<- Actualmente solo registrados A- A A+

AWE – Capítulo 1211

Capítulo 1211: ¡Asustarte Hasta que te Sometas!

Bai Xiaochun estaba a cierta distancia, y para llegar a su destino aún necesitaba por lo menos el tiempo que tarda en quemarse un palillo de incienso. Por cómo se veían las cosas, ¡no tenía suficiente tiempo para llegar al rescate de Gongsun Wan’er!

Sin embargo… en cuanto la mano del Emperador-Vil comenzó a descender, se escuchó un estallido que parecía capaz de desgarrar el cielo. Unas olas descomunales surgieron sobre la superficie del mar, ¡y entonces la hendidura en forma de mano que se había formado en el agua empezó a llenarse!

Sorprendentemente… ¡una gigantesca mano formada por agua estaba levantándose desde el mar!

¡Después de que esa hendidura con forma de mano se llenara de agua, empezó a elevarse para enfrentarse al ataque de la mano del Emperador-Vil!

¡BUUUUUUUUUUM!

Una explosión ensordecedora inundó el aire, y tanto el cielo como la tierra vibraron violentamente.

—¡¡Emperador-Santo!! —el Emperador-Vil se quedó mirando hacia el Mar Eterno, y una figura semitraslúcida estaba apareciendo, irradiaba un aura arcaica, ¡y era nada más y nada menos que el Emperador-Santo!

Sin embargo, no era su verdadero ser el que había venido, ¡sino una proyección clon!

—¿Por qué matando tan despiadadamente Emperador-Vil? —le preguntó con una pequeña sonrisa en sus labios—. Gongsun Wan’er es muy buena amiga de mi Segundo hermano. Así que deberías tomar sus emociones en cuenta antes de tratar de herirla. —El Emperador-Santo había venido debido al mensaje frenético de Bai Xiaochun. Eso le permitió darse cuenta al instante de que era una buena oportunidad para conseguirse un favor, así que envió una proyección clon suya para lidiar con la situación.

Por cómo se veían las cosas, solo tenía que conseguir el tiempo que tarda en quemarse un palillo de incienso. Una proyección clon obviamente no sería rival para el Emperador-Vil, pero si se trataba de ganar tiempo, probablemente sería suficiente.

Mientras tanto, Gongsun Wan’er yacía sentada dentro de la esfera de agua, tenía el rostro pálido, pero alegre de seguir con vida. Había pasado mucho tiempo oculta en el Mar Eterno, y con su aura completamente oculta. Después de sentir que alguien había conseguido la Gran Espada del Norte, empezó a reunir información cautelosamente para saber que estaba ocurriendo en el mundo exterior. Cuando descubrió el regreso de Bai Xiaochun, se emocionó mucho, y estaba preparándose para ir a buscarlo, ¡cuando repentinamente apareció el Emperador-Vil!

Había estado frente a una muerte segura hacía unos momentos, solo para conseguir una nueva oportunidad en su vida. Observó al Emperador-Santo y recordó los rumores que había escuchado que decían que se había convertido en hermano jurado de Bai Xiaochun.

En este momento, aún había grandes olas sobre el mar generadas por el intercambio entre el Emperador-Vil y el Emperador-Santo. Por su parte, la expresión del Emperador-Vil no podía ser peor. Había cometido dos grandes errores recientemente, el primero había sido su evaluación del nivel de poder de Bai Xiaochun, y el segundo había sido Gongsun Wan’er y sus preparativos. Si no hubiera tenido su formación de hechizos y esa esfera de agua, y si el Emperador-Santo no hubiera interferido, ya la hubiera tenido en sus manos.

Eso no solo le habría dado algo con lo que amenazar a Bai Xiaochun, también le habría ayudado con su actual falta de celestiales.

Pero ahora todo estaba saliendo mal, y solo le quedaban dos opciones. Podía irse… o podía enfrentarse de nuevo a Bai Xiaochun, quizás esta vez podría ver cuantas Luminiscencias Arcaicas poseía. Si ganaba esa batalla, entonces la situación podría cambiar de nuevo.

De hecho, estaba bastante seguro de que el Emperador-Santo no había enviado a su verdadero ser porque también quería probar a Bai Xiaochun un poco. ¡Quería ver cuantos disparos de Luminiscencia Arcaica poseía Bai Xiaochun!

¡Viejo zorro astuto! También está en guardia contra Bai Xiaochun, y me está usando para intentar ver los límites de Bai Xiaochun. Así tendrá una mejor idea de lo que ambos puedan hacer juntos.

Claro, si Bai Xiaochun demuestra ser demasiado débil, ¡su verdadero ser probablemente venga antes de que termine muerto! —Estrechó los ojos, observó al Emperador-Santo, y dejó salir un bufido fríamente.

¡Aun tengo una tercera opción! —pensó mientras flotaba en el aire, aún no tomaba ninguna acción. Al Emperador-Santo se le iluminaron los ojos al ver eso. Ya podía hacerse una idea de lo que el Emperador-Vil planeaba, así que empezó a maldecirlo por dentro.

Los dos arcaicos no tuvieron que esperar mucho. Después de poco, se escuchó un intenso sonido y un rayo de luz llegó disparado por el aire, toda el agua y el ambiente a su alrededor ondulaban y se distorsionaban.

—¿¡Aún tienes tus Luminiscencias Arcaicas Bai Xiaochun!? —dijo el Emperador-Vil mientras pasaba un destello por sus ojos. En cuanto Bai Xiaochun se acercó, realizó un gesto de conjuro y apuntó hacia él. Ese sol rojo suyo apareció nuevamente, y emanaba su deslumbrante luz y su aura arcaica. ¡También generó unas intensas olas de calor que asaltaban a Bai Xiaochun!

—¡Aún me queda un disparo! —le respondió Bai Xiaochun de un grito. Apuntó al cielo, y convocó el treceavo disparo de su Luminiscencia Arcaica, el cual avanzó de golpe y abrió un gran agujero en el sol rojo ardiente.

Bai Xiaochun salió disparado hacia el agujero y volvió a ondear su mano, con lo que convocó otro rayo de la Luminiscencia Arcaica, y volvió a golpear con fuerza el sol.

Los dos rayos de Luminiscencia Arcaica ya habían desestabilizado el aura del Emperador-Vil, y su sol rojo aún no se había recuperado de su batalla previa, ahora sus condiciones eran peores.

El efecto de los ataques golpeó al Emperador-Vil, un intenso dolor se apoderó de su pecho y hasta se tambaleó hacia atrás.

Fue entonces que Bai Xiaochun gritó, —¡Aún me queda un disparo!

Se escuchó un fuerte estruendo, y el verdadero disparo final de la Luminiscencia Arcaica de Bai Xiaochun se materializó, y salió disparado hacia el claramente asombrado Emperador-Vil. Este realizó un gesto de conjuro de dos manos rápidamente y luego colocó sus manos al frente para defenderse del disparo de la Luminiscencia Arcaica. Esa colisión hizo que terminara brotando más sangre de su boca y una vez más salió volando a través del campo de batalla.

La locura de Bai Xiaochun contenía cierto método. Había calculado cuidadosamente el terreno que podía cubrir con tres ataques consecutivos, y en este momento, alcanzó a Gongsun Wan’er.

Gongsun Wan’er dejó salir un suspiro de alivio, ya no estaba la desesperanza que había estado sintiendo. Pero había usado demasiada de su energía para mantener en pie la formación de hechizos, ahora una gran ola de agotamiento capaz de derrumbar montañas la asaltaba. Apenas logró forzar una sonrisa hacia Bai Xiaochun, luego tosió una bocanada de sangre y cayó inconsciente.

En cuanto la esfera de agua colapsó, Bai Xiaochun se extendió, se acercó y envolvió su brazo alrededor de su cintura. Luego levantó la mirada para ver al Emperador-Vil. Su expresión estaba llena de ira y sus ojos eran tan fríos como el hielo, —Hermano Mayor Emperador-Santo, por qué no envías aquí a tu verdadero ser, ¡así podremos acabar juntos con el Emperador-Vil de una vez por todas! Aún me quedan cien disparos de la Luminiscencia Arcaica. ¡Deberían ser más que suficientes para ganar la pelea!

Al escuchar las audaces palabras de Bai Xiaochun, el clon del Emperador-Santo se quedó mirando con unos ojos titilantes.

El corazón del Emperador-Vil estaba empezando a acelerarse. No creía que Bai Xiaochun pudiera tener cien disparos de Luminiscencia Arcaica. Pero recordaba que ya había usado más de una decena, y acababa de disparar casualmente tres veces, tan solo para salvar a una amiga… Ese era un acto bastante dominante que finalmente hizo que el Emperador-Vil empezara a cuestionar su juicio.

Al final solo suspiró por dentro. Sabía que ya había perdido la ventaja. Bai Xiaochun se había vuelto muy poderoso, y ahora estaba aliado con el Emperador-Santo. El Emperador-Vil finalmente quedaba sin más opción que mostrar temor, y no tenía ganas de volver a probar los límites de su poder.

Ya que no quería darle al Emperador-Santo la oportunidad de aceptar la propuesta de Bai Xiaochun, dijo primero sin vacilar, —Llévate a Gongsun Wan’er contigo Bai Xiaochun. Es más liberaré a todos los cultivadores del Reino Alcance Celestial que he encerrado en la Dinastía del Emperador-Vil. De hecho, incluso reconoceré la legitimidad del lugar que ocupa el Reino Alcance Celestial en las Tierras Eternas, ¡y permitiré que todos los cultivadores del Reino Alcance Celestial que se han asentado en mis tierras se vayan si así lo desean!

—Pero a cambio… ¡demandó que me regreses al Príncipe Ur-Demonio y al Reverendo Voraz!

Bai Xiaochun estaba empezando a ponerse nervioso. Por un lado, realmente no le quedaban más Luminiscencias Arcaicas, y dada la personalidad del Emperador-Vil, si terminaba aceptando demasiado rápido, seguro que empezaría a sospechar. Bai Xiaochun ya podía hacerse idea de lo que estaba haciendo el Emperador-Santo.

Pero no dejó que sus ideas se vieran en su rostro. Al escuchar el compromiso propuesto por el Emperador-Vil, simplemente dejó salir un frío bufido y movió su mano como si estuviera por desatar otro disparo de la Luminiscencia Arcaica.

—¿Y bien Hermano mayor? ¿Peleamos o no? ¡Tú decides!

Aunque sus venas de acero pulsaban, en realidad estaba más nervioso que nunca.

¡Tendrás que ser un idiota para aceptar la pelea Emperador-Santo! —pensó—. Si lo haces, ¡no podrás culparme por joderte las cosas!

 


Capítulo regular, Domingo 10-03-2019

Descarga:

11 Comentarios Comentar

  1. Silver

    Lector

    Nivel 1

    Silver - hace 2 semanas

    “¡Tendrás que ser un idiota para aceptar la pelea Emperador-Santo! —pensó—. Si lo haces, ¡no podrás culparme por joderte las cosas!”
    Por algo te amamos Xiaochun jajajajajaja

  2. Einherjer

    Lector

    Nivel 1

    Einherjer - hace 2 semanas

    Jajajaja el Tío Bai podría dejar en quiebra a toda Las Vegas con ese impactante blof jaja

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.