Al – Capítulo 10

Modo Noche

Capítulo 10: LIBERADOS

Raimfarben se fundó poco antes de la guerra contra los Dark, creada por Dronk Dorado de la casa Berserker, hecha para los suministros de energía a las ciudades costeras Redgroouk y Koumen, en principio se tenía solo pensado construir una pequeña fortaleza con el propósito de tener una ciudad en donde los rayos fueran la primer fuente de energía. Como Berserker de sangre pura el rayo es su mejor aliado, Dronk propuso la idea de colocar asentamientos para entrenamiento de soldados a la raza dorada en el manejo de rayos, pero sus ideas se vinieron abajo cuando conoció a la reina de la casa Koumen que lideraba una propuesta de minería sobre la extracción de Cactolium, y la búsqueda de agua manantial, la idea fue discutida, pero al paso del tiempo los dos se enamoraron y tuvieron un hijo, un manchado que después tomo ambas ideas y las junto para que la ciudad pudiera prosperar. Sin embargo fue inútil ya que como suele estar la ciudad, las tormentas y las nubosidades imposibilitaban ocupar ese isla, fue decayendo a tal grado que la ciudad paso a ser una ciudad deshabitada, sus padres entraban en banca rota y sus sueños poco a poco empezaron a desvanecerse, pero gracias al rey Dark de ese momento que colaboró con una gran suma de basilos reabrieron de nuevo las cazas  y envió soldados Dark para la extracción de metal y suministro de energía.

Reim empezó a surgir, pero así como surgía al éxito, también empezó a surgirle problemas, la casta dorada inicio una serie de acusaciones sobre los Dark incitando a las masas, acusándoles de prepararse para una guerra, con la excusa de que mandaba hombres a las minas para crear armas de cactolium que como se es conocido es un metal muy valioso, y enviando a las caza de tormentas para prepararlos en el arte de los relámpago, las acusaciones se hicieron más grave a medida que pasaba el tiempo, Reim ya señor de la ciudad y con el legado de su padre que soñaba con una ciudad fructífera murió con su reina sin poder ver sus sueño realizado, su hijo que empezaba a terminar lo que su padre le dejo se vio imposibilitado en calmar los ánimos de ambas castas, tanto Dark como Berserker, tiempo después  engañado por una mujer de la casta Redgroouk, se casó prometiéndole tener la solución a sus problemas, invitando a todas las castas convivir en la ciudad de las tormentas, jurándoles de antemano que tenían trabajos seguros y donde poder vivir. Pero no fue así, Reim no vio lo que su esposa planeaba, torturado por el carácter de su mujer aceptó los términos de que las clases bajas que no podían vivir en sus ciudades por la pobreza fueran llevados a trabajar en las minas y en la caza de tormentas, la ciudad que antes se veía desolada por vientos y habitada solo por las lluvias, ahora se veía ocupada mayormente por los manchados de todas las ciudades, aun así en vez de apaciguar las diferencias entre los Dark y los Berserkers avivaron más las llamas de la esclavitud hacia los Dark. Reim indignado por el plan de su esposa propuso una tregua para liberar hombres Dark de la minería, algo que el rey Dark acepto siempre y cuando las familias Berserker y Redgroouk se mantuvieran al margen de una ofensiva,  el plan resultó a medias porque antes de que el tratado de liberación se cumpliera la esposa de Reim le acecinó, envenenándolo, y se declaró señora de la ciudad de las tormentas, aboliendo todos los derechos de los mesclados en la ciudad, emprendió una marcha para contribuir en las familias más adineradas de los Redgroouk formando una alianza en contra de los Dark, con todo los bacilos que podían ganar vendiendo Cactolium y rayos, la reina de la ciudad se casó con su amante también noble de la casa Redgroouk, la mente maestra de todo lo sucedido.

Cuando los mesclados entendieron que los tenían como esclavos de las minas y las cazas, iniciaron una revuelta, pero fue sosegado por la gran cantidad de soldados que fueron llamados de las casas Berserkers y Redgroouk. Al iniciar la guerra los Dark tomaron la ciudad liberando a todos los manchados, algunos ayudaron a la causa pero otros se convirtieron en enemigos, cuando hallaron a la reina huyendo. Dejaron que los que eran esclavos se encargaran de ella dándole un destino muy doloroso, la fundieron en Cactolium derretido, y a su amante lo decapitaron, se cree que Raimfarben se volvió inhóspito después de la guerra.

Como Reim no dejo heredero, nadie reclamó el derecho de su posesión, fue así como los Berserker reclamaron el lugar con el pretexto de que quien la fundo era un dorado, más tarde aunque reclamada por los Berserker no se le dio propósito alguno y se dejó por mucho tiempo a la merced de las tormentas, Elgor compró los derechos de su posesión y la remodeló para que fuera habitada, encontró la estatua de la reina y la coloco en la punta de su castillo para atraer los rayos. Para acabar con las deudas de su país por la guerra y traer beneficio a su casta, convención a su Dominato para establecer una ley que permita la organización de un sistema económico de pago de deudas establecida en los imperios y que recojan la mayor cantidad de deudores para labores de minería y caza con la recompensa de la cancelación de su mora en el pago, como resultado las labores que realicen en la ciudad se añaden en su nombre para tener un completo control en los aportes de cada uno de los allegado en los trabajos, cuando cumplan su labor se les deja libre de toda deuda y se les regresa a sus respectivos lugares, Raimfarben es traducido al Seretra como Raim <<reim>> y farven como <<tortura o tormento>> traducido como Reim el atormentado, en Golgo antiguo Raim << reimmun, tormenta>> y Farven <<Farvud o farud que significa pueblo, ciudad, conjunto>> traducido como la ciudad de las tormentas.

Después de tanto tiempo y sin cumplir el propósito al que fue construido Raimfarben da honor a su nombre como ciudad de las tormentas o lugar de tormento, un lugar como ese que contribuye con el 70% de las riquezas de ambas ciudades como Char y Akai son las más beneficiadas, traen consigo su lado oscuro, donde se trató de gran manera que la igualdad de razas fuera llevada a cabo en paz y sin ninguna intervención, donde todos pudieran convivir con tranquilidad, pero ahora corrompida por la codicia y cuna de la esclavitud es ahora temida por los deudores, un significado recurrente de que quien no paga es llevado al tormento, un nuevo tipo de esclavitud, Yo Raynard Boldord que vino a este mundo para la búsqueda de la chica que me gusta, ahora encadenado y destinado a ser vendido como el ultimo Dark, me veo obligado a destruir este lugar, no sé cómo, ni cuanto durare pero no esperare a que se presente la oportunidad, yo creare la oportunidad, escapar de aquí y seguir buscándola.

Subía por las escaleras esperando que ningún rayo me diera, y miraba como el cielo estaba al alcance de mi mano, y yo encadenado y con la mala suerte rodeándome, yo miraba he imaginaba todo lo que podía hacer para liberarme, no sabía cómo el collar se activaba, que movimiento brusco es lo que podría matarme, si una pelea, una reacción, o solamente que ellos mismo lo hagan. Sin duda mientras subía veía el castillo y desde el castillo, todo el mar en su cólera  con sus rayos y sus oleajes salvajes. Arriba en la cima otro verdugo me esperaba, esta vez tenía un látigo, y otro le acompañaba con una lanza, mientras llegaba al castillo, un rayo impactó la estatua de una mujer en la punta del castillo, mi corazón latía muy rápido, miedo y nervios junto con ansiedad y desespero de salir de ahí, cuando me escoltaron a la puerta del castillo, las puertas se abrieron y una gran cantidad de sirvientes servían en una mesa de 15 metros, llevando comida y esperando en fila la llegada de Elgor, pero Elgor estaba en el trono donde alguna vez estuvo sentado el señor de la ciudad. Bajó comentándome lo siguiente “toma asiento, y disgusta lo que quieras, al fin de cuentas esto está preparado para ti” cuando bajaba, tomó asiento y empezó a consumir lo que parecía frutas extrañas y un pez cerdo bien cocido, se me apetecía comer pero no rendía respeto ni confianza a ese hombre y dada las circunstancia le comenté con mucho sarcasmo “he visto demasiadas películas para saber que debo decirle que, como típico momento cliché donde el protagonista exclama en forma retórica que le libere de inmediato o si no se arrepentirá, espero que este no sea el caso donde le comento esa afirmación sin que me conteste con una larga discusión de que va hacer conmigo, contándome sus planes o como lograra hacerlo, siendo eso tan obvio omitiré y simplificare eso con una simple pregunta ¿Qué quiere de mí? ” él mientras masticaba decía “¿qué es película?” hubo un momento de pausa donde mis argumentos narrativos no sirvieron de nada, y solo se limitó a decirme “no importa, quiero informarte que mañana vendrán unos nobles muy importantes para observar el nuevo producto, ósea tú, un Dark asesino, escuche los rumores de que mataste al hermano de Ergón, era muy fuerte y tú sin más le cortaste la cabeza, imagínate lo que podrás hacer siendo un Ereiser protector, podrás matar cuantas personas quieras, te encubrirán si alguien lo descubre, nada ni nadie te detendrá, ¿no es fantástico?” “¿qué te hace creer que me gusta matar?” pregunté “porque eres un Dark, a los Dark les encanta hacerlo” “y ¿Qué hay de Galstrok?, a él también le gustaba asesinar incluyendo mujeres y niños, y no es un Dark, tú lo sabias, le conocías” “no discutiré temas de gustos, recuerda que tú le asesinaste ¿no es así?, pero matar mujeres de zonas bajas es casi un favor que le hace al imperio, hijos de padres manchados nunca han merecido vivir, contaminan la sangre” “no todos los Dark son asesinos” Elgor se sulfuró, gritándome “¡arrasaron con casi toda una nación!” yo le rete de nuevo diciéndole “ustedes empezaron la guerra y los extinguieron, ¿qué hay de diferente entre ustedes de ellos?, son peores mataron a todos sin dejarles descendencia” Elgor me cachetea pero de inmediato se arrepiente por la gran cortesía que tenía con su mercancía que no podía maltratarla, luego saca un pañuelo, y me limpia el labio que me rompió con su anillo “mira lo que lograste hacer… un Dark siempre será un asesino, tu naturaleza no puede ser cambiada, así como no puedes cambiar… la naturaleza, no puedes pedirle a una tormenta que se calme porque su fuerza yace en eso, su ira, su gran furor, ¿qué sería de una tormenta sin sus rayos, sin los relámpagos o los truenos? no podría infundir temor en los corazones de las criaturas, no podría doblegar la bravura de los valientes, sin eso el fuerte no sería fuerte, un Dark no puede ser cambiado, tu raza es de asesinos desalmados” yo le miraba con ira, y le dije “tu caerás, Elgor Blood, tu casa caerá, tu casta caerá, todo lo que conocess caerá, y yo seré el responsable, gritaré tu nombre cuando te asesine” Elgor se aparta de mí y me relata una historia “te contaré una historia que mi padre me contó hace mucho tiempo, es la historia de mi tío abuelo Tingo Blood, murió muy joven pero lo que hizo me es recordado por mi padre y este a su vez por el suyo, su padre Glauber Blood : dice que antes de que la guerra iniciara, su hermano desde muy joven tenía una particular manera de conquistar mujeres, en ese entonces mi familia no tenían riquezas ni gloria como para llamar la atención de otras castas, pero aun así el hambre de riquezas impulsó a mi abuelo Tingo a conquistar doncellas de casta muy adinerada,  sin importarle si eran casadas o tan solo vírgenes, cosa que le trajo muchos enemigos que trataban de matarlo, pero al final después de conquistar y de robar tantas mujeres como podía seducir, mi abuelo llego a tener una gran fortuna, pero quería más, y más. Las riquezas por si solas no te dan gloria, ni fama, solo son medios para llegar a ellas, y es cuando decide que quería tenerlo todo, se entera poco tiempo después de un hombre que fracasa en cierto negocio sobre minería, he intenta ayudarlo pero le es arrebatado por otra casta su patrocinio, cuando se entera que los Dark apoyan al hombre, intenta desesperadamente desprestigiarlos para que decaigan en su negocio, pero no funciona, entonces surge el dilema ¿Cómo rompes una alianza? ¿Cómo divides una casa lo suficiente para que no se vuelva a unir?… ¿Cómo inicias una guerra?, y se le ocurrió una idea. Mi abuelo seduce a una mujer para que le siguiera en sus planes, le persuadió en que se casara con aquel hombre para poder manipularlo y así poder encontrar una manera de tomar el poder, pobre hombre sufrió tanto con su esposa que aún, se sigue escuchando los gritos de desespero de aquel hombre que sufría por cuenta de su mujer, ahí el nombre de la ciudad, reconozco que fue algo cruel pero de igual manera necesario, no tomó mucho tiempo después para que le matara y poderse adueñar de la ciudad, finalmente al cumplir su objetivo y tener sus riquezas aseguradas, su éxito empezó a derrumbarse, ese día mi padre me enseño algo muy importante, cuando planeas algo no obtienes nada si no sacrificas nada a cambio, mi abuelo incito una guerra y le decapitaron por eso, calculo mal los alcances de su pequeña incitación y ahora su cráneo está colgando en las puertas de este castillo, tomo muchos años para entender que envés de separar hay que unir, solo si es para tu beneficio, ahora mismo hago que todas las castas incluidas las manchadas trabajen para un bien común” “tu, los esclavizas, los utilizas para tu propio bien, tú no has sacrificado nada” “ya no es necesario, mi abuelo lo hizo por mí, y ahora que el mundo está mejor sin ustedes te venderé como la mascota de algún noble, solo quería que supieras eso, yo he ganado” Elgor parecía muy triste a pesar de que lo que decía era cierto, siempre que se refería a su familia veía por la ventana las tormentas, hizo que los guardia entraran y me llevaran.

Regresándome de nuevo a la villa en donde tenían a todos en la espera de asignar su trabajo en la mina o en la caza, vi de lejos que cerca de las entradas, existía una fila de hombres y mujeres esperando a su puesto, busque a la vieja que no me dijo su nombre mientras el verdugo que me acompañaba me regresó con el que me esperaba abajo diciéndole “llévalo al mismo lugar asignado que la vieja” me dejaron cerca donde estaba ella y me preguntó “¿Qué suerte que aun sigas vivo?” mientras avanzaba en la villa y cerca del hombre que escribía nombres y asignaba trabajos le respondí “bueno, tenías razón, el piensa venderme al mejor postor”, su esposo que me veía muy atrás de mi con ese miedo y rencor me negó con su cabeza, yo no le entendía pero la vieja me dijo “no le coloques cuidado, cuando estuvimos aquí a él se le asigno las minas, y a mí con las viejas en la cocina, nuestro trabajo fue un poco duro pero le resistíamos sin problemas cuando nuestro hijo aún estaba con nosotros, las lluvias y las tormentas de alguna manera nos calmaban, ya nos acostumbramos a esta vida, y espero que hagas lo mismo joven Dark, acostúmbrate” un disturbio sucedía cerca a nuestra fila, un hombre de aspecto muy vigorizante y de cabello rojizo,  lleno de tatuajes en su cuerpo estaba siendo golpeado, le dejaron tirado mientras sangraba, sus ojos de un marrón muy oscuro me veían sin terror cuando me ofrecí ayudarle. Lo ayudé a levantarse y no me dirigió palabra, ni un gracias o un  insulto, solamente volvió a su fila, me regresé a la fila con ella y me sorprendí en ver cómo fue él, el único en este mundo, que me he encontrado que no gritó de terror, cuando llegamos al hombre de casta castaña y que repartía las labores dijo “vaya, vaya vienes con el Dark, que sorpresa que no te haya matado vieja Orga, me entere que venias y te preparé algo por la última vez, iras a la mina como te lo prometí” la vieja que creía que la enviarían a las cocinas se mostró molesta y le grito al hombre “no, ¿Por qué? a las minas no por favor, sabes muy bien que no puedo ir allí, déjame en la cocina” el hombre se reía “creí que te gustaría así, estarás cerca de tu esposo, alégrate es un regalo de despedida vieja Orga” “eres un maldito Bargo, eres un maldito” como la vieja era una molestia el hombre pido a los verdugos que le ayudaran a sacar esa vieja de la fila mostrándole su asignación, yo la tomé antes de que los verdugo la sacaran violentamente y me la llevé, pero ella solamente se sujetaba a su túnica rogándole no la dejara en las minas, me salí y los verdugo nos llevaron a nuestra casa que sería desde ahora el único lugar a donde podríamos llegar, entramos y yo la senté para esperar quien más podría acompañarnos, sin sorpresa ella recibió a su esposo y con al hombre que ayude cuando fue golpeado, me di cuenta más detalladamente que su brazo estaba lleno de los mismo tatuajes que la vieja Orga tenía en un brazo, el hombre me vio pero no dice nada, organiza sus cosas y escoge su cama.

Los guardias cierran las puertas y se aseguran de que los 4 estemos dentro,  y hacen eso con los demás lugares donde agrupan en cada casa 4 personas. Me siento a un lado esperando que la vieja Orga se calmara, su esposo no me dirigía palabra, pero el de cabello rojo que se veía más sereno que los otros 2 dijo “¿así que eres un Dark? Joven, apuesto, fuerte ¿Cómo es que has parado en este lugar?” yo le dije “bueno, es una larga historia, y no pienso contártela desde el principio” el mira y hace un gesto, se acuesta y me pregunta “¿y bien que te dijo Elgor Blood?” yo le miraba, y decidí conversar con él “me venderá algún noble como su mascota, y después habló sobre su abuelo quien mató al legítimo dueño de Raimfarben con una mujer que le engaño y se adueñó de la ciudad” “no solamente esta ciudad, prácticamente se adueñó de la ciudad Char también, ¿no te conto toda la historia?” yo le negué y le preste atención “después de terminada la guerra los Blood pagaron muchos Basilos para la reconstrucciones de varias ciudades, incluyendo esta y la de Char, desde entonces se les atribuye el hecho de que sin ellos esta ciudad caería, pero todo era una farsa, los Blood corrompieron la única ciudad que se creía era de las ultimas castas más nobles de la reina Koumen, el regente ahora de la ciudad es un manchado de la casa Koumen Redgroouk, ¿por qué crees que Ergón y Galstrok hacían lo que querían en las zonas bajas? Si no  para violar o matar, cada distrito es vigilado por una casta roja, siguiendo los planes de vender los puertos, las islas, y distritos a las demás casas nobles, separando las clases de los manchados y los ilustres. Que los más pobres sean más pobres y los ricos más ricos, en esa ciudad la situación cada día ha empeorado, la escasez ha producido que la gran mayoría de los pobladores de las zonas bajas migren a esta ciudad, esclavizándolos y llevándolos al desespero, a los de casta pura Koumen se les llevó a la miseria, ahora quedan muy pocas de la raza pura para que se levanten contra los rojos. Y todo por la codicia de un hombre que corrompió lo único bueno que quedaba, fue así como fueron tratados los ciudadanos que ayudaron a ganar la guerra”.

“Los Redgroouk han conquistado la ciudad, prácticamente la compraron y todo por él, quien inicio todo esto, un hombre que no valoro ni siquiera a su amante” yo escuche de ella la mujer que conquisto el corazón de un manchado, con los sueños más nobles que se pudieran encontrar y manchados por la casta de su mujer, no había nadie más que mereciera morir que ella, fundida en cactolium y recordada por su humillación “¿qué fue de ella, la mujer que encendió el fuego de la guerra? “Pregunté “¿ella?, asómate a la ventana y mira la cúspide del castillo?” la estatua de la mujer que vi al principio era ella, cuando me asome a ver, un rayo impactaba en ella cada 5 segundo, un inscripción que poco entendía se enmarcaba en el castillo “no logro entender lo que dice” murmure para mí, algo así como –Fardulk Got van Wlek- significa “forja el mañana para que el presente no te traicione” fue lo que me dijo el hombre “es la traducción literal del Seretra, pero quien lo escribió procuro que toda casta lo pudiera entender en doble sentido, en el galgo significa “lastrein furk” la vieja traidora, en Runnes la lengua más antigua, en la posición de los símbolos significa “Tedor sowilo algiz fehu” Traidora de casta” más abajo en Tolso para que todo manchado pueda leer “la que merecía morir” aquel hombre me explico cada significado, me lo contó porque decía que Elgor fue quien coloco esa estatua, para recordarle el error de sus antepasados.

Yo le pregunté como se había hecho esos tatuajes a lo que me respondió “todos estos que tengo en mi brazo derecho y espalda son las veces que me ha tocado regresar a la ciudad, sumando todo en total seria 75 veces que he estado aquí, me gustan mucho los juegos y apostaba todo lo que tenía pero siempre perdía, me acostumbre a esta vida y ya no me veo haciendo otra cosa, esta vez me enviaron a la caza de tormentas, tuve suerte que no me enviaran a las minas, en los socavones mueren mucha gente… bueno no más que en las cazas pero algo es algo, en las 20 veces que estuve en las minas, y en los diferentes túneles al que no entraba siempre había derrumbes, cuando entendí que me salvaba de todas ellas al cambiar, ese día supe que ojo de los dioses estaba conmigo, no importa a donde vaya o con quien este, nada podrá hacerme daño, por eso no te temo joven Dark, la muerte es mi amiga ahora, vivir aquí es mi única ocupación, conocí a Orga en mi quinta vez en este lugar” la vieja Orga estaba muy callada desde que llego, buscaba en el almacén comida y guardaba muy bien lo que ella y su esposa traían desde tierras Koumen, ella al ver que la nombraron giró a mirar y me trajo un poco de pan con lo poco que salvé desde que Elgor se llevó todo lo que tenía, un poco de carne y fruta con agua de manantial. La vieja Orga se sienta a comer con nosotros y nos dice “Bargo está muy molesto conmigo desde la última vez que nos vimos” el hombre que aún no me dice su nombre se ríe como cuando alguien cuenta un chiste muy bueno, y yo no entendía por qué ya que como vi ella y su esposo también ríen muy serenamente, algo que no veía desde hace mucho, el hombre me cuenta mientras masticaba “Bargo en ese momento era un deudor como nosotros, pero tomo una labor muy diferente al de las minas o la caza” Orga continuo el relato “hablo con Elgor para que lo nombrara un contador de deudores, aquellos que asignan labores y destina casas, por lo general a las mujeres se les enviaba a las cocinas  y a los niños en labores de construcción, cuando me asigno turno, me envió a la cocina como era costumbre y a mi esposo a las minas, yo no presente ninguna queja en su elección ya que no tenía derecho de corregir su palabra pero era muy difícil no enojarse con él por su presunción, entonces sucedió un día que mi esposo se reusó a trabajar por problemas en su cuerpo, parecía que se había lastimado su brazo izquierdo mientras llevaba una carga muy pesada de cactolium, un guardia le azotó, y yo trate de defenderlo, Bargo salió a mirar que pasaba y detuvo  el azote mientras se cercioraba de que la lesión fuera real, él pensó que no era para tanto y lo obligó a que volviera a su trabajo, pero yo me opuse a eso, le supliqué de que lo dejara descansar un día, Bargo lo pensó pero creyó que si lo hacía entonces todos harían lo mismo, se negó y de nuevo ordenó a que se devolviera, le grité de que no podía hacerlo, le eche en cara que era la mascota de Elgor, eso le enfureció y se metió con mi hijo, dijo que cuando llegara aquí lo enviaría al lugar de los muertos y le cachetee, él no hizo nada y duplicó la labor de mi esposo. Al día siguiente en su comida agregue orines como venganza, y no pasó mucho cuando lo probó y todos se burlaron de él, cuando estaba a punto de enviarnos a la zona de la muerte, nuestro hijo pagó la deuda, y nos sacó de allí” Bargo no olvido lo que la vieja Orga le hizo y la envió a la zona de los muertos, la mina de cactolium más abundante, pero así como ofrece abundancia en mineral, su peligro le dio ese nombre, los derrumbes que se producían causo el cierre, pero aquellos que no acataba las ordenes, eran enviados allí para la extracción. Muchos murieron y otros sobrevivieron para contar su historia de la mina más peligrosa de ese mundo, el viejo que no hablo en toda la noche se consolaba que en algún momento su hijo llegara para sacarlos de ahí, pero como es costumbre entre los manchados, el esperar que algo suceda para liberarlos había muerto hace muchos años atrás.

Entonces yo pregunté “¿alguien ha podido huir o escapar de aquí?” “nadie ha podido salir de aquí, para eso tienes que librarte de los guardias, si logras llegar a la costa y tomar un bote, lo único que te espera es una caída de la corriente invertida donde te matarías, si eso no lo hace, los ciclones o las tormentas hundirían tu nave y serias atrapado, salir de aquí es imposible a no ser que…” “a no ser de que” interrogué “olvídalo, solo nos traería problemas, algo como eso no podría sacarte de aquí, muchos lo han intentado pero siempre mueren en el intento” “solo dimelo” respondí “si puedes hacerte con una nave cazadora de tormentas, y si logras traspasar el muro podrías volar fuera de la frontera, pero hay dos problemas, si te sales fuera del campo de la montaña, la fuerza de esta te regresaría de inmediato, seria en vano intentarlo, y tu segundo problema sería que si de alguna manera logras romper la fuerza, lo que está más allá de la tormenta la gran bestia blanca te derribaría” una bestia en los cielos, nunca he escuchado de ella, pero teniendo una esperanza de lograrlo lo tenía que intentar, ese hombre que no me había dicho su nombre se presentó ante mi como un casta manchada “mi nombre es Rjos Fucs, único de la casa Fucs  por cierto joven Dark ¿Cuál es tu nombre?” ya me había acostumbrado tanta veces de que me llamaran joven Dark que no preste atención de que mi nombre casi nunca es pronunciado así que aproveche y le dije “soy Raynard Boldorg, también soy hijo único y no conocí a mis padres” “¿enserio? Vaya los dioses sí que son crueles, abandonar a su propio hijo, entonces ¿quién cuido de ti? ” Rjos tenía la completa seguridad de que en verdad fui criado por la diosa Eos “de dónde vengo se les llama orfanato, y fue allí donde me cuidaron” “tu mundo es muy curioso, de seguro ya lo sabes pero mis padres me decían de niño que más allá del mundo de los dioses existen otros dioses que fueron los que nos dieron vida en este mundo, cuatro semidioses que llegaron en un gran barco, cada uno dio origen a las castas que conocemos… o que conocíamos sin olvidar a los Dark, era una historia muy graciosa” enseguida me acorde en las imágenes del muro y me entró la curiosidad olvidando de inmediato el plan de escape “¿me puedes contar?” pregunté, era ya tarde como se podía notar, y el esposo de Orga que no me dijo nunca su nombre pateo mi cama donde estaba ya descansando para decirme que durmiéramos, por que tan solamente teníamos unas cuantas horas para empezar a trabajar, ya que sin ver el sol es muy difícil saber cuándo era ya de día o de noche, todos dormían menos yo  que me entraba en un ataque de ansiedad salir de ahí y buscar mi camino para ir devuelta a ella.

De repente, la puerta sonó muy estrepitosamente, y todos nos levantamos, yo abrí la puerta y en una fuerte llovizna se presenta Elgor con dos verdugos, entrando con una noticia que aumentaba mis probabilidades de salir de ahí, él me dice “hola joven Dark, ¿Cómo te han recibido, la vieja Orga si te ha atendido bien? Escuche de Bargo que la envió a las minas con su esposo” yo le rogué como favor hacia mí que dejara a la vieja en las cocinas pero solo me respondió “esa no es mi responsabilidad ni me incumbe, también escuche que la vieja Orga se lo merecía, pero no he venido a eso, recibí una noticia un poco desalentadora, la llegada de los nobles será aplazada un poco más tarde de lo esperado, así que tomaras un trabajo temporal en la caza de tormentas, cuando todos se levantne tomaras tus provisiones y seguirás la fila en el fondo que llevara directo a esa torre que sube a los cielos, sería un desperdicio tenerte aquí sin hacer nada, advertí a los demás en no matarte a sí que estate tranquilo, eso es todo, duerme bien… y hablaré con Bargo, a veces puedo ser clemente” me alivie un poco. Como es de esperarse de un hombre cuya ambición no lo deja dormir, me quedé inmóvil esperando a que se fuera y cuando cierra la puerta, yo les dije “mañana escaparemos de aquí, necesito su ayuda” ellos se quedan mirando, pero se regresaron a dormir, lo esperaba de todos menos de Orga que sentía aún como aliada, pero Rjos me dijo “Raynard ya te dije que escapar de aquí es imposible, es mejor que piense con cuidado lo que aras porque si algo sale mal cortaran nuestras cabezas, no la tuya, por que como sabes, eres más valioso vivo que muerto”  “tengo una idea que no solo me liberara a mí, sino a todos en esta ciudad, pero para eso necesito su ayuda” se quedan mirándome y solo ella me pregunta que hay que hacer.

Cuando despertamos para salir, la lluvia a un continuaba,  acompañado de truenos y relámpagos, una gran fila se dirigía a la torre, que llevaba a una gran plataforma, perdida en las grandes nubosidades negras. Tomé mis cosas y los suministros que son entregados por los verdugos, me dieron una manta, y un tuvo cilíndrico que contenía comida y agua, unos guantes de metal conectados a una mochila que cargaban tres pilas enormes, me dieron unos lentes muy rudimentarios, una linterna que funcionaba de alguna manera con estática, y me dijeron “no tropieces con el trueno” y eso era repetido a cada hombre que subía conmigo unas escaleras de metal cactolium de un ancho de 5 metros que llegaban a los cielos. Yo solo seguía escalando y escalando, mirando el cielo y abajo que ya no se veía tierra firme después de escalar varias horas, mis brazos y mis piernas se estaban cansando, y me impresionaba como los demás si subían con facilidad, y los rayos pasaban muy cerca de nosotros. Eso explicaba por qué nos dieron los lentes, sin ellos podía cegarnos los relámpagos, las mantas eran hechas de pelo de gusano, aislaba el calor de un rayo, Rjos estaba un poco más debajo de mí, los hombres debajo mío gritaban ofensas de que me apurara, yo seguía y seguía y me preguntaba que querían decir con “no tropieces con el trueno” y fue cuando vi lo que significaba.

Las escaleras que llevaban a la plataforma, estaban descubiertas, si resbalabas solo caías al vacío, antes de eso las escaleras estaban revestidas y protegidas por una celda que acompañaba la escalera, y los rayos podían electrocutarte cuando pasabas el limite sin revestimientos, vi un cuerpo caer cuando me preguntaba ¿qué significaba aquella frase?, entonces me apuré con toda mi fuerza subir por que lo que significaba la frese era que no permitiera que un rayo me diera, pero era muy dificil, ya estaba faltándome el oxígeno y la hipotermia principiaba a sacudir mi cuerpo, subí tan rápido que no me fije que los hombres que me seguían fueron impactados, alce mis ojos y vi la plataforma, solo quería llegar antes de que uno me diera, yo fui recibido por un verdugo que me ayudo a subir a la plataforma, y 3 de los que me seguían cayeron, el que me siguió a mí en subir fue Rjos y todos los demás después de ellos.

Cuando llegué, vi que el hangar estaba construido por un tipo de madera que aislaba el rayo y era ignifugué, ósea que no podía arder en llamas, estaba dividido en tres plantas, para cada 3 barcos, y todo conectado por escaleras, tenía tanto frio que quien me recibió me dio una bebida que me llego hasta los hueso, era tibio al paladar pero dentro, te quitaba el frio de inmediato, y servían una copa por cada persona que llegaba, se llamaba aliento de draco, un sorbo y te calentaba, al momento me guiaron para formarnos he informar a los novatos como yo lo que teníamos que hacer. Un hombre grande y de cabellera dorada y ojos marrones, cuando me vio, se sorprendió tanto que mando a matarme de inmediato, y como noto que nadie le obedecía saco él su espada y fue atacarme pero los verdugos le explicaron, y los hombres no hacían nada, se les prohibió hacerlo de antemano, incluso mi llegada dio mucho impacto, ninguno se hacía cerca de mí a excepción de Rjos que si estaba formado a mi izquierda, los demás por miedo o por superstición se alejaban. El hombre de aspecto más experimentado me gritó “un Dark Assas maldito, lo que aré contigo es enviarte a la muerte para que no traigas desgracias a este lugar, Elgor no prohibió hacerlo, pero por regla general tengo que advertirte varias cosas, escuchen todos malditos infelices deudores, esta es la casa de las tormentas, desde ahora vivirán aquí, el rayo será su amigo, y el trueno su vigía, la lluvia serán sus ojos y el relámpago su guardián, desde ahora vivirán para la captura de tormentas y morirán por ellas, en el tiempo que estén aquí serán hombres que le servirán a la tempestad y solo a ella, y como en toda casa hay reglas, les mencionare 7 que deben saber y cumplir para que no mueran en su labor, lo primero, obedezcan cada maldita palabra de su capitán, no se hagan los listos por que quien no lo haga no vivirá lo suficiente para volverlo a repetir, lo segundo, siempre manténganse con su equipo de protección sus lentes, sus mantas, y sus guantes, quien no lo haga morirá fuera o dentro de la tormenta, tercero, escojan un compañero, así será más fácil trabajar, mientras uno captura, el otro arrastra, también  podrán protegerse y desde este momento ese compañero será su hermano, su protector y su guardián es obligatorio para esta labor, quien mate a su compañero o lo pierda en la caza, su muerte será decidida por la tripulación, si deciden dejarlo vivir, nunca más volverá a esta casa y se le enviara a las profundidades de la mina de los muertos, cuarto, no se beberá nada ni se comerá nada mientras esté en servicio, quien lo haga le esperara el mismo castigo como si hubieran matado a alguien, quinto, esta regla se hizo en caso de que el capitán muera en la tormenta, y la escucharan por que puede ser cualquiera de ustedes, al momento de que suban en esta nave la tripulación elegirá a su torner, él les representara desde ahora y será quien tome el cargo como capitán, sexto y única regla para el torner nunca dirija la nave hacia fuera del borde porque si lo hace la fuerza de la montaña lo atraerá hacia el hangar y no queremos que algún idiota derrumbe el único lugar donde ustedes ineptos viven. Y otra cosa, tampoco dirijan la nave a las alturas, fuera de las tormentas, si lo hace se llevara una gran sorpresa, una muy mala, y no querrán eso, las grandes bestias blancas se los comerán, y la séptima regla no intenten cazarlas ni matarlas, ni ningún otro acto hostil si lo hacen su muerte será inminente, ¿entienden? Ahora todos serán destinados en diferentes barcos, de 200 deudores, solo 158 subieron al hangar, así que formen una fila y diríjanse a sus barcos asignados, vamos lárguense ahora” los barcos eran galeones con grandes globos de piel de gusano,  y uno en general destacaba como el barco más grande, se decía que fue otorgado por el rey de las tormentas, yo subí en ese que me esperaba con un capitán muy viejo de cabellera blanca y ojos dorados, “soy el capitán Blank, y soy el primer oficial de todo el hangar, antes de partir quiero informar que el puesto para torner es para Rjos Fucs, es el más viejo y experimentado, cualquiera que se oponga largase inmediatamente de aquí, y… un Dark en mi barco, mátenlo, mátenlo, quien lo haga tomara el puesto Torner” todos reían y decían “no, tenemos prohibido hacerlo además usted dijo que el puesto fue ofrecido a Rjos, así que arrégleselas usted” el viejo saco una espada para atacarme pero Rjos se interpuso “señor Blank este Dark es totalmente inofensivo, yo daré garantía de su seguridad y la del barco con todos sus tripulantes” Blank se sorprende por tal declaración de un hombre a quien puso su confianza desde que Rjos era muy joven, este le dice “quítate Rjos no sé qué hizo este maldito Assas para ganar tu confianza pero no dejare que traiga desgracia a mi barco” Rjos le tomó el brazo y le dijo “no, él no es un asesino como lo describen, el pertenece a una de las castas más dignas de entre todas, y usted no tiene derecho de matarlo” Blank envaino su espada y dice “espero no arrepentirme después de mi elección, Rjos tú serás el responsable de esta nave, por ahora gusanos formasen para que su Torner les informe, por ahora vamos a la caza de tormenta”.

El barco inicia su travesía por las nubes negras a la ruta establecida por el Hangar, el torner que parecer ser el más experimentado grita a todos “escuchen con atención, el capitán toma camino a las tempestades más lejanas y con gran abundancia de rayos, esto es muy peligroso si no se hace con cuidado.

Hay 15 hombres sin contar a su capitán y a su torner, preséntense sin mencionar su casta, no necesitamos saber a qué casa pertenecían, después escojan un compañero y repórtense a cubierta” cada hombre gritaba su nombre, incluyéndome.

Parecía que ya todos tenían su compañero y yo como siempre  sin alguien, pero Rjos bajó y dijo “parece que serás mi compañero” cuando todos se reunieron, él gritó “presten atención, explicaré como se captura un rayo, todo hombre con su compañero tiene un puesto en los lado, Us, Or, Iw, Ap, existen unas mayas destinadas a conducir el rayo a unas rocas que provienen de la montaña, su fuerza de atracción se encarga de controlar las grandes descargas que después son almacenadas en uno discos giratorios de cactolium, así de esta manera los discos giran y recargan los Torbes, un mecanismo muy parecido a lo que llevan a sus espaldas, en palabras suena fácil, pero en práctica es mucho más difícil porque uno de ustedes tienen que pararse en unos tablones con las mayas esperando a que un rayo los choque, cuando eso pase su compañero tiene que ayudarlo a arrastrarlos, hasta este conducto donde insertaran el puente del bastón, así el rayo podrá seguir su camino a las rocas, los guantes les ayudara a sostener el bastón sin quemarse y la manta aguantar su calor, los lentes deben llevarse en todo momento de servicio, sin las pierden diríjanse al almacén y tomen lo que pierdan, porque sin guantes o sin lentes, inclusive sin su manta morirán, quien tome la labor de atrapar deben saber que una soga de hilo de gusano se atara a ustedes al mástil del barco, si caen su compañero les ayudara enseguida y solo su compañero, les advierto que si no tienen cuidado ningún otro de la tripulación ira a su ayuda, su compañero será su salvador y su guardián, este trabajo requiere de que lo hagas bien, hay 8 equipos de dos personas, cuatro tomaran el lado Iw, y el otro el lado Ap…y una cosa más a los lugares donde iremos hay criaturas enormes y blanca que se alimenta de nosotros, una tiene 10 grandes brazos gelatinosos, y ha estado molestando últimamente por estos lados, en esa caso no llamen su atención, si ataca por alguna razón envíen una señal disparando sus válvulas en la espalda para que cualquiera que la vea informe al torner o al capitán. Les mostrare la última cosa que deben saber ” y nos llevó bajo cubierta y nos mostró un cañón de cactolium de 20 metros y otros seis cañones de 6 metros y dijo “tenemos 8 conductos conectados a cada cañón, si algo se quiere comer el barco le disparamos con esto, Gugner es el caños más grande y poderoso construido, lo usamos para espantar a las bestias, les enseñare a usarlo, particularmente se necesita de 4 personas, uno apunta, el otro alista, y otros dos cargan, alguien se prepara para dirigir el cañón con estas manivelas, giran de arriba abajo y de derecha a izquierda, hay 3 válvulas que enfrían con agua almacenada de lluvia él conducto de escape, su enfriamiento debe durar 1 iczux, mientras cargan las piedras y los conductores, el hombre encargado de las válvulas tienen que cambiarlas antes de disparar, sin eso el cañón se sobrecalentaría y explotaría, los dos que vigilan los conductores tienen que avisar al de las válvulas para su disparo, dicho eso solo quien tiene que apuntar debe de ser avisado para su disparo, lo mismo pasa con los otros seis pero dos personas pueden encargarse de su manejo igual a como les explique en este cañón, ahora vámonos a nuestros puestos en unos cuantos  socxses llegaremos y necesitamos que se alisten, descansen mientras tanto,  repórtense cuando sean llamados y tengan sus equipos listos”. Todos lo acordaron y se fueron.

Rjos me llamó y me dijo “tu plan es un poco loco, si sobrevivimos a esto tendré que golpearte, lo único que falta es convencer a la tripulación o formar un motín como último recurso, y no sabemos si la vieja Orga cumplió con su cometido” “no te preocupes por ella, sé que lo hará” “¿entonces como preparamos a la tripulación para que se nos una en la causa?” “fácil solo tenemos que darle un motivo, o sencillamente darle una razón para que se revelen, eso te lo dejo a ti” Rjos se sorprende y dice “¿bromeas? soy el torner no puedo hacer eso, traicionaría a Blank que confió en mi para postularme” “bien entonces, solo queda hacer un motín y avisar a las otras naves sobre la rebelión, enviaremos todas las naves disponibles para atacar el hangar, mientras nosotros atacaremos con el cañón el castillo, cuando eso suceda le quitaré la lleve de liberación del collar y así liberar a todos aquí” “hay un problema con el plan, ¿Qué pasara con los hombres que están en el hangar?, no podemos atacar si hay personas ahí” “no necesariamente, atacaremos a los puntos de guardia,  aparcaremos para capturarlos, solo espero que estés en el momento adecuado cuando yo salte por la ventana” ya estábamos llegando a las tormenta y nos posicionamos para la captura, como yo no era un experto, Rjos tomo el lugar de captura y yo de arrastre, el primer rayo es capturado por Rjos y yo le arrastro con valor y sin miedo , porque yo estaba deslumbrado de que estuviera en este barco volador, surcando las alturas y no los mares, algo ilógico, pero así es este mundo.

Todos estaban aprendiendo a capturar tormenta, y añadiendo que sería una escena muy dramática ver tal cosa como esa, pero es algo muy bueno, porque mientras más se caza, es mar rápido volver con los Torbes llenos.

Un barco más pequeño se acercaba precisando la culminación de la pesca después de casi 12 horas,  hombres, entre verdugos y tripulantes se preparaban para arribar al gran imperio que es el nombre del barco, yo ya me estaba acostumbrando a capturar rayos, pero venían a recogerme para llevarme ante Elgor. Yo me quite los lentes para recibirlos, junto con todos los demás que no esperaban el arribe, un verdugo salta y llama al torne para avisar el traslado, yo me deje tomar y moviéndole mi cabeza a Rjos diciéndole que confiaba en él, cuando de repente escuchamos un rugido, y el barco fue envestido por algo desde abajo que nos derribó a todos.

Los hombres en el barco más pequeño gritaron, “¡Krajen, Krajen!” no entendía que era Krajen, pero fuera lo que fuera, es muy grande para detener el barco, los verdugos se levantaron y me llevaron a la  nave más pequeña para salir de ahí, pero no pasó mucho cuando a los hombres les gritaran de que no les dejara, fue cuando Rjos gritó “todos a su puestos de batalla, derribaremos esa cosa” unos grandes tentáculos salieron para llevarse a uno de los hombres que estaba a babor, uno de los verdugos que intentaba llevarme fue también arrastrado, pero yo logre tomarlo de la mano para que no se lo llevara, el otro verdugo con su hacha cortó el tentáculo.

Ese hombre me miro muy ataviado y agradecido, los que estaban arriba en el otro navío, trataron de escapar cortando las sogas. Los hombres que no fueron tomados por los tentáculos, bajaron para preparar el cañón, pero el Krajen abrazo con todos sus tentáculos al barco, es lo que imaginaba un calamar blanco gigante atacaba el navío, no podía imaginar como una criatura de esas estaba en las alturas y no en las profundidades, pero es algo que después tenía yo que averiguar, porque en  lo más pronto el calamar se amarró a la popa, la nave que quería liberarse de nosotros fue tomado por uno de los tentáculos, los verdugos en la borda intentaba cortarlos, pero no alcanzaban sus arma para llegar a ella, Rjos vio la dificultad de darle mientras la criatura estaba atrás del barco, entonces gritó “ tenemos que atraerlo a los lados o al frente, que alguien salga para atraerlo” Rjos vio que nadie se ofreció, yo bajé y le dije “yo lo hare tengo experiencia enfrentando criaturas enormes” cuando traté de golpearlo con algo, el calamar estaba tratando de subirnos para sacarnos de la tormenta, yo caía pero logre sujetarme del mástil.

Los verdugos que intentaban zafar las garras del calamar, se sujetaban de la pequeña nave que aún estaba atrapada, yo tenía mis guantes y mi manta, mire lo que tenía a mi mano y vi el torbe portátil en mi espalda que nos daban para mandar señales, quería saber cómo utilizarlo contra la criatura, pero como siempre las cosas de este mundo manejan su propia lógica, vi primero como estaba hecho. Un cilindro con una tapa que se giraba, unos cilindros más pequeños salieron en forma de catalejo, no sabía que pasaba con aquel objeto, pero de inmediato vi una perilla que sobresalía apenas gire la tapa, esa perilla era pequeña y dorada. El gran tentáculo de la bestia me golpeo tan fuerte que me lanzo a la popa, y el torbe se escapó de mí, yo caía y no encontraba nada para sostenerme, al punto que caería al vacío, por suerte las cuerdas de algún hombre que dejó amarrado al mástil me sirvió para sostenerme, cuando vi que el torbe no cayó al vacío, sentía como más arrastraba a las alturas el calamar el barco, pero yo buscaba una manera de bajar sin caer al vacío, y no había sentido tanta adrenalina como en ese momento, los tentáculos me seguían, pero me balancee con la cuerda hasta el borde de la proa, para tomar el torbe. Los tentáculos también arrastraban la nave más pequeña, al juzgar por cómo estaban las cosas, entendí que Rjos ya no podía salir si el barco continuaba en vertical, y el capitán Blank no podría girarlo, yo logre tomar el torbe mientras una de los tentáculos seguía apretando el barco.

Me dejé caer para esta en la proa, y mire al cielo como resplandecía, el sol que iluminaba fuera de la tormenta me mostró el rostro de la criatura, y como me lanzó un tentáculo para matarme, yo le esquive y me sujete de su gelatinosa piel de calamar, él me subía y me solté para caer de nuevo al mástil, rápidamente antes de que de nuevo fuera a embestirme con su tentáculo di vuelta a la perilla y corté su carne con un fuerte impacto de rayo, soltando el barco donde estaba los verdugos, y de nuevo abrí pasó al rayo para golpearlo, y soltó parte del barco, dos tentáculos me tomaron de los pies y el otro por el torso, cuando me haló yo estaba ya sostenido por una de las cuerdas de seguridad, algunos tripulantes pudieron salir a la cubierta con  arpones. Y me vieron como estaba sostenido por sus tentáculos, unos gritaron “el Krajen vino por él, dejemos que se lo lleven” otros inclusive quería cortar la cuerda, vi uno como sacaba un sable para cortarla, todos gritaban “la desgracia venia en este barco con el Dark, dejemos que se lo lleve” yo no podía gritar ayuda porque mís pulmones estaba siendo aplastados, y mi cuerpo sentía como estaba siendo estrangulado, mi cabeza quería explotar. Abrí un poco mis ojos y vi que uno estaba alzando su espada para cortarlo, Rjos al lograr salir vio como el Krajen me estaba aplastando, de repente una lanza atravesó el pecho del hombre que quería cortar la cuerda, me di cuenta que un verdugo me salvo, no sé si fue por agradecimiento o porque no quería que la mercancía de Elgor fuera devorada.

El calamar retomó de nuevo amarrarse al barco para subirlo, los rayos del sol ya se estaba mostrando en el imperio, y yo con la poca fuerza saqué mi segundo torbe, lo abrí y di vuelta a la perilla, una descarga le dio a su cabeza rosándole y quemándole, el aflojó un poco. Los tripulantes vieron como el verdugo mató a uno de sus compañero y la emprendieron contra ellos disparando los arpones a la nave, Rjos en todo ese alboroto trató de disparar un arpón al tentáculo que me sostenía, los otros tentáculos empezaron de nuevo a tomar hombres para llevárselos, aquellos dejaron de dispararle a los verdugos y corrían para alejarse de sus garras, uno de los tripulantes que me vio utilizar el torbes hizo lo mismo y también sacó el suyo para dispararle a la cuerda, de inmediato todos empezaron hacerlo, pero no para darle a la bestia si no a la cuerda que me sostenía, Rjos entendió que necesitaba desviar sus tiros y zafar los tentáculos. Buscó al capitán pero no lo vio en su cabina de mando, estaba escondido de miedo, Rjos le gritó “¿qué está haciendo? tenemos que salir de aquí, tome el mando y sáquenos de este lugar de tempestades”, el capitán le gritó “esa cosa nos comerá vivos”  entonces Rjos corrió hacia el timón y tomo el mando, y dirigió toda la nave a estribor y bruscamente a babor, la criatura luchaba contra los rayos que eran lanzados por los torbes de la tripulación, sin previo aviso uno de los rayos le dio al lazo, Rjos dejó el mando para salir a mi ayuda, pero la cuerda se rompió antes de que llegara, el capitán Blank tomo valor y  giro el barco de nuevo.

El barco se ladeo un poco lo suficiente para que el calamar se soltara, Rjos bajó y preparó uno de los cañones, en el primer tiro no necesitaba que se enfriara solo necesitaba darle a la criatura.

Yo vi cómo me alejaba, el calamar soltó el barco, y subió más allá de la tormenta, cuando vi que una lanza me era lanzada, más precisamente al tentáculo que me sostenía en mi torso, el verdugo me grito “tómala”, cuando las nubosidades negras cubrían ya mi sentencia. Y lo que parecía el inicio de una lluvia cubrió la criatura. La lanza logró pasar la nube y llegar al tentáculo que lo atravesó y la punta casi logra penetrarme mi pecho.

Rjos disparó el rayo cuando el calamar desapareció en las profundidades de la tormenta, el barco quedo en calma y toda la tripulación se quedó mirando la tormenta, en un perfecto suspenso. El capitán quería salir de ahí pero el Krajen no se fue sin antes destruir las velas y algunos mástiles. Todos quedaron en  silencio e inmóviles, el sudor corría por los cuerpos calurosos y fríos  mirando ipso facto a todas las nubosidades, si la criatura vuelve atacar, pero lo único que se escuchaba eran los truenos y los rayos que se estaba desperdiciando, la lluvia caía en los rostros de preocupación de aquellos que se desesperaban por salir de ahí.

Yo caí inconsciente en un momento inesperado, no sé si por falta de oxígeno, o por el miedo extremo que tenía a no morir que quede en shock, no me di cuenta en que momento fue, y me desmaye, pero fue un lapso de tiempo que dure fantaseando, en el sueño estaba ella , con su cabello azul ondulando por el viento y colocada en medio del lago mirando la infinita extensiones de agua, caminando con las ondas que se expandían en claro manantial, me tomó de la mano y de repente una voz “despierta tío, serás devorado, coño que es enorme, oye capullo despierta esto esta una mierda, despierta, despierta joder gilipollas, estas de coña esa cosa nos va a devorar hijo de p**** ” mi conciencia vuelve y aparece para despertarme de ese fabuloso sueño.  Desperté en las alturas, vi el arma incrustado y logré sacarla para cortar los tentáculos, cuando de la nada un gran rayo golpeo la criatura, miré muy bien y prevé que provendría del imperio, la criatura no se rindió conmigo y me envió directo a su pico, con grandes y afilados dientes que rebosaban de baba, tomé la lanza y se la enterré en su brazo, quede colgado en ella mirando cómo podía salir de sus garras. Pero algo hizo retumbar el calamar, un rugido de los más alto se escuchó, como salimos de la tormenta ahora estábamos en un lugar de nubosidades blancas, y donde el sol alumbraba en todo su resplandor, el calamar se paralizó buscando por todas las alturas de dónde provenía el rugido que se escuchaba.

Era familiar el sonido, porque no era tanto el rugir de un felino como el león o el tigre, era algo más ronco y agudo, un zumbido constante que suavizaba en ecos la eufonía, tenía parecido al sonar de una ballena, pero yo no veía nada, el calamar se sacudió y me dejó caer para huir.

Cuando entré a la tormenta, vi ya mi final en este mundo, la lluvia me recibió con relámpagos y grandes rayos, yo no veía nada con los lentes, y aun quitándomelos las oscuras nubes me escondían el trágico final que yo esperaba, gritaba porque era lo único podía hacer mientras el vacío presenciaba mi larga y traumatizante ciada. Bueno aunque no fue así porque de inmediato caía al barco Imperio, toda la tripulación me rodeo y me estaba mirando, mi cuerpo en este mundo por alguna razón es más resistente, porque de tan grande altura no sufrí gran daño, en esa caída tan estrepitosa, donde revote como tres o cuatro veces, girando por el suelo, y dejado ahí como un muñeco, pude quedarme un buen rato acostado y mirando con consuelo las nubes negras con llovizna ligera que logre sobrevivir, aun así todos los que me miraban estaban estupefactos, por esa gran hazaña de lograr salir de los tentáculos de un Krajen, que si no estoy mal su pronunciación correcta es Kraken el gran monstruo marino devorador de hombres y destructor de barcos de la mitología escandinava que duerme en las profundidades de los mares y océanos que ahora está aquí  habitando las alturas de este extraño mundo, Rjos fue el primero en recibirme con asombro ayudándome a levantar con una frase “tú en verdad eres un Dark”. Todos los hombres con sus armas me apuntaron y gritaron “hay que matarlo este hombre traerá la desgracia a este barco” el capitán Blank sacó su espada he intento matarme pero yo esquivé, dos más intentaron matarme con lanzas pero logre salir vivo, los verdugos me defendieron. Uno de ellos mostro dos rocas negras que las hizo estrellar entre sí, de inmediato los collares emitieron una pequeña cantidad de energía que nos hizo caer de inmediato, los verdugos aprovecharon que todos estábamos en el suelo, para encadenarme y subirme a su nave que resistió el ataque del calamar.

Cuando ya estaba listo le eche una última mirada a Rjos y a todos abordo, porque no sabría si todo podría salir bien, si el plan continuaba, si podrían colaborar conmigo, o si solo entendiera que es más importante la libertad que la devoción de una creencia mal fundada, más importante que la satisfacción de un pueblo escondido y callado por su conformismos.  En el navío pequeño un hombre atendía las heridas provocadas por las garras de los tentáculos, ya mi ropa era solo remiendos de todo lo que le ha pasado. Uno de los verdugos me quitó las cadenas, y mientras lo hacia el otro le dijo  atónito “¿Qué es lo que haces?, si lo liberas nos matara a todos” él dijo “si lo hubiera querido, no nos hubiera ayudado allá afuera” “sabes que un Dark trae desgracia a donde vaya, esa fue la razón de que el Krajen viniera al imperio, debemos mantenerlo alejado” yo escuchaba toda su conversación y al final me dejaron libre.

Cuando llegamos al castillo de Elgor, una gran cantidad de soldados de todas las castas incluida la Brown estaban afuera, los soldados me miraban con rabia y otros con miedo, yo caminaba muy tranquilo esperando terminar esto pronto. Cuando me abrieron las puertas una afluencia  de nobles, entre hombres y mujeres me esperaban, y se podía escuchar el murmullo y la sorpresa que en su presencia estaba un Dark, quizás para ellos el último de su raza. Quería que les diera un espectáculo. Elgor me estaba esperando en su estrado para presentarme, yo subí mientras uno de los verdugos explicaba la demora, miraba a todos en el castillo con sus vestidos muy elegantes y ostentosos, bebiendo y atragantándose con la gran cantidad de comida que no es servida a quienes si la necesitan como los hombres en las minas, o en la caza de tormentas, a las mujeres en la cocina o los niños constructores. Y mientras murmuraban, Elgor habla a la multitud con gran armonía y simpleza, suelto en sus palabra y claro para que todos pudieran entender y oír “nobles y noblezas de cada raza, y cada casta, hoy presenciamos el mito de una raza extinta, el fantasma de los que ahora es una leyenda, hoy con ustedes al último… Dark Assas, traído más allá del desierto de las lamentaciones, domador de bestias, y asesino del gran Ereiser Galstrok Colorado, y ahora, uno de mis más grandes y valiosas mercancías, el podrá asesinar a cuantas personas quieran le sean ordenado con la más eficiencia requerida, como último Dark también trae consigo esta maravillosa arma, a quien bautizo Parom, está hecha de cactolium, y trae tres armas contenidas; una espada, un hacha, y una guadaña retráctil, incluye también un arpón, todo esto más su indumentaria extraña que trajo del mundo de los dioses, se me ha contado también en los viejos pasillos de las arenas que ha luchado con los korno del desierto y que domó al gusano del mar nuboso, todo esto en su recorrido a tierras desoladas donde ahora es su pueblo, ¿puede algo ser más esplendido?, ofrezco a ustedes a un asesino, a un domador  de bestias, y al último de su raza, añadiendo claro esta su arma Parom. Iniciaremos la compra desde 60000 basilos” todos murmuraron que el precio es muy alto, pero Elgor les añadió “es muy alto lo sé, pero muy bien válidos, no sean tímido puede acercarse a inspeccionar todo lo que quieran” muchos nobles se acercaban y me miraban de lejos, uno gritó “¿por qué esta vendado, y de que son esas marcas?” Elgor manifestó su gran alivio en que preguntara, porque enorgullecía que un Dark tuviera cicatrices “esto son sus huellas de  grandes batallas, surcando los desierto luchó con el korno, esas ralladuras en su espalda son prueba de eso, y estas vendas en su torso las garras de un Krajen, que ataco  no hace mucho el –imperio- nombre del navío donde se embarcaba para la caza de tormentas, como ven ha sobrevivido a muchas cosas ” tenía que aceptar que Elgor era un muy buen orador y dramaturgo, podría vender cualquier cosa en mi mundo con esa actitud.

Una niña engreída y de cabello rojo con coletas, de los ojos más hermosos, en el fulgor del color rojo rubí, con vestido escarlata, de los Redgroouk segunda candidata para ser la esposa del Dominato, Rubí Carmesí poseé el titulo más alto de la nobleza, una Dómina, caminaba hasta mi con un enorme hombre enmascarado que poseía un hacha gigante, ella mencionaba el hecho de que un Dark no es una posesión, es una maldición, tenerlo vivo traería desgracia a quien lo comprara, mandó a su soldado a matarme con el derecho de la ley que todos conocían, “un Dark merece morir”. Elgor vio una oportunidad y me dio a Parom, el hombre venia hacia mí con el furor de su ímpetu, pero yo solo hice lo que me pareció bien, saque la hoz y lo corte por la  mitad en un pestañeo, y dirigí mi mirada furiosa a la chica de ojos rojos que se sorprendió en ver tal atrocidad en un parpadeo. Elgor gritó “que empiece las justas” y todos los nobles enviaron a sus mercenarios, caballeros y mejores soldados, y asesinos que podían contratar y todos ellos me rodearon con sus armas.

Algo muy curioso es que entre los guerreros sobresalían mujeres, había una mesclada algo muy raro porque fue reclutada para asesinar y no para escuchar la palabra de los diose, había también una manchada hija también de manchados, dos hermanas de cabellera blanca y rubia, una que tenía un cuchillo de cabello marrón, dos hombres de cabellera roja, soldados, un lancero de la casta Brown, un espadachín de la casa Berserker, dos hombre morenos de cabellera roja y marrón muy grandes y corpulentos, otro hombre de armadura con su espetón  enorme, entre la raza de los gilgor (los colosales) solo había uno que esperaba con dos espadas encadenadas entre sí, medía 6 metros de altura pero le fue prohibido entrar a la lucha siempre y cuando ninguno de los allegados pudiera matarme. La mocosa engreída me miraba y miraba el cuerpo de su descuartizado soldado a quien llamaba Galaks, ella enfureció y llamó a su caballero de más alto mando “ve y tráeme la cabeza de ese Dark maldito, Mulciber” Mulciber Scarl de la casa Scarl y servidores de los Carmesí, un sangre pura que dominaba el fuego, bajó de inmediato y sacó de su armadura un látigo de cactolium. La mocosa se fue con Elgor y otros nobles para convencerlos de que un Dark no merecía vivir, gritaba en un discurso mientras me preparaba para la pelea lo siguiente “la primera regla de los primeros hombres nobles entre casas es no permitir que un Dark viva, tenerlo aquí entre nosotros es una aberración de nuestra sociedad, una mancha en las estirpes más elevadas y consagradas de nuestra nación, un Dark es la desgracia en persona, la miseria encarnada. Si no queda otra opción que alguien aquí ejecute ese monstruo, su vida contamina nuestra presencia, pido que por favor maten a ese bastardo” frases muy duras, algo que he aprendido es también callar he ignorar cuando un ignorante habla barbaridades, porque así sus palabras no cobran sentido si nadie las escucha, pero estoy en un mundo donde esas palabras tienen mucho sentido, debo demostrarles que los Dark ya no perdonan, y como dijo Hitler: “en una guerra lo que importa  no es tener la razón, sino conseguir la victoria”.

Tome mi arma, me paré derecho, hice el saludo formal entre luchadores, me prepare con Parom y dije “ya no hay perdón para ustedes”, el primero en atacarme fue el látigo, mientras que los dos corpulentos se lanzaron a mí con sus hacha yo los repelí, de nuevo las mujeres entre las mesclada y las hermanas me atacaron con sus espadas y sus cuchillos, y solo me movía para esquivar, tenía que esquivar y esquivar entre lanzas, látigos, espadas, hachas, espetones, en un sinfín de mirar y aprender los movimientos de mis adversarios, en el wing chu hay 6 ciertas formas de lucha, y todas ellas me fueron enseñadas en el club, aun siendo párvulo fui el único que sobrevivió a los exigentes entrenamientos del presidente, porque aun en la escuela, todos allí mantenía una disputa con los clubes de artes marciales, y el de nosotros no era la excepción. La preparatoria Autumn Leaf es la única en el pueblo, y todos conocían su historia. Allí se enseña como también se castiga al que infringe la ley estudiantil. Esta escuela fue fundada por personas muy poderosa en el pueblo, que viven de la agricultura y la industria de la madera, antiguos como despiadados. Fui aceptado después de que el orfanato me echara de sus dormitorios, mantiene su fachada como una escuela normal, pero allí suceden cosas como el vandalismo y la delincuencia organizada, apoderándose de los más débiles para afligirlos y después corromperlos, pero así como los fuertes dominan a los débiles los más inteligentes se abren paso en la supremacía de la escala estudiantil menos privilegiada dándole a la escuela un equilibrio entre la fuerza y el conocimiento. No podía concebir después como ella, hermosa y aun así débil entrara aquí, ese lugar no era para ella, que se mantenía al margen de lo que sucedía, que se sentaba todas las horas libres en la biblioteca para leer, indefensa, delicada, y espero que aun pura y no manchada por el maldito capitán de soccer, que tenía fama de cogerse a toda estudiante de la escuela. Si me llegara a enterar podría no matarlo de inmediato, sino torturarlo hasta la muerte.

Pero volviendo al tema, durante mis años en la escuela, aprendí el estilo tao li de mi maestro que es conserje en el instituto, se concentra la energía en las palmas de las manos, tensionándolas, después se consigue abrir los ojos y dejarse llevar por la pelea, porque no se requiere mucha técnica, la fuerza invertida es un solo golpe en los lugares más débiles del cuerpo. En la cultura china la acupuntura maneja la liberación de energía con agujas, aliviándolos del dolor y el estrés, la misma técnica en el estilo de fuerza invertida toma los principio de la acupuntura solo que aplicado en sus cuerpos para causar dolor y derribarlos, lo más usado son los dedos, y las articulaciones, siendo esto los puntos donde se acumula la fuerza recogida en el movimiento cinético dentro de su entorno, peleé con ellos con mi estilo wing shu y el tao li, era difícil cuando uno de ellos llevaba puesto su armadura, o cuando su masa corporal era gruesa y dura. Pero el estilo servía para romper armaduras, o usar la presión a mi favor para destrozar musculos. Primero inicie con los más grandes que son más fáciles de derribar, por suerte los dos mesclado no llevaban armadura, empezaron con las hachas devastando todo el lugar mientras los noble miraban, yo no utilicé a Parom para no matarlos, porque aunque quería luchar uno por uno las hermanas siempre aprovechaban el momento cuando luchaba para atacarme. Decidí entonces reír y fingir que disfrutaba la lucha para desconcertar a mi enemigo. Guarde todas mis armas y compactarla para estar más cómodo, conté innumerable veces los movimientos que repetían, a cada uno de mis oponentes.

Pero antes de derribar los grandes, empezaré con las hermanas que me han estado fastidiando, una de ellas se me lanzo con el cuchillo, es muy rápida, pero la fuerza aplicada en su movimiento con el cuchillo invertido hacia mí, en un formación L con su brazo me indica que su forma de lucha es muy lenta y con poca utilidad, tome su codo y se lo partí, y después tome su garganta y la estrellé contra el suelo dejándola inconsciente, luego vino su hermana que se lanzó contra mí gritando su nombre, y arremetiendo con dos cuchillos cruzando sus brazos, yo solo me incliné hacia atrás para que no me cortara, me aleje un poco de ella y baje mi brazo recogiendo todo la fuerza en una velocidad increíble para impactar la boca del estómago, mis dedos penetraron en su musculo y a la vez dando un golpe certero que la hizo vomitar, el hombre del látigo lanzó sus látigos retractiles de cactolium en llamas, este giró y me tomo de un brazo, yo me enrollé en él para girar y halar con todo mi peso, pero se encendió en fuego nuevamente, la mujer de cabello castaño me golpeo por detrás  con un patada, pero viendo cómo se alistaba para darme otro tome su rodilla y le rompí la rótula, y su pierna. El hombre del látigo nuevamente se va contra mí y yo solo puedo escapar, enviando sus llamas en la punta de su látigo, la mesclada que no quería golpear se lanza con el de la armadura, un ataque en conjunto, él con su espetón y ella con su espada.

Uno de los grandes hombres  con su hacha me ataca por detrás, pero me incliné hacia delante para que él hacha siguiera su curso, mientras yo atacaba su ingle de un solo puño lo hice doblegar, el otro hombre manchado con su otra hacha también me ataca, pero yo giro evitando el filo.

La hija de los manchados, se acerca con su sable y me ataca al abdomen para abrirme el estómago, yo dejé carme al suelo y me levanto de una sola salto para golpear su cabeza con mi cabeza, vi acercarse a los dos hombres de cabellera roja con sus enorme espadas, el hombre del látigo aprovecha y me ataca por detrás, yo me sacudía en el sentido del movimiento de las espada para logra escapar de sus golpes, uno de los hombre de cabellera roja me lanzó donde estaba los de los hachas, yo di un giro de 360 grado en mi propio eje para no ser cortado, la manchada de nuevo vino a mí con sus espada y me envistió pero yo solo lograba esquivar, el hombre del látigo envió fuego a mí y yo me protegí con el poncho anti rayos. Salté y giré para patear el rostro de aquella mesclada, y pensé que era hora ya de mostrar sangre. Vi al grandote de cabello marrón con la intención de partirme  a la mitad con su hacha, entonces yo giré y evite el golpe, para terminar con una pata en su cara, y mientras aún estaba en el aire con la patada acrobática, golpeé la cabeza de la mesclada. Mientras el hombre del hacha se reponía me levanté y enterré mis dedos en su garganta matándolo instantáneamente, el otro hombre compañero de batalla el ver eso se lanzó con su furia a mí,  arrojando su hacha, yo lo evité, dejando pasar el hacha. para que destruyera una columna del balcón donde los nobles se paraban, el hombre del látigo nuevamente envió sus afiladas hojas retractiles para atacarme, y esperé que la hoja se incrustara en una de las otras columnas, me lancé contra el hombre pero uno de cabellera roja me embistió con su cuerpo contra la pared, yo golpee sus oídos para desubicarlo, y golpee su mandíbula con mi rodilla, vi un puño dirigirse a mi mientras el de cabello rojo me sostenía, el puño rompió la pared, lo sostuve cuando aún estaba en el muro para romper su muñeca. Lance al suelo al que me sostenía y partí la tráquea al hombre que se tomaba la muñeca, con las puntas de mis dedos, la mesclada y la que vomito me golpearon para lanzarme contra el hombre que golpeé en los oídos, para que me sostuviera.

El me abrazo por detrás, para aplastar mis huesos con su abrazo, pero yo lancé mi cabeza hacia atra para romper su nariz, después de eso tome las manos de las dos mujeres e impacte sus pechos con mis puños derribándolas, mientras el de la nariz rota se tapaba, le rompí su cuello de una patada, el hombre da la armadura me ataca con su espetón y el del látigo nuevamente arremete, el lancero no se queda atrás y empieza enviarme la punta de su lanzan, me alejó para encontrarme con el de la armadura mientras lo pongo de escudo contra el látigo, al golpear la coraza me di cuenta que el materia no es cactolium, ni mucho menos bello de korno, es un material  más flexible, entonces realice una serie de golpes en su torso lo más rápido para reventarle la armadura, gire porque note una presencia extraña entre los hombres que quedaban. Era el lancero que me golpeo el abdomen y sentí como me marco con su largo mástil, el empezó a seguir enviando hacia mí su hoja, y la tome para romperlo, pero estaba hecho de cactolium, huía pero uno de los hombres mesclados que quedaba me golpeo con su cabeza arrinconándome y rompiendo una parte de mi frente, la mesclada y la manchada que quedaba vinieron con sus espadas, desvíe sus ataques y tome la cabeza de la mesclada y la estrelle contra la pared más cercana, y sentí una patada de la manchada. El hombre corpulento mesclado sacó el hacha que se incrusto en la columna, para atacarme  y vi como estrello su hacha contra el piso rompiéndolo.

La única manera de salir es enfrentándolos uno por uno y al más débil que en este caso sería al de la armadura que le abolle su coraza. Y fue así como corrí evitando el del hacha y al de la lanza para llegar directo al de la armadura y penetrar su pecho de un puño, esquive su espetón y junte mis dedos para atacar su revestimiento y en un rápido movimiento atravesar su cuello de un puño, cuando calló, el del látigo me corto parte del brazo, pero la herida no fue muy profunda, tomé el espetón y luche con el lancero en una rápida maniobras para que no me atravesara el cuerpo, o para que no me cortara mi cuello. Giraba mi cuerpo de acuerdo a la trayectoria de la lanza y buscando la manera de golpearlo, pero su manejo con ella era muy profesional, sin embargo, me acerque al mástil, lo agarre y le quité su lanza en un movimiento giratorio, que al mismo tiempo corte su garganta con el filo de su punta cuando giré la lanza, hice acrobacias para sorprender y la lancé contra la cabeza del corpulento mesclado atravesando su cabeza de golpea a golpe.

Quitaron al colosal sus cadenas, y las dos mujeres que quedaron retrocedieron. El colosal venia hacia mí y yo corrí hacia él, me tiré a sus pies para cortárselos con mi guadaña, y apenas cayó aproveché y corté su cabeza, la mesclada y la manchada al ver eso cayeron de miedo y me suplicaron no matarlas, pero había dos que aún estaban vivos, el del látigo y el berserker espadachín que se abstuvo atacarme. Yo desenvainé mi espada, y lo enfrenté, primero en un dos contra uno el látigo y la espada, luchaba con el espadachín, él era muy rápido podía sentir como ya prevenía mis movimientos, y cuando yo quería atacar el látigo no me dejaba, entonces me presagia primero con el látigo, tomé mi espada y corrí en dirección del espadachín fuera del alcance del látigo y me refugie por debajo de los balcones y peleaba con gran energía mientras evitaba que su hoja llegara a mi cuerpo,  y le engañé al sacar mi hacha para romper su espada, pero él fue más rápido evitando el golpe y dirigía siempre  su ataque para romper a Parom, pero por ser cactolium no lo logró, ni siquiera un rasguño. Mi estilo de espada solo se aplicaba en una de las seis formas de lucha, entonces me preparé para sacar la forma sin estilo del tao li, si su forma es rápida la mía tendría que ser lenta, si el suyo es precisa el mío tenía que ser impredecible. Y de alguna manera cuando él fue a golpearme yo podía utilizar con libertad mis manos, se asombró cuando utilizaba más mis codos para golpearlo, en su pecho y su rostro era un blanco fácil cuando su rapidez en la espada no le servía de nada cuando luchaba, se desesperó y marcho con furia y más rapidez, pero el solo dejaba aperturas, para enterrarle mi espada en su pecho.

A Elgor se le salía una sonrisa satisfactoria, pero fue borrado poco después por una notica que un verdugo le llevó, Elgor recibió la noticia de que los cazadores se revelaron, y que se aproximaban a la ciudad para atacar el castillo, y cuando alzó sus ojos a la pelea, tenía ya atravesada mi espada en el Redgroouk que prefirió como arma su látigo de fuego. Miro como, poco a poco su arma en llamas se apagaba. Yo le sonreí y envió él a mí los verdugos para que dejaran entrar  un rayo y poder matarme porque sabía que yo incité al motín, Elgor gritó “¡mátenlo!” abrió en su castillo un lugar donde los rayos caían, atraídos por la campana y la mujer cactolium. El rayo solo seguía aquellos que tenían el collar, el verdugo choco sus rocas para tumbarme, y lo hizo, esas vibraciones me tumbaron, y me cayó un rayo. Se sabe que quien come lumias verdes, puede sobrevivir el poder de un rayo, y a mí ya me había caído uno en la lucha con el civilíco, pero lo que no se esperaba Elgor es que yo no comí una lumia verde, me comí una azul.

Esa te da el poder de sobrevivir cuantos rayos te caigan, puede ser 1 o 1000, y aun así te podrás levantar, y lo hice, no solamente me levanté sino que tomé el collar y lo revente con todas las fuerzas que me quedaban, y el rayo dejó de verse, tome a Parom y lancé el arpón hacia él para quitarle la llave de su cuello y huir de los verdugos, al hacerlo corrí por el pasillo al final de la ventana asustando a todos los nobles, todos ellos se asustaban y corrían para no cruzarse conmigo, y rompí el vidrio de la ventana para caer el vacío, esperando que el barco me atrapara, y entre todas esas nubosidades no vi nada, y pensé que moriría, pero el barco apareció y me recibió.

Elgor envió a todos sus verdugos para irse contras los barcos caza, los nobles enviaron a sus caballeros en sus Tricornios abrir paso en la multitud para escapar, pero yo le grité a Rjos para que estrellara ese barco al castillo y podernos pasar al imperio, Rjos subió y rodeo toda la peña en donde se asentaba las bases del castillo, y dijo “el imperio pronto estará aquí”  en el cielo apareció la proa del barco surgido por las nubosidades, vi como Elgor se asomaba por la ventana por donde me lancé y vio lo que tenía planeado. Yo grité su nombre y le dije “Elgor el que merece morir”. Mandé a  Rjos que lo estrellara mientras el imperio se arrimaba  a nosotros, y todos saltamos. Observé como el barco chocaba con el castillo y como lo derrumbaba, Rjos me mencionó lo siguiente “estamos apuntado el cañón  donde nos indicó” “bien, que envíen todas las naves a las minas y que ayuden a las familias para abordar, y envíen todos los hombres para la batalla” Rjos siguió mis órdenes y le dijo a los tripulantes lo que haríamos, se mostró un poco entusiasta y me dijo “esperando órdenes”, tenía que esperar el momento adecuado para liberar a todos con la llave en las minas, pase la llave para que se libraran en el Imperio. Las naves de los verdugos se batían en batalla con los galeones que llevaban el globo en los cielo, y los rayos caían en varias parte de la ciudad, entonces grité “¡disparen! “Y el gran cañón disparó al castillo, y la energía se liberó, esa energía recorría un túnel que llevaba al núcleo de la montaña, haciendo que toda la montaña en donde estaban las ruinas del castillo se derrumbara, matando a varios nobles, verdugos y a Elgor que fueron los últimos en salir de ahí, la lluvia y los vientos se intensificaron, parecía que en ese momento un huracán se formaba, de la nada un rayo verde salió del cráter dirigiéndose a los cielos tormentosos.

Rjos me dijo “parece que tenemos compañía” y barcos nos asediaban para invadirnos, los tripulantes luchaban con ellos, y más navíos pequeños nos invadían, entonces atacábamos con los demás cañones para derribarlos, le indiqué a Rjos que bajara para ayudar, pero a un estábamos muy alto e impedidos por barcos que se acercaban. La lluvia no nos ayudaba porque parecíamos perder, aun sin el castillo y sin Elgor, salir de la ciudad es más complicado de lo que parecía, pronto en una ataque sorpresa y sin ser vistos unas grandes ballenas chocaron con los navíos que nos atacaban, unos 15 cachalotes blancos, guiados por una ballena más grandes, la ballena azul, aunque esta es blanca, produjo su característico sonido que retumbo en los oídos de todos. Yo les grite “¡alejémonos de esas ballenas!” y Rjos tomando el mando salé a toda prisa envistiendo todos los navíos, las ballenas destruían las flotas y se comían a los hombres, venían de las tormentas en bandadas.

Yo tomé  mi arma y bajé a la ciudad para defender a los que eran acorralados por los verdugos, y busque a Orga y su esposo, llegando a las minas me abría paso por la multitudes que huían, los verdugos peleaban, y mataba cuanto podían, yo vi a un verdugo luchar con el esposo de Orga y yo le maté a su oponente para que me llevara donde ella y ayudarla a salir. Fuimos a los túneles y nos aventuramos a profundizarnos, mientras veíamos como la gente salía, su esposo miraba a las diferentes cocinas donde pertenecían las mujeres y vimos como ella peleaba con un verdugo para que no matara a las mujeres que defendía, en ese lugar iluminado por cuernos de fuego también habían niños, que en las revueltas resultaban heridos o muertos, yo llegué y herí a uno y el otro fue encargado por el esposo de Orga, le pedí a todas que salieran mientras yo llevaba al hijo de una que estaba herida en mi espalda para salir, la vieja Orga salé y ayuda a otras mujeres llevando niños también que construían canales para desviar el agua del mar a las minas, todos ellos activaron unas bombas hechas de cuerno y lumias azules, esa explosión produjo que las aguas de mar inundaran algunas partes de los socavones, corrimos cuesta arriba para salir, el esposo de Orga la ayudaba a salir y ayudaba otras mujeres, Rjos me esperaba con algunos hombres para defenderme de los verdugos, habían soldados que servían a los nobles para abrir paso  a sus carruajes tirado por tricornios, planeando llegar al puerto y salir de Raimfarben, pero ellos también luchaban con los manchados que les tenia rencor. Yo era seguido por verdugos que corrían para salvarse de las aguas que arrasaba con todo a su paso, el caos en la ciudad nos impedía llegar al imperio, cuando corríamos a  dirección del barco. Un cachalote muerto cayó y destruyó el barco matando alguno de los que cuidaba el Imperio, y no solo ese barco, la mayoría de galeones guiados por globos de korno caían incendiados por los navíos de los verdugos o por las ballenas blancas, le dije a Rjos y a Orga ir por los barcos de los nobles que aun huían, varios soldados arremetían contra la multitud formando una barricada de Ereisers, mientras los carruajes llegaban al puerto, entre esas el carruaje de la mocosa que al verme me hizo una mueca y se reía por mi infortunio, cerca mío un manchado llevaba un cuerno de fuego y le introduje una lumia azul que la vieja Orga llevaba y se la lancé, el cuerno explotó y destruyó la barricada.

Yo llevé a Orga y a Rjos por la multitud para convencerlos de que atacáramos el puerto antes de que todos los noble huyeran, porque después de lo visto algunos ya estaban navegando, y de alguna manera pudieron sacar a la mocosa para llevarla, yo les hablé “no permitiremos que las personas que nos condenaron por su poder huyan, su poder ahora nos pertenece, tomen armas y búsquenlos porque ahora somos libres de toda deuda, ya no le debemos nada a nadie, ni siquiera al imperio que declaró el castigo y permitió que su pueblo fuera condenado, tomen barcos y dirijamos nuestra furia a la ciudad Char, recuperémosla de las garras de los Redgroouk, ellos son los verdaderos enemigos” y una flecha atravesó mi hombro bueno, y caí con el niño que llevaba a mis espaldas, Rjos me protegió y gritó “no lo maten este Dark nos ha liberado” la multitud gritaba “ese Dark fue la desgracia desde que llegó, hizo que destruyeran la ciudad” otro hombre decía “un Dark no merece vivir, él fue quien trajo las ballenas blancas, y echo abajo la caza de tormentas, ya no tenemos a donde huir… estamos condenados” la multitud gritaba cosas como “por su culpa nos quedaremos en esta isla” Rjos les gritó “esta pelea no fue solamente suya, yo le ayude” y Orga también me defendió “este Dark trajo la libertad a muchos, y nos ayudó a salir de aquí de las minas, salvó la vida de muchas mujeres y niños, de sus esposas y de sus hijos” Bargo le lanzo una piedra a Orga en su cabeza y le dijo “no se dejen engañar, esta ciudad era para los que no tenemos nada, y ellos lo  destruyeron todo, sabíamos que somos deudores pero los que pagaron sus deudas decidimos quedarnos para tener donde vivir y con qué comer, Raimfarben bajo el mando de Elgor prosperaba, muchos de aquí le debemos nuestra vida” yo ayude a secar la sangre en su frente y la levanté, quitándome la flecha de mi hombro les dije “miren a su alrededor este lugar son las ruinas de su esclavitud, merecen más que eso y los Red les quitaron el derecho a vivir, trayéndoles a este desolado lugar, miren al mar, esas personas traerán a sus Ereiser para matarlos, quedasen aquí y mueran o vengan conmigo a la ciudad Char para sacar a los invasores, mueran por una buena causa, piensen en sus familias, pienses en sus esposas e hijos que ya no tendrán más que vivir en esta ciudad de tormento” Bargo me tiro piedras, y gritó “es un Dark, un maldito, el que trae desgracia, el que trae destrucción, yo digo que le matemos y roguemos a los noble perdonen nuestras vidas, y como muestra de nuestro arrepentimiento llevemos la cabeza de los traidores” Bargo fue acuchillado por varios hombres que después se dirigían al alto donde yo me encontraba, subieron y un hombre gritó “este Dark nos ayudó a ser libres y le agradecemos, miren los cielos y los mares, en los cielos las ballenas blancas y en los mares los barcos de los nobles que huyen  mientras discutimos que hacer, perdemos nuestra oportunidad de salir, así que tomen a sus más seres queridos y sigan al Dark” todos parecían escucharle y yo aproveché “vamos al puerto y tomemos todas las naves disponibles” yo bajé y me fui con Orga su esposo y Rjos, y con el hombre que me ayudó, para ir directo al puerto, los Ereiser aun contenía a la multitud y los hombres que estaban antes en las tormentas se fueron con piedras y palos contra los soldados. Los soldados con armadura mataban a los que estaban en el frente mientras veíamos con impotencia como se llevaban los barcos.

Sin previo aviso un rayo destruyo los barcos que apenas salían del muelle, y a los que estaba ya navegando a la corriente inversa, miramos a los cielos y un barco 3 o 4 veces más grande que el imperio con un centenar de flotas se dirigían a la ciudad, y disparaba rayos a los barcos de los navíos y destruían los barcos con globos que eran de los noble que huían por aire, ese barco se abrió paso por el cielo y nos abrió paso por los mares, mientras todos los hombres furioso mataban a los soldados que aún quedaban.

El barco enorme aterrizó en el mar y desembarco en el muelle, Orga dijo con entusiasmo “es nuestro hijo”, ella le recibió en el puerto mientras el salía del barco, cuando salió me vio y sacó una espada para matarme yo retrocedí porque no sabía qué hacer, pero Orga detuvo al acto y dijo “no le mates, él nos ayudó”. Los demás barcos que surcaban el cielo aterrizaban al mar y liberaban anclas para situarse en el mar. “recibí tu mensaje madre pero no creí ver todo este alboroto, cuando vi el rayo verde tuve que apurarme a llegar, porque ahora este lugar explotara, los rayos y las tormentas están empezando a volverse más fuerte, si no salimos de aquí moriremos todos junto con este lugar” él se dirigió a todos en el puerto “mi nombre es Rdall Grau rey de las tormentas y ahora un Maltuino, todos calmasen y suban en orden a los barcos, mis tornes les ubicaran para que se acomoden, tenemos menos de un Socxses antes de que el cráter empiece a crecer y todo se destruya” cuando terminó de hablar me miró y se acercó “entonces es cierto, un Dark está entre nosotros, no lo creí posible pero… gracias joven Dark según mi madre te debe su vida, y yo te estoy agradecido, pero lamentablemente no puedo llevarte, si me descubren con un Dark abordo podrían matarme a mí y a mis padres” yo me quedé en shock , pero su madre Orga le rogó a su hijo, pero este se negó. Mientras todos subían a los barcos, yo era llevado a la ciudad por algunos tornes y me dijeron “es mejor que te quedes y mueras en este lugar, no queremos que traigas desgracia a nuestras naves” Rjos que fue detenido por otros manchado no dejaron que él me defendiera, y podía verlo como gritaba mi nombre. Yo estaba ya cansado  he imposibilitado para luchar, el torne me dijo “eres el primer Dark que conozco que defendió a todas estas personas, te recordaremos joven Dark como peleaste por los deudores y como diste tu vida por ellos, mantén la esperanza”.

Pasó el tiempo y los vi salir, nave por nave en los cielos y en los mares, la montaña donde estaba antes el castillo ahora era una luz verde que se dirigía a los cielos, rodeados por las ballenas blancas. Y vi algo sospechoso, vi como la ballena blanca, que era la única sola en los cielos dejó su manada por ir detrás del barco de Rdall, yo les grité pero en vano era porque mi voz no les llegaba, y un temblor me sacudió, vi como el cráter se comía las casas, y como el mar se devoraba la ciudad, entonces yo corrí por todas las calles para llegar al puerto, no quería morir, y corrí tan rápido como pude. Pasando entre las ruinas de los barcos y los muertos que había dejado la revuelta, el mar rompía los muros y las casa de más pisos, los vientos que producían eran más frías y fuertes, pero yo solo corría y cuando llegué al puerto, vi un barco pequeño de 15 metros y me introduje muy rápido esperando que el tsunami llegara a la playa. La nave era impulsada por fuerza gravitacional de la roca y es encendida con manivela, y con la fuerza de los vientos, deje caer las velas y me dispuse a navegar antes de que las olas voltearan el barco, mientras me abría paso por el mar con las velas, bajo estribor empecé a darle vuelta a la manivela, cosa que es hecha por 4 hombres para volar.

El barco estaba planeando mientras la ciudad desaparecía a mi vista tragada por el mar, la ballena ya estaba cerca al barco,  la tormentas se volvía más furiosa a medida que subía a las nubes, tenía que girar y girar más para que el barco subiera, tenía que alcanzar ese barco y la ballena. Me di cuenta también más tarde que atrás de nosotros toda la manada de ballenas se aproximaba porque ellas seguían a su líder la ballena blanca. Entonces cuando estaba en la trayectoria del barco y de la ballena decidí embestir el barco contra la ballena.

Rdall me vio y dijo “detengan los ataques” tenían todos los cañones disparando a la ballena, yo me sostuve y dejé que el barco chocara con la ballena, y fue tan brutal el golpe que pensé que había roto las costillas de la criatura, el barco se destruyó pero aun funcionaba, entonces decidí con Parom pasarme al lomo de la ballena, todos en la cubierta gritaron porque me vieron encima de la criatura y busqué el lugar más probable para derribarlo, y cuando quise enterrar la espada esta no penetro, ni el hachas, ni la guadaña, ni el arpón penetro su piel, la ballena ya sentía mi presencia en su cuerpo, y golpeo el barco de Rdall para sacudirme, y empezó a subir para salir de las tormenta y todas las demás ballenas le siguieron, yo me sujete de su boca como pude, y vi el cielo resplandecer, y directo al rostro del sol más ballenas blancas nadando en las alturas en círculos. No sabía cómo matar la ballena ya que ni Parom podía penetrar su dura piel. Entonces los cachalotes blancos se fueron contra su líder para derribarme, golpeando duramente a la ballena, hice lo que mejor hacia, si no podía matar la ballena blanca, lo único que me quedaba era matar los cachalotes, y cuando uno se me acercó tiré el arpón y me sujeté a su lomo para enterrarle la guadaña. Parom entro en su cabeza sin dificultad, matándolo en el instante, y me pasé a otro haciendo lo mismo, dos de los cachalotes se unieron para aplastarme pero me pasé a otro antes de hacerlo, y en el que iba empezó hacer piruetas y a moverse de arriba abajo y a girar en sí mismo, y me subió más alto de lo que pensé sacándome casi a la exosfera de ese mundo, lo maté antes de yo morir congelado. Y caí y pude ver la curvatura del mundo y la tormenta en el fondo del abismo, que en realidad era un huracán, yo trataba de evitar las ballenas, y desenvaine la espada y posé en picada para apuntar mi espada en su cabeza.

Al caer mi espada le atravesó, y una onda expansiva se expandió por los cielos y un gran chillido salió de esa ballena que cayó a la tormenta, yo me sujete a él pero su cuerpo empezó agitarse bruscamente sin control en caída, mientras el barco salía fuera de la tormenta, Rdall, Rjos, Orga y su esposo vieron como yo caía con la ballena en sentido contrario a la ciudad Char.

Después de ver el barco, yo, bajaba a gran velocidad por las tormentas, divise que estaba saliendo de la fuerza de gravedad de la montaña muy lejos de Raimfarben, aun surcaba el cielo oscuro y buscaba la manera de salir vivo, pero nada se me ocurría, a excepción de rezar, por que lo único que me esperaba era estrellarme con el sólido mar.

 

 

 

  • Jesùs Galìndez

    gracias por el cap y a la espera de mas