntarme. Ciertamente, daré una respuesta sincera”. Han Li se dio cuenta débilmente de que algo estaba haciendo que su corazón se pusiera inquieto. Sin embargo, en la superficie parecía extremadamente honesto.

 

“Hace siete u ocho años, ¿encontró algo en el lado este de la cordillera de Taiyue?” Cuando Chen Qiaoqian le preguntó esto, sus mejillas se pusieron un poco rojas, como si se volviera algo tímida mientras esperaba nerviosamente la respuesta de Han Li.

 

“Hace siete u ocho años…” Han Li bajó la cabeza ante la contemplación como si estuviese recordando algo.

 

En realidad, el corazón de Han Li latía con fuerza.

 

¿Cómo es que después de tantos años, esta persona todavía no ha renunciado a sus pensamientos de encontrarme? Además, su expresión es tímida. ¿Será que se ha enamorado de su salvador? pensó Han Li, sintiéndose muy confundido.

 

Esto no se debió a que Han Li no fuera romántico; más bien, se debió a que no tenía ninguna intención de tener un compañero de cultivo en pareja.

 

Aunque Han Li tenía un interés algo ordinario hacia Chen Qiaoqian, siempre que se planteaba la cuestión del afecto, Han Li eliminaba automáticamente esos pensamientos sin saber por qué. Tal vez esto se debió a la escena afectuosa de ese año entre ella y el ‘Hermano Marcial Mayor Lu’, que le hizo incapaz de aceptar a esta mujer hasta ahora.


Capítulo semanal

¿Quieres mostrar tu apoyo? Según la donación publicare capítulos extras; anunciando al patrocinador.

Patrocinio: 6$ x 3 capítulos Facebook
Descarga:

3 Comentarios Comentar

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.