<- Actualmente solo registrados A- A A+

ISSTH – Capítulo 580

Capítulo 580: El Camino de la Buena Fortuna

Fuera de la Pagoda del Demonio Inmortal, un millón de Cultivadores se dispersaron en el área fuera de los distintos picos montañosos. Ese era el único lugar donde podían ver su exterior.

Un millón de discípulos formaron un anillo alrededor de la Pagoda, y todos la observaron fijamente.

Lo que vieron fue casi 100,000 puntos de luz brillantes que aparecieron en el primer nivel de la Pagoda. Estaban densamente agrupados, y cada uno representaba a un discípulo de la Secta del Demonio Inmortal.

“Me pregunto cómo es el interior…”, murmuró un discípulo del Cónclave desde el Primer Pico mientras miraba los puntos de luz.

Preguntas similares pasaban por la mente de todos los discípulos que estaban observando la Pagoda del Demonio Inmortal.

Sin embargo, antes de que pudieran pensar en ello, aproximadamente la mitad de los 100,000 puntos de luz desaparecieron de repente. Un momento después, decenas de miles de Cultivadores fueron expulsados ​​por aire. Mientras caían hacia atrás, se podía ver claramente cómo salía sangre de sus bocas.

Incluso había algunos que quedaron inconscientes.

La escena inmediatamente hizo que todos se quedaran sin aliento. Sin embargo, al mismo tiempo, ¡Apareció un punto de luz en el segundo nivel previamente oscuro!

“¡Alguien avanzó más allá del Primer nivel!”

“¿Cuánto tiempo ha pasado? ¡Alguien ya pasó el 1er nivel!” El murmullo de las conversaciones llenó el aire.

Las pupilas de Fang Yu se contrajeron mientras observaba en silencio.

Wang Lihai también estaba entre la multitud de personas, frunciendo el ceño.

El joven de los Altos del Norte estaba allí, con sus ojos brillando. En general, los Cultivadores del Cielo Sur no serían los primeros en precipitarse en la Pagoda del Demonio Inmortal. La mayoría esperaría en el exterior para observar.

Después de que la primera persona llegó al segundo nivel, gradualmente comenzaron a aparecer más luces. Todos los observadores estabilizaron su Qi y calmaron sus mentes mientras se enfocaban completamente en lo que estaba sucediendo.

Algunos, sintiéndose confiados en su habilidad y experiencia, decidieron entrar a la Pagoda.

Cuando Meng Hao entró en el primer nivel de la Pagoda, lo primero que vio fue una tierra cubierta de oscuridad. El olor a sangre flotaba en el aire, como si estuviera parado en un antiguo campo de batalla.

De repente, miró a su alrededor y se dio cuenta de que el aire delante de él comenzaba a ondularse. Aparecieron diez figuras, todas borrosas y poco claras. Sin embargo, sus bases de Cultivo estaban todas en el Gran Círculo de la etapa del Alma Naciente.

Instantáneamente, Las diez figuras que emanaban una rabiosa intención asesina, se lanzaron hacia Meng Hao.

Los ojos de Meng Hao destellaron, y de repente se echó a reír al darse cuenta de lo que se estaba probando en esta Pagoda del Demonio Inmortal. Cuando las diez figuras se acercaron, no se retiró, sino que disparó hacia adelante para encontrarse con ellas.

Rápidamente se transformó en un humo verde. Todo lo que le tomaba era un puñetazo o un ataque de dedo y las diez figuras del Gran Círculo del Alma Naciente fueron incapaces de contraatacar. En un abrir y cerrar de ojos, fueron destruidas.

Todo duró solo un espacio de cinco respiraciones, y los diez oponentes fueron mutilados.

Sin embargo, a continuación, un humo negro comenzó a elevarse de sus cuerpos. Se contrajo y se agitó, formando una sola figura de color negro. Ésta Llevaba una larga túnica oscura y una máscara negra. Su cabello negro ondeaba por el aire, y el aura que emanaba de él hizo que las pupilas de Meng Hao se contrajeran.

Lo que era verdaderamente impactante fue que, aunque este hombre también tenía una base de Cultivo en el Gran Círculo de la etapa del Alma Naciente, era completamente diferente a las de las figuras anteriores. Si comparabas esas figuras con perros feroces, este hombre era un lobo solitario.

Miró a Meng Hao con frialdad, y de repente levantó la mano. Sorprendentemente, una montaña apareció sobre su mano.

En el instante en que apareció la montaña, Meng Hao la reconoció. ¡Ese era el Encantamiento de Consumo de Montaña!

A continuación, la montaña desapareció y el hombre apareció directamente delante de Meng Hao, mientras se preparaba para lanzar un golpe con su palma. Los ojos de Meng Hao se oscurecieron; Era como si viera una montaña cayendo directamente hacia él.

“¡Un experto del Gran Círculo del Alma Naciente de la antigüedad!” Los ojos de Meng Hao brillaron con un intenso deseo de luchar.

Cualquiera de los artículos dentro de la bolsa de piel de bestia que llevaba podría eliminar instantáneamente a este experto. Sin embargo, Meng Hao no podía usar los elementos que Ke Yunhai le dio en el primer nivel.

Sin siquiera entrar en la Segunda Anima, golpeó con su puño. Quería aprovechar esta oportunidad para probar exactamente qué tan fuerte o débil era comparado con una persona de la misma etapa que él, excepto, que de la antigüedad.

Una explosión resonó mientras los dos luchaban de un lado a otro. ¡Las Habilidades Divinas y las técnicas mágicas causaron que luces multicolores explotaran en todas las direcciones!

Un momento después, la figura vestida de negro giró y luego hizo un extraño movimiento para aparecer directamente frente a Meng Hao.

Meng Hao se echó a reír, no se retiró, sino que más bien, lanzó un golpe con toda su fuerza.

Los dos lucharon de un lado a otro dentro del primer nivel de la Pagoda del Demonio Inmortal. Después de que hubiera pasado suficiente tiempo para que se quemara un palillo de incienso, se pudo escuchar una explosión. La figura vestida de negro se sacudió y luego se derrumbó en pedazos.

Luego se transformó en una corriente de símbolos mágicos que rodearon rápidamente a Meng Hao.

Meng Hao jadeó un poco, y sus ojos brillaron como si contuvieran un rayo. La batalla no había durado demasiado tiempo, solo el tiempo que tarda un palillo de incienso en quemarse. Sin embargo, durante ese corto periodo de tiempo en el que luchó con la figura ilusoria, había hecho todo lo posible con sus técnicas mágicas antes de finalmente sacudir a su oponente y finalmente destruirlo.

Más importante aún, el cuerpo de Meng Hao era actualmente tan fuerte como lo sería normalmente en su Tercer Anima. De no haber sido por eso, nunca hubiera podido lograr la victoria solo en su Primer Anima.

“Un poderoso experto del Alma Naciente de los tiempos antiguos. ¡Increíble!” Meng Hao respiró hondo mientras miraba los símbolos mágicos que flotaban a su alrededor.

Había miles de ellos, brillaban y se oscurecían, emanando una presión temible. En un abrir y cerrar de ojos, uno de los símbolos mágicos se precipitó hacia Meng Hao.

Era como si el símbolo lo hubiera elegido; Con los ojos destellando, Meng Hao no hizo nada para evadir el símbolo que se acercaba, sino que, más bien, permitió que se fundiera en su cuerpo. Poco a poco, se transformó en una Magia Daoísta.

“¿Fuego Demoníaco?” Meng Hao se tomó un tiempo para sentirla. Este arte no era una de las tres mil Magias Daoístas, sino más bien, una variación simple de la técnica.

Bueno, podría llamarse simple en lo que respecta a la Secta del Demonio Inmortal. Sin embargo, si se revelase tal técnica mágica a las sectas de las tierras del Cielo del Sur, incluso este simple Fuego Demoníaco sería increíble y extraordinario.

Un extraño brillo apareció en los ojos de Meng Hao. Los cerró pensativamente por un momento, y cuando se abrieron, destellaron con la iluminación. Era una iluminación que no tenía nada que ver con la técnica de Fuego Demoníaco, sino más bien, de este examen en su conjunto.

“Este examen es diferente para cada persona, según el nivel de su base de Cultivo. ¡La dificultad será la misma para todos!”

“Si estuviera en la etapa de la Búsqueda del Dao, habría enfrentado a diez expertos de la Búsqueda del Dao… En realidad, mi verdadero premio del primer nivel no es la técnica de Fuego Demoníaco, sino más bien… ¡Una demostración de cómo se usa el Encantamiento de Consumo de Montaña!”

“Nunca me di cuenta de que el Encantamiento podría ser utilizado de esa manera.” Con eso, su cuerpo destelló y se dirigió hacia el segundo nivel.

Cuando Meng Hao entró en el segundo nivel, los discípulos que rodeaban la Pagoda del Demonio Inmortal observaban con gran atención. Todos ellos tenían miradas de determinación en sus ojos.

Para adquirir la buena fortuna que se encontraba dentro de la Pagoda del Demonio Inmortal, lo que se requería no tenía nada que ver con la base de Cultivo, ¡Sino con el destino!

A estas alturas, todos podían ver que más de la mitad de los puntos de luz restantes del primer nivel, ya habían desaparecido y reaparecido en el 2nd nivel. Había incluso unos pocos que habían alcanzado el 3er nivel.

Sin embargo, la mayor causa de envidia entre los discípulos de la Secta del Demonio Inmortal, era que había más de diez puntos de luz en el quinto nivel.

La escena hizo que los corazones de los observadores se llenaran de emoción. Finalmente varios decidieron entrar en la Pagoda por sí mismos.

El joven del Clan Imperial de los Altos del Norte siguió observando, con un destello de desdén en sus ojos.

“Todas estas personas ilusorias están realmente muertas. Ni siquiera saben que no existen. Sin embargo, incluso en un mundo ilusorio, su codicia puede ser despertada. ¡Qué divertido!”

“Desafortunadamente, incluso si alguien logra alcanzar el nivel 99, ¡Solo aquellos con almas vivas realmente podemos adquirir buena fortuna en este lugar!” Un brillo de determinación apareció en sus ojos mientras volaba por el aire. Un aire de desprecio emanó de él mientras disparaba hacia la Pagoda del Demonio Inmortal.

Wang Lihai, Han Bei y Fang Yu observaban mientras sus ojos destellaban. No volaron hacia la Pagoda. En cuanto al resto de los Cultivadores del Cielo Sur, algunos dudaban, y otros tenían una expresión decidida en sus rostros.

El rostro de Zhao Fang estaba pálido, y sus ojos brillaban con una luz intensa. La identidad que había adquirido no era la del discípulo de la Secta Interna que originalmente había estado vigilando, sino más bien, un discípulo de la Secta Externa.

Incluso el cadáver de este discípulo de la Secta Exterior había sido difícil de encontrar cuando llegó el momento crítico. Aunque Meng Hao había asustado a Wang Lihai, al final, un Cultivador de los Altos del Norte había venido a arrebatarselo.

“¡La esperanza de mi tribu descansa sobre mí! ¡Adquiriré alguna Magia Daoísta!” Apretando los dientes, Zhao Fang voló en el aire hacia la Pagoda del Demonio Inmortal.

Mientras tanto, más discípulos de la Secta volaron hacia la Pagoda. Mientras todos los demás observaban los puntos de luz en los distintos niveles, Meng Hao finalmente ascendió al segundo.

Tan pronto como entró en el segundo nivel, se encontró instantáneamente rodeado por un enorme mar con olas masivas que agitaban su superficie. Se oía el sonido de las olas cuando diez estatuas se levantaron desde el interior de las aguas.

Sorprendentemente, cada estatua parecía tan poderosa como el experto de túnica negra que acababa de enfrentar. ¡Aparentemente, el nivel de dificultad acababa de aumentar en un factor de diez!

Los ojos de Meng Hao destellaron, explotando con un desbordante deseo de luchar. Lo que necesitaba en este momento era una batalla masiva y sin restricciones. Él refinaría su base de Cultivo y templaría su cuerpo carnal, haciendo que los dos trabajaran juntos en perfecta armonía.

Tan pronto como aparecieron las estatuas, sus ojos se abrieron, provocando que su aura explotara mientras las estatuas se dirigían hacia Meng Hao.

“¡Segunda Anima!”

¡BOOOOOM!

El cuerpo de Meng Hao se expandió y su base de Cultivo explotó. Su destreza en la batalla se disparó, revelando el poder de dos Grandes  Círculos del Alma Naciente. En cuanto a su cuerpo carnal, también explotó con un extraordinario poder. Ahora que estaba en la Segunda Anima y su fuerza era comparable a la Cuarta.

Las diez estatuas eran increíblemente realistas y había Qi Demoníaco surgiendo de ellas. Por otro lado, apenas perceptibles en sus frentes, habia Tatuajes Tótem.

Los sonidos de las explosiones resonaron a través del mar mientras la batalla se desataba.

Duró poco menos de una hora. Una estatua tras otra fue aplastada por los ataques de Meng Hao en su Segunda Anima. Sus técnicas mágicas aterrizaron en un cuerpo que era comparable a la Cuarto Anima y fueron completamente bloqueados.

Cuando la última estatua explotó en pedazos, el agua de mar que los había formado se elevó en el aire y se convirtió en una montaña impactante.

La montaña era el color del mar, y cuando apareció, destellaba con una luz brillante y colorida. De repente, se lanzó contra Meng Hao.

La montaña se acercó y el viento se agitó. Una depresión similar a un cráter apareció en el agua debajo.

El pelo de Meng Hao se agitó, junto con su túnica.

Miró la montaña del mar descendiendo, y sus ojos se llenaron de una luz extraña.

“¿El Encantamiento de Consumo de Montaña, otra vez?”

Descarga:

4 Comentarios Comentar

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.