<- Actualmente solo registrados A- A A+

CoS – Capítulo 102

Capítulo 102. Semilla del Destino

Había dos maneras para que las familias de Fausto mejoraran su posición. La primera sería el conflicto directo, mientras que la otra fue lo que les estaba sucediendo actualmente a los Archerons – tener una suerte tan suprema como para recibir bendiciones de los dioses. La expansión de la isla aquí fue secundaria; lo más importante fue que demostró que la familia tenía la gracia del Dragón Eterno durante un tiempo, al menos durante el próximo año y como mucho durante los tres siguientes. Lanzar un ataque frontal contra una familia así en Fausto probablemente tendría consecuencias nefastas, como una caída en las bendiciones recibidas por la propia familia atacante.

Sin embargo, había muy pocas familias que realmente hayan logrado esto a lo largo de la historia de Fausto, siendo uno de los factores determinantes la aleatoriedad e imprevisibilidad de tal gracia de los dioses. Además, sin la fuerza necesaria para fundamentar tales clasificaciones, todo sería una falsa gloria. Apenas lograr tal clasificación no aseguraría que la familia pudiera mantenerla por mucho tiempo. A menos que la familia ya haya hecho suficientes preparativos para ascender en la jerarquía, sería inútil probar suerte. Por ejemplo, las islas en la séptima capa no tenían ninguna defensa mágica, mientras que había magia divina protegiendo las islas de la sexta.

Esta no fue la primera vez que Gaton ofrecía un sacrificio. Para que la isla cambiara de órbita se necesitaba suerte, sí, pero tenía que venir de las bendiciones del sacrificio. Desafortunadamente, parecía que Richard había dado la mitad de las bendiciones a los Archerons.

De repente, antes de que pudiera pronunciar una palabra, Gaton se puso pálido. La Suma Sacerdotisa Ferlyn también se mostró impactada en un costado, las manos agarradas a su cetro comenzaron a temblar incontrolablemente.

“Esto es…” Gaton estaba estupefacto. Inmediatamente miró hacia la Suma Sacerdotisa Ferlyn, esperando que ella tuviera su calma y elegancia habitual. Sin embargo, lo que recibió fue una mirada desenfrenada de asombro, éxtasis y reverencia burbujeante.

Mordred, aunque tardó un momento, tuvo el mismo cambio de expresión. Miró hacia el cielo sin fin sobre la iglesia, donde una conciencia indescriptiblemente enorme descendía lentamente.

Fuera de eso, todo era pacífico y sereno. Ya sea el resto de los caballeros de Gaton o los otros miembros del clero que estaban más lejos, ninguno de ellos estaba al tanto de los eventos. De lo único que se dieron cuenta fue del peculiar comportamiento de su amo, que se ganó varias miradas.

La Suma Sacerdotisa Ferlyn hizo todo lo posible por mantener una expresión tranquila, aunque su voz no dejaba de temblar. En un tono bajo, casi murmurando, dijo: “¡Esta es la conciencia principal del Dragón Eterno, un verdadero milagro! Esto es imposible, solo era el corazón de un señor demonio menor, ¿cómo pudo atraer el descenso de la conciencia del poderoso Dragón Eterno?”

De repente, se volvió para mirar fijamente a Gaton, con sus ojos brillando como estrellas. “¡Marqués! ¿Qué otras ofrendas preparaste?”

Aunque se sorprendió al enterarse de que se trataba de la conciencia principal del Dragón Eterno, Gaton pudo relajarse, aflojando sus tensos nervios. Sonriendo amargamente y encogiéndose de hombros, dijo: “Esos dos son todo lo que ofrecí”. Esta es la Iglesia del Dragón Eterno; ¿cómo puedo guardarte secretos?”

El deslumbrante brillo de los ojos de la suma sacerdotisa Ferlyn comenzó a atenuarse. Sin decir nada más, miró el pilar de la luz con increíble celo, convicción y sinceridad. Fue una pena que incluso ella no pudiese ver a través de la pantalla formada por la fuerza del Dragón Eterno. Ni siquiera su estatus superior le otorgaba el derecho de interrumpir una ceremonia que no le pertenecía.

De repente, la suma sacerdotisa Ferlyn inclinó su cabeza hacia Gaton. Con voz deliberadamente baja, susurró: “Señor Marqués, ¿recuerdo que usted me dijo que Richard irá muy pronto a una expedición a los numerosos planos?

“Así es, ya he preparado un plano secundario adecuado para él; ya he establecido un base allí”, respondió Gaton.

“Tengo una aprendiz, un clériga de nivel 8 llamada Flowsand. Espero que puedas darle un lugar en el equipo de Richard”.

Con una expresión severa, Gaton preguntó: “¿La misma que recibió el título de ‘Alba’?”

Ferlyn asintió: “Es ella”.

Los títulos no fueron conferidos por uno mismo en la Iglesia, sino que fueron otorgados por el Dragón Eterno después de que uno recibiera suficientes bendiciones. Sólo a dos oficiales de la Iglesia de Fausto se les había conferido tal título, Ferlyn La Primera Luz del Alba, y Flowsand Alba.

Murmurando para sí mismo, Gaton asintió repetidamente mientras indicaba que estaba de acuerdo. “¡Pues claro!”

La Suma Sacerdotisa Ferlyn se rió, la belleza divina inmediatamente iluminó todo ante los ojos de la multitud. Extendiendo su brazo, lo puso en el pecho de Gatón, prometiendo: “Marqués, si cumples esta promesa, tendrás el más alto nivel de amistad de mi parte durante diez años”.

Gaton sonrió a lo largo. Los efectos de la amistad de Ferlyn sobre los Archerons, aunque sólo fueran personales, constituían un activo valioso en Fausto que tendría efectos claros. El límite de tiempo era algo que cualquier sacerdote del Dragón Eterno impondría a cualquier cosa; era su forma de expresar su fe.

Ferlyn añadió: “Richard aún no ha elegido a sus seguidores, ¿o sí? ¿Qué hay de su guarda-almas? ¿Hay candidatos?”

“Hay algunos candidatos adecuados en nuestro campamento de la muerte. Él escogerá por sí mismo cuando llegue el momento. Pero es cierto, no hay suficientes seguidores en su equipo central”, explicó Gaton.

La Suma Sacerdotisa Ferlyn sonrió de manera significativa. “He escuchado que el lote que llegará al puerto de Mokoff la semana que viene es bastante bueno. Morfan, el capitán del puerto, todavía me debe algunos favores.”

“Entiendo”, respondió Gaton asintiendo…

En ese momento, Richard, que estaba dentro de la pantalla, quedó indescriptiblemente conmocionado, incapaz de recuperar la autonomía de su cuerpo. La voluntad y el alma que él había pensado que eran firmes se tambaleaban con las ondas del tiempo, amenazando con colapsar y disiparse en cualquier momento. Este no fue un ataque intencionado, solo un efecto posterior al descenso del Dragón Eterno. Sin embargo, la voluntad del dragón era demasiado poderosa. Incluso si había ralentizado su descenso, aún así provocó olas de tiempo similares a las del tsunami.

“Mortal…” La voz del Eterno Dragón volvió a sonar en el alma de Richard. Esta vez, la formidable existencia sólo permitió que una hebra de conciencia entrara en el alcance del altar, y la fuerza del eco del alma se redujo a la mitad. La primera vez que llamó, el alma de Richard casi fue destruida.

“¿Qué puedo hacer por ti, poderoso Dragón Eterno?” Richard respondió apretando los dientes, apenas aferrándose a su inestable conciencia.

“Mortal, veo ofrendas tuyas que me agradan. Ponlas en el altar, y tendrás un título y bendiciones.”

¿Ofrendas? Richard estaba perplejo de palabras: ya había dado todas las ofrendas… A no ser que – de repente tuvo una idea. Miró el marfil en su brazalete alrededor de su muñeca izquierda; que irradiaba una luz dorada pálida, el poder del tiempo. ¡Este regalo de Mountainsea era lo que había atraído la voluntad principal del Dragón Eterno!

Los pensamientos de Richard se dirigieron inmediatamente a la chica bárbara. Alguien con abrazos tan pesados como montañas, con los más grandes antecedentes y la riqueza más increíble, pero que nunca se lo había tomado todo en serio… Él no dudó por mucho tiempo.

“Todopoderoso Dragón Eterno, perdóname por mi insolencia. Este brazalete es un regalo de mi amiga; me temo que no puedo ofrecérselo”. Era difícil decirlo, pero Richard era firme.

“Mortal, todo lo que atesoras ahora eventualmente se convertirá en nada.”

“¡Pero es lo que atesoro ahora, tenerlo ahora es suficiente para mí!”

La conciencia del Dragón Eterno parecía haber sido sacudida, aunque después sonó de nuevo en la conciencia de Richard: “Mortal, si alguna vez llegas a cambiar de opinión después de hoy, puedes ofrecer el sacrificio en cualquiera de mis iglesias”.

Poco después, la indescriptible conciencia se desvaneció suavemente, dejando a Richard jadeando desesperadamente por aire. Estaba paralizado en el suelo, tan débil que apenas tenía fuerzas para mover un dedo. A medida que la gigantesca conciencia se elevaba lentamente, casi podía sentir que su alma salía y se alejaba de su cuerpo. Sin embargo, vio que al irse la conciencia principal del Dragón Eterno, parecía haber unos pocos puntos de luz cayendo desde arriba, mezclándose con la esfera del tiempo que aún flotaba en el cielo sobre el altar. De repente, una onda de fuerza vital violentamente fuerte estalló fuera de la esfera del tiempo

Después de recobrar el aliento, Richard se las arregló para levantarse y caminar hacia la esfera del tiempo, aunque con mucha dificultad. Este era el premio más grande, aunque no tenía ni idea de lo que había dentro. Sin embargo, sin importar lo que sostuviera, Richard no tenía ninguna expectativa después de rechazar la petición del Dragón Eterno. Extendió la mano para tocar la esfera del tiempo, causando un estallido de fuerte luz. Un huevo verde oscuro apareció en su palma al poco tiempo, irradiando una fuerte fuerza vital que se podía sentir incluso en el exterior.

Al recibir el extraño huevo, Richard sólo obtuvo un mensaje corto en su mente. De hecho, era tan corto que sólo tenía una palabra: “Semilla”.

¿Semilla? ¿Qué semilla?

Mientras Richard estaba confundido, el brillo del altar ya se había desvanecido. Una vez más se convirtió en una torre de piedra abandonada y corroída por la arena y los vientos. La pantalla del tiempo también se dispersó lentamente en la nada.

Mientras Richard estaba de pie aturdido frente al altar, llevando la semilla en sus manos, la suma sacerdotisa Ferlyn ya había gritado alarmada, “¡¿CÓMO ES UNA SEMILLA?¡”

“¿Semilla? ¿Qué es eso?” Un destello apareció en los ojos de Gaton; aunque no tenía idea de lo que era la semilla, podía darse cuenta por la terrible complexión de Ferlyn de que era definitivamente algo inusual.

Con una expresión complicada, la suma sacerdotisa Ferlyn comenzó a explicar lentamente: “Es formalmente llamada la semilla, pero en privado nos referimos a ella como la semilla del destino y la destrucción. Es una bendición difícil de describir; su propósito específico es una de las informaciones más secretas de la Iglesia, que nunca debe ser divulgada. Es una buena y una mala noticia que a Richard le fuera conferida la semilla. Por el lado bueno, será capaz de sorprender a sus enemigos en los innumerables planos. Sin embargo, su viaje debe ser adelantado. No podemos dejar que la semilla eche raíces en Norland, tiene que ingresar en otro plano dentro de un mes. Esta petición… Puedes tomarla como una orden divina del propio Dragón Eterno”.

Haciendo una mueca, Gaton agarró el hombro de Richard y lo jaló a su lado. Frunciendo el ceño, preguntó: “¿Sólo un mes?”

“Como mucho un mes. Cuanto antes se vaya, menos daño habrá a sus sagradas bendiciones”. Ferlyn se mostró firme en su decisión.

“¿Qué hay de Flowsand?” Gaton intentó sondear a Ferlyn desde otra dirección.

“Por supuesto que lo seguirá.”


Lista de Capítulos Donación: 2 Capítulos patrocinados x 5 $ Facebook
Descarga:

1 Comentario Comentar

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.