atg-capitulo-1841
ATG - Capítulo 1841
30905
1844

Qianying Frenetica

Traductor: Crowli

Capítulo 1841: Qianying Enfurecida

Lo único que quedo en el mundo fue un color gris, la conciencia se desvaneciéndose rápidamente, incluso el sonido del viento cayendo ya no podia ser escuchado.

No puedo matar a Qianye...... no puede matar a Zhou Xuzi......

Finalmente... no pude hacer nada...

Hermana Mayor... lo siento...

Hermana Mayor... lo siento...

Lo siento...

En ese mundo gris, la figura de Yun Che apareció, y el mundo con él, con las flores de la montaña y un bosque verde.

"¿Cómo te llamas?"

"Mi nombre, um... déjame pensar. Gran Seta, Pequeña Seta, Hormiga, Elefante, Camellia… Jazmín……”

"¡Ah! ¡Asi es! ¡Me llamo Jazmín!".

"Pequeña, aunque vayas a mentir... ¡no puedes ser tan obvia!"

............

"¡Bien, está decidido! Mi nombre será... ¡Pequeña Jazmín!"

"Eso... que... ¡¡¡tiene de diferencia...!!!"

"¡Claro que sí! La Pequeña Jazmín suena aún más lindo".

............

"Sí, así es, Jazmín es mi esposa".

"¡¡¡Woohoo!!! Así que es así. Bueno... Jazmín es la esposa del hermano mayor, así que la Pequeña Jazmín es la cuñada del hermano mayor..."

"¡Cuñada!"

"Entonces en ese caso, el hermano mayor es mi cuñado... ¡ah! Buen cuñado".

............

El primer encuentro de entonces, cada una de las caras casi frenéticas cuando le atrapaban solo, eran los recuerdos más entrañables e importantes que la acompañaron todos estos grises... años.

Ojalá, qué bueno sería que el tiempo se detuviera en ese momento...

Zhou Xuzi rápidamente selló sus heridas, cuando levantó la cabeza, se reflejó en sus ojos la imagen de los seis Guardianes... los últimos seis Guardianes del Reino del Cielo Eterno con sus torsos cortados al unísono.

Una espada corto en dos a seis Guardianes, la espada de Caizhi fue suficiente para que sea recordada en la historia del Reino de Dios, suficiente para impactar profundamente a cien generaciones y mil generaciones.

Sin embargo, no logró matar a Zhou Xuzi.

"Tai Han, Tai Ze..."

Zhou Xuzi extendió la mano, haciendo un agarre pero lo unico que tomo fue el vacío y el aura... los cuerpos de los seis Guardianes colapsaron, su expresión estaba completamente llena con una especie de confusión, parecía ser incapaz de creer, como los poderosos Guardianes del Cielo Eterno, en realidad habian perecido. 

En este momento, todas las piedras angulares que sostenían el Reino de Dios del Cielo Eternos, los Guardianes del Cielo Eterno que le habían acompañado durante incontables años bajo su mando... habían caído.

Zhou Xuzi cerró los ojos, el cielo y la tierra eran majestuosos, pero era como si él fuera el único que quedaba, y su corazón estaba infinitamente solo y triste. 

Aunque tenga éxito en vengarse, aunque extinga a los demonios, ¿tiene realmente futuro el Reino de Dios del Cielo Eterno...?

Sus viejos ojos ferozmente abiertos agudos, y oscuros con una intensión asesina directamente sobre Caizhi quien estaba cayendo en la distancia. En ese momento, movilizo su fuerza profunda, y rápidamente condensar el incomparable Poder Divino del Cielo Eterno

El sentido espiritual de Chi Wuyao era tan grande que, aunque estaba luchando con el Dios Dragón de la Destrucción Carmesí, toda la situación del campo de batalla seguía reflejándose claramente en su mente y en su alma.

Estaba conmocionada, pero bajo el poder enloquecido de Destrucción Carmesí, le era imposible meditar y concentrar su alma para interferir en los pensamientos y acciones de Zhou Xuzi, sólo pudo dejar salir un grito asustado de sus labios: "¡Salva a Caizhi!"

"¡¡¡Métete en tus asuntos primero!!!" Los ojos del Dios Dragón de la Destrucción Carmesí estaban brillantes, y sus robustos brazos lanzaron dos enormes garras de trescientos pies mientras los balanceaba, bloqueando completamente a Chi Wuyao en un dominio de dragón.

"¡Pequeña Princesa!"

Los Cuatro Dioses de la Estrella gritaron al unísono, cada uno de ellos se enfrentaba al menos a dos oponentes del mismo nivel que ellos, y ya estaban luchando por sostenerse, y bajo la distracción, eran aún más dificil, incapaces de salir.

La mano de Qianye Ying'er sostenía una oscura luz demoníaca, que se sostenía con el enorme poder de dragón del Emperador Dragón Chi mientras se devoraban y destruían mutuamente.

Si Yun Che estuviera cerca, podría haber sido capaz de luchar contra el Emperador Dragón Chi, pero sin Yun Che, sabía que no podría resistir mucho tiempo.

En sus oídos se escuchaban los gritos de Chi Wuyao, y entre sus sentidos espirituales se percibía la liberación de la intención asesina del Emperador Dios del Cielo Eterno y el aura de Caizhi que estaba cayendo.

El aura blanca se condensó, y los viejos ojos del Emperador Dios del Cielo Eterno mostraron una fiereza que rara vez aparecía, y el plumero fue lanzado violentamente, decenas de auras blancas rodaron con fragmentos espaciales como agujas y volaron directamente hacia la Caizhi.

¡Boom!

Qianye Ying'er, que ya estaba en desventaja, de repente retiró su poder con fuerza, y el poder del Emperador Dragón Chi la golpeó justo en el corazón.

En un instante, media docena de chorros de sangre brotaron de entre los labios de Qianye Ying'er, y todo su cuerpo sufrió un fuerte dolor insoportable. En su lugar, se giró ferozmente, y la energía profunda oscura que acababa de ser sacudida se unió por la fuerza, impulsando su cuerpo directamente contra Caizhi.

El Emperador Dragón Chi se congeló brevemente antes de abalanzarse en el siguiente instante, las garras de dragón fueron directas a la espalda de Qianye Ying'er.

Sin embargo, sus ojos cambiaron violentamente y apareció una figura seca.

Bang ---- 

La garra de dragón golpeó de lleno el cuerpo de Gu Zhu, y al mismo tiempo, el poder del Emperador Dragón Vicioso también le había golpeado. El terrorífico poder de dragón de los dos grandes Emperadores Dios Dragón se estrelló sólida y completamente contra el cuerpo de Gu Zhu.

La figura de Gu Zhu no se movió, su expresión siguió siendo tan antigua como siempre.

Por otro lado, el Emperador Dios de los Diez Mil Elefantes, el Dios Dragón Cielo y el Dios Dragón Jade estaban luchando contra Yan Yi, pero no podían presionarlo en absoluto, cuanto más luchaba, más se agitaba, mientras que Yan Yi se volvía cada vez más frenético, y los gritos parlanchines que salían de vez en cuando casi les desgarraban los tímpanos y el corazón.

Lamentó haber elegido a un oponente así... ¡Como Emperador Dios, se había aliado con dos Dioses Dragón y en realidad no tenían la ventaja!

Independientemente de quién fuera el oponente, esto era una falta de respeto incomparable.

En este momento, el rabillo de sus ojos miró repentinamente a Qianye Ying'er que había derramado sangre y estaba volando hacia abajo, aparentemente yendo a salvar al Dios de la Estrella del Lobo Celestial, y de repente su corazón se nubló mientras se desprendía ferozmente del poder del Diablo Yama de Yan Yi, su cuerpo giró bruscamente, y la espada emperador en su mano condensó el aura profunda del linaje de los Diez Mil Elefantes y apuñaló directamente a Qianye Ying'er.

¡¡Bang!!

La sombra gris frente a sus ojos se volvió sólida, la espada gris del Emperador DIos de los Diez Mil Elefantes golpeó el cuerpo del anciano que había llegado en un extraño instante, y mientras la espada penetraba, el Poder Divino de los Diez Mil Elefantes también estalló violentamente en su interior.

Casi en el mismo instante, el Emperador Dragón Chi y el Emperador Dragón Vicioso también concentraron su fuerza... el poder de los tres emperadores dios de la Region Divina del Oeste explotaron en el cuerpo de Gu Zu simultáneamente.

Boom ----

Los tres emperadores dios de la Region Divina del Oeste, con el chasquido de sus dedos podían destruir las estrellas y regiones estelares.

La figura de Gu Zhu permaneció inmóvil, obviamente seco y delgado, y con el cuerpo encorvado, pero se convirtió en la barrera más inquebrantable del mundo, protegiendo tenazmente la espada de Qianye Ying'er... incluso si la otra parte eran los tres grandes emperadores dios.

La velocidad de Qianye Ying'er habia llegado a su límite, las figura de Caihzi se acercaba cada vez más, y el poder divino de Zhou Xuzi que amenaza su vida también se estaba acercando...

Apretó ferozmente los dientes y lanzó su brazo, el oráculo divino estalló como una serpiente relámpago, decenas de kilómetros en un instante, superando la velocidad del poder divino del Cielo Eterno, y envolvió violentamente el cuerpo de Caizhi, lanzándola con saña en dirección al Emperador Dragón del Comienzo Absoluto.

¡¡Bang!!

El Poder Divino del Cielo Eterno estallo en el lugar donde Caizhi había estado durante el último instante, diez mil marcas blancas explotando en las diez millas de espacio circundantes, la tormenta de destrucción duro mucho tiempo como un desastre natural.

¡Boom!

El Emperador Dragón del Comienzo Absoluto Chu rugió, y sus enormes garras de dragón  estrellaron la cabeza del Dios Dragón Azure contra la tierra ferozmente, en lugar de aprovechar la oportunidad para bombardearlo, se elevó en el aire, su boca de dragón se abrió de par en par, y una tormenta barrió hacia la voladora Caizhi, haciéndola rodar suavemente sobre su propia cabeza de dragón, y luego cubriéndola firmemente con su propia fuerza de dragón protectora. 

Con los Guardianes del Cielo Eterno Muertos, también estaba claro que Zhou Xuzi había perdido completamente la compostura. Su ataque falló, apretó los dientes y amenazándolos con romperse, precipitándose directamente hacia el Emperador Dragón de Comienzo Absoluto... pero inmediatamente, una sombra dorada se extendió ante sus ojos, y la serpiente espiritual transformada por el Oráculo Divino se había convertido en una serpiente venenosa, atravesando directamente su corazón.

Al ser golpeado con fuerza por la espada de Caizhi, junto con la inquietud de su respiración bajo su gran ira, Zhou Xuzi fue obligado a retroceder por Qianye Ying'er repetidamente.

Las comisuras de los labios de Qianye Ying'er estaban ensangrentadas y su espalda estaba herida, pero su ataque seguía siendo severo y despiadado, y el oráculo divino rodaba con oscura energía diabólica, haciendo una cicatriz negra tras otra en el cuerpo de Zhou Xuzi.

¡Bang!

El plumero blanco fue sacudido por el oráculo divino desde un ángulo extremadamente extraño, y Zhou Xuzi se tambaleó hacia atrás mientras el oráculo también se acercaba violentamente, golpeando el pecho de Zhou Xuzi.

Una intensa aura negra estalló en el pecho de Zhou Xuzi, tiñendo al instante sus huesos rotos y su carne de un aterrador negro quemado.

Zhou Xuzi se retiró de dolor.

La Qianye Ying'er estaba a punto de darle caza cuando de repente se dio la vuelta con un temblor en el corazón.

¡Buzz!

¡Buzz!

¡¡¡Buzz!!!

El poder de los tres grandes emperadores dios, Dios Dragón Chi, Dios Dragón Vicioso y el Emperador Dios de los Diez Mil Elefantes..., se abalanzó salvajemente sobre el cuerpo de Gu Zhu, el aterrador poder de los emperadores dios, cada golpe era como un trueno celestial que sacudía el mundo.

Pero Gu Zhu permaneció quieto, su cuerpo duro, con un silencio de diez mil años, las vicisitudes sin fin no podrían moverlo.

Tal vez al sentir la mirada de Qianye Ying'er, los ojos de Gu Zhu finalmente aparecieron ligeramente turbulentas, y su cuerpo liberó repentinamente un aura blanca tan fuerte que era anormal.

Bajo el aura blanca, los tres Emperadores Dios fueron enviados a volar muy lejos unos de otros como si hubieran recibido diez mil martillazos en sus cuerpos.

Miraron a Gu Zhu desde lejos, con los brazos doloridos y entumecidos entre ellos, y se quedaron momentáneamente sorprendidos.

"Tio Gu...", el corazón de Qianye Ying'er se apretó, sin poder respirar por un momento, "Tú... estás bien... ...¿verdad?"

Chorros de sangre goteaban silenciosamente de la boca, la nariz, las orejas y los ojos de Gu Zhu... Le dio la espalda a Qianye Ying'er, sin dejarle ver esta apariencia suya.

"Señorita", dejó escapar un suave suspiro, su voz sosa y tranquila, como una hoja marchita rozando el viento: "Este viejo esclavo ya no podrá servir a su lado en el futuro, señorita debe... "

Antes de que terminara, su orgulloso cuerpo marchito se inclinó finalmente y cayó hacia abajo.

"¡Tío Gu!"

Qianye Ying'er perdió la voz y gritó conmocionada, acercándose a toda prisa a..., pero cuando estaba luchando con Zhou Xuzi, la distancia se había alargado demasiado, y cuando finalmente se acercó, sólo pudo ver cómo el cuerpo de Gu Zhu se estrellaba frente a ella.

Sólo entonces vio que el cuerpo de la Gu Zhu estaba ya manchado de sangre, marchito como un trozo de madera podrida que habia sido golpeado por la tormenta durante mil años.

Su aliento era tan débil como una brizna, casi dispersado por el viento.

La palma de la mano de Qianye Ying'er se detuvo en el aire, sus dientes y dedos como jade temblaban sin atreverse a tocarse…, pero sus ojos seguían llorando.

Gu Zhu para ella, era un maestro, pero también un padre.

En ese Entonces, cuando su padre biológico la abandono, fue la Gu Zhu la que la salvó de Qianye Fantian, sin importar las consecuencias.

Cuando ella regresó de su caída diabólica, fue él quien se puso a su lado sin dudar, sin importar su identidad y posición... Ahora, utilizó su propio cuerpo para agitar el poder de los tres grandes emperadores dios por ella.

Gu Zhu estuvo bajo el control de la Marca del Deseo de Muerte del Alma Brahma durante casi toda su vida. Fu el primer experimento exitoso hecho por favor Qianye Wugu con la Marca del Deseo de Muerte del Alma Brahma, y tuvo una larga vida... pero al mismo tiempo, su fuerza vital era frágil, aunque era un Maestro Divino de nivel diez.

Las gotas de lágrimas cayeron sobre la mano marchita de Gu Zhu, y las comisuras de su boca se movieron suavemente, lo que parecía una ligera sonrisa de consuelo infinito:.

"Señorita... inesperadamente derramó lágrimas por... este viejo esclavo...... "

"Señorita... realmente ha cambiado... je... jeje..."

La sonrisa se fijó en su pálido rostro, y no se oyó ningún otro sonido.

Sobre la cabeza de dragón del Emperador Dragón del Comienzo Absoluto, la conciencia de Caizhi había vuelto, y miró a Qianye Ying'er, que estaba arrodillada frente a la Gu Zhu, y sus ojos se llenaron de una compleja luz estelar.

El Emperador Dragon Chi se miró la palma de la mano y resopló fríamente: "El poder de este anciano es realmente extraño. ¿Podría ser por lo que el Monarca Dragón ha dicho sobre el Sello primordial de la Vida y la Muerte?"

"Es sólo una persona muerta, no hay de que preocuparse". El Emperador Dragón Vicioso miró a Qianye Ying'er: "Se dice que esta Diosa del Monarca Brahma, que ahora es la persona más cernaca al Maestro Diablo Yun Che, también ha recuperado el control del Reino de Dios del Monarca Brahma, y no debe ser retenida."

"No hay necesidad de piedad, y dar el beneficio de la duda, golpeen juntos" La espada gris en manos del Emperador Divino de los Diez Mil Elefantes volvió a condensar el aura de un emperador dios.

Los tres Emperadores Dios volvieron a golpear juntos, y mientras sus figuras se movían, un vórtice de poder extremo y aterrador empujó directamente hacia Qianye Ying'er.

Qianye Ying'er no evitó inmediatamente, ni se dio la vuelta, sino que se levantó lentamente, sus dientes de jade apretados, su cuerpo temblaba... a su alrededor mientras los tres Emperadores Dios de la Región del Oeste se acercaban, de repente levantó su cabeza, y un decisivo y lúgubre siseo salió de sus labios.

Boom ----

Un aura oscura e incomparablemente extraña brotó de su cuerpo.

"¡Wu!"

Bajo esta aura, los tres Emperadores Dios del Oeste se detuvieron bruscamente, y posteriormente dejaron escapar un gruñido ahogado al unísono mientras eran mandados a volar lejos uno tras otro.

Hacia el oeste, las miradas de Long Bai y los Venerables Dragon Marchitos también se giraron, mostrando su conmoción al unísono.

La cara de Chi Wuyao cambió de repente y dijo con voz urgente: "Qianying, ¡no seas impulsiva! No olvides mis palabras de antes".

Ni siquiera la voz de Chi Wuyao pudo detener a Qianye Ying'er.

Con su corazón como centro, un patrón de magia oscura se extendió rápidamente por su cuerpo, alcanzando su torso, extremidades, puntas de los dedos y rostro... convirtiendo sus ojos dorados en un abismo sin fondo, y tiñendo su cabello dorado y volador en una noche oscura sin fin.

En medio del campo de batalla, los corazones de todos los practicantes profundos de la Región Norte latían salvajemente, su sangre se agitaba violentamente, e incluso la energía profunda oscura liberada estaba vagamente frenetica.

La resonancia de la oscuridad... que envolvía el campo de batalla era un aura oscura que se aproximaba a la del Maestro Diablo.

En las pupilas de los ojos de los tres Emperadores Dios de la Región del Oeste, que eran palpitantes e inexplicables, Qianye Ying'er se giró lentamente, su rostro sembrado de patrones diabólicos era absolutamente hermoso y diabólico.

El oráculo divino que tenía en la mano había perdido su aura dorada, parpadeando con un aura negra incomparablemente pura.

Por primera vez, Qianye Ying'er liberó la gota de sangre de la Emperatriz Diablo en su cuerpo completamente... sin importar las consecuencias.


Comentarios del capítulo: (7)


Joder viejo Gu, serás recordado como el interruptor de la frenética yun Qianying

7

Sadge :(

7

El viejo Gu era de los personajes que mejor me caían

4

atg-capitulo-1842
ATG - Capítulo 1842
31016
1845

Destrozando al Dragón

Traductor: Crowli

Capítulo 1842: Destrozando al Dragón

Suspiro...

Chi Wuyao suspiró en su corazón.

Pero entonces, sus ojos diabólicos también se tiñeron de determinación tras abandonar toda esperanza.

Qianye Ying'er no dijo ni una palabra, y sólo había odio e intención asesina en sus negras pupilas.

Su fusión de la Sangre de la Emperatriz Diablo se hizo con la ayuda de Yun Che. El crecimiento extremadamente rápido de su energía profunda oscura fue gracias a esto.

Pero, después de todo, ella tenia un cuerpo mortal, no uno raro como Yun Che. Cuáles serían las consecuencias de quemar al máximo esta gota de sangre de la Emperatriz Diablo y liberarla toda, ella no lo sabía, no quería saberlo ya... Al menos, el poder de la oscuridad que llenaba todo su cuerpo en este momento era tan arrollador y furioso que en cualquier momento desgarraría su cuerpo.

Dio un paso hacia adelante, y el oráculo negro como la brea que tenía en la mano se desplegó... en ese momento, haciendo bailar no a la serpiente espíritu negra como la brea, sino a la pitón oscura.

El poder de la oscuridad irrumpió como una inflamación ardiente, devorando la luz en la medida de lo posible. Como Emperadores Dios del Oeste, naturalmente todos eran personas que tenian una amplia gama de conocimientos, independientemente de la oscuridad en el cuerpo de Qianye Ying'er, o la energía profunda oscura no eran en absoluto normal.

Ninguno insistió y todos retrocedieron violentamente. Sin embargo, bajo la oscuridad de la tormenta, la velocidad del oráculo también aumentó, como una gangrena ósea, apuñalando directamente la garganta del Emperador Dios de los Diez Mil Elefantes.

El cuerpo del Emperador Dios de los Diez Mil Elefantes giró rápidamente, el flujo de aire a su alrededor se arremolinó y su espada emperador se elevó para enfrentarse al oráculo oscuro que se acercaba.

Con un estruendo penetrante, el oráculo chocó con la espada del Emperador Dios de los Diez Mil Elefantes, y el primer destello de luz negra pareció ignorar directamente el poder protector del Emperador Dios de los Diez Mil Elefantes, haciendo que su cuerpo y su cara siguieran ardiendo violentamente. 

Utilizó la fuerza para retroceder violentamente, y entonces sus pupilas miraron fijamente... porque vio con asombro que una abolladura negra como el carbón estaba impresa en la parte superior de la espada emperador que había acompañado a su cuerpo durante diez mil años.

Estaba tan sorprendido que perdió la voz y rugió: "¡No la toquen... uh!"

Con un grito miserable, el oráculo oscuro que sólo se había alejado de él en el instante anterior retrocedió realmente contra el sentido común, y el Emperador Dios de los Diez Mil Elefantes retrocedió violentamente, pero aún así se raspó en la frente, derramando instantáneamente sangre y carne, y siendo atravesado por un surco sangriento de gran profundidad.

"Sh......" El Emperador Dragon Chi y el Emperador Dragón Vicioso, que estaban a punto de acercarse, se alarmaron enormemente en sus corazones.

Como Emperadores Dios del Oeste, sin duda tenía la protección corporal más poderosa del mundo. Qué difícil sería atravesar la defensa y herir sus cuerpos.

Sin embargo, bajo el poder profundo de la oscuridad de Qianye Ying'er, la anergia profunda protectora del Emperador Dios de los Diez Mil Elefantes era casi como papel fino.

Después de todo, era la sangre de origen de la Emperatriz Diablo de la Aniquilación Celestial, y cuando estalló en llamas, lo que liberó fue un poder que casi trascendía los límites de la dimensión, e incluso un Emperador Dios no sería capaz de resistirlo.

Sólo que estaba destinado a durar poco tiempo, y el coste... podría ser el de herir a ochocientos enemigos y tres mil a uno mismo. 

"¡Evítenlo por ahora!" Long Bai dijo con voz profunda.

Tan pronto como sus palabras cayeron, una serie de gritos miserables golpearon.

El ataque del oráculo tenía un extraño alcance, y mientras los tres emperadores dios retrocedían con todas sus fuerzas, donde la pitón oscura barría, los cuatro dragones chi de los Maestros Divinos de la parte trasera eran cortados perezosamente como bambúes rotos y podridos.

¡¡¡Shaa!!

La luz negra volvió a rodar, y en medio de la asombrosa furia demoníaca, tres Señores Dragones fueron rebanados en un instante, y un Señor Dragón intentó bloquear con su brazo de Dios Dragón, sólo para que su brazo se rompiera en un instante y luego su corazón fuera atravesado en un instante, derramando sangre y volando hacia abajo.

Los tres grandes emperadores divinos de la Región Divina del Oeste quedaron tan sorprendidos por esta escena que sus corazones y tripas se dividieron, y retrocedieron frenéticamente en tres direcciones, sin atreverse a acercarse más bajo el aura negra Qianye Ying'er.

Todos sabían muy bien que este estado aterrador de Qianye Ying'er no podía durar mucho tiempo.

Los ojos de Long Er parecían oscuros, su aura de dragón se movilizo, como el vapor de su figura, su cuerpo real desapareció, un brazo cubierto de aura de dragón antiguo agarró a Qianye Ying'er... directamente en la cara de Qianye Ying'er que ahora tiene una extraña oscuridad, finalmente golpeó.

El aterrador poder del dragón sacudió instantáneamente el cielo y la tierra, e incluso sacudió el corazón y el alma de todos.

Qianye Wugu, que estaba luchando con el Emperador Qilin, dio un golpe con la palma de la mano, obligando al Emperador Qilin a retroceder, y luego cambió al instante y cargó directamente contra Long Er. 

Los brazos del Emperador Qilin se extendieron... y luego retiraron débilmente su poder, volviéndose hacia Qianye Bingzhu que estaba luchando contra cuatro grandes Qilin.

"El poder de mi viejo amigo está en última instancia fuera del alcance del anciano, así que seré descarado y colaboraré para derribarte primero".

"Oh", la Qianye Bingzhu sonrió ligeramente, "Luchar contra los cinco Grandes Qilin solo. Esta batalla es una bendición para toda la vida. Sólo espero que este cuerpo lisiado mío pueda durar unos momentos más".

¡Boom!

El aura dorada explotó, y fue como si un sol abrasador brillara sobre el Mar Profundo. El cuerpo de Long Er se detuvo por la fuerza, y sus ojos de dragón miraron con indiferencia al anciano que tenía delante.

Frente a un Venerable Dragón Marchito, Qianye Wugu estaba destinado a no retener nada.

Su sangre de Brahma se encendió, su alma de Brahma se liberó, y una sombra dorada del Monarca Brahma fluyó por todo su cuerpo, cubriendo sus pupilas y su piel con el color del oro profundo: "Como alguien que ha regresado al mundo, Emperador Brahma Qianye Wugu, he venido a recibir la guía del Venerable Dragón Marchitos."

"Hmph". El corazón era como polvo antiguo, pero el orgullo del dios dragón permanecía. Long Er dijo con indiferencia: "Me temo que tú, aún no estás calificado".

Qianye Wugu ya no habló, y su palma empujó hacia fuera, sellando el aire con una melena dorada. Pensó que no era rival para los Venerables Dragones Marchitos, pero no sería posible que su oponente lo aplastara en poco tiempo. 

Que un Venerable Dragón Marchito se uniera a él era, sin duda, añadir un insulto a la herida para los practicantes profundos de la Región Norte. Pero lo bueno es que Qianye Ying'er está suprimiendo a los tres grandes emperadores dios... con el poder de una persona, ¿cuánto tiempo puede durar esta supresión?

Por otro lado, la mirada de Zhou Xuzi se clavó mortalmente en la enorme figura del Emperador Dragón del Comienzo Absoluto en la distancia. Los Guardianes se extinguieron, y casi todas sus esperanzas para el futuro del Cielo Eterno desaparecieron, y lo único que quedó en su corazón fue odio y tristeza.

Sin aprovechar la oportunidad de curar sus heridas, voló solo y se precipitó hacia el Emperador Dragón del Comienzo Absoluto.

Con la distracción de proteger a Cahizi, la presión sobre el Emperador Dragón del Comienzo Absoluto había aumentado, y ya no era posible suprimir al Dios Dragón Azure. Cuando el poder divino del Cielo Eterno con un resentimiento infinito vino detrás de él, el Emperador Dragón del Comienzo Absoluto lanzó su cuerpo y rugió, forzando la mitad de su poder de dragón sobre el cuerpo de Caizhi, usando la mitad de su poder para sacudir el poder de un Dios Dragón y un Emperador Dios.

La lealtad del Emperador Dragón del Comienzo Absoluto a Cahizi fue impuesta a la fuerza por la Emperatriz Diablo de la Aniquilación Celestial, y aunque no provenía de su propia voluntad, era incomparablemente pura y no podía ser sacudida por ninguna situación.

Con un fuerte sonido, el Emperador Dragón del Comienzo Absoluto fue mandado a volar hacia atrás varios kilómetros, y su enorme cuerpo de dragón se desequilibró, ya que el Dios Dragón de Azure y Zhou Xuzi se habían abalanzado estruendosamente sobre él, el poder del Emperador Dios y del Dios Dragón cayendo sobre su cuerpo de dragón como un huracán.

Si se enfrentara solo al Dios Dragón Azure y a Zhou Xuzi, el Emperador Dragón del Comienzo Absoluto podría luchar contra ellos durante mucho tiempo sin perder.

Sin embargo, proteger a Caiyin era lo más importante en su mente en este momento, superando todo lo demás.

Especialmente Zhou Xuzi, su objetivo no era el Emperador Dragón del Comienzo Absoluto, sino Cahizi. Su figura no dejaba de nadar y desplazarse, y cada vez que golpeaba, atacaba a Cahizi quien estaba en la parte superior de la cabeza del dragón, obligando al Emperador Dragón del Comienzo Absoluto a mover su cuerpo con fuerza una y otra vez, abriéndose de par en par y siendo golpeado con fuerza por el Dios Dragón Azure en sucesivas ocasiones.

¡Roar Ow!

Con un rugido de impotencia, un millar de trozos de Escamas de Dragón manchadas de sangre se hicieron añicos y volaron por el suelo, y el cuerpo del dragón también se estrelló fuertemente contra el suelo de un tirón.

Con la desintegración del poder protector del dragón, Caizhi sobre la parte superior de la cabeza del dragón fue finalmente lanzada lejos, cayendo contra el suelo.

El Emperador Dragón del Comienzo Absoluto soltó un rugido aún más furioso, pero justo cuando iba a hacer fuerza para levantarse, una enorme sombra gris y azul cayó del cielo, y la enorme fuerza del Dios Dragón golpeó su columna vertebral de dragón, haciendo que su cuerpo de dragón, aún no enderezado, se doblara.

Zhou Xuzi, por su parte, prácticamente ignoró al Emperador Dragón del Comienzo Absoluto y voló hacia arriba, con una mirada feroz y sus cinco dedos como garfios de águila, agarraron la cabeza de Cahizi de inmediato.

Los Cuatro Dioses de la Estrella, Llama Celestial, Sol Celestial, Alma Celestial y Encanto Celestial, sintieron lo mismo y giraron la cabeza violentamente.

"¡Pequeña Princesa!"

El campo de batalla entre el Emperador Dragón del Comienzo Absoluto y el Dios Dragón Azure se extendía demasiado, y era difícil para los demás acercarse. El Emperador Dragón del Comienzo Absoluto estaba siendo retenido en un vicio mortal por el Dios Dragón Azure... Esta vez, nadie más podía ir a salvar a Cahizi.

En este momento, sintiendo el palpitar de la sangre del Dios de la Estrella de los otros... sin palabras, sin el intercambio de pensamientos del corazón, brotó exactamente la misma intención decisiva.

Los cuatro dioses de la estrella ya están ensangrentados y heridos, y en este estado, ya era increíblemente difícil solo luchar, por no hablar de deshacerse a la fuerza del oponente para salvar a Caihizi.

A menos que...

"¡Jaaaaaa!"

Gritos miserables atravesaron el aire, y los cuerpos de los cuatro Dioses de la Estrella estallaron al mismo tiempo con auras estelares que reflejaban el cielo en llamas.

Bajo los toldos estelares, demasiado abrasadores, aquellos Maestros Dragón que estaban reprimiendo o incluso abusando de sus oponentes fueron lanzados lejos.

Y con una velocidad que superaba la de un meteorito en el cielo, estas cuatro ráfagas de estrellas también salieron disparadas hacia Zhou Xuzi, que se acercaba a Cahizi, con largas estelas de estrellas que atravesaban el espacio.

Cahizi levantó la cabeza de forma fantasmal en ese momento, y las estrellas más brillantes del mundo se reflejaron en sus pupilas aún empañadas.

"Pequeña princesa...", la cálida y tranquila voz del Dios de la Estrella de la Llama Celestial llegó a sus oídos, "Sabemos que nuestros pecados son imperdonables, y esta es nuestra única expiación".

"También es nuestro último regalo para ti, asegúrate de disfrutarlo". Esta fue la voz del Dios de la Estrella del Encanto Celestial, con un poco de reticencia y cariño.

La luz estelar del Dios Estrella del Infierno Celestial fue la primera en volar, demasiado rápida y poderosa, por lo que no había forma de que Zhou Xuzi la evitara, sólo pudo detener su cuerpo con fuerza y levantar los brazos hacia el frente, provocando una violenta distorsión del espacio frente a él.

¡¡Boom!!

El estallido de la estrella se abrió, las llamas celestiales volvieron a ser cenizas, y el poder del estallido de la estrella que sobrepasaba los límites de los Dioses de las Estrellas fue demasiado para que incluso Zhou Xuzi pudiera resistir, al instante sus siete orificios se colapsaron de sangre, y fue sacudido por docenas de marcas mortales.

Antes de que tuviera tiempo de recuperar el aliento, otros dos estallidos de estrellas igualmente brillantes cayeron del cielo en sus pupilas.

Después de todo, Zhou Xuzi tenía decenas de miles de años de experiencia, y su reacción fue extremadamente rápida. Tragó la sangre que le brotaba en la garganta, e instantáneamente sacrificó la Campana Celestial Protectora agrietada, y bajo su extremadamente poderoso poder divino del Cielo Eterno, la Campana Celestial Protectora giró mil pies en un instante, cubriendo los restos de los miembros estelares de Sol Celestial y Alma Celestial.

¡Pum!

Esa instantánea explosión de luz estelar casi cegó los ojos de Zhou Xuzi y deslumbró cálidamente toda la visión y el alma de Cahizi.

La Campana Celestial protectora se deformó violentamente, y la grieta que fue golpeada por Cahizi se agrandó rápidamente y se extendió... con una explosión celestial, la Campana Celestial Protectora se rompió por completo, y la luz estelar inacabada estalló fuertemente sobre el corazón de Zhou Xuzi, destruyendo su cuerpo ya muy herido con una docena de impactantes cráteres de sangre, y sus órganos internos fueron incluso desplazados en la ruptura.

Zhou Xuzi cayó pesadamente de rodillas, escupiendo sangre.

Fue también en ese momento cuando la Espada Diabólica del Lobo Celestial voló de nuevo a la mano de Cahizi, la cabeza de lobo en la punta de la espada volvió a abrir sus resentidos ojos de lobo color sangre.

Se levantó lentamente del suelo, con un oscuro poder divino de Lobo Celestial surgiendo de la nada de su pequeño cuerpo, que estaba claramente agotado y débil.

Su cuerpo se tambaleó y voló hacia arriba, su mano sostenía la Espada Diabólica del Lobo Celestial, y con un susurro resentido, se estrelló contra Zhou Xuzi que estaba medio arrodillado en un charco de sangre.

Zhou Xuzi levantó la cabeza, sus brazos se levantaron y sus manos se aferraron a la Espada Diabólica del Lobo Celestial que estaba volando en el aire.

La luz negra en las pupilas de Cahizi era resentida y oscura, la sombra del lobo detrás de ella era vacilante y furiosa, obviamente débil, pero el poder de esta espada seguía siendo aterrador.

Zhou Xuzi estaba en una posición medio arrodillada, con las manos desmenuzadas por la sangre y los brazos hundiéndose poco a poco por el poder de la espada. Pero entonces, sus pupilas se dilataron violentamente, y una enorme fuerza que surgió con fuerza alejó la espada diabólica y a Cahizi de él por varios puntos.

El jadeo de Zhou Xuzi duró sólo medio suspiro, y las pupilas que acababan de dilatarse volvieron a contraerse en un instante hasta alcanzar el tamaño de un agujero de formación... porque otro estallido de estrellas aparecio con extrema rapidez en sus pupilas.

Al estar el cuerpo mortalmente presionado por el Poder de la Espada del Lobo Celestial, Zhou Xuzi no podía moverse en absoluto, y sólo podía observar cómo la desesperada luz de las estrellas se acercaba cada vez más.

Boom ----

La luz de las estrellas estalló, Encanto Celestial volvió a las cenizas, el último poder profundo protector de Zhou Xuzi se derrumbó por completo, derramando sangre por el cielo, pero la luz de las estrellas que estaba cerca no hirió a Cahizi ni un poco, en su lugar, fue como una cálida palma, rozando suavemente su mejilla.

En medio de los estallidos de las estrellas, una espada descendió... una gota de lágrimas estelares también fue arrojada en ese momento silenciosamente, y desapareció entre el cielo y la tierra con los estallidos de las estrellas que se desvanecían.

En este punto, de los doce Dioses de las Estrellas, sólo quedaba el Lobo Celestial.

¡Boom!

Esta vez, Zhou Xuzi ya no pudo resistir, y su pecho se hundió violentamente bajo el poder de la Espada Diabólica del Lobo Celestial, rompiendo la mitad de su esternón y costillas.

La mirada de Caizhi estaba oscura, como un abismo empapado de sangre, la fuerza se agotó de su delicado cuerpo, pero en un resentimiento interminable explotó con una fuerza que vino de la nada, y la Espada Diabólica del Lobo Celestial se estrelló locamente.

Boom... El brazo derecho de Zhou Xuzi se hizo añicos.

Boom… El brazo izquierdo de Zhou Xuzi se hizo añicos, y fue arrancado viciosamente de su torso por el consiguiente estallido de poder, convirtiéndose en un cielo de huesos rotos y carne ensangrentada.

Boom... Los huesos de las rodillas de ambas piernas de Zhou Xuzi fueron destruidos en polvo.

Boom - La espada golpeó fuertemente al Espíritu Celestial, y el mundo de Zhou Xuzi se sumió de repente en un zumbido de pesadilla.

Boom...

La última espada atravesó el cuerpo destrozado y desgarrado de Zhou Xuzi, y luego, acompañada de una sucia lluvia de sangre, la arrojó a la distancia como una bolsa de sangre rota y agujereada.

Bang... El cuerpo hecho jirones de Zhou Xuzi aterrizó en el suelo, como un perro muerto sin más movimiento.

Sin embargo, sus párpados seguían temblando ligeramente, su débil respiración se debatía como la de un pez moribundo... La destrucción de la raza diablo estaba a la vuelta de la esquina, y él no había sido capaz de verla por sí mismo, sin querer morir de esta manera.

La Espada Diabólica del Lobo Celestial cayó pesadamente al suelo, emitiendo un fuerte sonido como el del derrumbe de una montaña.

Cahizi sostuvo la espada diabólica en su mano, medio arrodillada en el suelo, con los ojos grises y nublados. Percibió vagamente que a Zhou Xuzi aún le quedaba el último rastro de aliento , quería levantarse desesperadamente, pero sus brazos... todo el cuerpo, era como si ya no le pertenecieran, sólo apoyando sus ojos para que se abrieran, casi había agotado toda su fuerza y voluntad.

Hermana Mayor...

Estoy... tan cansada...

Realmente... ya no me quedan... fuerzas…

Bang...

Como un murmullo onírico, su conciencia finalmente se disoció por completo, la parte superior de su cuerpo se apoyó en la Espada Diabólica del Lobo Celestial, trágicamente inconsciente.

Long Bai observó fríamente todo, todo el tiempo, no intervino para rescatar a Zhou Xuzi.

Tampoco se molestó en atacar personalmente a la ya inconsciente Cahizi.

"Azure", habló con indiferencia, "Mata a esa pequeña Lobo Celestial. Pero deja el cadáver intacto".

¡Un cadáver intacto... que era uno de los grandes regalos que se podían dar a Yun Che cuando se encontraran con él en el futuro!

Estas palabras suyas no eran una transmisión de voz, y todos las oyeron claramente.

¡¡¡ROAR!!!

Este rugido sibilante del Emperador Dragón del Comienzo Absoluto conllevaba una ira y agitación extremas, una furiosa tormenta se desató, mil millas de tierra se volcaron directamente, sacudiendo al Dios Dragón Azure en el aire y destrozando una gran área de huesos de dragón.

Sin embargo, el Emperador Dragón del Comienzo Absoluto no tuvo oportunidad de aplastar al Dios Dragón Azure hasta la muerte, ya que los nueve Gobernantes Dragón que habían luchado anteriormente con los Cuatro Dioses de la Estrella ya habían atacado, reteniéndolo hasta la muerte.

El Dios Dragón Azure asintió a la orden, y se obligó a girar en el aire antes de caer en picado hacia la dirección en la que se encontraba Cahizi... El siseo furioso del Dios Dragón Azure llegó desde atrás.

"¡Emperador Yan, Qianying!" Chi Wuyao gritó... pero Yan Tianxiao estaba demasiado ocupado, la sangre diabólica de Qianye Ying'er devoró su corazón, y perdió la mayor parte de su cordura, y no respondió a su rugido.

El cuerpo de Chi Wuyao se movio, volando hacia abajo. Pero el Dios Dragón de la Destrucción Carmesí no la dejaría escapar, el dominio del dragón carmesí explotó, mil millas de espacio como llamas interminables: "¡Emperatriz Diablo! No puedes escapar".

Pero en ese momento, Chi Wuyao se volvió de repente, con una oscura luz diabolica brillando en sus ojos diabolicos.

Chi Wuyao había dicho una vez que si su alma diabólica devoraba a alguien, aunque fuera el Dios Dragón de la Destrucción Carmesí, dejaría una sombra, y durante mucho tiempo se acobardaría antes de enfrentarse a ella.

Y es este miedo persistente a la Emperatriz Diablo lo que apuñaló sin piedad el orgullo y la dignidad del Dios Dragón de la Destrucción Carmesí, haciéndole jurar que la destruiría... con sus propias manos y destruirá el miedo vergonzoso.

Al tocar los ojos diabólicos de Chi Wuyao, el Dios Dragón de la Destrucción Carmesí fue como un ave de rapiña. Los ojos de dragón temblaron dramáticamente, el pánico a no caer se concentró en el corazón, protegiendo a muerte su alma de dragón.

Y en ese momento, la luz azul del espacio a menos de tres metros de la espalda del Dios Dragón de la Destrucción Carmesí destelló débilmente y atravesó el aire en un instante, atravesando la nuca del Dios Dragón de la Destrucción Carmesí con fiereza.

Todo esto sucedió de forma demasiado repentina, demasiado extraña, completamente de la nada, sin ninguna advertencia o rastro, no sólo el Dios Dragón de la Destrucción Carmesí, sino también nadie de los presentes fue consciente o reaccionó a ello.

¡A tres metros escasos, el poder espiritual del Dios Dragón de la Destrucción Carmesí y toda la presión se concentró en Chi Wuyao, y aunque no se atrevió a bajar la guardia, fue tomado completamente desprevenido!

Lo que es aún más aterrador es que el fuerte e incomparable cuerpo del Dios Dragón de la Destrucción Carmesí, en realidad por esta luz fría directamente a través del cuello y salio de su garganta.

Ding... Un anillo de hielo se condensó, sellando el inminente aumento del poder del Dios Dragón de la Destrucción Carmesí 

Ding... Un segundo anillo de hielo se condensó, sellando los meridianos de la parte superior de su cuerpo.

Ding... Un tercer anillo de hielo se condensó, presionando la fuerte oleada de su poder a través de su cuerpo una vez más.

Ding ding ding ding ding ding...

La luz azul estalló, y la cuchilla de hielo selló el cielo. En un instante, con la garganta del Dios Dragón de la Destrucción Carmesí como centro, dieciocho anillos de hielo se condensaron locamente en un momento demasiado breve para que todos pudieran mirar atrás, sellando el poder del Dios Dragón de la Destrucción Carmesí, la sangre, los meridianos, los huesos de dragón, las venas profundas, los pensamientos y los miembros...

En un instante, antes de que el Dios Dragón de la Destrucción Carmesí tuviera tiempo de hacer alguna reacción o resistencia, todo su cuerpo se había convertido en hielo frío.

¡Bang!

La sombra de la espada danzó, el anillo de hielo estalló, y el Dios Dragón de la Destrucción Carmesí, sellado con hielo..., que era el segundo en el mundo después del Long Bai, se rompió en brillantes trozos de hielo relucientes e ilusorio de ensueño.

Y la sombra de la espada azul también salió disparada en ese instante, cruzando la dimensión y apuñalando directamente al lejano Dios Dragón Azure.

Todo, en un instante, nadie tuvo tiempo de hacer ruido. El Dios Dragón Azure giró la cabeza conmocionado, y lo que vio fue al Dios Dragón de la Destrucción Carmesí convirtiéndose en un cuerpo destrozado de cristales de hielo, así como el... trozo de luz azul que ya estaba cerca.

Bang--

La espada de la Princesa de la Nieves golpeó de lleno la cabeza del Dios Dragón Azure, floreciendo en su frente un esplendor de hielo que envolvió mil kilómetros.


Comentarios del capítulo: (0)