<- Actualmente solo registrados A- A A+

CoS – Capítulo 737

Libro 5 – Capítulo 73. Un Amor Inexpresable

 

Había muchas heridas abiertas en el cuerpo de Richard, pero todos los presentes estaban más preocupados por la condición de su corazón. Las lesiones corporales pueden ser sanadas por cualquier buen sacerdote, el único problema era el tiempo, pero el corazón era el núcleo de la línea de sangre y la fuerza de un experto. A pesar de que muchas líneas de sangre deformaron el cuerpo y le dieron múltiples corazones, el primero era siempre el más importante y una lesión grave podría incluso provocar un retraso en el crecimiento.

Un jadeo colectivo sonó cuando Richard fue despojado de sus ropas, seguido de un fuerte suspiro de alivio. Un resplandor brillante destelló desde la ubicación del corazón de Richard, el último de los cristales del destino que había mantenido con él todo este tiempo. La carne de alrededor estaba carbonizada, pero el corazón estaba definitivamente protegido. Unos cuantos hechizos de curación serían suficientes para que se recuperara.

Sin embargo, Senma y Asiris no pudieron regocijarse. Flowsand tampoco sonrió, volteándose hacia Nyra con una mirada interrogativa, “¿Y Lina?”

Ahora que Nyra estaba en el nivel 18, sus habilidades con la resurrección habían crecido. El hechizo todavía no era perfecto, pero la caída en la capacidad y el talento era mínimo. Lina nunca ingresaría en el reino legendario durante su vida, pero como alguien que alguna vez fue de nivel 19, al menos seguiría siendo una magnífica maga. Este era un final horriblemente amargo; nadie con la capacidad de entrar en el reino de los santos era normal, e incluso aquellos que no eran prodigios hicieron esfuerzos conscientes para reprimir su crecimiento con el fin de hacer un salto esperanzador hacia el reino legendario. Lina había sido una de esas personas.

¿Cuánta valentía se requería para sacrificar la vida de uno de esa manera?

Nyra colocó su mano en la frente de Lina, pero incluso después de que sus ojos brillaron, ella se mantuvo en silencio. El silencio inesperado aplacó las celebraciones de todos.

“Nyra,” Flowsand instó una vez más a la pastora del alma. Cualquiera que fuera la respuesta, tenían que enfrentarla lo suficientemente pronto.

Nyra levantó la mano y suspiró, “Perdóneme, Señorita Flowsand… no puedo resucitarla.”

Las palabras fueron como un trueno, impactando a todos los presentes.

“¿Qué?” La voz de Flowsand se volvió aguda, “No te vi resucitar a nadie antes en esta batalla, Nyra. No dejes que otros asuntos nublen tu juicio, ¡resucita a Lina ahora! ¡Es una orden!”

Aunque el propio Richard podría negarlo, él y Lina compartían una relación bastante especial. Flowsand conocía el pasado y las motivaciones de Nyra incluso mejor que Io, por lo que temía que esta guardiana no estuviera dispuesta a resucitar a Lina solo para eliminar a un rival en el amor para su maestra.

Sin embargo, Nyra simplemente levantó la cabeza y sonrió impotente, “Aún no he resucitado a nadie, pero el alma de la Señorita Lina está más allá de toda esperanza de resurrección. Lo que sea que fuera ese haz, erosionó su mar del alma hasta el borde de la destrucción total; incluso si insisto en resucitarla, la Señorita Lina solo regresaría como una zombie sin vida. No creo que la Maga Dragón quiera vivir en tal estado.”

“¿Y qué hay de Richard?” La voz de Flowsand se volvió más suave.

“La mayor parte del daño fue asumido por la Señorita Lina. El alma del Señor Richard puede que haya sufrido algún daño, pero en el mejor de los casos es insignificante. En el peor de los casos sería un ligero cambio en su personalidad, pero incluso eso es poco probable.”

“¿Entonces no hay nada que puedas hacer?” Flowsand preguntó con el ceño fruncido.

“Puedo intentar atar su alma a este cuerpo por un corto período de tiempo, curando sus heridas y permitiéndole recuperar la conciencia. Podría preguntarle qué quiere en persona, pero solo tendría diez minutos antes de tomar una decisión.”

Flowsand se quedó en silencio por unos segundos antes de mirar hacia atrás con determinación, “Io, cura a Richard de inmediato. Nyra, haz lo mismo por Lina, nada de resurrección. Tiramisú, prepara una tienda de campaña para antes de que terminen. Dale a los dos algo de tiempo a solas, tienen cosas de que hablar.”

Los tres a quienes se hizo referencia asintieron antes de continuar con sus deberes, mientras que Flowsand regresó al campo de batalla para dirigirlo en ausencia de Richard. Para cuando Richard y Lina recuperaron la conciencia, fueron aislados del mundo exterior.

Aún arrodillada ante ellos, Nyra estaba inexpresiva, “Señor Richard, la Señorita Lina solo tiene diez minutos de vida. Este es el límite de mi capacidad, por favor, no lo dude.”

Nyra se dio la vuelta y salió de la tienda, asegurándose de sellarla con algunos hechizos.

Fuera de la tienda de campaña, los seguidores y los caballeros rúnicos que seguían custodiando mantuvieron deliberadamente su distancia. Algunos estaban sentados y otros de pie, todos pensando en privado mientras mantenían un silencio absoluto. Senma estaba más lejos, sentada en una roca cubierta de nieve. Esta fue la primera vez que sintió que el Plano Orquídea en Reposo estaba insoportablemente frío.

Dentro de la tienda de campaña, Richard se tomó un breve momento para recordar los acontecimientos previos a su pérdida de conciencia, entendiendo exactamente lo que Nyra había querido decir. Su cuerpo entero se quedó helado al pensar que Lina había perdido la vida. Por otro lado, Lina se mantuvo calmada y callada, solo sorprendida de haber tenido unos minutos más a solas con él antes de su muerte.

“Lina… ¿P-Por qué hiciste… ¡¿Por qué hiciste eso?!” Adoptó un tono de amonestación, pero su voz temblaba más que nunca en su vida.

La Maga Dragón solo puso un dedo en sus labios, no permitiéndole continuar. Su mirada sobre él estaba llena de lucha, pero habló con suavidad, “No hables de eso, no tengo mucho tiempo. Quería decirte algo desde hace tiempo, y también hacerte una pregunta. Por favor perdona…”

Al ver a Richard asentir, una sonrisa apareció en la cara de la Maga Dragón. Entonces sus mejillas se ruborizaron, su mirada se dirigió repentinamente al suelo, “Quería decirte… ¡En realidad, la pregunta primero! No, déjame decirte…”

Su rostro se ruborizó cada vez más, las palabras se volvieron cada vez más incoherentes. Finalmente tomó una respiración brusca, pero incluso entonces su voz se volvió dócil, “Estoy… cansada. Déjame descansar sobre ti por un rato.”

Cuando Lina se inclinó hacia delante, Richard la agarró y apoyó su cabeza en sus hombros. Luego se quedó en silencio, haciendo que la tienda estuviera en completo silencio, excepto por sus respiraciones.

Uno, dos, tres… Richard contó, y luego incluso ese sonido desapareció.

“… Lina,” gritó suavemente.

No hubo respuesta.

“… ¿Lina?”

Todavía no hubo respuesta.

Richard no volvió a decir su nombre, solo la abrazó con fuerza mientras sus lágrimas caían en silencio. Esta hermosa mujer era una magnífica maga muy talentosa, pero en ciertos aspectos era tan estúpida como inteligente. Era testaruda, insistía en cosas que le gustaban sin pensar en compromisos.

Las palabras que quería pronunciar ahora eran exactamente las mismas que había querido decirle a Gaton cuando era más joven. Eran las mismas palabras que había guardado en su corazón desde que él intervino ante el acoso de Cardiff hace años. Sin embargo, ella siempre encontró razones para reservarselas. Incluso al final, no había logrado pronunciar esas palabras en voz alta.

Las palabras en sí eran simples, pero su significado era profundo y vasto. Ella tampoco necesitaba decirlas para que Richard las entendiera. Tal vez esa era la verdadera Lina.

……

Cuando finalmente se abrió la tela que cubría la tienda, Richard salió con Lina en sus brazos. Sus seguidores inmediatamente se giraron para mirarlo en silencio.

Richard inmediatamente se reconectó con todos los que estaban bajo contrato con él, examinando los restos del campo de batalla, “Estoy bien, pero Lina… Ahora no es momento de llorar. Dejen de limpiar el campo de batalla y maten a todos los rezagados. ¡Movilicen a todos, estamos atacando ahora mismo! ¡Quiero esa ciudad antes de que la sangre de Lina se enfríe!”


Capítulo semanal (8/14)

Descarga:

10 Comentarios Comentar

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.