<- Actualmente solo registrados A- A A+

CoS – Capítulo 37C

Capítulo 37C. Sangre y pureza

 

Richard notó muchas cosas en ese momento. Erin parecía que sólo quería saltar a sus brazos cuando salió corriendo hacia él, pero se contuvo y en su lugar metió a Richard en la habitación. Echó un vistazo hacía afuera, luego, cerró la puerta de golpe y le pasó llave. Su pecho latía con fuerza mientras le miraba fijamente de camino a la habitación. Un rubor se deslizó por su cuerpo, haciendo que sus emociones resultaran obvias.

Richard examinó la habitación. Era un lugar muy pequeño, utilitario, formado por dos habitaciones y un pequeño baño. Su tamaño resultaba lamentable, ya que sólo el dormitorio tenía una ventana hacia el patio, mientras que todas las demás habitaciones sólo tenían cuatro paredes. La habitación también tenía una lámpara mágica, pero no estaba encendida. En su lugar había una vela.

La pequeña habitación con una cama individual y un armario, estaba llena del olor a humo que generan las velas y del propio olor de la chica. El baño era apenas lo suficientemente grande para que una persona se duchara, mientras que el pasillo no era mucho más grande que el dormitorio en sí. Había muchas cosas en el pasillo, pero estaban dispuestas de forma ordenada para hacer un buen uso del espacio, evitando que pareciese estrecho.

Mientras Richard miraba a su alrededor, Erin notó que su propia mano estaba un poco pegajosa. La levantó para mirarla con la luz de la vela, ¡Descubriendo que su palma estaba llena de sangre! De repente notó que la sangre fluía de entre los dedos de Richard.

Recordó que había tirado de las manos de Richard para hacerle entrar, y no pudo evitar exclamar: “¿Estás herido?”

Richard agitó la mano y respondió despreocupadamente: “Es sólo una pequeña herida, nada más”. Así fue realmente como se sintió, especialmente después de haber visto todo el proceso de Naya con Loro Sanguinario.

Sin embargo, Erin observaba claramente su palma. La piel había sido cortada por la superficie áspera de la barra de metal, y con Richard ejerciendo presión sobre la misma, la herida se veía aterradora. Parecía como si toda su mano se hubiera partida en dos. ¡Realmente su mano parecía haberse partido en dos!

No pudo evitar levantar la voz y gritar: “¿Cómo te lastimaste? Me dijeron que no te harían daño…”

Erin apretó su boca en el momento en que estas palabras se le escaparon, poniéndose pálida. Richard la miró sin el más mínimo asombro, su mirada penetrante pasó por su rostro registrando su reacción. La mirada de él se volvió pacífica y distante, su voz sonó calmada cuando decía: “Así que tú estás involucrada en lo sucedido. Dime, ¿quién fue?”

Cuanto más calmado estaba Richard, más frío sentía Erin. Subconscientemente se agarró del cuello y miró hacia abajo, hablando tan suavemente que era casi imperceptible, “Minnie. Ella me buscó y me dijo… me dijo que te trajera aquí, diciendo que tenía algo personal de lo que hablarte. Yo… no podía rechazarla, así que sólo pude aceptar.

¡Pero ella prometió que definitivamente no te haría daño! También argumento que eres el estudiante favorito de Su Excelencia, así que ¿cómo se atrevería a hacerle daño?”. La voz de Erin se hizo cada vez más fuerte, y más bien parecía buscar de convencerse a sí misma.

Por otro lado, Richard estaba tranquilo y le preguntó: “¿Minnie? ¿Cuánto te dio y por qué razón no pudiste rechazarla?”

Erin poco a poco se calmó y se rió irónicamente: “Un total de 500 monedas de oro, y también acordó no causar problemas a mi padre”.

“¿500 monedas de oro? Eso es lo poco que valgo. Sin embargo, con tu padre involucrado, supongo que es suficiente”. Richard sonrió burlonamente y miró a Erin. La sonrisa de su rostro fue desapareciendo poco a poco, y preguntó: “Tú también vendiste tu primera vez, ¿verdad? ¿Puedes decirme por cuánto lo hiciste?”

Erin palideció en ese instante, y bajó la cabeza. Le tomó un tiempo hablar, “2000 monedas de oro”.

“Cuatro pociones normales de maná”, Richard comparó brutalmente. Él continuó diciendo: “¿Quién era? ¿Por qué estabas dispuesta a ganar su dinero y no el mío?”

Esta fue una vieja pregunta que ya se había planteado antes. Esta vez, Erin no eligió evadirlo. Parecía no tener nada que perder, y respondió rápidamente: “Steven, es otro de los aprendices de Su Excelencia. Necesitaba dinero urgentemente y él hizo la petición en ese momento. Yo… sólo soy una persona normal que vive en las fronteras y de alguna manera me las arreglé para hacer contacto con la nobleza. Con su poder y estatus, no podía rechazarlo”.

“Steven…” Richard reflexionó sobre el nombre. Era como si la pieza más importante de un rompecabezas estuviera siendo colocada en su lugar, revelando lentamente el contorno de un esquema. Sin embargo, incluso si podía entenderlo, esa sangre violenta dentro de él estaba empezando a sacudirse.

“¿Cuánto dinero tienes ahora?” Las palabras de Richard hicieron temblar a Erin involuntariamente, y como si fuera incapaz de soportar el frío, ella respondió en un susurro; “Además de Steven, no ha habido nadie más. A veces me busca y me da 200 ó 300 monedas de oro cada vez. A veces, cuando yo… estoy en extrema necesidad, yo también lo buscó…”

“¿Cuánto dinero tienes ahora?” preguntó Richard una vez más.

Erin finalmente se animó a decir, “Te debo 1600 monedas de oro. Como eres tú, 100 cada vez.”

Richard lentamente se acercó y sujetó las solapas delanteras de su ropa, las tendencias violentas que suprimían su pecho se volvieron peligrosas y más difíciles de contener. Repentinamente quiso ver sangre, y el asunto de que Erin hacía todo lo que podía para evitarlo seguía repitiéndose en su mente.

“¡¿Me traicionaste sólo por 500 monedas de oro y casi me quitas la vida?! Richard enardeció, con  sus ojos enrojecidos. Abruptamente separó sus manos, desgarrando en dos el atuendo de dormir de Erin. ¡Agarró a la chica y se dirigió al dormitorio, arrojándola sobre la cama y presionándola para acostarla!

Gruesos jadeos de las profundidades de la garganta de la chica se mezclaron con gemidos brutales, llenando así cada rincón de la habitación. Erin era como un pequeño bote  siendo azotado por una tormenta, su cuerpo se arqueaba y caía repetidamente. Sus manos se aferraron fuertemente a la espalda de Richard, y cuando ya no podía soportarlo, dejó allí diez profundas marcas de sangre. El gran dolor hizo que Richard gritara, pero parecía sólo avivar su fuego. Los gritos de Erin también subieron de tono.

La tormenta continuó durante un tiempo, dejando a los dos sin energía cuando finalmente se separaron. Con lo pequeña que era la cama, estaban acurrucados el uno con el otro, mirando juntos el techo gris. Nadie sabía quién había iniciado, pero la chica hablaba de sí misma mientras Richard escuchaba en silencio.

Como la protagonista de muchas historias, Erin provenía de una pequeña familia noble. Su padre era un caballero de su familia, con un pequeño pedazo de tierra que ascendía a dos aldeas. Estaba situado en las fronteras del Imperio Arbol Sagrado, adyacente a las tierras del Marqués Niall y no muy lejos del feudo del Duque Solam. Como el padre de Erin era vasallo del Marqués Niall, no podía negarse ni a Minnie ni a Steven.

El padre de Erin estaba muy entusiasmado con las artes, comprometido a socializar con la clase alta. Lo único en lo que no era competente era en administrar su propia tierra, y con el tiempo las deudas en las que había caído alcanzaron un número asombroso que no podía ser devuelto. Erin había sido enviada al Deepblue para estudiar magia a la edad de diez años, y tenía buenas aptitudes en el campo. Sin embargo, eso era según los estándares de las tierras de su padre. Ella no era nada en el Deepblue, y muy pronto había gastado todos sus ahorros y el apoyo financiero de su familia se hacía cada vez más pequeño. Sólo podía confiar en ella misma para continuar su educación y lograr  simplemente sobrevivir en el Deepblue, por ende, al no tener dinero su progreso se había ralentizado.

El viejo caballero no tenía dinero para mantener a un mago en crecimiento dentro del Deepblue, y tampoco quería nutrir a un gran mago. Lo que el caballero realmente quería era el nombre de Deepblue, para que Erin pudiera ser vendida por un buen precio. En términos aristocráticos, esto significaba que Erin podía casarse con un vizconde, o ser la amante de algún conde o marqués de cierto poder. Sin haber estado en el Deepblue, Erin sólo podía ser la esposa de un barón, y dependiendo de las circunstancias incluso los barones podían pedir tener algún dote.

Por lo tanto, Erin utilizó todas sus fuerzas para ganar dinero, con la intención de poder seguir viviendo en Deepblue. En el momento en que regresara con su familia, sería utilizada como moneda de cambio en un matrimonio político. Por otro lado, había otra razón por la que el viejo caballero no la había obligado a volver a casa. Eso se debía a que sus deudas se habían convertido en una crisis para él, y su tierra podía ser tomada en cualquier momento. La razón por la que los deudores no habían forzado el asunto a los tribunales y lo habían declarado en quiebra, era por el futuro mago que estudiaba en el Deepblue. No querían ofender a un posible gran mago sólo para cobrar deudas, así que mientras ella se quedara en el Deepblue no irían demasiado lejos. Por supuesto, si ella estaba dispuesta a regresar, el problema con las deudas también se resolvería fácilmente. Ya había un viejo vizconde viudo con amplios bienes dispuesto a asumir las deudas del caballero, pero sólo si Erin accedía a casarse con él.

Minnie obviamente había investigado los antecedentes de Erin y conocía las circunstancias de su padre. Si Erin no estaba dispuesta a cooperar, entonces usaría el poder de su propia familia y la llevaría a la tierra del caballero. El caballero había perdido hace mucho tiempo los medios para pagar sus deudas, y con todos sus ingresos destinados a los intereses, ni siquiera podía seguir manteniendo su honorable estilo de vida. La pérdida de su tierra sería la pérdida de su noble reputación, y ya sea el caballero o la propia Erin esto llevaría a una caída en su estatus.

Minnie incluso había insinuado a Erin que quería ponerse en contacto con Richard. Haciendo parecer que esto era un problema entre un chico y una chica, ella también había prometido nunca lastimar a Richard. Además de eso, ¿no podría Su Excelencia detenerla?

“Es por eso que no tenía forma de rechazarla”. Dicho esto, la joven se acercó para agarrar la mano de Richard, acariciándole las nuevas heridas en las manos y preguntándole: “No te hicieron nada demasiado grave, ¿verdad? ¿Estás herido de gravedad?”

“No es nada. Todo está resuelto”. Richard dijo casualmente.

No dijo cómo se habían resuelto las cosas, ni tampoco quiso explicar el proceso. Para Erin, Niall y Solam eran dos grandes montañas que bloqueaban básicamente todo a su paso. Los fracasos en batalla del marqués Niall eran sólo una noticia conocida por la aristocracia, y había un largo camino por recorrer antes de que llegara a sus oídos.

Sin embargo, a pesar de sus razones, Erin lo había traicionado por sólo 500 monedas de oro. En retrospectiva, su decisión le pareció bastante absurda, porque no tenía ni idea de los antecedentes de Richard ni de la relación de Sharon con él. Sin embargo, la mayoría de la gente normal no tenía tanta información a la hora de tomar sus decisiones, así que la tontería o inteligencia en esas elecciones se reducía principalmente a la suerte.

Para que Erin renunciara a su ligera pureza y tenacidad con Steven, la razón superficial era que tenía deudas que no podía pagar. Sin embargo, la verdadera razón de esta deuda, en primer lugar fue que ella y su familia no tenían la capacidad de soportar la carga de vivir en el Deepblue.

“Entonces, ¿por qué no regresas? Puedes recuperar tu vida como un verdadero noble y no tendrás que sufrir tanto”, preguntó Richard.

“¡No! ¡No voy a volver! Es sólo un pequeño lugar a las afueras, y no te puedes imaginar lo apagado y aburrido que es allí. Aunque me casara con un vizconde, ¡eso sólo es caminar de una pequeña aldea a otra un poco más grande! Todos los días, viviré en un castillo oscuro o en una villa de un pueblo, tratando con granjeros, esclavos y sirvientes. Cada dos años, tendré un hijo y encontraré algunos nobles en territorios cercanos para ser mi amante. ¡Eso es toda mi vida! En mi vida, probablemente pueda ver a un conde unas cuantas veces. Las cosas son diferentes en el Deepblue. Cada centímetro de este lugar está lleno de sueños, y puedo ver gente con un gran estatus en el continente aquí en cualquier momento. ¡Este es un lugar que puede cambiar mi destino!”

La voz de la chica estaba llena de emoción y seriedad, pero eso sólo hizo que Richard permaneciera en silencio durante mucho tiempo.

“¿Es tan importante quedarse en el Deepblue?”

“¡Mucho!”

Después de haber estado en el Deepblue durante casi tres años, Richard había visto a demasiada gente luchando todos los días, sólo para poder seguir viviendo aquí. Mientras pudieran quedarse, estaban dispuestos a renunciar a todo. Antes de este día, Richard no había sido perturbado por todo esto y no tenía prejuicios ni simpatía por estas personas. Ahora, sin embargo, como le estaba pasando lo mismo a Erin, sintió una sensación de dolor en su corazón.

Un tiempo después, dijo Richard con un tono apagado: “Está bien, lo entiendo”.


Donación: 2 Capítulos patrocinados x 5 $ Facebook

Importante: Ya se pueden patrocinar capítulos, serán publicados en un tiempo no mayor a 24 horas y estos son aparte de los 7 capítulos semanales.

 

Descarga:

1 Comentario Comentar

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.