sl-capitulo-60
SL– Capítulo 60
28654
61

Capítulo 10 - El poder de Sung Jinwoo

Traductor: Paris_117

Edición por Paris_117

Un escalofrío recorrió la espalda del camarógrafo mientras intentaba comprender lo que sucedía ante él. 

‘¿Qué es todo esto? ¿Qué está pasando?’

A pesar de encontrarse en lo más profundo del nido, aire frío cruzo a través de la cueva. Y mientras sentía que el interior de la cámara comenzaba a volverse un poco silencioso… Repentinamente, incontables chillidos resonaron en la caverna y unas manos negras parecidas a sombras se levantaron del suelo como tentáculos, agarrando los cuerpos que cubrían el suelo. 

*¡Jadear!* 

Un jadeo escapó de los labios del camarógrafo y sus ojos se abrieron de par en par cuando vio la escena que se desarrollaba frente a él. Parpadeó una y otra vez, sin estar completamente seguro de si su vista lo había traicionado. Durante una fracción de segundo, se dio cuenta de lo absurdo del momento; era un Cazador de Rango A, y estaba siendo sorprendido por lo que contemplaba. ¿Qué podrían estar pensando los espectadores en la televisión? 

Regreso de sus pensamientos inmediatamente cuando las manos negras emergieron completamente del suelo y comenzaron a girar como nubes negras y, para su emoción y horror, se condensaron en formas humanoides. 

'¿Es esta una de las habilidades de las hormigas?'

Cientos de ellos se levantaron del suelo simultáneamente, como una alfombra de sombra. A simple vista, las criaturas parecían ser hormigas, pero estaban envueltas en un humo negro. Era difícil decir si estaban hechos de algo sólido o gaseoso, lucían como estatuas talladas en hielo seco. 

El camarógrafo sintió que su corazón latía tan deprisa que le era difícil respirar. Miró hacia Baek Yoonho, cuya atención estaba firmemente centrada en Jinwoo, con la boca abierta. Aunque no parecía tan nervioso como el camarógrafo, incluso él no pudo evitar mirar en shock lo que le rodeaba. 

‘¿¿Todos ellos... son invocaciones??’

A diferencia del camarógrafo y Baek Yoonho, quienes ya estaban sin habla, Jinwoo estaba feliz de ver a sus nuevos soldados en la sombra.

‘Bien. Parece que los Soldados de Sombra pueden manejar la situación, así que no tendré que hacer nada por mí mismo.’ Jinwoo pensó para sí.

Felizmente envió las «Dagas del Rey Demonio» al inventario. 

‘Vallan, y no dejen a ninguno con vida.’

"¡Kiiieeehhk!"

Con la misma intensidad con que las hormigas habían abrumado a los Cazadores, la nueva ola de Soldados de Sombra se estrelló contra el resto de las hormigas, barriéndolas en una masa negra que empequeñecía lo que antes se sentía como un enjambre sin fin. 

◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆

"¡¡WOAAAAH!!"

El grito de júbilo resonó en la sala de transmisión, cuando incluso el director se puso de pie y aplaudió. 

"¡Está ganando! ¡Sí! Jaja, ¡Demonios sí!" 

La inquietud fue reemplazada por la alegría y alivio en la mente del director al ver a las hormigas ser rechazadas con facilidad. Si no fuera por el hecho de que todos estaban mirando la transmisión, le habría dicho al director de producción que lo cortara y se lo enviase. Soló mirando a este misterioso Cazador, sintió como si un ancla invisible que colgaba de su cuello, hubiera sido removida, y por primera vez en años podía moverse con total libertad.

Cuando el director había visto inicialmente a Min Byunggu ser asesinado por esa monstruosa criatura mágica, sintió que el cielo se había derrumbado. Pero ahora, viendo al nuevo Cazador, el director no podía dejar de sentirse esperanzado de que el equipo de Cazadores de Corea pudiera escapar de la isla de Jeju con su ayuda. 

'¡Solo eso haría que la misión fuera un éxito en este punto!'

El equipo de Cazadores de Corea ya había logrado su objetivo principal de matar a la hormiga Reina, lo que significaba que solo sería cuestión de tiempo antes de que toda la colonia fuese eliminada pues no tenían forma de reproducirse. 

'Y el equipo japonés...’

El director sintió una oleada de furia al pensar en esos bastardos de cola amarilla. Habían abandonado claramente al equipo coreano, escapando en secreto y dejando que los Cazadores coreanos murieran. 

‘Obviamente no vamos a pagarles lo que planeaban pedir a cambio de su ayuda después de esto. Demonios, es más, deberíamos pedirles reparaciones en este punto.’

Después, se forzó a olvidar al equipo japonés y a pensar en los aspectos positivos. El equipo de Cazadores coreanos estaría bien. Y como un bono adicional, los derechos de vídeo se venderían como pan caliente. La cara del director se iluminó mientras pensaba en las ganancias. 

'¿De dónde vino esta enorme ola de suerte?'

Mientras el director miraba con satisfacción, un empleado irrumpió por la puerta. 

"¡Director!" 

El director se estremeció, y se levantó de su asiento. 

"¿Ahora qué ocurre?"

Sintió que su cara se sonrojaba y su corazón latía cada vez más rápido. 

'Por un momento, me sentí como si estuviera en un sueño. Tal vez esto sea demasiado bueno para ser verdad. Tal vez debería evitar hable para poder seguir disfrutando de este sentimiento de felicidad. ¡Gah! Me estoy volviendo loco...'

Notó que el empleado sudaba y temblaba. Agitó las manos con impaciencia. 

"Bueno, vamos, ¿qué es?" 

"¡Descubrimos quién es el misterioso Cazador!" 

Los ojos del director se abrieron de sorpresa. 

"¿¡Qué!?" 

◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆

En la Sede de la Asociación de Cazadores.

El Presidente de la Asociación de Cazadores, Go Gunhee, agarró el sofá con fuerza y se inclinó hacia el televisor. El doctor privado al lado de Go Gunhee miró al Presidente de la Asociación con nerviosismo. 

"Señor Presidente..." 

*¡Crack!*

Go Gunhee soltó el brazo del sofá ahora arruinado y miró al doctor tímidamente. 

"Lo siento, parece que me he sobresaltado un poco..." 

'Pero, ¿cómo podría no emocionarme al ver esto?' Mientras observaba a Jinwoo desgarrar sistemáticamente a las hormigas, sintió que su corazón latía con fuerza. ‘Hmm... Ojalá pudiera estar en la incursión también.’

"Presidente de la Asociación, cálmate. Demasiada tensión no es buena para su corazón.”

Go Gunhee asintió en silencio, casi como un niño regañado. La única razón por la que se le había prohibido explícitamente permanecer en el Centro de Comando de Operaciones era debido a la cantidad de estrés que su corazón probablemente habría soportado. Ni siquiera se le había permitido ver la transmisión por sí mismo y la Asociación lo había obligado a retener a un médico en espera, por si acaso. 

'Tal vez ni siquiera deberíamos haberle permitido ver la transmisión.’

El médico lamentó su decisión por un momento, pero sonrió y sacudió la cabeza mientras observaba la cara del Presidente de la Asociación. Go Gunhee quien parecía inconsolable hasta la llegada de Jinwoo, pero ahora, sonreía como un niño en Navidad. 

‘No puedo creerlo.’

Colocó con cuidado las manos en el brazo del sofá, cuidando de no romper nada. Sus manos temblaban de emoción, y agarrarse del sofá lo calmó un poco. 

‘¿Cómo pudo llegar ahí el Cazador Sung Jinwoo?’

Sentía curiosidad por su misteriosa aparición desde el principio puesto que la isla debería estar inundada de hormigas gigantes, así que ¿Cómo era posible que apareciera sin que nadie lo notara? Aun así, en este momento era algo que apenas importaba. Lo importante era que él estaba allí, que estaba ganando y que gracias a él, había esperanza otra vez. 

De repente, los ojos de Go Gunhee se abrieron completamente al ver a Jinwoo crear soldados de sombra a partir de los cuerpos de las hormigas caídas. 

"Él nos mintió ¿cierto?” 

Jinwoo había dicho que podía llamar a 100 invocaciones, pero, por lo que mostraba la transmisión, parecía más de 300. Aun así, Go Gunhee no se sentía particularmente molesto, de hecho, una sonrisa flotaba en sus labios mientras veía a Jinwoo pelear. 

'Dijo que no se unirías a la Asociación de Cazadores porque quería luchar contra criaturas mágicas.’

Go Gunhee en este momento pudo entender un poco el por qué había dicho eso anteriormente.  

"Con ese tipo de habilidad, ¿cómo podrías tener miedo de luchar?"

De hecho, no parecía que Jinwoo estuviera asustado o nervioso en absoluto, sino que estaba disfrutando. Al menos lo suficiente como para emocionar a Go Gunhee.

'Pero… ¿Por qué Jinwoo, quien claramente quería luchar contra las criaturas mágicas, se había excluido de la incursión desde un principio?'

Go Gunhee lo pensó por un minuto, antes de negar con la cabeza. Fuese cual fuese, la razón de Jinwoo obviamente tuvo que haber sido extremadamente importante. Nadie que pudiera estar tan emocionado dentro de un Calabozo declinaría ser parte del equipo de ataque sin ninguna otra razón. 

'Me pregunto ¿Qué podría haber sido tan importante?'

◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆

*¡Bang!*

*¡Bang!* 

Jinah, que había estado estudiando en su habitación, escucho el ruido confundida y salió a la sala de estar. 

"¿Mamá?"

"Oh, l-lo siento querida. ¿Está demasiado alto el televisor?" 

Jinah negó con la cabeza vigorosamente. 

Aunque hubiera preferido el silencio para estudiar, no quería molestar más a su madre, tan pronto después de regresar del hospital. Jinah estaba segura de que su madre ya tenía problemas para escuchar la televisión pues había bajado el volumen hasta ser apenas perceptible con tal de permitirle estudiar. 

"No, no, está bien. ¿Qué pasa? ¿El televisor se descompuso?”

"No lo sé. De repente solo dejo de funcionar.”

"¿Qué pasa con Jinwoo-oppa?" 

"Oh, él está justo a…” Su madre se dio la vuelta y luego se quedó paralizada mientras hacía un gesto hacia el espacio vacío. "¿A dónde fue él? Él estaba aquí hace un minuto.”

Jinah inclinó la cabeza y se dirigió al cuarto de su hermano. 

"¡¡Hermano!! ¿Dónde estás?" 

Rápidamente corrió al baño, en vano. Jinah buscó cuidadosamente en la casa, pero, de alguna manera, no pudo encontrar rastro alguno de Jinwoo. Desconcertada, se volvió hacia su madre.

 "¿Qué estaban viendo antes?"

"El asalto a la isla de Jeju.”

“…”

Una repentina inquietud recorrió su cuerpo ante las palabras de su madre. Ahora que lo notaba el edificio completo estaba muy ruidoso a comparación de hace unos momentos. 

'De ninguna manera...'

Jinah corrió a su habitación y sintonizo la transmisión en vivo en su teléfono. 

Justo en ese momento un grito de júbilo estallo desde los apartamentos a su alrededor. Simultáneamente, la emisión se cargó en su teléfono y sus ojos se agrandaron mientras miraba la pantalla, congelada por el shock. 

"¿¡Hermano!?"

◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆

Jinwoo, quien había masacrado a todas las hormigas en la cámara de descaso de la Reina, volvió a guardar sus sombras. Por el momento, la cámara de la Reina se encontraba a salvo, pero varias hormigas se dirigían a su ubicación desde todos los rincones de la isla, y era probable que la cámara viera fuertes combates pronto. 

'En ese caso, debería darle prioridad a que los Cazadores encuentren un lugar más seguro. Hmm… Pero primero, necesito lidiar con los que están heridos. '

Jinwoo se acercó a los Cazadores que estaban juntos en un rincón. Aparte del camarógrafo y Baek Yoonho, todos los demás parecían estar en muy mal estado. Cha Haein todavía estaba inconsciente, y los otros tres tenían varias heridas aparentemente graves. 

Jinwoo se acercó a Baek Yoonho. 

"¿Dónde está Min Byunggu?" 

La cara de Baek Yoonho se puso rígida ante la pregunta. Él simplemente sacudió su cabeza ligeramente. 

“Ya…Veo…” 

Sin decir nada más, Jinwoo se acercó a cada uno de los Cazadores heridos y sacó una poción, vertiéndola cuidadosamente en sus bocas. Tuvo que curarlos uno por uno, ya que la poción desaparecería en cuanto dejara sus manos. 

"Urgh...” 

Uno por uno, cada uno de los Cazadores a los que Jinwoo sanó comenzaron a levantarse. 

"Que...” 

Lim Taegyu estiró cautelosamente la parte superior del cuerpo, sorprendido por su extraordinario estado. 

“¿Qué rayos…?”

Del mismo modo, Choi Jongin y Mah Dongwook sintieron que su condición mejoraba instantáneamente y pronto se sintieron igual a como estaban antes de que la batalla comenzara. 

“Cogh, cogh…”

“Hmm…”

Choi Jongin se volvió hacia Jinwoo con la confusión y curiosidad escritas en su rostro. 

"¿Cazador Sung Jinwoo…? ¿Cómo puedes estar aquí?"

"Antes de hablar, deberíamos dejar este lugar" dijo Jinwoo.

"Ah..." 

Choi Jongin asintió y miró alrededor de la cueva. Todavía estaban en las cámaras de descaso de la Reina, la parte más profunda del Calabozo. Jinwoo tenía razón. Este no era un lugar para hablar. 

"¡Cazador Sung!" Mah Dongwook, que había recuperado la vista, tomó la mano de Jinwoo y la sostuvo entre las suyas. "Luchaste contra esas hormigas, ¿verdad? ¡Gracias! ¡Muchas gracias por esto!" 

Jinwoo sintió una leve sensación de vergüenza ante la alabanza. 

"Deberíamos al menos salir de aquí primero.” 

"Si, tienes razón.”

'Bien, ahora entonces, por último…'

Hizo una pausa mientras se acercaba a Cha Haein. Sus cejas se fruncieron, y su corazón se hundió en su pecho. 

'¡Algo no está bien! Su presencia es muy débil... está en peor condición de lo que creía’

Un presentimiento ominoso lo inundo mientras sacaba una poción y la vertía en su garganta. Sus peores temores se confirmaron cuando apareció un mensaje del Sistema. 

*Ring~*

[Dado que la fuerza vital restante es inferior al 10% la poción no tendrá efecto.]

Jinwoo maldijo en silencio mientras trataba de levantar su cuerpo inerte. Cuando la levantó del suelo, notó que la sangre brotaba de la parte posterior de su cabeza donde había colocado su mano. Él rápidamente cubrió la herida. 

'¿Esa bastarda hormiga mutante hizo eso...?’

Del equipo de Cazadores de Corea, solo Cha Haein había sido herida de muerte, y había sido precisamente por su fuerza, en relación con el resto del equipo. Esa hormiga alada se había ocupado de eliminar a Cha Haein de inmediato porque había reconocido que ella era la única amenaza real entre ellos. Los otros Cazadores sobrevivieron simplemente porque había estado jugando con ellos. 

La cara de Jinwoo se endureció al sentir una cólera creciente. [Paris_117 siiiiii ¡¡nadie toca a la waifu y sale impune!!]

'De cualquier forma...'

Cha Haein estaba gravemente herida y tendría que ser su prioridad. Pero antes tendrían que salir de la isla y llevarla a un sanador lo antes posible. 

"Tenemos que darnos prisa.” 

Jinwoo se puso de pie con Cha Haein en sus brazos y comenzó a salir de los túneles tan rápido como pudo. Los otros Cazadores siguieron su ejemplo. De repente, Jinwoo se detuvo y suspiró profundamente. 

‘…’

Baek Yoonho pudo adivinar el por qué Jinwoo se giró hacia él y le entregó a Cha Haein. Avergonzado, la levantó en sus brazos.

"Déjame a ayudar"

Jinwoo miró a los Cazadores, moviendo levemente la cabeza hacia Baek Yoonho, y habló con firmeza.

"Escuchen, bajo ninguna circunstancia, vaya por delante de mí. Será más rápido de esta manera.”

"Pero Sung Jinwoo, ¿quieres decir...?" 

Choi Jongin comenzó a hablar, pero fue inmediatamente disuadido por Mah Dongwook. 

“Choi Jongin, deja que explique la situación primero.” Aunque Mah Dongwook no había podido verlo, desde el principio, podía decir de manera intuitiva, que Jinwoo había creado a los soldados que surgieron de los cadáveres de las hormigas. 

Sin embargo, Baek Yoonho hablo. 

"Cazador Sung Jinwoo.” 

Jinwoo se volvió para mirar a Baek Yoonho. 

"Sé lo fuerte que eres, probablemente lo sé mejor que nadie de los presentes. Pero aún...” Su rostro mostraba una expresión seria. "Has convocado demasiadas invocaciones ¿cierto?"

Jinwoo parpadeó confundido.

'¿Qué? ¿Qué tipo de problema plantearía eso?' Como si Baek Yoonho pudiera leer la mente de Jinwoo, comenzó a explicar un poco frustrado.

“En este punto debes estar exhausto por haber gastado gran cantidad de energía ¿cierto? ¿Qué pasará si te quedas sin maná?”

'Ah. Así que eso es lo que quiso decir.’

Jinwoo asintió cuando comprendió lo que trataba de decirle, antes de sonreírle maliciosamente a Baek Yoonho. Evidentemente, otros magos tendrían que gastar una gran cantidad de maná para realizar sus invocaciones. Afortunadamente, ese no era un problema para Jinwoo. 

'Ahhh... aun así, probablemente no debería explicar que mis Soldados de Sombra no usan maná. ¿Qué tan anormal sería eso?'

"Bueno, honestamente, mis invocaciones usan una cantidad muy pequeña de maná. Así que no hay que preocuparse.” 

"¿Qué?" 

Tanto Baek Yoonho como el camarógrafo exclamaron con sorpresa simultáneamente. Incapaz de ocultar su sorpresa, Baek Yoonho miró a Jinwoo con asombro. 

'¿Qué tipo de poder es este? ¿Puede convocar a todas estas criaturas sin consumir demasiado maná? ¿Cuál sería entonces su punto débil?'

Jinwoo se volvió hacia la salida. 

'Bueno, explicarlo tomaría demasiado tiempo.’

Era hora de que Jinwoo saliera. Podía decir que las hormigas pululaban y llegarían a su ubicación dentro de la cueva muy pronto. Con los Cazadores heridos a cuestas, no podía relajarse y luchar tranquilamente. 

‘Wow, aún queda un gran número de ellos...’

Dado que tenían a alguien en condición crítica, no podían darse el lujo de tardar demasiado. Así que Jinwoo activó su habilidad, «Dominio de Monarca» y bajo sus pies el suelo se oscureció y la oscuridad comenzó a irradiarse desde él. Justo cuando terminó sus preparativos, sintió una ominosa presencia acompañada por una ráfaga de viento. 

Jinwoo se giró para quedar de frente a donde venía la presencia, con una expresión curiosa en su cara. 

‘... ¿Oh?'

Esa no era una hormiga ordinaria. Estaba mezclado con el maná de las otras hormigas, pero en comparación, era increíblemente vasto y poderoso. 

‘Así que es él.'

El aterrador Rey Hormiga dio un paso adelante, reconociendo la presencia de Jinwoo. No había duda. Este era la criatura que había destruido al equipo de Cazadores Coreano. Lentamente, sin prisas ni precauciones, el rey de las hormigas se acercó a Jinwoo. 

"Este humano... es fuerte." 

Jinwoo se sorprendió al escuchar la voz de la hormiga, sin embargo no lo mostró, en lugar de eso simplemente miró al rey de las hormigas en silencio. 

Después el Rey Pregunto:

"Eres tú... ¿El rey de los hombres?”

"¿Oh? este insecto puede hablar.” 

Jinwoo habló en voz baja, con un ligero indicio de condescendencia, y el rostro de la hormiga se distorsionó por la ira. Recordó el poder especial que la Reina de las hormigas le había dado «Glotonería» le concedía el poder de hacerse más fuerte por la ira. En el momento en que libero toda su energía, su cuerpo repentinamente aumento de talla. Su altura que era la misma que la de Jinwoo aumento hasta ser 1.5 veces más alto.

Rugió mientras liberaba su maná, inundando la cámara con su energía. 

"¡Kiiiiiieeeeeehhk!"

Se paró derecho, frente a Jinwoo, y miró a su oponente. 

Jinwoo no mostró ni sorpresa ni miedo, sino que simplemente se rio. 

"Jajaja. Ahora finalmente actúas como insecto." 

Entonces el líbero su propia energía.


Comentarios del capítulo: (1)


Gracias por los capítulos!!

0

sl-capitulo-61
SL – Capítulo 61
28752
62

Capítulo 01 - El Rey Hormiga

Traductor: Paris_117

Edición por Paris_117

"¡¿Qué dijiste?! ¿Perdiste contacto con Goto y su equipo?" 

La cara de Matsumoto palideció. El miembro del personal se volvió hacia él y le preguntó de repente.

"¿Le gustaría escuchar la última grabación por usted mismo?" 

Matsumoto asintió y tomó el auricular del miembro del personal. Después de juguetear con él por un momento, la grabación comenzó a reproducirse. 

"~ Para ser una hormiga… seguro emites una presencia feroz."

“~¿Eres… el Rey?" 

"~Sí, yo soy el Rey.” Respondió Goto

 "~¡Goto-san!" 

“~¡Uwaaaa!”

"~¡Aaaahhhh!"

"~¡Tu…! ¡Qué demonios eres!" 

Biiiip~ 

"En ese punto la comunicación fue interrumpida.” 

Dejando el receptor a un costado, el rostro de Matsumoto estaba demacrado. A pesar de que el audio había sido cortado en medio de la confrontación del Cazador con una hormiga anormal se pudo imaginar lo que había ocurrido. Por los ruidos que había escuchado en el audio, Matsumoto estaba seguro de que se había producido el peor escenario posible. 

‘¿Una hormiga hablando como un humano? ¿Y además fue capaz de matar a Goto Ryuji?

Matsumoto sabía que esto no estaba dentro de los cálculos. Su planificación y preparación habían sido perfectas para cualquier escenario concebible, sin embargo, lo inimaginable había ocurrido. Los dedos de Matsumoto temblaban de miedo. 

"¿Presidente?"

Al darse cuenta de que los ojos de su personal estaban posados sobre su mano temblorosa, cuidadosamente metió sus manos en los bolsillos y luego se dio la vuelta. 

"¿Dónde está el monstruo qué...? no, ¿dónde está esa hormiga?"

Matsumoto se detuvo mientras hablaba, cambiando su pregunta su personal. No pudo decir las palabras _‘el monstruo que asesino a Goto Ryuji._’

“Ah desaparecido, señor.” 

"¡¿A qué te refieres con que desapareció?!" 

Esa hormiga había sido capaz de matar a Goto, el más fuerte de Japón. Matsumoto no podía creer que la cámara satelital de detección no pudiese encontrar a la criatura, sin importar en que parte de la Isla Jeju se encontrara. Como si pudiera adivinar cuál sería la siguiente pregunta de Matsumoto, el miembro del personal señaló el monitor. 

"Ese punto de luz representa el poder mágico de la cosa que repentinamente apareció, justo antes de que perdiéramos el contacto con Goto y su equipo.” 

La cámara de detección de poder mágico registraba el maná como un haz de luz. Cuanto más grande y brillante fuese el punto blanco en la pantalla, más poder tenía la cosa que estaban mirando. Tan pronto como se apagaron las luces de Goto y del Cazador que lo acompañaba, el gran punto que representaba a la hormiga desapareció. 

"Oh, Dios mío..." 

Matsumoto gimió con angustia. Sabía que eso solo podía significar una cosa; la criatura tenía un completo control de su maná. 

'Entonces esa era la razón... Porque era un bastardo increíblemente poderoso...'

El equipo de investigación no había podido detectarlo, lo cual representaba un gran fracaso, y ahora Japón había perdido a sus 10 mejores Cazadores de Rango S, incluido el hombre aclamado como «El más fuerte». Ese era un precio doloroso por su error, y probablemente más pérdidas se tendrían antes de que puedan siquiera compensar ese error. 

'Si ese maldito monstruo cruza el mar y llega a nuestro país...'

Matsumoto intentó deshacerse de sus preocupaciones, pero no pudo evitar dejar que su imaginación se volviera loca ante la amenaza que esa hormiga representaba. Pero entonces...

"¡Encontré su señal! ¡Volvió a aparecer!" 

Los ojos de Matsumoto se abrieron de sorpresa. 

"¿Dónde está?" 

“En la cámara de la Reina” 

“...” 

Matsumoto sabía que los Cazadores coreanos estaban allí, conteniendo a las hormigas que intentaban regresar al nido. Aunque probablemente estaban luchando por mantenerse con vida, esta nueva hormiga era un oponente que desafiaba el sentido común. 

‘Al final los coreanos serán asesinados por esta cosa.’

Con eso en mente, los ojos de Matsumoto se ensancharon. Pero de repente... 

'¿¿¿...???'

Una nueva luz apareció en el monitor, frente a la del monstruo. 

"¿¡Q-qué demonios es eso!?" 

Matsumoto miró al miembro del personal que había hablado con incredulidad, mientras que este ápidamente sacudió la cabeza para mostrar su propia confusión.

"Es la primera vez que vemos algo como esto, señor.” 

La luz era casi tan grande y tan brillante como la del monstruo. De hecho, Matsumoto apenas podía ver alguna diferencia entre ellos. Sin embargo, la parte sorprendente no fue esa nueva gran luz, sino la aparición de cientos de luces más pequeñas simultáneamente. Incluso el miembro del personal, que había estado analizando las imágenes de detección durante años, nunca antes había visto que sucediera algo así. 

'¡Ah...!'

Las luces eran fascinantes, todas se movían de una manera constante y uniforme. Sin embargo, Matsumoto no tuvo tiempo para admirarlas. 

"¡El equipo coreano! Ellos estaban transmitiendo la Incursión en este momento, ¿no?" 

El hecho de que el equipo coreano todavía estuviera vivo significaba que existía la posibilidad de que todavía estuvieran transmitiendo. Matsumoto no podía imaginar lo que estaba sucediendo y quería ver los eventos desarrollándose con sus propios ojos. 

"¡Su transmisión! ¡Ponga la transmisión del equipo coreano en la pantalla principal ahora!" 

Inmediatamente después de gritar, apareció la transmisión coreana en la gran pantalla en medio del cuarto de control de misión. Matsumoto se encontró con una escena increíble, un hombre solitario frente a la hormiga anormal. Matsumoto tragó saliva sorprendido, su mandíbula se abrió de par en par y el sudor se derramó desde su sien hasta su barbilla, mientras miraba el rostro del hombre en la pantalla. 

‘Ese hombre... ¿es él quien produce todas estas fuentes de energía?’

Matsumoto ahora también podía ver al híbrido hormiga humana que era al menos una y media veces más grande que las hormigas normales. A pesar de que estaba viendo todo eso a través de una pantalla, Matsumoto sintió que su ritmo cardíaco aumentaba debido a la presión que exudaban los dos seres en el video.

‘...’

A medida que el hombre y el monstruo continuaban estando frente a frente, el rostro de Matsumoto seguía endureciéndose, mientras esperaba que comenzara su lucha. 

Luego, en un instante, el monstruo tomó la iniciativa. 

◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆

El Rey Hormiga se movió, cerrando la distancia en un instante, mientras su puño se dirigía la cara de Jinwoo. 

*¡SLAM!* 

El cuerpo de Jinwoo se sacudió por el golpe sísmico, y sus rodillas se doblaron. Sin embargo, se mantuvo de pie, aparentemente solo un poco herido por el ataque. 

'¡...!'

Esto sorprendió al Rey Hormiga. Había esperado que golpe aplastara fácilmente la parte superior del cuerpo de ese humano, como un martillo cayendo sobre un huevo. 

‘¿Un humano que puede soportar un ataque con toda mi fuerza?’

El Rey Hormiga se sorprendió de que tal ser existiera. 

"Tú puedes... ¿soportar mi fuerza?” 

Aun así planeaba terminar la pelea rápidamente. Otro puño silbó por el aire a una velocidad aterradora, apuntando directamente a la tráquea de Jinwoo. 

*¡Swish!*

El Rey Hormiga por un instante se sintió sorprendido cuando Jinwoo inclinó la cabeza hacia la izquierda en el último segundo y el puño pasó a su lado. Sin embargo, no tuvo tiempo para reaccionar cuando un puñetazo del propio Jinwoo voló.

*¡Swish!*

*¡SLAM!*

El Rey Hormiga ni siquiera pudo procesar lo que acababa de suceder, cuando sintió como si una bola de demolición de 10 toneladas, condensada al tamaño de un puño, lo lanzara a través de la cámara de la Reina hasta golpear la pared de la caverna. 

*¡KABOOM!* 

Las grietas se extendieron a través de la pared cuando el Rey Hormiga se estrelló contra la pared de piedra, creando un pequeño cráter con su cuerpo. La habitación entera se sacudió por el impacto, y pequeñas rocas cayeron desde el techo, como si toda la cámara estuviera a punto de colapsar. 

Jinwoo miró al Rey Hormiga y habló. 

"¿Qué clase de hormiga habla tanto?" 

◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆

Algunos momentos antes cuando la transmisión había sido interrumpida y se produjo el mensaje que declaraba el accidente, muchos espectadores quedaron devastados. 

"Los Cazadores... ¿qué les estará pasando?" 

"¿Qué era esa hormiga justo ahora?" 

"¿Qué demonios? ¡¿Por qué cortan la transmisión en este momento?!" 

A pesar de las quejas, lo último que la estación quería hacer era transmitir a sus Cazadores más fuertes siendo derrotados por una hormiga. 

Tal escena había arruinado la felicidad que los espectadores sintieron sobre la muerte de la Reina. Después de una breve demora, un presentador apareció en la televisión, reemplazando el anuncio de [Problemas con la transmisión] que habían mostrado anteriormente.

[Tenemos algunas noticias recientemente confirmadas con respecto a la Incursión en la Isla Jeju...]

Con un tono sombrío, informó sobre la muerte del Cazador Min Byunggu de Rango S al público. Añadió que los otros Cazadores de Rango S que todavía estaban en el Calabozo probablemente también estaban en peligro. 

"Maldición" 

"Incluso si conseguimos derrotar a la Reina, ¿qué sentido tiene si todos los Cazadores terminan muriendo?" 

"¿Qué pasa con los japoneses?" 

"¿Qué demonios está haciendo Japón? ¿No se suponía que esto era una operación conjunta?" 

Algunas personas estaban molestas, otras estaban preocupadas y muchas estaban tristes. La noticia de que los mejores Cazadores de Corea podrían enfrentarse a la aniquilación total se difundió rápidamente. El número de espectadores había aumentado más en ese momento que cuando se estaba transmitiendo la batalla unos minutos antes. 

[¡Oh!]

La cara del presentador se iluminó, después de recibir un mensaje sobre la Incursión. 

[Nos acaban de informar que un Cazador desconocido ha aparecido en escena, continuaremos la transmisión en breves momentos.]

Estas simples palabras fueron suficientes para revitalizar a los espectadores que se habían estado frente a sus televisores. Un momento después de que el presentador terminara de hablar, la transmisión volvió al aire. 

"¿¡Qué!?" 

"¡Eso…!"

 La gente en todas partes saltó sorprendida a sus televisores por el ejército de soldados negros que ahora llenaba sus pantallas. Esos soldados negros estaban atrapados en una batalla masiva contra las hormigas que intentaban abrirse paso hacia las cámaras de la Reina. 

A pesar del caos que tenía lugar dentro de la cueva, la cámara estaba enfocada en una sola persona. Pero como estaba tan lejos de la cámara, era difícil incluso distinguir sus facciones. El presentador comenzó a hablar sobre la transmisión, entregando actualizaciones a medida que las recibía. 

[Parece que los soldados vestidos con armaduras negras son invocaciones de este nuevo Cazador. Además, se ha confirmado que la mayoría de los otros Cazadores están a salvo.]

La gente de todo el país aplaudió ante la noticia de que los Cazadores que presumían muertos aun estaban vivos y bien. También estaban alentando a este nuevo Cazador que había aparecido misteriosamente, depositando sus esperanzas de victoria en él. 

"¡Sí! ¡Acaba con a todos!" 

"¡Finalmente! ¡Lo está haciendo bien!" 

"¡GOGOGOGOGOGO!"

Y entonces... Mientras el Cazador sin nombre hablaba, otro soldado negro comenzó a aparecer y se unió a los otros en su matanza de hormigas. 

"¡Woaaaaa!" 

Las personas se volvían locas y levantaban los puños en el aire, incapaces de contener sus emociones. Había personas que habían perdido amigos y familiares a causa de las hormigas, ahora con los ojos llenos de lagrimas mientras sus deseos de venganza eran cumplidos. El presentador volvió a levantar la voz, como si intentara sincronizar la actualización de información con la acción que se desarrollaba en la pantalla. 

[La identidad del Cazador acaba de ser revelada.]

Esta noticia atrajo la atención de todos, sus ojos y oídos estaban prestos en sus televisores. 

'¿Quién es él?'

'¿Cuál era la identidad del Cazador que tiene el poder para rescatar a los Cazadores de Rango S de un lugar lleno de criaturas mágicas de Rango S?'

[¡Es el 10º Cazador de Rango S de Corea, Sung Jinwoo! ¡Es un Cazador Clase Mago que se especializa en magia de invocación!]

Esto hizo a las personas aún más felices. Este Cazador no solo era abrumadoramente fuerte, sino que era de Corea en lugar de Japón. Entonces, sin previo aviso, las olas de hormigas se separaron de repente, abriéndose paso a través del túnel. 

"¿Eh?¿Eeehh?"

"¿No es esa...?" 

Los espectadores vieron cómo aparecía una hormiga alada, la misma hormiga que habían visto antes de que se cortara la transmisión. Ya quedaban pocas hormigas, y sus características eran fácilmente distinguibles. Este evento inesperado causó confusión a los espectadores. 

“¿Qué? ¿¡No estaba muerto ese bastardo!?” 

"¿No fue ese el monstruo que le dio una rastriza antes a los Cazadores?" 

"¿¡Por qué está de vuelta otra vez!?" 

La hormigas alada se paró frente a Jinwoo. Las personas que sabían acerca de la compatibilidad de habilidades entre los dos se llenaron de temor, sabiendo que un mago sería masacrado por esa hormiga anormal. 

"Está muerto, ¡Oh Dios mío, está muerto!" 

"¿Qué puede hacer un Mago a esa distancia? ¡Está jodido!”

"¡Aun no es demasiado tarde para huir!" 

No fue difícil para la gente que estaba viendo la transmisión imaginar cómo sería esa pelea. 

Los dos estaban cara a cara, mirándose fijamente. Entonces.... La hormiga alada creció repentinamente en tamaño, volviéndose más voluminosa y más aterradora que antes. 

De repente, la hormiga se lanzó hacia Jinwoo.

*¡SLAM!* 

Algunos de los espectadores más débiles se apresuraron a cerrar los ojos. Sabían que en el momento en que lo golpearan, la cabeza de Jinwoo volaría de sus hombros. Sin embargo, cuando vieron de nuevo, Jinwoo todavía estaba de pie y aparentemente ileso. 

'¿Eh?'

'¿Un Cazador de Clase Mago simplemente aguantó un golpe de ese monstruo?'

Todos los que estaban viendo la transmisión abrieron los ojos en shock. Después... 

*¡SLAM!* 

La hormiga alada que había estado parada frente a Jinwoo ahora estaba atrapada en la pared al otro extremo de la cámara. 

“...” 

“........" 

A los espectadores les llevó un tiempo comprender lo que acababan de presenciar, pero en el momento en que la cámara hizo zoom sobre la hormiga que sobresalía de la pared... 

“¡Whoooooaaaaaaaaaaaaaaaaah!”

Otro gran grito de júbilo exploto dentro de ellos.

◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆

"¿Q-qué?" 

La boca del Camarógrafo estaba abierta. Se sintió mareado después de ver a Jinwoo tomar ese golpe que casi había matado a Cha Haein al instante... Sin embargo, Sung Jinwoo había mandado a volar a esa hormiga, la misma hormiga que había jugado con 6 Cazadores de Rango S como si fueran niños. 

“¡Huck!”

El camarógrafo se quedó sin aliento reflexivamente. 

'¿Acaso eran tan débiles los Cazadores de Rango S?'

No… Ese simplemente no podría ser el caso. 

El equipo de Cazadores de Corea había eliminado con éxito a la Reina de las Hormigas, que era el jefe de un Calabozo de Rango S. Tenía que ser el hecho de que la hormiga que había tratado a los Rango S como moscas era simplemente inaudito. Además, eso significaba que Jinwoo, quien fácilmente había lanzado a la misma hormiga, era aún más inverosímil. 

*Glup*

El camarógrafo tragó saliva para tratar de suprimir su agitación. 

La reacción de los otros Cazadores no fue diferente. Mientras todos miraban a Jinwoo con una apariencia similar al fervor, Choi Jongin echó un vistazo alrededor de la habitación. Cerca de ellos estaban los restos triturados de muchas hormigas. 

‘Pensé que los otros Cazadores se habían encargado de las hormigas mientras estaba inconsciente...’ Pero ahora, habiendo visto la fuerza de Jinwoo de primera mano, Choi Jongin tenía una idea diferente. ‘No me digas que... Sung Jinwoo... ¿el solo?’

Los ojos de Choi Jongin temblaron mientras intentaba contar los cuerpos inertes de las hormigas. 

"¡Kiiieeehhk!"

Choi Jongin regreso a sus sentidos por el repentino chillido, y rápidamente se volvió hacia el Rey Hormiga, que ahora se había liberado de la pared, estaba visiblemente furioso. 

'¿Hm?' Jinwoo ladeó la cabeza con sorpresa cuando vio emerger al Rey Hormiga. Parecía que había recibido menos daño del que Jinwoo había esperado. '¿Fue... porque su exoesqueleto lo protegió?’

Una cáscara dura y negra cubría el cuerpo del Rey Hormiga, como una armadura orgánica. Si ese era el caso, lo único que necesitaba era romper esa armadura con fuerza bruta. No era una espada o una lanza lo más efectivo contra una armadura. Lo mejor que podía usara era un gran martillo. 

Los hombros y brazos de Jinwoo se hincharon repentinamente cuando se flexionó y se preparó para usar su monstruosa fuerza, por lo que su aura estaba creando una atmósfera pesada. El Rey Hormiga dejó de rugir y volvió su rostro distorsionado para mirar a Jinwoo. 

"Cómo te atreves…"

Los dos adversarios se acercaron el uno al otro. Lentamente al principio, casi casualmente. De repente, ambos se lanzaron hacia adelante, cerrando la brecha entre ellos violentamente. En un instante, estaban cara a cara. 

El Rey Hormiga lo miró amenazadoramente, pero Jinwoo no se asustó. Más bien, le devolvió la mirada con la misma intensidad. Ninguno de los dos luchadores parpadeó mientras intercambiaban golpes furiosamente. Se lanzaron decenas de golpes cada segundo, y docenas más los enfrentaron en represalia. 

Los ojos del Rey Hormiga todavía estaban fijos en los de Jinwoo mientras el par se negaba a retroceder un solo paso durante el intercambio. 

*¡Slam!*

*¡Bang!*

*¡Boom!* 

Los Cazadores que observaban desde un costado estaban estupefactos y permanecían en silencio. La cueva se sacudió por las réplicas del poder mágico que brotaba del choque de ambos. Incluso los Rango S, que tenían conocimientos en el manejo del poder mágico, tenían poco que decir. 

"Euuugh..." 

"¿Estás bien?" 

"Estoy bien."

Uno de los Cazador de Rango S verificó la condición del camarógrafo. ‘Me siento mareado solo por ver esta pelea, no me imagino cómo podría sentirse un Rango A.’

Pero aún, había una razón por la que podía sentirse feliz, incluso cuando su cara estaba pálida por el shock. 

*¡Slam!* *¡Slam!* *¡Slam!* 

'¿Cómo puede alguien luchar contra un monstruo como ese por su cuenta?'

Lo que vio en el intercambio de golpes entre el hombre y el monstruo era un rayo de esperanza. 

*¡Boom!* 

Aunque Sung Jinwoo estaba recibiendo golpes, era el caparazón del Rey Hormiga el que claramente estaba siendo destrozado en su pelea.

◆◆◆◆◆◆

El Rey Hormiga comenzó a notar las grietas en su cuerpo del que estaba tan orgulloso. 

*¡Crack, Crack!* 

Su exoesqueleto era más duro que cualquier metal conocido por el hombre, y sin embargo, sintió que se estaban apareciendo por grietas microscópicas en toda su armadura quitinosa. En contraste, el enemigo parecía estar soportando la mayor parte de su ataque sin gran problema.

'Imposible.’

Un pensamiento desconocido se deslizó en la mente del Rey Hormiga. Se abrió camino insidiosamente a través de cada grieta, reverberando interminablemente hasta que amenazó con ahogar todo lo demás. 

'Yo... ¿Estoy perdiendo... en un combate de fuerza bruta? ¿Con un humano que es la mitad de mi tamaño?’

En ese momento...

*¡CRACK!* 

Era un sonido que el Rey Hormiga nunca había escuchado antes, pero al instante supo que no se trataba de algo bueno. Dado que su exoesqueleto carecía de receptores de dolor, el Rey Hormiga tuvo que distraerse un momento para mirar hacia el área afectada. 

Estaba sangrando. 

El Rey Hormiga se tambaleó, no solo por el dolor, sino también por lo que estaba viendo. Su exoesqueleto había sido perforado. La herida, que todavía era solo una pequeña fisura, amenazaba con crecer a medida que las líneas en forma de red irradiaban en todas direcciones. 

‘La fisura se extenderá…’

Era una advertencia de que no le quedaba mucho tiempo. El Rey Hormiga intentó controlar sus pensamientos de pánico y rápidamente giró la cabeza para enfrentar la amenaza inmediata. Pero en el breve instante en que el Rey Hormiga se había distraído, Jinwoo no era tan inexperto como para desperdiciar tal oportunidad. 

*¡KABOOM!* 

El rostro del Rey Hormiga fue arrojado a un costado. 

‘¡¿...?!'

Quedó aturdido por el atronador impacto que había penetrado en el exoesqueleto que cubría su rostro como la luz del sol a través de un cuerpo de agua. La fuerza del golpe hizo eco a través de su cuerpo, viajando desde su cabeza hasta sus patas, tocándolo como una campana. Se tambaleó hacia atrás, apenas siendo capaz de mantenerse en pie.

*¡KWANG!* 

Se encontró a sí mismo mirando al techo de la cueva cuando un golpe en la barbilla casi lo levantó del suelo. 

‘¿Cómo te atreves, miserable humano?’

El Rey Hormiga, sosteniendo la cabeza en alto, volvió la mirada hacia abajo. Sus ojos que ardían de furia se centraron en Jinwoo cargados un una poderosa rabia asesina. El humano poseía una enorme fuerza bruta, esto tenía que reconocerlo. Pero a través de «Glotonería», el Rey Hormiga había acumulado un arsenal de habilidades que podía usar contra enemigos que solo podían ejercer fuerza pura. 

El Rey Hormiga inclinó su cabeza hacia atrás en línea con su espina dorsal y abrió la mandíbula para revelar un aguijón que descansaba en su boca como una serpiente enroscada. La punta envenenada se lanzó hacia la cara del humano con una velocidad cegadora. 

A ser un ataque de rango extremadamente velos centrado en el rostro del enemigo, era prácticamente ineludible. 

*¡Swish!*

El humano trató de girar su cabeza rápidamente para evitar la púa venenosa, pero una sonrisa siniestra se deslizó en el rostro del Rey Hormiga cuando se dio cuenta de que había tenido éxito. La mejilla del humano fue alcanzada por un pequeño rasguño. Pero eso sería suficiente.

'¡Te tengo!'

«Veneno Paralizante» era una habilidad que previamente había asimilado al ingerir accidentalmente un caracol cono, una de las criaturas más venenosas de la tierra. El Rey Hormiga había tomado la neurotóxica más mortal de la naturaleza y la había enriquecido con el maná concentrado que fluía dentro de su cuerpo. El producto era algo que se encontraba en un plano de potencia completamente nuevo. 

Era, por mucho, el veneno más devastador que había adquirido de «Glotonería».

‘Realmente me diste muchos problemas hasta ahora, humano bastardo.’

El más mínimo pinchazo sería suficiente para hacer que todo el sistema nervioso de un humano se detuviera en segundos, haciendo que cualquier presa desafortunada quedara adormecida e inmóvil. Todo lo que queda entonces es aniquilar al oponente que era incapaz de resistirse. El Rey Hormiga, lleno de alegría, se tomó un momento para saborear su inminente victoria. 

‘¿...?’

Una mirada de asombro apareció en el rostro del humano. En ese momento, el veneno se habría apoderado de cada nervio en su cuerpo. Había llegado el momento de acabar con la lastimosa existencia del humano. 

“¡He aquí el poder de un verdadero Rey!”

El Rey Hormiga, mostro una vil sonrisa que ahora manchaba sus mandíbulas, dio un paso adelante y golpeó la cara del humano. 

"Muere, humano" 

*¡KWANG!* 

La mano del humano recibió el golpe y lo bloqueó.

‘¡¿...?! ¿Cómo puede seguir moviéndose?'

*¡KABOOM!*

Arrullado por una falsa sensación de seguridad, el Rey Hormiga había quedado expuesto a los contraataques. Un golpe a su izquierda por la otra mano del humano, lo arrojó a un lado con una fuerza inmensa. 

El maltratado Rey Hormiga se detuvo en un montón de escombros a varios metros de distancia. 

"¡KREEEEEEEE!"

Por primera vez, un grito de agonía brotó de la boca del Rey Hormiga. 

◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆

Un timbre electrónico sonó en la cabeza de Jinwoo. 

Jinwoo reconoció el mensaje del Sistema que había aparecido con un sonido digital familiar. 

[ Se activarán los efectos de «Desintoxicación». 
3, 2, 1 … Desintoxicación completa. ] 

'¿El aguijón estaba envenenado? Así que por eso se puso tan feliz de repente. Qué pena, hubiera sido un gran truco, ¿eh?'

Sintió un tinte de lástima por el Rey Hormiga y esa fue una sensación extraña. No siendo afectado por el veneno gracias a su habilidad pasiva «Desintoxicación», y sintiendo un poco de simpatía por las emociones mostradas por el monstruo. ¿Desde cuándo había comenzado a tomar conciencia de los pensamientos y sentimientos de los monstruos? 

'¿Fue de cuando conocí a Tusk y pelee contra los «Altos orcos»?'

En ese entonces, pensó que entendía las emociones de los «Altos orcos» solo por interpretar sus expresiones, pero esto parecía diferente. El Rey Hormiga no tenía expresiones, excepto las ocasionales contracciones de sus mandíbulas. 

'Así que... ¿Sera un efecto secundario de la estadística de Percepción?'

Dado que los valores de todas sus estadísticas se habían elevado mucho más allá de lo que eran antes. Su estado de Percepción era ahora varias veces superior a lo que era cuando comenzó todo. En el camino, Percepción podría haber desbloqueado ciertas habilidades de las que antes no era consciente. 

Sin embargo… 

'Este no es el momento para pensar en eso.’

 La prioridad en este momento es vencer a esta hormiga y salir de ese lugar. Jinwoo corrió hacia el Rey Hormiga, que se estaba levantando muy despacio. 

‘¡...!'

Una sensación de temor se manifestó en el Rey Hormiga, cuyo exoesqueleto había sido totalmente destrozado por los ataques anteriores. 

'¡Sólo un poco más!'

Jinwoo cerró la distancia en un instante con un gran salto. Elevándose por el aire, estiró los pies y transformó su cuerpo en un elegante y rígido proyectil. Y entonces golpeo con fuerza hacia abajo.

*¡KABOOOM!* 

Pero el Rey Hormiga ya se había movido y un cráter gigante ahora estaba marcado donde la patada de Jinwoo había impactado. La tierra desplazada desde el cráter se había vaporizado en una espesa neblina de polvo que flotaban en el aire. 

"¿Dónde está?" 

"¡Se fue!" 

Mientras los Cazadores buscaban al Rey Hormiga a su alrededor, Jinwoo levantó la cabeza con calma. El Rey Hormiga estaba usando sus alas para volar silenciosamente sobre su cabeza. 

'Que conveniente.'

Jinwoo sonrió para sí mismo. 

La habilidad de Percepción para captar las emociones hizo que fuera mucho más fácil para Jinwoo seguir los movimientos de sus oponentes. El estado emocional del Rey Hormiga, que antes había fluctuado, yendo y viniendo entre la humillación y el temor, ahora se estaba volviendo loco. 

Jinwoo entrecerró los ojos. 

'¿Qué ha sucedido hasta el momento?'

Como Jinwoo anticipó, el Rey Hormiga estaba a punto de cambiar sus tácticas una vez más. Mientras continuaba flotando fuera del alcance de cualquier ataque inmediato, el Rey Hormiga miró en silencio a su problemático enemigo. 

'Si la habilidad de esa persona se basa en la fuerza, no hay razón para intentar derribarla.'

Si bien el Rey Hormiga era realmente fuerte, era la velocidad lo que le enorgullecía de ser el arma más letal de su arsenal. El humano que había estado faroleando, alegando que él era el Rey de todos los humanos, no podría reaccionar ante el ataque del Rey Hormiga y pagaría el precio con su cabeza. 

En ese momento, el Rey Hormiga decidió abandonar su ego y no considerar nada más excepto el asesinato del humano que se había atrevido a oponerse a él. 

*Shooo* 

Su abultado cuerpo regreso a su forma original. Al mismo tiempo, sus garras quitinosas comenzaron a extenderse, volviéndose tan delgadas como cuchillos. 

'Sus garras...'

Jinwoo observó que se estaba produciendo la transformación y se dio cuenta de que el patrón de ataque del Rey Hormiga sería diferente a partir de ese momento. Un par de dagas que Jinwoo convoco desde su inventario cayeron en sus manos.

*Shooo*

Jinwoo preparó sus dagas. En contraste con los choques ensordecedores de antes, un silencio tenso ahora llenó la caverna. El momento pareció extenderse por la eternidad antes de que fuera destruido en un instante. 

*¡Swish!* 

El Rey Hormiga se lanzó hacia Jinwoo con una velocidad incomparable a la que poseía hace unos minutos.

‘Por que así serán ahora las cosas, ¿eh?'

Jinwoo enfocó su Percepción en el Rey Hormiga. El paso del tiempo se hizo más lento y vio que cada movimiento de su enemigo se desarrollaba con perfecta claridad y cada una de sus intenciones quedaba al descubierto. Después de todo, la velocidad era el área en la que Jinwoo estaba más confiado. Un juego de garras se deslizó hacia abajo en el aire, amenazando con desprender la cabeza de Jinwoo de su cuello en un abrir y cerrar de ojos. Usando la punta de una de sus dagas, Jinwoo desvió las garras del Rey Hormiga en un solo movimiento sin mucho esfuerzo.

*¡Cling!*

Jinwoo había apartado las garras del Rey Hormiga con la punta de su daga. Fue una cruel coincidencia para el Rey Hormiga que Jinwoo también tuviera la velocidad como su mayor fortaleza. 

*¡Clang!* 

Las garras del Rey Hormiga y las dagas de Jinwoo se enfrentaron una vez más. 

*¡Clang!*

*¡Clang, Clang, Clang!*

*¡Cling!*

*¡Clang, Clang!*

*¡Cling, Cling!*

*¡Cling!*

*¡Clang, Clang, Clang!*

A medida que los ataques aumentaron de ritmo, fue evidente por el sonido que ambos atacantes estaban llenos de una feroz determinación. El Rey Hormiga había quedado en shock. En medio del intercambio, se encontró incapaz de evitar que el pánico se instalara dentro de él. 

‘¿...?'

Su oponente estaba igualando su velocidad. No solo eso, sino que a medida que el duelo continuaba, sus movimientos en realidad eran cada vez más rápidos.

'¿Cómo...? ¿Cómo es esto posible?'

El Rey, que ya había probado la desgracia al tratar de suprimir fuerza con fuerza, era empujado gradualmente paso a paso. Cada vez que se retiraba hacia atrás, era castigado con una herida nueva en su preciado exoesqueleto. Mientras más grande era la distancia que recorría el monstruo, más confianza sentía Jinwoo.

Los ojos de Jinwoo brillaron con determinación. 

'Ya lo tengo.’

Jinwoo sintió muy claramente la angustia del Rey Hormiga. El Rey Hormiga estaba atónito. Él, quien se había autoproclamado Rey, ahora estaba temblando ante la velocidad de Jinwoo. A través de esta pelea, Jinwoo comenzó a notar lo lejos que había llegado. 

Comparado con el Monarca Demonio Baran, la fuerza, velocidad y habilidades de ese monstruo estaban muy por debajo. No, tal vez se encontraran al mismo nivel que muerto Baran, puede que incluso lo superara en algunos momentos. Desafortunadamente para el monstruo, el Jinwoo actual no era el mismo que el Jinwoo de ese entonces.

'Mi sufrimiento no fue en vano.’

Su corazón se desbordó con la emoción de un inminente triunfo.

‘Es hora de terminar esto.’ 

Jinwoo se lanzó hacia adelante dando dos pasos tan pronto como el Rey Hormiga retrocedió uno, sin esfuerzo, cerrando la brecha entre ellos. 

Y entonces… 

‘¡«Corte Vital»!’

La daga de Jinwoo se hundió profundamente en el torso del Rey Hormiga. Era una habilidad que causaba daño adicional al golpear un área vital o algún punto débil de su enemigo. Por ahora, cada segmento distinto del exoesqueleto del Rey estaba roto o comprometido de alguna manera. 

*¡Slash!* *¡Slash!* *¡Slash!*

*¡Slash!* *¡Slash!* *¡Slash!*

*¡Slash!* *¡Slash!* *¡Slash!*

*¡Slash!* *¡Slash!* *¡Slash!*

Una docena de «Cortes Vitales» fueron usados y una descarga de puñaladas llovió en rápida sucesión. 

"¡Kiiieeehhk!"

[ La habilidad «Corte Vital» que ha sido mejorada a la habilidad «Mutilar»*, ahora puede ser usada. ] 

[Paris_117 ok aquí me genera una pequeña duda… en ingles dice “Violent Slash” cuya traducción literal seria “Corte violento” y no “mutilar” pero por lo que dicen en el manwhua parece que es el termino que han usado en otras traducciones al español así que yo dejo abierto a decisión, ¿Cuál debería usar? Pues la verdad cuando leo esa habilidad pienso mas en bob esponja que en algo aterrador]

‘¿«Mutilar»?’

Dado que acababa de adquirir esa nueva habilidad, Jinwoo no perdió tiempo en probarlo. 

Con una ferocidad implacable, las dagas comenzaron a escarbar todos los puntos débiles estructurales del cuerpo ya devastado del Rey Hormiga. 

Con precisión milimétrica y con una velocidad que literalmente era un parpadeo, las dagas encontraron todas las articulaciones vulnerables entre los segmentos blindados y todas las fisuras y grietas que se habían abierto durante el transcurso de esta batalla. 

*Dadadadadadadadadadada*

¡Kiiiiiiieeeeeeehhkkkkkkk!"

 El Rey Hormiga chilló en agonía. 

Mientras su enemigo caído se agitaba de dolor, Jinwoo barrió su daga hacia abajo y cortó uno de los brazos del Rey Hormiga. 

*¡Swish!*

El largo brazo negro cayó al suelo con un golpe suave. 

"¡Kiiiek—–!"

El Rey Hormiga se tambaleó hacia atrás. Y en ese instante, abandonó tanto su orgullo como su venganza. Se giro y huyó por el aire rápidamente. La supervivencia era ahora la única prioridad. 

Jinwoo, sin embargo, no estaba dispuesto a permitir que su adversario escapara. Poniendo fuerza en sus piernas saltó en el aire para ir tras de él. 

Al sentir que algo se acercaba por detrás, el Rey Hormiga miró hacia atrás por encima del hombro. 

'¿El humano... está volando?’

Jinwoo, quien se propulso por el aire gracias a su habilidad «Toque del Soberano», y rápidamente alcanzó al Rey cortando así una de sus alas. 

"¡Kiiiek—–!"

El Rey Hormiga, ahora lisiado, cayó en espiral hacia el suelo. Pero incluso mientras se precipitaba hacia el suelo, su mente trato de encontrar desesperadamente como escapar de esa crisis. 

'Yo debo... Debo estar un paso por delante del enemigo.’

Poder. Velocidad. E incluso su carta secreta el veneno. 

Ninguno de ellos había sido efectivo contra su oponente.

'¿No hay nada con lo que pueda vencerlo?'

En su momento de desesperación, el Rey Hormiga luchó para obtener respuestas. Entonces en medio de su desesperación encontró solo una: Los números. 

El enemigo no era más que un solo humano mientras el poseía todo un ejército de miles de hormigas leales. Muchos de los cuales todavía estaban de pie frente a las cámaras de la Reina, esperando nuevas órdenes. [Paris_117 ajajaja ¿alguien más comienza a sentir lástima por esta pobre hormiga?]

El Rey Hormiga golpeó violentamente el suelo de la caverna y se detuvo. Con movimientos forzados y frenéticos, se enderezó y señaló con las garras del brazo restante a Jinwoo, que había aterrizado suavemente a unos pocos metros de distancia. 

"¡Kiiiieeeeehhhkkk—–!"

Olas tras ola de hormigas negras empezaron a converger en su ubicación desde todos los flancos, que se habían presentado por el bramido del Rey. Era como si la oscuridad misma amenazara con envolver el campo de batalla. 

'¿Qué piensas, humano?'

"¡Kiiieeehhk!"

El Rey rugió sin cesar en un esfuerzo por restaurar su orgullo caído y elevar la moral de sus súbditos soldados. Cuando finalmente terminó, continuó mirando al humano sin aliento a manera de desafío. 

“¿...?” 

“...Vallan.” 

Jinwoo llamó a su ejército de sombras desde el abismo de oscuridad que reinaba en el suelo de la caverna. El «Dominio de Monarca» que había sido usado anteriormente todavía estaba activo. Una vez que se irguieron, la mayor parte del ejército de la sombra cargó hacia el frente atacando al enemigo sin dudarlo. 

*¡Clang!* *¡Clang!* *¡Clang!* *¡Clang!* *¡Clang!* *¡Clang!* *¡Clang!*

Una cacofonía de pasos blindados reverberaba contra las paredes de la caverna. No pasó mucho tiempo antes de que las líneas del ejército de hormigas comenzaran a desmoronarse. Jinwoo, quien permaneció en silencio mientras veía la batalla, finalmente convocó a Tusk.

‘Entonces… También sal.'

Tusk emergió junto a Jinwoo, a poca distancia de la ferviente batalla que se desarrollaba a su alrededor. El «Alto orco» se rascó una picazón en la parte posterior de su cabeza mientras observaba sus alrededores con una leve curiosidad. Jinwoo saco el «Orbe de la Avaricia» y se lo entregó a Tusk. 

Pero antes de dejarlo ir, le dio una severa advertencia al hechicero orco. 

"Solo las hormigas. Si tus llamas tocan tan solo pelo en cualquiera de los Cazadores, no esperes que te vuelvan a invocar nunca más.” 

El silencioso orco asintió afirmativamente. 

Momentos después, Tusk, que ahora se alza sobre el campo de batalla en su forma de «Canto de los gigantes», lanzó un terrible torrente de llamas a las hormigas. 

“¡Kuaaaaargghh!”

Aunque era algo que había visto docenas de veces, Jinwoo no pudo evitar admirar la vista mientras su rostro estaba iluminado por el ardiente infierno a varios metros de distancia. 

'Esa llama se vuelve más intensa cada vez que la veo… ¿Es porque ha estado subiendo de nivel?'

Era una vista familiar para Jinwoo, pero para los Cazadores que lo rodeaban, el espectáculo engendró un conjunto de reacciones decididamente diferentes. 

Ya estaban asombrados al ver el desenlace de la confrontación entre Jinwoo y el Rey Hormiga y, en conjunto, se quejaron ante la repentina aparición del gigantesco orco.

Uno de ellos finalmente pudo elevar su voz y tartamudeó. 

"¿E-eso es un monstruo invocado? Me estás diciendo que eso es...”

Un estupefacto Lim Taegyu gruñó mientras señalaba a Tusk. Los otros Cazadores solo podían callar y mirar, pero todos estaban pensando lo mismo. 

'¿Esa cosa puede ser clasificada como una simple invocación?'

Sin importar de donde lo vieras, Jinwoo lo tenía con una correa apretada, pero en términos de sus capacidades no era la mascota de un invocador promedio, se parecía más a un Rey Demonio que había descendido a la tierra. 

De cualquier manera, las llamas rugientes calcinaron a todas las hormigas circundantes como si no hubiese mañana. 

El Rey Hormiga se encontró temblando una vez más. 

'¿Estos… estos son los soldados del humano?'

Cientos de sus propios guerreros habían sido vaporizados en menos de un minuto. Y no era una mera expresión. Cada soldado que había quedado envuelto en las llamas se desintegro instantáneamente en una nube de cenizas que eran dispersadas. Por primera vez, el Rey Hormiga se enfrentó al verdadero terror. 

Era un poder implacable, abrumador y opresivo. 

Se dio cuenta de que todo este tiempo, había estado luchando débilmente contra una pared inamovible. No poseía nada con lo que pudiera vencer a su enemigo. Había sido completamente derrotado. 

'¿Pero por qué...? Nací para matar a los fuertes.’

Ese había sido su único propósito. Ciclos interminables de crecimiento y evolución habían tenido lugar para ese propósito. Incluso había asimilado la fuerza de varios humanos para ese fin. 

'Pero no soy rival para él.’ El Rey Hormiga se estremeció y se apartó de su enemigo. '¡Lejos, debo alejarme muy lejos de este humano!'

Los pensamientos de preocupación por su reino y sus súbditos se desvanecieron en el estruendo del combate que se desataba detrás de él. Su único objetivo era sobrevivir. 

El Rey Hormiga intentó sanar su ala rota con una habilidad de curación que había absorbido del humano y que aún no había perfeccionado. Nunca se le había ocurrido que alguna vez necesitaría tal habilidad. 

‘Solo un poco más…'

Pero entonces ocurrió… 

*¡Smash!* 

En un instante, fue aplastado contra el suelo de la caverna, y fue presionado contra la tierra por una fuerza abrumadora. Sus ojos se llenaron de rabia mientras se esforzaba en vano por moverse incluso aunque fuese un poco.


Comentarios del capítulo: (1)


Gracias por el capítulo! Pobre hormiga, nació para ser el número 2

1