Para usar el Modo Noche debes estar Registrado e Iniciar Sesión.
A- A A+

KJN – Capítulo 200

Capítulo 200 – El Único Alimento Restante es DX

Edición por Paris_117

“¡Cierren la puerta!”

Cuando acabamos de entrar, el hombre calvo inmediatamente cerró la puerta y la bloqueo con llave.

*¡Bang!*

*¡Bang!*

*¡Bang!*

Aunque los zombis de afuera seguían golpeando la puerta, esta no se movía ni un milímetro.

“Como era de esperarse, las puertas del Grupo Mitsugoshi son realmente robustas.”

“Eso se debe a su material especial que ni siquiera los espadachines mágicos pueden destruir.” El hombre calvo explicó.

“¡Por Dios! El olor es asqueroso. No vuelvan a abrir la puerta. Soy el espadachín Margari, un mercenario. ¿Y ustedes qué?”

“Soy Christina, y este es Sid. Somos estudiantes de la Academia Midgar de Espadachines Mágicos.”

“¿Qué negocios tienen los estudiantes del Reino de Midgar con el Reino Oriana?”

“El pueblo natal de mi madre está en el Reino de Oriana. Y Sid se encuentra en medio de su viaje.”

“Viajando durante este período…”

“Haha…” Le di una sonrisa forzada tratando de pasar desapercibido.

“He oído que el Grupo Mitsugoshi está protegiendo el vecindario.” Christina miró a su alrededor.

Había docenas de residentes alrededor, pero parecía que ninguno de ellos era empleado del Grupo Mitsugoshi.

“Se escaparon con la mayoría de los residentes anoche. El edificio estaba vacío cuando llegamos aquí.”

“Llegamos tarde…”

“Mala suerte de principio a fin, ahora tenemos que encontrar una manera de sobrevivir por nosotros mismos.”

“Podemos contar con la Facción Anti-Doem para que nos rescate.”

“Por supuesto que será bueno si pudieran llegar hasta aquí, sin embargo…” Margari suspiró.

“¿Los viste? ¿Has visto cuánta gente en la ciudad se ha convertido en zombis? Ciertamente superan en número a los soldados de afuera.”

“Sí.”

“Si los soldados de afuera saben de la situación en la ciudad, nunca entrarán. Así que estamos confinados a este edificio, y sólo podemos esperar a que los zombis de fuera mueran de hambre. Este edificio no es más que una trampa que significa el fin para todos nosotros.”

La cara de Christina se inclino. Pensé que la opinión de Margari era un juicio realista y tranquilo de la situación actual.

“En otras palabras, tendremos que esperar a que los zombis mueran de hambre, o escapar de la ciudad por nosotros mismos sin esperar ninguna ayuda externa.” (Sid)

“Sí. Algunos creen que el equipo de rescate llegará pronto, pero no tengo ninguna esperanza.” (Margari)

Como mercenario, Margari había hecho un juicio realista.

“Los problemas que tenemos actualmente están ciertamente apilándose. De todos modos, es genial que puedan convertirse en fuerzas de combate. Si algo sucede, podemos luchar juntos.”

“¿Los tres los somos únicos espadachines aquí?”

“Parece que somos los únicos que tenemos experiencia en el combate. El resto nunca antes ha tocado una espada.”

“¡Así que debemos proteger a todos aquí!” Christina dijo firmemente.

“Lo entiendo. Pero aún así, sólo debemos hacerlo lo mejor que podamos.”

“Sí.”

“Por el momento, nos preparamos para permanecer atrapados aquí por mucho tiempo. Tomaré el mando.”

“Entendido.”

“¿Sabes cuáles son las necesidades para sobrevivir?”

“Agua, comida y leña.”

“Correcto. Para el agua, sólo tendremos que esperar a que la nieve se derrita. Tenemos suficiente leña por el momento. Pero la comida…”

“Po… por… ¡Por eso estaba en contra de dejarlos entrar en el edificio antes!” Antes de que Margari terminara sus palabras, un residente gritó. “¡No hay suficiente comida! Deberían haber sido asesinados por zombis.”

“¡No compartiremos la comida con ustedes!”

“¡Sí! ¡Sí! ¡Esta es nuestra comida!”

Varios residentes gritaron, y otros nos miraron con hostilidad.

“Son estudiantes de la Academia Midgar de Espadachines Mágicos. ¡Sólo nosotros tres podemos protegerlos!” Margari los intimidó en voz baja.

“Urgh…”

Como era de esperarse de un mercenario, tenía un gran impacto sobre la gente común. Los residentes inclinaron sus cabezas obedientemente.

“Lo siento, estos tipos sólo piensan por sí mismos.”

“Eso es normal, no te preocupes.”

“Creo que ya tienen una idea aproximada. La comida es un problema para nosotros.”

“¿No queda comida del Grupo Mitsugoshi?”

“Todos los productos valiosos fueron llevados por los empleados del Grupo Mitsugoshi.”

“Bueno, ¿cuántos días nos quedan hasta que se acabe la comida?”

“No estoy seguro. Mira, hay un poco.” Margari abrió una gran caja en el centro custodiado por los residentes.

Los residentes de alrededor les dispararon miradas hostiles.

“Esos, esos son…”

La caja estaba llena de caramelos envueltos lujosamente.

“¡¿Especial Beauty Drop DX?!” Viendo la pila de caramelos de 10.000 Zeny, Christina gritó.

El hecho de que estos caramelos fuesen abandonados demostraba que en realidad sólo valían 10 Zeny cada uno. Miré a Christina emocionada con simpatía, y volví mi mirada a otros productos dejados por la Grupo Mitsugoshi.

Descarga:

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.