<- Actualmente solo registrados A- A A+

CoS – Capítulo 315

Libro 2 – Capítulo 198. Transacción

Richard recibió una bolsa de cuero que sus soldados encontraron en uno de los pistoleros, abriéndola y descubriendo que estaba llena de pólvora. Echó un poco en una botella y la colocó en una roca, moviéndose lejos antes de enviar una voluta de fuego hacia ella.

*¡BANG!* La explosión fue mucho más fuerte de lo que esperaba. La botella pequeña había destruido la roca debajo, afectando incluso al que estaba a una docena de metros de distancia. La metralla incluso cortó a algunos de los bárbaros que estaban demasiado cerca.

Esta explosión le dijo todo lo que necesitaba saber. Esta era obviamente una nueva fórmula de pólvora, varias veces más poderosa de la que usaban los enanos de Norland. Esta fue la razón por la cual esas armas eran tremendamente poderosas.

Llamó a Flowsand, pasando las armas y la pólvora para que le echara un vistazo mientras hablaba con asombro, “Nunca pensé que hubiera algo en Faelor que fuera más avanzado que en Norland.”

Flowsand sintió la vigilancia y la preocupación dentro de sus palabras. Estas armas podrían ser el comienzo; los enanos podrían tener todo tipo de marionetas o máquinas extrañas que trabajaran con esta pólvora como base.

Este era un sistema de poder no mucho más débil que el de Norland. Faelor ya tenía seres legendarios, y hasta ahora no parecía mucho más débil, aparte de la falta de runas y la ausencia del Dragón Eterno. La magia de Norland estaba mucho más desarrollada, sí, pero la lucha interminable con innumerables planos ya les había dicho que la magia no era el único sistema de poder de alto rango.

Flowsand observó detenidamente cada parte de las armas y luego la pólvora, hojeando el Libro del Tiempo por unos momentos antes de hablar, “De hecho, estas armas son mucho más poderosas que las de Norland. Sin embargo, probablemente no tenemos que preocuparnos demasiado. Piénsalo. Los enanos de Norland son una raza poderosa que ocupa una gran cantidad de tierra. También tienen varios grandes imperios. ¿No recuerdas por qué se conocen las tribus de los enanos?”

Siendo él mismo muy conocedor, Richard respondió de inmediato, “El fundamento del combate de los enanos está en sus guerreros, cruzados y clérigos.”

“Mm. Las armas no son su fuerte, por lo que no tienen necesidad de ellas.”

Esto lo dejó sumido en sus pensamientos, “¿Quiere decir que los avanzados sistemas de combate cuerpo a cuerpo y la magia de Norland frenaron el crecimiento de las armas?”

Flowsand levantó el arma en sus manos, “Estas armas son poderosas, sí, pero en Norland todavía se usarían de la misma manera. Su único uso sería lidiar con monstruos.

“Deberías saber que es fácil encontrar una docena de grandes magos en Norland. Frente a tal fuerza, cualquier número de enanos pistoleros es solo un montón de carne de cañón con palos metálicos.”

Después de un momento de reflexión, Richard negó con la cabeza, “Ese podría no ser el caso. Es posible que estas armas no afecten las batallas entre las potencias, pero ciertamente pueden cambiar la situación en el campo de batalla. Si hay suficientes se vuelven como mis lanzadores, obteniendo un poder impensable. También pueden traer pesadillas al enemigo en ciertas situaciones especiales, como la defensa de un fuerte.

“Además, no olvides que esto es Faelor. Nadie aquí puede sacar a una docena de grandes magos tan fácilmente.”

Dirigiéndose a los enanos, preguntó sobre la situación del Yunque de Rayo y descubrió que era una gran tribu con cientos de miles de habitantes. Tenían ‘incontables’ armas. Los enanos como raza eran bastante reacios a lidiar con los números, por lo que ninguno de estos tipos frente a él podía darle un rango preciso. Lo único que podía inferir era que tenían muchas de estas armas.

Al oír eso, dio instrucciones para que los enanos pistoleros fueran encarcelados. Se tomaría su tiempo para procesar todo esto antes de tomar una decisión.

Para cuando Richard terminó con el interrogatorio, el campo de batalla ya había sido limpiado. La caravana había estado transportando extraños minerales extraídos por el Yunque de Rayo, una docena completa de diferentes tipos, desde hierro refinado hasta mithril e incluso acero esferulita. Si estos minerales pudieran llevarse al Reino Sequoia, se venderían por más de 200.000 monedas de oro, ¡y el costo total de comprar estos minerales y transportarlos sería tan solo de 20.000!

Como era de esperar, ¡uno podía ganar diez veces más de lo que gastaba al viajar a través de las Tierras Ensangrentadas!

El camino de Richard hacia el Reino Sequoia estaba bloqueado por ahora; tendría que pasar por varias organizaciones en Agua Azul para vender estos bienes. El Imperio Triángulo de Hierro no estaba muy lejos, pero también era la base principal del Cosaco Rojo. No fue tan estúpido como para robar su caravana y deshacerse de los bienes robados en la fuente.

Esta batalla le había dado a Richard una nueva comprensión del valor de las Tierras Ensangrentadas, especialmente con su adyacencia a la Meseta Cenicienta y a las planicies ancestrales de los bárbaros. ¡Incluso encontró algunos grandes minerales de cristal mágico dentro de los carruajes! Si fueran cortados en un tamaño estándar, ¡habrían más de 70! Esto permitiría a la madre cría crear un nuevo tipo de tropa de grado 5 o desbloquear otra mejora de grado 5. ¡Fue suficiente para hacer una docena de runas elementales también!

Lo más importante fue la información de que había un depósito de cristales mágicos en las tierras del Yunque de Rayo. Esto hizo que Richard se interesara aún más en los enanos.

Hubo un centenar de sobrevivientes de la caravana. Richard ordenó que fueran liberados, permitiéndoles difundir la noticia de que había aparecido en las Tierras Ensangrentadas una vez más. Él no era específicamente misericordioso ni adicto a matar, y estaba empezando a encontrar una armonía entre los dos. Sin embargo, este acto específico no fue para aliviar las tensiones entre él y el Cosaco Rojo. Los recuerdos de ser perseguido alrededor de las Tierras Ensangrentadas seguían presentes, y estaba decidido a borrar al grupo del mapa de las Tierras Ensagrentadas.

Era imposible mantener el poder oculto si querían obtener ganancias en las Tierras Ensangrentadas. Desarticular o eliminar una organización poderosa era el mejor método para demostrar su fuerza.

Habiendo lidiado con todo, Richard envió a uno de sus guardias corriendo directamente hacia Agua Azul para que se pusiera en contacto con algunas personas importantes. Necesitaba ser flexible para tratar con un grupo tan grande, y eso no era posible con docenas de carruajes de mercancías.

Los siguientes cinco días pasaron tranquilamente mientras Richard viajaba al Oasis Agua Azul una vez más. Vio a algunos viejos amigos en el mismo hotel en el que había subastado sus runas. Aunque Agua Azul había sufrido un bautismo de sangre por parte de Sinclair, estos viejos eran personas conocedoras. Todos ellos estaban completamente bien.

Devon evidentemente estaba mucho más gordo que antes. Dijo que era porque nada bueno había sucedido últimamente, que solo podía comer buena comida para el placer físico para llenar el vacío en su alma. Cuanto más deprimido se volvía, más gordo se ponía.

El temperamento de Amon se había agudizado, mientras que Bivier parecía preocupado por algo. Kellac parecía estar aún más interesado en el propio Richard, sin siquiera molestarse en ocultar su curiosidad mientras lo observaba constantemente. Afortunadamente el tipo tenía algo de autocontrol, sin hacer algo como lanzar un hechizo de detección.

La comida no tomó mucho tiempo; el evento principal solo vendría después. Una vez que la mesa fue limpiada. Richard sacó una caja y la puso sobre la mesa, “Esta es una muestra de mi cosecha más reciente, miren si alguno de ustedes la necesita.”

Descarga:

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.