oem-capitulo-648
OEM - Capítulo 648
28599
648

El Asesino Leng Ao

Traductor: Crowli

Capítulo 648: El Asesino Leng Ao

"¡Pa! ¡Pa! ¡Pa!" Jun Moxie acababa de levantar la palma de la mano y Han Yanmeng ya la había golpeado tres veces muy rápidamente. Ella se rió feliz. Era como un gato robando pescado. Ella le guiñó un ojo y arqueó las cejas triunfalmente.

"¡Ja!" la niña rió y anunció. "¡Déjame decirte, se acabó el juego para ti!"

"¿Como puede ser?" Jun Moxie miró a esta chica que se acababa de vender con incredulidad y dijo con certeza: "¿Cómo puedo perder?"

“Hmm, ¿Cómo no? Jeje, ¡si la persona que quieres ni siquiera existe! Ahora, yo, tu tía, te daré una lección. Todo está bajo mi discreción, ¿ves? Si digo que no lo hay, ¡no lo hay ni siquiera si lo hay! ¿Entiendes ahora?" La niña se rió profusamente.

"¿Como puede ser? Definitivamente hay una persona. ¿Cómo puede ser que 'no haya aunque lo haya'? ¿No hay dos princesas de la Ciudad Plateada?" Jun Moxie se abrazó a sus propios hombros y sonrió siniestramente. “Además de tu hermana, ¿todavía no estás tú? ¿Mi pequeña tía Han? ¿Me equivoco? ¿No eres una princesa también? ¿O no eres una niña?”

"¡No eres una chica! Ah Ah… ¿Qué dijiste? ¿Yo? ¡¡¡Yo... yo...?!!! " Han Yanmeng gritó, pero se sorprendió de inmediato. Se tapó la boca y su sonrisa arrogante se desvaneció y fue reemplazada por el pánico.

¡Se olvido de sí misma! De hecho, ni siquiera se dio cuenta de que era una persona ‘adecuada’...

—Señorita Han, ¿estoy seguro de que sabe quién es ahora? Entonces, ¿por qué no la secuestras y la envías a mi habitación?”

Jun Moxie dijo con seriedad: “Esto se trata de la reputación suprema de la Ciudad Plateada, ¿de acuerdo? Espero que haga rápidamente lo que tiene que hacer. ¡Yo sé que puedes hacerlo! Porque la Señorita Han siempre cumple su promesa, ¿verdad?”

Han Yanmeng estaba estupefacta. Le temblaban los dedos y su mirada se deslizaba por todas partes. Luego finalmente se sonrojó. Ella pensó por un momento y de repente abrazó su propio estómago y dijo con una expresión facial dolorosa. “Aya… ¿Cómo es que de repente me duele el estómago? Necesito volver a descansar... ¡Ah, qué doloroso!" Se fue encorvada cuando terminó.

—Señorita Han, está bien, ¡pero no se olvide de ser mi amante! ¡Estaré esperando!... Jajaja...”, le recordó Jun Moxie en voz alta desde atrás. Han Yanmeng fingió no haber escuchado y se fue...

Niña, ¿quién te dijo que pretendieras ser mi mayor todo el día? ¿Es tan fácil ser mi mayor? ¡Debo enseñarte una lección y te comportarás correctamente!

Jun Moxie se sentía muy cómodo. ¿Cómo me va a enfrentar de nuevo? Ja ja

Habia sido intimidando por unos días y ahora finalmente he devuelto el favor...

"Jajaja..." Jun Wuyi emergió en medio de la risa. Se reía tanto que se sostenía la barriga. Levantó el pulgar y dijo: “¡Buena, Moxie! ¡Acabas de hacer que se venda! Eso fue realmente divertido, jajaja..."

Jun Moxie se frotó la nariz y se rió. “Tercer tío, ¡yo tampoco tuve otra opción! Ha fingido ser mi mayor durante tantos días y siempre me llama sobrino. ¡Cómo puedo soportar eso! Quizás ahora se comporte correctamente durante unos días."

"¡Probablemente no solo unos días!" Jun Wuyi se rió a carcajadas, “¡Probablemente no pueda volver a estar parada frente a ti y no se atreva a verte más! Erm... Moxie... ¿no me digas que estás realmente interesado en ella?"

"¡No!" Jun Moxie negó con la cabeza profusamente, “¡Déjame en paz, tercer tío! Ya no me elijas chicas al azar, ya tengo muchas..."

"Jaja..." Jun Wuyi soltó dos risas significativas y le advirtió: "Honestamente, ustedes no son adecuados. Ustedes tienen una diferencia generacional después de todo... "

Jun Wuyi se fue después de decir eso.

"No he dicho nada y ya estás ayudando a tu cuñada pequeña... además, Yang Guo todavía puede casarse con su maestra... ¿cómo es la diferencia generacional tan importante...", murmuró Jun Moxie, sintiéndose un poco culpable. De repente, alguien vino a avisarle. “Joven Maestro, alguien está aquí buscándote. Dijo que su maestro le pidió que viniera."

"¡Déjalo entrar!" Jun Moxie se había emocionado. ¡Por fin está aquí!

Ese tipo realmente me asustó mucho esa vez; ¡Veré cómo se veía en realidad!

"Joven Maestro Jun." Apareciendo frente a Jun Moxie, estaba un adolescente delgado que no era muy alto. Medía aproximadamente 160 centímetros, ¡pero parecía tener una buena coordinación!

"¿Cuál es tu nombre? ¿Viniste a asesinarme antes? ¿Eres el aprendiz de Chu Qihun?” Jun Moxie miró a este joven. El joven estaba un poco inquieto y miraba al frente, impasible, con ojos como los de un pez muerto, que no podía volverse en absoluto.

"¡Sí!" el joven se enderezó y no hubo cambios en sus emociones. "Soy Leng Ao."

"Leng Ao... ¡Qué nombre!" Jun Moxie sonrió levemente. De repente se inclinó hacia adelante, y sus ojos de repente se vieron fríos, mirando directamente a Leng Ao con gran impulso. ¡Todo cayó sobre él sin ninguna señal!

La intención asesina se derramó como un tsunami. Era como innumerables dagas mortales rugiendo por el aire. Varios guardias en la puerta sintieron solo una pequeña porción y se sentaron incontrolablemente en el suelo, sus rostros se volvieron pálidos instantáneamente.

Al instante, una conmoción y un horror sinceros pasaron por los ojos silenciosos de Leng Ao. Hizo todo lo posible para resistir el impulso de Jun Moxie y trató de luchar contra él, pero descubrió que todo era en vano. No tenía fuerza para resistirse.

¡Un momento, un solo momento! Toda la persona, todo el cuerpo, toda el alma, había sido devorada. Estaba temblando de frío.

"¿Quién te ordenó entonces que me asesinaras?" Preguntó Jun Moxie, palabra por palabra.

"..."

Lo miró con frialdad y terquedad, pero no tenía ninguna intención de hablar. Con un fuerte mordisco en la punta de la lengua, esperaba poder retener el último rastro de claridad en sus pensamientos. La sangre fluía inevitablemente por las comisuras de mi boca. Pero Leng Ao descubrió que todavía no podía mantener la mente clara. Sintió que su conciencia se estaba volviendo cada vez más borrosa, como si fuera a caer en una oscuridad sin fin en cualquier momento...

"¡Jaja, no está mal!" Jun Moxie se rió, la intención asesina desapareció de repente. “Efectivamente, eres el aprendiz de Chu Qihun. No aprendiste mucho de él, ¡pero sí aprendiste su terquedad!"

"No deberías haberme preguntado", dijo lentamente, jadeando con dificultad. “Aunque estoy aquí para servirte, es solo por orden de mi maestro que tuve que venir; como asesino, nunca revelaría el nombre de mi cliente, es una regla. La vida y la muerte no son gran cosa, ¡pero las reglas son absolutamente irrompibles! "

"¡No te preguntaré más!" Jun Moxie sonrió con frialdad. “Cuando me asesinaste, tenía muchos enemigos que querían matarme; pero ahora, ya no son dignos de ser mis oponentes. No importa si lo sé o no. ¡Pero lo que quiero es tu futura obediencia y lealtad!”

“Puedo darte lo que siempre quisiste pero no pudiste obtener, y puedo enseñarte todo lo que tu maestro no puede señalarte; También puedo hacer que tu cultivo mejore a pasos agigantados, pero si no puedes darme lo que quiero, incluso si eres el aprendiz de Chu Qihun, no te quiero. ¿Lo entiendes?"

"¡Sí!" Había sudor en el rostro de Leng Ao. El joven frente a él le trajo más presión que su maestro Chu Qihun. ¡Por lo menos, Chu Qihun no tenía tantas intenciones asesinas! Como el único aprendiz de Chu Qihun, fue muy claro en esto.

No es de extrañar que el Maestro dijera que solo era un asesino y no había duda de esto, pero también se limitaba a esto. ¡Si viniera aquí, podría encontrarse con el rey de los asesinos!

¿Es el rey de los asesinos este joven ante mi?

"¡Muy bien! Tráeme a Baili Luoyun, Tian Can y Di Que en cinco días,” dijo Jun Moxie con firmeza. “Si puedes hacerlo, te dejaré quedarte y te daré todo lo que quieras. Si no puedes, tendrás que continuar deambulando."

Miró a Leng Ao a los ojos y dijo, palabra por palabra. "Aprendiz de Chu Qihun, ¿puedes hacerlo?"

"¡Sí, puedo! ¡Lo lograré!" Leng Ao sabía que esto era una prueba de sus habilidades. Pero lo que había dicho Jun Moxie realmente lo inspiró. Si no puedo hacerlo, ¿no perderé el respeto del maestro?

“Tus movimientos son rápidos y diferentes a los de tu maestro; tu maestro se mueve como un fantasma, rápido y esquivo, pero tú solo eres rápido, ¡puramente rápido! ¿Por qué es asi?" Preguntó Jun Moxie, mirándolo.

"No sé. Cuando el maestro me adoptó y me enseñó Xuan Qi, siempre me pidió que fuera rápido." El propio Leng Ao también estaba confundido.

"¿Oh?" Jun Moxie se puso de pie y colocó su mano sobre el hombro de Leng Ao. Un rastro de energía espiritual mística fluyó hacia el cuerpo de Leng Ao, mezclándose con los sentidos divinos de Jun Moxie. De repente, los ojos de Jun Moxie brillaron y gritaron. “¿Ligamentos incomparables? ¡No es de extrañar! ¡Chu Qihun realmente conoce bien estas cosas y te enseñó de la manera más adecuada! ¡Bravo!"

Leng Ao estaba atónito; no tenía idea de lo que estaba hablando Jun Moxie.

Jun Moxie levantó la cabeza. "¡Vete, recuerda, cinco días!"

"¡Sí!" Leng Ao se dio la vuelta y salió.


mode_commentComentario de Crowli

El nombre de Lang Ao se traduce como "frío y arrogante".


Comentarios del capítulo: (0)


oem-capitulo-649
OEM - Capítulo 649
28600
649

¡Jefe, estamos celebrando por usted!

Traductor: Crowli

Capítulo 649: ¡Jefe, estamos celebrando por usted!

Al mirar su silueta, finalmente se resolvió una pregunta de hace tiempo. Leng Ao había sido tan rápido que Jun Moxie no pudo esquivarlo en ese momento, ¡y su velocidad estaba por encima de la de un experto Xuan Cielo cuando solo era un Xuan Tierra!

Entonces asi es como es…

¡Los ligamentos incomparables!

Había dos ligamentos que apoyaban el movimiento de Leng Ao en lugar de solo uno. ¡Nació especial! Estaba destinado a ser más rápido de lo normal. ¡Con un amplio entrenamiento, su velocidad podría alcanzar un límite asombroso!

No es de extrañar que Chu Qihun entrenara puramente su velocidad; pero a pesar de la decisión correcta de concentrarse en la velocidad, la forma en que fue entrenado no fue capaz de desarrollar todo su potencial.

Asi que, aunque las habilidades de Leng Ao eran considerables por ahora, todavía habría límites. Lo más lejos que pudiera llegar sería estar a la par con su maestro, o tal vez ni siquiera tanto. Pero con el entrenamiento de Jun Moxie y su don natural, ¡podría alcanzar un nivel más alto o incluso alcanzar el límite absoluto!

¡La velocidad extrema!

El único problema ahora es si eres digno o no.

______________________________________________________________________

Mei Xueyan y Cazadora Verde se apresuraron durante todo el viaje. Regresaron al Bosque Tianfa en solo unos días, ya que fueron rápidas y no encontraron ningún obstáculo en el camino.

En este momento, los expertos de las tres Tierras Santas todavía se estaban recuperando en las montañas, ¡así que no tendrían la oportunidad de atacarlos!

Con Jun Moxie colapsando las montañas sobre ellos, necesitarían unos meses de recuperación antes de poder aventurarse nuevamente...

Pero cuando llegaron al Bosque Tianfa, Mei Xueyan se indignó de inmediato.

¡Casi la enfureció hasta la muerte!

El Bosque Tianfa ya no era sombrío. Había cintas volando por todas partes y muchas tiras de tela de colores. Casi todos los árboles de la región central del Bosque Tianfa habían sido decorados por ellos. Eran como un arco iris meciéndose en el cielo. El dosel de los árboles más antiguos tenía las decoraciones más vibrantes. Tenían trozos enteros de tela roja colgando de ellos, balanceándose y susurrando con el viento frío.

¡Mei Xueyan se sorprendió aún más cuando vio el suelo del bosque!

Cada Bestia Xuan por encima del quinto nivel tenía una cinta roja atada a la cintura. Mientras corrían alrededor de los arbustos de hiedra, las cintas se rompieron en tiras más pequeñas...

Por el contrario, las cintas rojas que usaban las Bestias Xuan de alto rango estaban mucho más intactas... Especialmente para aquellos que estaban por encima de los 8 o 9 niveles, levantaban sus dos patas delanteras, caminaban con la cabeza y el pecho en alto. La tela roja estaba asegurada a la cintura. Y bajo la tela roja, sus mullidas nalgas se balanceaban. Todos caminaban pretenciosamente y parecían orgullosos...

Cuando aparecieron los reyes bestias, incluidos Oso Grande y Grulla Larga, ¡Mei Xueyan y Cazadora Verde se sorprendieron aún más!

Los seis reyes —el oso, el tigre, la grulla, el león, el mono y el halcón— se alinearon para darles la bienvenida. Cada uno de ellos lucía magnífico e impresionante. ¡Eran como seis novios!

Los seis reyes iban todos de rojo e incluso tenían flores en la cabeza. Se acercaron, cubiertos de un rojo deslumbrante. Estaban felices y satisfechos. Echaron un vistazo a Mei Xueyan antes de pararse allí de manera adecuada y seria.

"¿Pasó algo tan digno de celebrar en Tianfa recientemente?" Mei Xueyan frunció el ceño y miró a los seis en duda. Podía decir que los seis se habían fortalecido enormemente. Usando a los humanos como punto de referencia, ¡ya estarían en la cima del Reino Gran Maestro Supremo!

¡Estaban a solo un paso de ser Venerables!

¡La mejora fue increíble pero también encantadora!

¡Las píldoras de Jun Moxie realmente marcaron una gran diferencia!

"Ejem, jefa, tenerte de vuelta es lo más importante para celebrar, ¿no es así?" Oso Grande tosió y dijo. Parecía que quería presumir de todas sus contribuciones, pero se dijo a sí mismo que no lo hiciera. La expresión resultante en su rostro fue bastante incómoda. Giró la cintura e hizo un gesto cortés. "¡Jefa, déjeme llevarla a su castillo!"

¡Castillo! ¿Cuándo aprendió un vocabulario tan elegante? Esto realmente aturdió a Mei Xueyan. Los reyes bestias obviamente no estaban muy bien educados.

Los seis reyes se apiñaron alrededor de Mei Xueyan y la llevaron al centro del bosque de Tianfa. Mei Xueyan solía vivir aquí, junto a un río en tranquilidad. A ella le encantó... Bueno, también fue donde un chico la "abusó sexualmente" la última vez...

Pero lo que estaba ante ella ahora la dejó de nuevo asombrada: todos los árboles fueron talados y los únicos que quedaron fueron los árboles que servían de barrera.

Mirando dentro, ya habían comenzado una gran hazaña de ingeniería. Trincheras entrecruzadas, innumerables Bestias Xuan de alto nivel sudando como la lluvia, haciendo un trabajo duro, ¡pero sus rostros estaban llenos de emoción y honor a pesar de estar tan cansados ​​que sacaron la lengua! Parecía tan glorioso poder trabajar duro aquí.

"¿Que pasó exactamente?" Mei Xueyan de repente se dio la vuelta y se enfureció. Ella miró a Oos Grande y Grulla Larga y dijo: "¡Ustedes dos, explíquenme, o los convertiré de nuevo en bestias!"

Las cejas de Mei Xueyan estaban erguidas y su rostro llameante se combinó con su mirada fría. ¡Estaba llena de intención asesina!

Los seis reyes bestias se sorprendieron al mismo tiempo.

Después de una larga pausa, el Rey León Roca Descuidada comenzó a hablar descaradamente, pero con la cabeza gacha. "Jefa... jeje... Esto es por la... celebración, jeje... Estamos celebrando por ti, no estás satisfecha..."

“¿Celebrar por mí? ¿Qué tipo de explicación es esta? ¿Desordenaron mi casa y esperan que esté satisfecha?" Mei Xueyan pateó a este tipo más desvergonzado, enviándolo volando hacia atrás. Se volvió hacia Grulla Larga con fiereza. "¡Habla!"

“Erm… hermana… no está tan mal, ¿verdad? Aunque… algunas personas pueden no entenderlo… pero… ¡siempre te apoyaremos! Espero... espero que... erm, ¡acepta valientemente tu amor y felicidad! Erm... qué estoy diciendo..."

Las bocas puntiagudas de la grulla se abrían y cerraban y pronunciaban todo tipo de tonterías.

Mei Xueyan no entendía lo que estaban tratando de decir en lo más mínimo. Ahora estaba aún más perpleja.

"¡Cierto! Hermana, ¿y que si eres una Bestia Xuan? ¡Contribuimos más al Continente Xuanxuan! ¿Por qué debería importarnos lo que digan los demás? ¡Hacemos lo que queremos! ¡No temas! Si alguien dice algo malo al respecto, ¡lideraré a nuestros camaradas y mataré a toda su familia!" Dijo el Rey Aguila salvajemente, moviendo su nariz aguileña con indignación.

"¡Sí! ¡Sí! ¡Acepta tu felicidad!" los otros reyes estuvieron de acuerdo.

"¿De qué estás hablando? ¡Estoy realmente confundida ahora! " Mei Xueyan se palmeó la cara y dijo con frustración. "¿Alguien puede explicarme claramente lo que está sucediendo exactamente?"

"¡Jefa, en realidad es así!" El Rey Mono no dudó en decirlo. "Comenzamos todo el trabajo una vez que nos enteramos de las buenas noticias..."

"¡Espera!" Mei Xueyan finalmente lo entendió. "¿Qué? ¿Qué buenas noticias?”

El Rey Grulla, el Rey León, el Rey Mono y el Rey Águila dieron una expresión incómoda y Oso Grande y Rompe-Tierra retrocedieron en silencio.

“Jefa… ejem, no se moleste demasiado, ¿de acuerdo? No quedara mal,” consoló el Rey Mono.

"¿Quedar mal? ¿De qué se trata?" Mei Xueyan estaba humeante. "¿¡¡De qué estás hablando!!!?"

La Venerable Mei estaba claramente al borde de un arrebato.

“Se trata solo de ti y tu esposo…” El Rey Mono movió la boca y dijo en voz baja, luego se armó de valor y continuó. “Jefa, estamos encantados de que puedas encontrar el amor. En cuanto a tu boda, no pudimos asistir, así que... jeje... decidimos celebrarlo aquí para ti, y..."

Señaló el palacio. “Por ejemplo, preparamos este palacio para ti y tu esposo; están casados, así que se quedarán juntos jaja... y también les pedí que plantaran la hierba esponjosa aquí. Sí, si tienen hijos en el futuro, no se lastimarán si juegan allí..."

"¿Casado? ¿Niños? ¡Disparates!" El rostro de Mei Xueyan se oscureció; era una señal de peligro inminente. Se volvió y su mirada de dardo se disparó hacia Grulla Larga, "¡Explícalo correctamente!"

Grulla Larga movió su boca alargada y finalmente dijo con cuidado después de pensar por un momento cómo expresarlo: "La jefa decidió casarse en secreto y obviamente no quería que lo supiéramos... pero habiendo permanecido juntos durante tantos años, somos como familia, entonces sentimos que debíamos hacer algo; Decidimos celebrar aquí también cuando Oso Grande y Rompe-Tierra regresaron con la noticia. Además, dejó que Oso Grande trajera tanto dinero; Tuvimos que gastarlo, ¿o no se depreciará debido a la inflación?... jeje... je..!"


Comentarios del capítulo: (0)