oem-capitulo-649
OEM - Capítulo 649
28600
649

¡Jefe, estamos celebrando por usted!

Traductor: Crowli

Capítulo 649: ¡Jefe, estamos celebrando por usted!

Al mirar su silueta, finalmente se resolvió una pregunta de hace tiempo. Leng Ao había sido tan rápido que Jun Moxie no pudo esquivarlo en ese momento, ¡y su velocidad estaba por encima de la de un experto Xuan Cielo cuando solo era un Xuan Tierra!

Entonces asi es como es…

¡Los ligamentos incomparables!

Había dos ligamentos que apoyaban el movimiento de Leng Ao en lugar de solo uno. ¡Nació especial! Estaba destinado a ser más rápido de lo normal. ¡Con un amplio entrenamiento, su velocidad podría alcanzar un límite asombroso!

No es de extrañar que Chu Qihun entrenara puramente su velocidad; pero a pesar de la decisión correcta de concentrarse en la velocidad, la forma en que fue entrenado no fue capaz de desarrollar todo su potencial.

Asi que, aunque las habilidades de Leng Ao eran considerables por ahora, todavía habría límites. Lo más lejos que pudiera llegar sería estar a la par con su maestro, o tal vez ni siquiera tanto. Pero con el entrenamiento de Jun Moxie y su don natural, ¡podría alcanzar un nivel más alto o incluso alcanzar el límite absoluto!

¡La velocidad extrema!

El único problema ahora es si eres digno o no.

______________________________________________________________________

Mei Xueyan y Cazadora Verde se apresuraron durante todo el viaje. Regresaron al Bosque Tianfa en solo unos días, ya que fueron rápidas y no encontraron ningún obstáculo en el camino.

En este momento, los expertos de las tres Tierras Santas todavía se estaban recuperando en las montañas, ¡así que no tendrían la oportunidad de atacarlos!

Con Jun Moxie colapsando las montañas sobre ellos, necesitarían unos meses de recuperación antes de poder aventurarse nuevamente...

Pero cuando llegaron al Bosque Tianfa, Mei Xueyan se indignó de inmediato.

¡Casi la enfureció hasta la muerte!

El Bosque Tianfa ya no era sombrío. Había cintas volando por todas partes y muchas tiras de tela de colores. Casi todos los árboles de la región central del Bosque Tianfa habían sido decorados por ellos. Eran como un arco iris meciéndose en el cielo. El dosel de los árboles más antiguos tenía las decoraciones más vibrantes. Tenían trozos enteros de tela roja colgando de ellos, balanceándose y susurrando con el viento frío.

¡Mei Xueyan se sorprendió aún más cuando vio el suelo del bosque!

Cada Bestia Xuan por encima del quinto nivel tenía una cinta roja atada a la cintura. Mientras corrían alrededor de los arbustos de hiedra, las cintas se rompieron en tiras más pequeñas...

Por el contrario, las cintas rojas que usaban las Bestias Xuan de alto rango estaban mucho más intactas... Especialmente para aquellos que estaban por encima de los 8 o 9 niveles, levantaban sus dos patas delanteras, caminaban con la cabeza y el pecho en alto. La tela roja estaba asegurada a la cintura. Y bajo la tela roja, sus mullidas nalgas se balanceaban. Todos caminaban pretenciosamente y parecían orgullosos...

Cuando aparecieron los reyes bestias, incluidos Oso Grande y Grulla Larga, ¡Mei Xueyan y Cazadora Verde se sorprendieron aún más!

Los seis reyes —el oso, el tigre, la grulla, el león, el mono y el halcón— se alinearon para darles la bienvenida. Cada uno de ellos lucía magnífico e impresionante. ¡Eran como seis novios!

Los seis reyes iban todos de rojo e incluso tenían flores en la cabeza. Se acercaron, cubiertos de un rojo deslumbrante. Estaban felices y satisfechos. Echaron un vistazo a Mei Xueyan antes de pararse allí de manera adecuada y seria.

"¿Pasó algo tan digno de celebrar en Tianfa recientemente?" Mei Xueyan frunció el ceño y miró a los seis en duda. Podía decir que los seis se habían fortalecido enormemente. Usando a los humanos como punto de referencia, ¡ya estarían en la cima del Reino Gran Maestro Supremo!

¡Estaban a solo un paso de ser Venerables!

¡La mejora fue increíble pero también encantadora!

¡Las píldoras de Jun Moxie realmente marcaron una gran diferencia!

"Ejem, jefa, tenerte de vuelta es lo más importante para celebrar, ¿no es así?" Oso Grande tosió y dijo. Parecía que quería presumir de todas sus contribuciones, pero se dijo a sí mismo que no lo hiciera. La expresión resultante en su rostro fue bastante incómoda. Giró la cintura e hizo un gesto cortés. "¡Jefa, déjeme llevarla a su castillo!"

¡Castillo! ¿Cuándo aprendió un vocabulario tan elegante? Esto realmente aturdió a Mei Xueyan. Los reyes bestias obviamente no estaban muy bien educados.

Los seis reyes se apiñaron alrededor de Mei Xueyan y la llevaron al centro del bosque de Tianfa. Mei Xueyan solía vivir aquí, junto a un río en tranquilidad. A ella le encantó... Bueno, también fue donde un chico la "abusó sexualmente" la última vez...

Pero lo que estaba ante ella ahora la dejó de nuevo asombrada: todos los árboles fueron talados y los únicos que quedaron fueron los árboles que servían de barrera.

Mirando dentro, ya habían comenzado una gran hazaña de ingeniería. Trincheras entrecruzadas, innumerables Bestias Xuan de alto nivel sudando como la lluvia, haciendo un trabajo duro, ¡pero sus rostros estaban llenos de emoción y honor a pesar de estar tan cansados ​​que sacaron la lengua! Parecía tan glorioso poder trabajar duro aquí.

"¿Que pasó exactamente?" Mei Xueyan de repente se dio la vuelta y se enfureció. Ella miró a Oos Grande y Grulla Larga y dijo: "¡Ustedes dos, explíquenme, o los convertiré de nuevo en bestias!"

Las cejas de Mei Xueyan estaban erguidas y su rostro llameante se combinó con su mirada fría. ¡Estaba llena de intención asesina!

Los seis reyes bestias se sorprendieron al mismo tiempo.

Después de una larga pausa, el Rey León Roca Descuidada comenzó a hablar descaradamente, pero con la cabeza gacha. "Jefa... jeje... Esto es por la... celebración, jeje... Estamos celebrando por ti, no estás satisfecha..."

“¿Celebrar por mí? ¿Qué tipo de explicación es esta? ¿Desordenaron mi casa y esperan que esté satisfecha?" Mei Xueyan pateó a este tipo más desvergonzado, enviándolo volando hacia atrás. Se volvió hacia Grulla Larga con fiereza. "¡Habla!"

“Erm… hermana… no está tan mal, ¿verdad? Aunque… algunas personas pueden no entenderlo… pero… ¡siempre te apoyaremos! Espero... espero que... erm, ¡acepta valientemente tu amor y felicidad! Erm... qué estoy diciendo..."

Las bocas puntiagudas de la grulla se abrían y cerraban y pronunciaban todo tipo de tonterías.

Mei Xueyan no entendía lo que estaban tratando de decir en lo más mínimo. Ahora estaba aún más perpleja.

"¡Cierto! Hermana, ¿y que si eres una Bestia Xuan? ¡Contribuimos más al Continente Xuanxuan! ¿Por qué debería importarnos lo que digan los demás? ¡Hacemos lo que queremos! ¡No temas! Si alguien dice algo malo al respecto, ¡lideraré a nuestros camaradas y mataré a toda su familia!" Dijo el Rey Aguila salvajemente, moviendo su nariz aguileña con indignación.

"¡Sí! ¡Sí! ¡Acepta tu felicidad!" los otros reyes estuvieron de acuerdo.

"¿De qué estás hablando? ¡Estoy realmente confundida ahora! " Mei Xueyan se palmeó la cara y dijo con frustración. "¿Alguien puede explicarme claramente lo que está sucediendo exactamente?"

"¡Jefa, en realidad es así!" El Rey Mono no dudó en decirlo. "Comenzamos todo el trabajo una vez que nos enteramos de las buenas noticias..."

"¡Espera!" Mei Xueyan finalmente lo entendió. "¿Qué? ¿Qué buenas noticias?”

El Rey Grulla, el Rey León, el Rey Mono y el Rey Águila dieron una expresión incómoda y Oso Grande y Rompe-Tierra retrocedieron en silencio.

“Jefa… ejem, no se moleste demasiado, ¿de acuerdo? No quedara mal,” consoló el Rey Mono.

"¿Quedar mal? ¿De qué se trata?" Mei Xueyan estaba humeante. "¿¡¡De qué estás hablando!!!?"

La Venerable Mei estaba claramente al borde de un arrebato.

“Se trata solo de ti y tu esposo…” El Rey Mono movió la boca y dijo en voz baja, luego se armó de valor y continuó. “Jefa, estamos encantados de que puedas encontrar el amor. En cuanto a tu boda, no pudimos asistir, así que... jeje... decidimos celebrarlo aquí para ti, y..."

Señaló el palacio. “Por ejemplo, preparamos este palacio para ti y tu esposo; están casados, así que se quedarán juntos jaja... y también les pedí que plantaran la hierba esponjosa aquí. Sí, si tienen hijos en el futuro, no se lastimarán si juegan allí..."

"¿Casado? ¿Niños? ¡Disparates!" El rostro de Mei Xueyan se oscureció; era una señal de peligro inminente. Se volvió y su mirada de dardo se disparó hacia Grulla Larga, "¡Explícalo correctamente!"

Grulla Larga movió su boca alargada y finalmente dijo con cuidado después de pensar por un momento cómo expresarlo: "La jefa decidió casarse en secreto y obviamente no quería que lo supiéramos... pero habiendo permanecido juntos durante tantos años, somos como familia, entonces sentimos que debíamos hacer algo; Decidimos celebrar aquí también cuando Oso Grande y Rompe-Tierra regresaron con la noticia. Además, dejó que Oso Grande trajera tanto dinero; Tuvimos que gastarlo, ¿o no se depreciará debido a la inflación?... jeje... je..!"


Comentarios del capítulo: (0)


oem-capitulo-650
OEM - Capítulo 650
28601
650

La ira de Xueyan

Traductor: Crowli

Capítulo 650: La ira de Xueyan

Se rió dos veces hacia el final y pensó que sus palabras eran adecuadas. Pero vio que la cara de Mei Xueyan se estaba oscureciendo. Despues se volvió realmente lúgubre. Era como si pudiera haber un relámpago en cualquier momento. Al ver esto, Grulla Larga se calló de inmediato. El tenía miedo. ¿Mi expresión no es lo suficientemente clara?

"Oso Grande y Rompe-Tierra... ustedes dos... miren lo que han hecho... jejeje..." Mei Xueyan estaba tan enojada que incluso se obligó a soltar algunas risas. Se inclinó hacia adelante y dijo con tristeza: "Así que estoy casada... ¿por qué ni siquiera lo sé?"

"Erm... bueno... eso es..." Las caras de Oso Grande y Rompe-Tierra estaban distorsionadas. Tartamudearon y no pudieron formar una oración completa.

“¿Con quién me casé? ¿Cuándo me casé? ¿Eh?" Los ojos de Mei Xueyan estaban en llamas. Dio un paso adelante y gritó como una explosión. "¡Gran oso! ¡Rompe-Tierra! ¡Mírenme!"

Oso Grande se estremeció como si estuviera tamizando granos. Puso una cara muy patética y estaba tan ansioso que no sabía dónde poner las manos.

Estupefacto por un momento, Grulla Larga de repente se levantó de un salto y lo regañó con una voz extraña. "¡Gran oso! Tú... ¿cómo te atreves a traer noticias falsas? ¿El jefe no se casó? Y tú... tú...” Y de repente dejó escapar un bramido. "¡Cómo te atreves! ¿Quieres que te maten?

"Bueno... erm... eventualmente se casaría..." Oso Grande respiró y trató de defenderse.

“Tú... tú... ¡bastardo! ¿Cómo te atreves a animarme a hacer algo que hiera la reputación de la jefa? ¡Que broma! ¿Y todavía tienes tus razones? ¿Cómo te atreves a refutar?” Grulla Larga estaba muy enojado. Oso Grande solo trajo las noticias, pero fue él quien se movilizó y organizó todo en el Bosque Tianfa.

¿Cómo podría no estar ansioso?

"¡Cállate!" Mei Xueyan volvió la cabeza y le gruñó a Grulla Larga. "¡Una palabra más y te romperé el cuello flaco!"

Grulla Larga tembló y se calló, sin atreverse a hacer otro sonido.

"Jefa... su esposo me dijo que lo hiciera..." Oso Grande rompió a sollozar cuando finalmente no pudo soportar más la presión. "Jefa... te soy tan leal, el sol y la luna lo saben..."

"¿Oh? Jejeje…” Las venas de Mei Xueyan se hincharon. Ella respiró y dijo: "¿Jun Moxie?" Con esta oración, la expresión de todos se volvió incómoda. ¿No lo negaste? ¿Y hablas de Jun Moxie cuando mencionamos a tu esposo?

"S... Sí", dijo Oso Grande rápidamente, como si hubiera encontrado a su salvador. "Jefa, es para usted, su marido es un buen hombre, usted..."

El pecho de Mei Xueyan se movió más rápido a medida que su respiración se aceleraba. Su rostro se oscureció. Cerró los ojos y respiró hondo antes de abrirlos repentinamente y tronar como un trueno. “¡Los voy a golpearlos chicos, bastardos! Vengan aquí; ¡no sabrán por qué las flores están tan rojas hasta que les de una paliza! "

Habiendo dicho esto, ¡era obvio que Venerable Mei estaba completamente enfurecida!

En un instante, Mei Xueyan se alejó y levantó la mano...

Pang, Bang, Boom... ¡Se arrojó polvo dentro del Bosque Tianfa!

El grupo de reyes bestias fue golpeado por Mei Xueyan. Aunque se habían vuelto más fuertes, todavía no estaban a la par con Mei Xueyan, y no se atrevieron a resistir. ¡Después de todo, era su jefa!

El campo abierto que los reyes bestias se esforzaron por crear no fue en vano. Se convirtió en el lugar perfecto para que los golpearan. Cuerpos musculosos rodaban como pelotas de goma. Cayeron e inmediatamente volvieron a ser lanzados por los aires. Sus gritos sonaban continuamente. Sonaban cada vez más trágicos y ruidosos...

Aunque parecía muy malo, en realidad se sintieron aliviados. ¡La jefa no los golpeó fuerte! No tan duro como imaginaron y como antes… Esta vez, aunque se veía muy enojada, todos solo recibieron cortes superficiales.

Sí, simplemente rasguños y cortes. No habría lesiones internas graves. La Jefa estaba muy consciente de cuánta fuerza usar. Aunque se veían muy mal golpeados, pero de hecho, con su piel gruesa, ¡no era nada!

¡Ni siquiera fueron cortes! ¡Solo sintieron dolor por un tiempo, y eso fue todo! ¡Sufren lesiones aún peores durante el entrenamiento diario!

Pero… tenían que darle un cierre a este tema.

Entonces, los reyes de las bestias gritaron de una manera aún más deplorable. Reunieron todas sus fuerzas para gritar de dolor. Parecía que los estaban torturando.

"¡AH!" Los gritos de Oso Grande eran incluso melodiosos. Toqueteó sus extremidades en el aire y gritó: “¡Buena patada, hermana! Mis huesos se están fracturando..."

"¡OH!" Rompe-Tierra lo imitó e hizo una expresión que parecía como si le hubieran estallado las hemorroides. Se agarró la nalga y gritó: "Mis nalgas se está partiendo en dos..."

Todos se quedaron sin habla. Chico estúpido, ¿las nalgas de quién no están hechas de dos mitades?

"¡Aya!" Roca-Descuidada sostuvo su cabeza mientras lo pateaban en el aire. “¡Hermana, eres tan fuerte! Mis piernas se rompen... "

Todos volvieron a quedarse sin habla. ¿Por qué se sujetó la cabeza cuando dijo que se le estaban rompiendo las piernas? ¿Sabes siquiera fingir?

“Whoop ~” El Rey Mono hizo numerosas volteretas hacia atrás y gritó: “¡Jefa, qué patada! Tu patada me dio la vuelta tantas veces... "

"¡Ay!"

Los reyes bestias gritaron al unísono. El suelo parecía agrietarse y el sol y la luna parecían apagados por todo el ruido que hacían. Finalmente, sus gritos se volvieron tan gozosos.

"¡Jefa, misericordia!" Rogaron misericordia juntos, y sonó muy fuerte. No era como pedir piedad. Era más como un juego de niños...

Sin duda, Mei Xueyan estaba muy enojada cuando vio todo el lugar en ese momento, pero había algo de timidez en su interior. Eran esos cambios de humor de las señoritas y era realmente inconveniente mostrar su vergüenza. Así que tuvo que fingir que desahogaba su ira y ocultaba su estado de ánimo. Naturalmente, no usó mucha fuerza.

Pero, ¿cómo podía haber imaginado que estos tipos eran de piel gruesa? Ni siquiera podían pensar correctamente; si ya habían detectado que ella no estaba realmente enojada, solo tenían que cooperar y actuar, y pronto terminaría.

Pero estos estúpidos ni siquiera sabían fingir. Al final, sus gritos sonaron muy alegres. Era como si no los estuvieran golpeando, sino teniendo un concurso de cual voz era más fuerte...

Originalmente había algo de miedo en sus rostros y cierta moderación; ahora estaban sonriendo, guiñando el ojo alegremente y haciendo muecas con la lengua extendida...

¿Están siendo golpeados o están celebrando el año nuevo?

Esta vez, Mei Xueyan realmente perdió la cara. ¡Su cara se enrojeció y estaba realmente enojada! Sus puñetazos y patadas se intensificaron de repente...

"Oh... Ah... Madre... ¡Sálvame...!"

Una serie de gritos roncos volvió a sonar, pero esta vez fue diferente; Justo ahora todos podían escuchar que la voz sonaba patética y fuerte, pero no revelaba dolor en absoluto. Esta vez, por el contrario, los seis reyes bestias se mordieron los labios y los dientes y jadearon en busca de aire. Cualquiera podría decir que el dolor venía desde adentro...

Y ya no tenían ganas de gritar. Fue demasiado doloroso. Sus ojos estaban llenos de dolor y confusión. ¿Qué es esto? ¿Por qué el cambio repentino? ¿Son nuestras apasionadas actuaciones ahora inadecuadas? Debe ser que la actuación del Rey Tigre apesta, o que la actuación del Rey Mono es demasiado falsa... Hice un gran trabajo, debe ser culpa de los demás...

Bang, Bang, Boom...

Los golpes fuertes seguían golpeando sus caras. Con solo un momento, la mayoría de los miembros del Grupo No. 1 que representan la fuerza máxima del Bosque Tianfa se pusieron negros e hinchados. La larga boca de Grulla Larga estaba casi fracturada. Oso Grande pasó de Bear King a Panda King; el Rey Tigre fue devuelto a su forma original y se convirtió en un tigre blanco de pelo liso. Luego fue agarrado por la cola y arrojado al aire antes de embestirlo. Puso los ojos en blanco y se desmayó. El tigre se había convertido en un gato enfermo...

El Rey Mono rodó en el aire como una pelota. Esta vez no fue a propósito. Fue el resultado de la inercia de los golpes. Incluso podía escuchar zumbidos provenientes de su propia cabeza. El Rey León se levantó y recibió numerosos golpes en la cara. Se balanceó antes de colapsar. Se había convertido en un rey cabeza de cerdo...

La nariz ganchuda de Rey Halcon casi se cae...

La Reina Serpiente que estaba riendo de repente palideció. Temblaba y parecía que ya no disfrutaba del espectáculo...

¡Dios mio! La jefa está realmente enojada...

Finalmente, Mei Xueyan exhaló y aterrizó con una elegancia excepcional. Se quedó mirando a los reyes esparcidos por el suelo y dijo: “¿Qué tal? ¿Se han divertido? ¿Por qué dejaron de llorar? ¿No se divirtieron?”

“Sí, nos divertimos. Tan divertido…” El rey “panda” quería llorar pero no tenía lágrimas y solo podía asentir como un pollo comiendo maíz.

“¿No te rompiste los huesos? ¿Te atreves a... jugar de nuevo?" Mei Xueyan se sonrojó de una manera imperceptible.

"Ya no lo queremos", dijeron los seis reyes mientras asentían juntos. El rey Rompe-Tierra “gato enfermo” había salido de la grieta del suelo y se había transformado de nuevo a su forma humana.

“¡No te preocupes, hermana, los espantaré ahora mismo! ¡Inmediatamente!" Grulla Larga negó con la cabeza mareada, caminó en círculo antes de ordenar en voz alta: “¡Todos, piérdanse! ¡Dejen de construir este estúpido palacio! ¡Vamos, piérdanse!"

“¿Estúpido palacio? ¿Dejar de construir? ¿Quién dijo que íbamos a parar?" Mei Xueyan lo miró de inmediato y le dijo con el rostro sonrojado. “¡¿Qué están tratando de hacer?!”


Comentarios del capítulo: (1)


jajaja mujeres, ni siendo venerables las entenderemos jajaj gracias por los capitulos

0