Para usar el Modo Noche debes estar Registrado e Iniciar Sesión.
A- A A+

TG – Capítulo 32: Aprendí de mis errores…

Había alrededor de setenta estudiantes y eso significaba catorce grupos, pero no todos tenían que ser vigilados por Aurora y Alice.

Eso se debía a que algunos grupos tuvieron su prueba en mazmorras de lugares muy seguros.

En la Ciudad Atlántida existían varias mazmorras y cinco de los grupos fueron realizados aquí, y no necesitaban protección ya que el Director Vincent estuvo presente.

Lo demás fueron repartidas entre Aurora y Alice, eso era lo más eficaz.

Claro, era muy posible que no ocurriera nada, pero aun así Aurora realizo su trabajo.

Aurora había visto el grupo de Érica, Joslyn y Wendy junto a dos estudiantes más.

Luego también a Andrés, Cristian y Eva con dos estudiantes de apoyo.

Y luego había visto alrededor de cuatro combates de grupos diferentes.

Cada uno demostraron sus habilidades, algunos siendo más profesionales que otros.

Otros simplemente enfrentándose con cautela y calma, pero todos demostraron sus habilidades de alguna manera.

No todas las mazmorras eran de Rango B, que no fueron limpiadas por un mes como la del grupo de Aurora, pero eso no significaba que disminuyera la dificultad.

Este era el caso del grupo de Marc, su grupo estaba actuando a la defensiva.

Con un psiónico, un mago, un arquero, un caballero, y Marc que era un luchador, el grupo estaba muy bien equilibrado.

Sin embargo, a lo que se enfrentaban eran a lobos.

La mazmorra de Rango B, ‘Los aulladores’ que se encontraban en Finlandia.

Las bestias que aparecían eran lobos salvajes y rápidos.

Ese era el gran problema para el grupo y aunque ellos estaban siendo protegidos por un caballero que tenía un gran escudo, los lobos podían evitarlos y rodear al grupo.

Eran lobos de Rango C, pero el jefe de la mazmorra era un Rango B.

Un lobo con la suficiente inteligencia para saber cómo cazar a sus presas.

Esas criaturas golpeaban y corrían haciendo que sea imposible seguirlo a menos que el grupo lo superaran.

Aunque el mago y la arquera realizaban sus ataques a distancias los lobos eran más rápidos que ellos y astutos.

“Maldición!” Grito Marc y salto hacia unos lobos para golpearlo ya cansado de ser retenido.

Aurora dejo de ver en ese momento y agito su cabeza.

Los profesores estaban proyectando la situación dentro de la mazmorra y la pantalla había sido expandida para que los demás estudiantes lo vieran.

“Creo que tendrás bastante trabajo hoy.” Dijo Aurora a la joven que estaba a su lado.

Que Marc atacara por sí mismo llevara a que el grupo rompa su formación y aunque pueden ganar, seguramente saldrán heridos.

“Espero que no…” Respondió Vanessa con un suspiro mientras agitaba la cabeza.

Aurora antes no se había dado cuenta, pero entre el grupo que los había acompañado no todos eran para proteger al grupo siendo estudiantes de segundo año, también se encontraron estudiantes de primer año.

Ellos tenían sus propias pruebas y ‘practicas’, Vanessa que había entrado a la sección de apoyo era un claro ejemplo de ello.

Una curandera que había venido para demostrar sus habilidades.

Mirando el campamento temporal que habían creado, Aurora pudo ver como los alquimistas se preparaban buscando información de los lobos para ver que podían obtener.

Los artesanos estaban instruyendo a los limpiadores que tuvieran cuidado con sus pieles mientras que el equipo de curación dirigido por Vanessa estaba preparando pociones en caso de que la situación fuera difícil.

“No pensé que una estudiante de clase de combate aceptaría ayudarnos.” Dijo Vanessa de repente y cuando Aurora la miro curiosa, explico. “Ya sabes somos la clase de ‘apoyo’…”

Su tono fue débil y parecía llevar una connotación negativa, pero…

“Bueno, eso no importa… Al menos en mi caso no tengo problemas con la clase de apoyo, es más pienso que son necesarios… Sin ellos sería difícil que nuestra clase sobreviva.” Comento Aurora sin darle mucha importancia.

En la Academia no lo había escuchado demasiado sobre la diferenciación de clases de apoyo con aquellos que luchaban al frente, pero había un conflicto entre ambos.

Uno luchaba al frente arriesgando su vida y otro se quedaba atrás para ser protegido… Ciertamente habría un conflicto y más cuando los héroes eran idealizados como personas que ayudaban luchando contra ‘villanos’.

Pero la realidad era diferente.

“Existen héroes que luchan contra criaturas malvadas y existen héroes que luchan de otra forma… Lo que importa es el objetivo final no el medio por el que se realiza.” Dijo Aurora con un suspiro.

Los curanderos, alquimistas o artesanos cada uno de ellos tenían su tarea y su trabajo ayudando a su manera.

Viendo que Vanessa asentía con una sonrisa agradable, Aurora pregunto. “Existe ese conflicto en la academia?”

La sonrisa de Vanessa se congeló ligeramente, pero al final suspiro y explico. “No diría que tanto, pero si… Todavía hay personas que piensan que los de nuestra clase debe apoyar a los que luchan de frente sin importarnos nuestra situación.”

Aurora parpadeo bastante sorprendida.

Si bien Aurora había visto algunas que otros tipos de discriminación como Marc con los demonios, no era tan excesivo como en otras partes.

“Bueno… En realidad, no es tan malo. Esas personas son las mismas que creen que los que tenemos poderes debemos dominar el mundo, o lo que creen que todos los demonios deben morir…” Dijo Vanessa con rapidez y luego miro a Marc que había sido herido de forma ligera y murmuro. “También aquellos que piensan que el Imperio Falion son invasores…”

Aurora solo suspiro mirando la batalla.

Para esa clase de persona llevarse mal con otros por un conflicto de opiniones no era tan importante… Después de todo los artesanos, curanderos y alquimistas no eran ‘escasos’.

“Parece que van a terminar.” Murmuro Vanessa y girándose para mirar a su grupo de curanderos, ordeno. “Prepárense, ¡vamos a tener trabajo!”

Al escuchar eso Aurora miro a la proyección.

El grupo tenía algunas heridas ligeras y cortes difíciles, los profesores no habían interrumpido debido a que esto estaba dentro del límite y los estudiantes no parecían tener interés en rendirse.

Marc y su grupo ahora estaba terminando con el lobo de Rango B y todos sus lacayos.

Mirando su lucha entusiasta y llena de salvajismo, Aurora pensó en lo que le dijo su nueva maestra.

¿Cuál era su razón para luchar?

******

“Oh, Aurora escuche que participaste en el grupo de limpieza apoyándolos.” Comento Clémentine al acercarse y cuando Aurora asintió, murmuro en un tono bajo. “Estás examinando estudiantes para tu grupo?”

Aurora miro a Clémentine y ella se puso ligeramente nerviosa, pero se sinceró. “Investigue tu grupo… Al menos un poco y vi que estaba entre aquellos para elegir.”

Mirando a Alice que estaba buscando una bebida, declaro. “Pensé que, si era lo suficiente buena, podemos estar juntas… Ya sabes trabajamos bastante bien.”

“Creía que una psiónica tan talentosa como tu buscaría un grupo más reconocido” Dijo Aurora honestamente.

La verdad su grupo no tenía nombre y no era tan conocido, al menos en otra parte que no sea áfrica.

Incluso si alguien lo investigaba en el registro del gremio de mercenarios se daría cuenta de que en su historial oficial no había muchas misiones.

Clémentine miro a Aurora y al ver que su pregunta era sincera, ella soltó un suspiro.

“Quiero ser una heroína… Para eso entre a la academia, aunque mi padre y hermano me dijeron que esta profesión era inútil.” Comento Clémentine con un tono sincero.

Personas que no creían en los ‘héroes’ eran numerosos, ya que esa denominación para algunos era exagerada ya que tanto los aventureros como los mercenarios realizaban tareas parecidas.

¿Por qué ellos debían llamarse héroes y no los demás?

“Es bueno que tengas digno objetivo, pero nuestro grupo no es tan fácil como parece… Tenemos nuestros estándares tanto de valores como de misiones.” Intervino Alice desde la espalda de Clémentine y cuando se giró, declaro. “Aunque aquí seamos amigas, en el trabajo seremos compañeras y tendremos que tratarte como tal.”

El tono serio de Alice y la mirada escudriñadora, hizo que Clémentine tragara difícilmente.

Aurora asintió en forma seria.

Invitaría a los estudiantes que ella creía que compartían valores parecidos o cuyos deseos de ayudar sean sincero, pero durante su estancia no iba a ser fácil.

Alice lo sabía, es por eso que aconsejo seriamente sobre la situación.

Si bien normalmente eran perezosas, una vez en el trabajo actuaban con demasiada seriedad y profesionalismo… Eso se debía a que en muchas de sus misiones no solo sus vidas estaban en peligros sino las de otras personas.

Su trabajo no era un juego.

Bueno, eso era lo que creía Aurora, pero la realidad podría ser muy diferente cuando tenía una compañera como Alice.

Clémentine asintió comprendiendo lo primero, pero…

“Esa es la razón por la que me gustaría ir a su grupo.” Dijo Clémentine entendiendo su punto y mirando al dúo, explico. “Puedo aceptar entrar en un grupo muy reconocido, pero ellos me cuidaran demasiado debido a mi trasfondo y eso es algo que no deseo. Quiero aprovechar esta oportunidad para experimentar de verdad lo que es ser una heroína… Oh, bueno en este caso una mercenaria.”

Escuchando esas palabras Aurora asintió, pero menciono. “Aún falta bastante tiempo para elegir un grupo, puedes pensarlo mejor durante los días que quedan.”

La primera etapa de la prueba en grupos demoro bastante debido al alto número de grupos, así que añadiendo la siguiente etapa todavía faltaba demasiado para mitad de año… Eso era lo que pensaba Aurora, pero…

“Hoy informan los grupos de la segunda etapa de la prueba y cuando terminemos eso, solo tenemos exámenes.” Murmuro Clémentine y al ver la expresión de Aurora añadió. “Y después de eso tenemos las vacaciones de mitad de año en donde realizamos nuestras ‘pasantías’”

Para Clémentine la prueba y los exámenes, ¡pasarían rápido!

Antes de que se den cuenta estará haciendo la prueba real en el grupo, es por eso que se movió antes de los demás.

Solo con simplemente mirar la red social de la academia se darían cuenta de que entrar al grupo de Alice estaba siendo una prioridad para muchos de lo que los respetaban.

Aurora solo suspiro al escuchar eso… Para ella los exámenes eran el periodo más largo y agotador.

Podía hace trampa preguntándole al sistema, pero…

—Es preferible que estudies para aprobar los exámenes de forma honesta.

Su sistema que leyó sus pensamientos superficiales y lo rechazo de inmediato.

Aurora solo volvió a suspirar por los exámenes que estaban por venir y por su sistema que simplemente era un sistema muy diferente a los de cualquier historia que había leído.

¿Por qué parecía ser demasiado estricto? ¿Por qué no era como antes que cuando lo pedía hacia aparecer armas peligrosas para ser usadas por una niña?

—Aprendí de mis errores…

El texto de su sistema apareció en su mente y Aurora solo dio una sonrisa para sus adentros.

Aunque parecía un texto sin vida y emociones, Aurora podía sentir algo más…

“Solo ignórala se queda congelada a veces.” Dijo Alice al ver que Aurora se había quedado ‘congelada’ como otras veces, miro a Clémentine y comento. “Cuanto comience la etapa oficialmente, empezaremos a elegir a los estudiantes.”

Clémentine asintió seriamente.

Descarga:

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.