ASSS – Capítulo 158

Modo Noche

Capitulo 158 – Joven Héroe

“––Cualquiera y quien sea, desaparezca (Negación de Toda Existencia)”

En aquél instante, un sonido de *boba-* podía ser escuchado de los tres apóstoles que retenían en el suelo a Hajime y fueron diseccionados en dos, de arriba hacia abajo. Y entonces, un momento después eran rasgados en piezas de izquierda a derecha, de arriba abajo, de izquierda a derecha, en unos pocos segundos ellos se habían reducido a cenizas.

No había hoja, pero aún si hubiera una, el innegable fenómeno no debería ser llamado bisección si no en vez dispersión de forma linear en vez de ello. Todos estaban sin palabras, se quedaron mirando con ojos abiertos sin moverse. Ese fue el momento donde el poder mágico exploto estruendosamente.

Un torrente arremolinando con Hajime como centro, de alguna manera este era muy diferente comparado a su normal escarlata brillante, este era de un color sangre oscuro que parecía venenoso. Y este anormal estado también coincidía con lo que las personas en la sala de audiencia sospechaban aun si lo deseaban o no.

Hajime estaba parándose lentamente en medio de tal situación. Con un rostro tan pálido como el de un fantasma por la pérdida de sangre, expuso una expresión aún más inhumana que la de los apóstoles, *plop, plop* sangre estaba goteando…

Myuu quién estaba al lado de Hajime estaba cubriéndose el rostro con sus manos como intentando protegerse de la magia rojo oscuro fluyendo como si fuera una tormenta local elevando mientras elevaba un pequeño grito “Kyaah”. Parecía ser que ella saldría volando hacia atrás luego de eso, el piso bajo sus pies se dispersó de manera que Myuu cayó allí.

“H, hmph, esfuerzo inútil. Ordeno en el nombre de Aruvheit, arrodi––, ah, igi, aAAAAAAAAAAA-!!”
Aruvheit de alguna manera retrocedió e intentó detener a Hajime utilizando ‘Declaración Divina’. Pero, antes que él pudiera finalizar su orden, sin ningún previo aviso ambas de las manos de Aruvheit fueron cortadas desde sus hombros.

Aun cuando la frente de Aruvheit fue disparada antes el seguía manteniendo su calma de alguna manera, aun cuando sus cuatro extremidades fueron disparadas a través él ni si quiera gritó, lejos de eso él se recuperó instantáneamente, aun así, ahora su expresión estaba distorsionada de aquel intenso dolor mientras se retorcía.

Ante sus ojos, no había solo agonía también se encontraba fuerte desconcierto dentro de estos. Era incapaz de entender la razón por la cual estaba recibiendo un daño el cuál le hacía sentir aquel intenso dolor.

Las dos manos de Aruvheit las cuales fueron cortadas estaban rodando en el aire en el retroceso en el que fueron cortados. Y luego, al siguiente momento sus brazos hicieron un sonido de *boba-* justo como los apóstoles antes, y se convirtieron pequeñas piezas, de esta manera las piezas se desvanecieron como antes sin si quiera dejar polvo.

“Qu, qué es esto-. ¿¡Qué esta pasando!? Esto es, que demonios-”

“Aruvheit-sama. Por favor retrocede. Una extremadamente ligera cuerda… no, algo parecido a una cadena esta danzando en el aire. Eso cortara cualquier cosa que toque ignorando cualquier defensa y la borrara.”

“Qu, qué estás diciendo.”

Si Hajime hubiera tenido tal artefacto estúpidamente fuerte como ese entonces no hay manera de que Ehito no se hubiera fijado en eso, además, si Hajime hubiera tenido eso, entonces lo debería haber usado cuando peleaba con Ehito… si ese era el caso, entonces por qué esta cosa apareció cuando todo ya había terminado.

La confusión de Aruvheit era más profunda que cualquiera que hubiera sentido antes, su mente estaba bloqueada causando que su cuerpo se endureciese. No podía encontrar respuesta alguna, no había manera que pudiera dar orden alguna, incluso reaccionar era algo fuera de sus capacidades en este momento, simplemente estaba con los ojos abiertos, si boca cerrada y abriéndose sin poder decir nada, para un dios esto se veía realmente mal.

Uno de los apóstoles habló para que Aruvheit retrocediera y vaya a una zona segura.

“Nosotros los apóstoles nos enfrentaremos al Irregular. Antes de que alguna herida más sea puesta en su honorable persona––”

“Hiih”

Pero, antes de que el apóstol pudiera finalizar su oración fue cortada en piezas de un centímetro frente a Aruvheit y se desvaneció demasiado rápido. La escena anormal del orgulloso ‘Apóstol de Dios’ creado en los Precintos Sagrados siendo asesinado instantáneamente hizo que Aruvheit deje salir un grito patético involuntariamente.

Aun cuando esto estaba sucediendo, los apóstoles se movieron juntos intentando bloquear a Hajime, ellos se deslizaban tras el tornado de sangre mientras eran cortados por la extremamente fina cadena roja la cual se deslizaba en el aire, o ellos quedaban amarrados a la cadena y eran aniquilados mientras se desintegraban.

La cadena con diámetro de un milímetro revestida por poder mágico color sangre––esto era algo que Hajime transmutó en minúsculos lazos gracias al pavimento de piedra (el pavimento usaba un mineral especialmente duro como material de arquitectura), y luego cubrió la cadena de poder mágico y la controlo usando ‘Operación Remota’.

Esta vez, quizá por un extremo odio, furia, y una posibilidad de sentir vacío, Hajime despertó dos derivados de la habilidad de transmutación. Una de estas era, ‘Composición Imaginaria’ que hacía a Hajime capaz de usar transmutación sin necesitar de un círculo mágico. Esta también era la razón de por que sin importar la vigilancia constante de los apóstoles manteniéndolo en el suelo Hajime los agarró tomando por sorpresa.

Pero… si esta fuera solo una cadena, entonces no debería ser capaz de hacer cosas como angustiar a Aruvheit o sobrepasar la habilidad de desintegración de los apóstoles y aniquilarlos.

La causa de tal trampa que trajo esto… era tan claro como el día.

Concepto Mágico––‘Negación de Toda Existencia’.

En este mundo donde Yue no estaba, él no reconocería el valor de la existencia de cualquier cosa. Él no toleraría nada que se atreva a existir. Todo y cualquier cosa, sin excepción alguna…

––Desaparezcan

Hajime a quién le fue robado Yue sintió una furia y odio inhóspitos, y entonces saturado por estas emociones llego a un sobrecogedor sentimiento de vacío. Este vacío era exactamente lo opuesto a la voluntad de su deseo para regresar a su hogar cuando crearon la llave de cristal. Por lo tanto esto, este vacío sin duda alguna era el punto culmine de una emoción.

El resultado era literalmente, la habilidad de ‘Borrar cualquier existencia tocada por la cadena’ aun llamándolo atroz seguía siendo demasiado suave para expresar la verdad. Con el poder de ‘Interferencia hacía la información del objetivo’ de la magia de sublimación como base, esta habilidad tiene la capacidad de sobrescribir la información del objetivo la cual dice ‘Existe’ a una que diga ‘No existe’.

Sumado al torrente de poder del ‘Supreme Break’, la cadena circulaba alrededor de Hajime, es como si fuera la encarnación de una ‘maldición’ contra todos los seres vivientes.
Los apóstoles y monstruos incluso elevaron su grito de guerra para intentar quitarse el miedo, el horror, y la desesperación, pero aun así su espíritu de batalla se volvía nada, sin excepción alguna sus existencias fueron borradas fácilmente. El espectáculo de aquellos apóstoles desvaneciéndose sin esperanza alguna como si fueran niebla parecía ser una broma.

El tiempo que tomó que los apóstoles restantes en la sala fueran aniquilados realmente no fue mucho.

Además, la supervivencia de varios monstruos ignoró el orden dados por ellos con la magia de la era de los dioses, ellos obedecían sus instintos e intentaban correr pero…

La cadena acogida en luz roja deambulaba como una serpiente mientras volaba, en un instante estaba cerca y luego de eso los cuerpos de los monstruos fueron cortados repetidas veces hasta que se desvanecieron completamente.

Todo eso fue hecho por solo una persona…

La cara de Aruvheit quién quedo solo estaba retorciéndose enormemente mientras retrocedía lentamente.

(No hay manera-. ¡Ese poder es peligroso! Debo contarle a mi señor sin importar como-)

Aruvheit soportando el dolor en sus hombros mientras intentaba escapar por el hoyo en el techo. En el camino, su mirada y poder mágico se movieron a Shia quién se había quedado mirando a Hajime con una expresión estupefacta mientras estaba recostada en el suelo. Esto era por el usarla como escudo en el peor de los casos. Como hizo con Myuu, planeaba crucificar a Shia en el aire y cargarla.

De cualquier modo,

“… ¿A dónde planeas ir?”

“-…”

Su plan fue destruido con el sonido de un viento cortante mientras escuchaba una voz que sonaba como lo más tenebroso de la tierra. Cuando Aruvheit torció sus ojos, él pudo ver que entre él y Shia se encontraba una cadena superfina atravesando el aire como una cuchilla de viento de allí para acá.

Aruvheit no respondió, se rindió en intentar tomar a Shia como escudo, entonces lanzo una esfera de fuego como pantalla de humo hacía Hajime mientras saltaba hacía atrás.

Pero eso también…

“¡Bastardo-!”

En el agujero del techo, una cadena ya había sido dejada en forma de cuadrado, haciendo el escape difícil. Aruvheit maldijo como si quisiera calmarse del peso de la ansiedad que se encontraba dentro de él.

Y entonces, en ese momento cambió su mirada hacía la dirección de Aiko y los demás. Como era de esperarse seguramente estaba pensando que tomar un rehén era necesario.

De cualquier manera, al siguiente momento la cadena se reptó en esa dirección también. Aruvheit accidentalmente movió su mirada hacía Hajime, allí, no se encontraba ningún rastro de la esfera de fuego que él lanzó o algo, Hajime quién estaba parado como un fantasma al centro del tornado rojo estaba con sus ojos fijados en el abismo hacía él.

Tembló, algo sacudió la columna de Aruvheit.

“N,no me jodas-. ¡Ustedes tontos quienes se oponen a Dios! Algo como sus inútiles vidas es igual a ba––”

Quizá para disminuir su miedo, Aruvheit repentinamente gritó molesto y comenzó a ondular espacio. Como estuviera intentando lanzar una ola de choque la cual directamente afecte al espacio. A pesar de que él estaba a un nivel inferior a Ehito, como el dios subdito, hacer algo como manejar magia de la era de los dioses era algo fácil.

Pero parecía ser que su caótica cabeza era incapaz de hacer un juicio correcto.

En vez de elevar su fervor de esta manera, Aruvheit debería escapar de este lugar aún si tuviera que volar la sala. O quizá él debería decidirse en recibir el daño hacía sí mismo y lanzar una magia de nivel de aniquilación en todas las direcciones y usar teletransportación luego de esa apertura, él también podría invocar los monstruos que seguían fuera del castillo del rey demonio para comprar algo de tiempo.

Su dignidad como dios a medio hacer fue completamente cerrada en este camino de uno en un millón para sobrevivir.

Como resultado…

“¡¡¿A? ––!!”

Perdió sus cuatro extremidades.

Esta vez sus dos piernas fueron borradas. Aruvheit se volvió un muñeco y se retumbó en el suelo con un insonoro aullido. Con su cuerpo aniquilado de esta manera, parecía ser que él no podía dejar de sentir el dolor mientras intentaba usar algo parecido a la magia de regeneración, así que se volvió loco del ‘dolor’ el cual había olvidado completamente en estos miles de años.

Aun así, incluso cuando estaba podrido hasta la médula, él seguía siendo un Dios. Hizo flotar su cuerpo usando magia e intentó escapar en su desesperación al borde de la muerte.

De cualquier manera, a este punto no había manera de que Hajime permitiera tal cosa, entonces cuando Aruvheit se dio cuenta de que estaba encerrado dentro de una jaula de cadenas la cual estaba iluminada de color rojo. Ya no había lugar al cuál escapar…

La jaula esférica comenzaba a cerrarse poco a poco. Era como si él fuera a ser aniquilado pedazo a pedazo, esto instigó a su horror. Aruvheit estaba en pánico, entonces dejo salir una sonrisa arruinada mientras sonaba como una gallina.

“A, ah, e, esper-. ¡Espera! D, di lo que quieras-. ¡Lo concederé cualquiera que sea tu deseo! ¡Si tú quieres te llevare donde Ehito-sama se encuentra! Si yo persuado a Ehito-sama, estoy seguro que incluso Ehito-sama no se negará a ello-. El mundo-. ¡El mundo que conoces! ¡Lo compartiré tanto como quieras contigo también! ¡Eso es por lo que-!”

Todas las personas en la sala de audiencia se había quedado estupefacta hacía Hajime quién caminaba hacia delante balanceándose con una expresión nihilista mientras se encontraba revestido en el tornado rojo, y Aruvheit quién estaba suplicando por su vida desesperadamente bajo la apariencia de negociar con él.

En este tiempo, la jaula esférica empezó a rotar. Las incontables cadenas se comenzaban a estrechar verticalmente mientras se movían horizontalmente y empezaba a tomar forma de una piruleta. Pensando sobre la habilidad que rechazaba y aniquilaba la existencia tocada, lo que estaba pasando era visto como un excavador especial.

A causa de que Aruvheit era un dios, la sensación de dolor físico era algo que él ya había olvidado hace mucho. Por ello, lo que él sentía de sus cuatro extremidades cortadas era una agonía desesperante al nivel que se le podía felicitar de aún no haberse vuelto loco.

Por esa razón, la situación donde una excavadora hecha por cadenas de aniquilación la cuál gradualmente estaba acercándose a él causo un tremendo terror que le hizo querer levantar un insignificante grito y un impulso de querer arrancarse el cabello si aún tuviera su mano. No debería haber nada capaz de amenazarlo en este mundo-. Sí, gritó esto en su corazón, pero la ‘presencia de muerte’ al otro lado hizo que esta memoria la cuál quería olvidar el sentimiento se reptase hacía él. Su mente ya estaba al punto de quiebre.

“Detente-, ¡Te pido detente! ¡Este es un comando de dios sabes! Escucha lo que te estoy diciendo-. No, espera, ¡Lo tengo! Entonces me volveré, ¡Me volveré tu sirviente! Eso es por lo que-. Te ayudaré a recuperar el cuerpo de esa vampiro así que-. Detente-. ¡Solo detente!”

En medio del grito reverberante de terror y desesperación, la rotación de la jaula de cadenas que estaba a punto de tocar el cuerpo de Aruvheit repentinamente se debilitó y se detuvo haciendo un poco de espacio. Aruvheit quién estaba en un estado horroroso, la palabra fealdad le quedaba bien, tímidamente abrió sus ojos cerrados.

“¿Quieres vivir?”

“¿Eh?, ¿Ah?”

“Te estoy diciendo si quieres vivir o no.”

Aruvheit estaba estupefacto hacía la pregunta de Hajime, pero entonces comprendió el significado de esas palabras y una pequeña esperanza emergió de sus ojos.

“S, sí, quiero vivir-. ¡Te lo ruego! Haré cualquier cosa-.”

“Ya veo…”

Hajime asintió rápidamente. Una sonrisa de felicidad sobresalía en la cara de Aruvheit pensando “¡Sobreviví!”, pero entonces Hajime le envió una mirada la cuál era igual que antes y abrió su boca.

“Entonces, muere.”

“¿Eh? Hih, detente-, giiiiii, ¡¡¡aAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA-!!!”

La jaula de cadenas fue cerrándose lentamente apropósito atajando el cuerpo de Aruvheit empezando desde el filo. De la misma manera, el grito de agonía el cuál era insoportable para los que lo oían reverberaba en la sala de audiencia.

…Unos segundos después, al final de la desesperación y la agonía, un Dios se desvaneció del mundo.

Después de que Hajime vio el destino de Aruvheit, su mirada se movió al cielo el cuál estaba visible con un hoyo en el techo. Y entonces, sus ojos se entrecerraron quietamente mientras él pisaba tan poderosamente que parecía que el suelo bajo sus pies se retorcía, entonces voló con el poder mágico que tenía haciendo un sonido explosivo.

“¡Haji, me-san!”

“Hajime-kun”

La voz dolorosa de Shia y la voz preocupada de Kaori resonaron.

Hajime tenía heridas sobre todo su cuerpo. A pesar de que esto fue hecho por el ligero brazo de Yue había un hoyo en su estómago, además de ello recibió magia la cuál era de la clase de la era de los dioses varias veces en su cuerpo. No solo heridas externas, inclusive sus órganos internos habían pocos lugares lo cuales no fueron dañados. Si el no recibía ningún tratamiento rápido esto podría afectarle a peor.

Pero Hajime lo ignoró todo, con su mirada llena de un sentimiento de vacío apunto al torbellino de oro flotando en el cielo y saltó hacía allí.

La puerta dorada––la [Puerta Divina] a través de la cual estaba pasando la raza demoníaca que solo tenía alrededor de cien personas esperando atrás. Parece ser que los civiles en su mayoría ya habían ingresado a los [Precintos Sagrados], así que la mayoría de personas restantes parecían ser soldados de la raza demoníaca los cuales servían como guardias en la línea trasera, pero mirándolos cuidadosamente también habían mujeres y niños, abuelos, gente la cual parecía ser civil estaba entre ellos también.

“Q, qué-”

“Eso es…”

Ellos hicieron una expresión desconcertada mirando al tornado rojo el cuál repentinamente salió del castillo. Los guardias traseros de la raza demoníaca inmediatamente lanzaron magia. Balas de fuego, hojas de viento, y lanzas de hielo de nivel elemental sin necesidad de decir los encantamientos.
Pero no había manera de que algo como eso funcionase contra el actual Hajime, solo por la rotación de la cadena todos los ataques fueron fácilmente aniquilados.

“T, Tú, detente-”

Varios demonios pasaron al frente de su camino. Hajime no se detuvo y avanzo sin si quiera prestar atención a los demonios, como resultado, en un instante varias docenas de demonios en su camino se volvieron pequeñas piezas sin si quiera ser capaces de esquivar y se dispersaron en las cuatro direcciones.

Mientras los demás demonios a mitad del camino se encontraban estupefactos al evidenciar tal bizarro fenómeno de sus compatriotas siendo aniquilados, Hajime los dejo atrás y cargo contra la [Puerta Divina].

De cualquier manera,

“-, ¡¡aAAAAAAAAAAAAAAAA-!!”

La [Puerta Divina] solo pulsaba como si rechazase a Hajime y no se abría camino hacía los [Precintos Sagrados]. Sin importar cuanto el rugiese, o cuanto poder mágico usase, sin importar las veces que golpeara con su puño y cadena, Hajime no podía pasar.

Hajime convergió con la cadena de la negación de existencia y la arrojó consigo mismo como intentando atajar con una lanza, aun así, era la [Puerta Divina] misma la que se dispersaba en vez de ello.

Parecía ser que una limitada categoría de persona podía pasar a través de esta.

“¡Idiota-! Otro que no sea nosotros las personas de la electa raza demoníaca, obviamente no tiene manera de ser bienvenido en los [Precintos Sagrados]!”

“Acepta el castigo divino obedientemente, ¡Hereje-!”

Los demonios corrieron contra Hajime y lanzaron mágica con un gran poder mágico.

De cualquier manera, Hajime ni si quiera le prestaba atención a esas cosas y repetía su ataque suicida. Ni si quiera se defendía las espaldas por que era como una pizca de polvo en el ojo.

“¡¡¡SALGAN DEL CAMINOOOO-!!!”

Hajime continuó golpeando su cuerpo como loco mientras rugía fuertemente, causando que los demonios tengan una expresión de impotencia. Pero, eso se convirtió en odio un momento después.

A causa de que la [Puerta Divina] estaba comenzando a encogerse.

“Tú bastardo, por tu culpa la puerta-”

“A, apurar-. Vuelen dentro antes que se cierre.”

Los demonios corrieron hacía la [Puerta Divina] conmocionados. Al mismo tiempo, lanzaron magia para quitar a Hajime quién estaba siendo una molestia con una expresión llena de furia.
La llama gigantesca quemaba la espalda de Hajime. Aun así, Hajime ni si quiera se dio cuenta y repetía su carga desesperada golpeando la [Puerta Divina].
Pero, al final su esfuerzo no dio ningún fruto, frente a Hajime el torbellino dorado se hacía más pequeño, y después de poco se desvaneció con un puf.

“…”

Hajime sin expresión ni palabras bajo sus hombros impotente conjunto a su cabeza. En sus ojos no había nada como era de esperarse.

Allí los demonios hicieron una expresión de desesperación y furia, y atacaron a Hajime. Junto con maldiciones, atacaron a Hajime con incontables magias de alto nivel, pero Hajime no reaccionó. Naturalmente, Hajime quién recibió el golpe directo de la magia volo a lo lejos.

Hajime cayó al suelo mientras humo de color blanco salía. De él, no había ningún signo de que fuera a aterrizar.

“¡Hajime-kun-!”

Allí, Kaori sacudiendo con sus alas plateadas llamaba el nombre de Hajime mientras volaba cerca. Y entonces atrapó a Hajime en el aire y descendió hacia la sala de audiencia con ojos llorosos.

Los demonios que persiguieron a Hajime estaban enojados y vieron la apariencia de Kaori, justo luego su expresión se volvió una de fe y descendieron hacía la sala de audiencia tras de ella.

“Hajime-kun, aguanta. Reduce tu poder mágico rápido-”

“…”

Aun cuando la voz de Kaori estaba nublada de inseguridad estaba resonando, Hajime no canceló su ‘Supreme Break’. Incluso en una situación normal, la invocación de un concepto mágico consume un vasto poder mágico. Y si encima de ello alguien seguía usando un poder fuera de sus límites… era evidente que el cuerpo se destruiría a si mismo a causa del drenaje de poder mágico.

Mirando a Hajime quién solo estaba viendo hacia abajo, Kaori supuso que sus palabras no llegaron a él y apretó los dientes.

Y, repentinamente voces llamaron hacía Kaori.

“¡Apóstol-sama! Aah, gracias a dios. Pensé por un momento que desapareceríamos allí.”

“¿Qué? ¿Hay humanos y demi-humanos?… Bien, bien. Ahora, Apóstol-sama, aniquilemos a estas personas y vayamos a donde nuestro Dios.”

Mientras Hajime lanzaba el ataque suicida a la [Puerta Divina] Shia y los demás eran tratados con magia de curación por Kaori hasta cierto nivel solo por si acaso. Ahora Shia y los demás se dirigieron a Hajime, pero escuchando tales declaraciones de los demonios rápidamente se pusieron en guardia.

Pero… ellos no necesitaban hacer eso.

Un momento después, los demonios se quedaron con la boca abierta y se dividieron en cuatro y se desvanecieron de esa manera. Lo que es más, habían doce demonios con trajes parecidos a los de soldados descendiendo sobre la sala de audiencia, pero a causa de la cadena superfina fueron aniquilados sin si quiera tener tiempo a lanzar un grito de agonía como si ellos nunca hubieran existido en un principio.

Hajime quién se mantuvo mirando abajo lentamente elevo su rostro. Su mirada estaba dirigida a los demonios lo cuales se quedaron tiesos al ver la tragedia pasada justo delante de sus ojos después de que ellos descendieran a la sala de audiencia.

Y entonces los demonios quienes fueron expuestos hacia la mirada vacía de Hajime inconscientemente elevaron un corto grito intentando regresar pero––como era de esperarse, sin ninguna pregunta, como si fuera una broma, ellos fueron cortados en pedazos y se desvanecieron.
El poder mágico de Hajime color sangre y la cadena aprisionaron a los demonios restantes que eran sobre setenta personas incluyendo mujeres, niños, y abuelos en una jaula la cual parecía a una dama de hierro.

Y entonces…

––Muere

Aquella voz sonaba como un pequeño susurro. Pero, los demonios pudieron escuchar esa voz, esa maldición, con certeza…

“A, ¡Apóstol-sama! Por favor salvan-”

El demonio viejo que vestía ropas de calidad fina la cual parecía ser de alto estatus imploró eso, tal demonio estaba cubriendo a una señora que tenía un vestido refinado tras de él, parecía ser su esposa, mientras hacía esto pedía ayuda a Kaori con una voz desesperada.
Kaori envió una mirada a Hajime en asombro, y luego de eso,

“¡¡NOOOOOOOO-!!”

El grito de la mujer resonó. Dejando atónitos a Kaori a los demás quienes enviaron una mirada hacía aquella dirección, allí el viejo demonio quién pedía ayuda a Kaori tuvo su cuello limpiamente cortado. Aquello estaba rotando en el aire… y entonces fue cortado en piezas y se desvaneció momentos antes de tocar el suelo.

“¿¡Ha, Hajime-kun!?”

Kaori llamaba a Hajime con una voz que estaba en desconcierto y agitada a su vez, pero durante ese momento el grito de aquella mujer desapareció también. Conjunto a su existencia.

Después, una joven mujer al lado, un joven hombre con una expresión asustada, un joven quién intento atacar, como mostrando a cada uno de ejemplo, uno por uno eran cortados y se desvanecían. Los demonios lanzaban gritos agónicos mientras reverberaban en la sala.

Cada uno en ese lugar se quedaba rígido y con los ojos abiertos mirando a Hajime quién estaba aniquilando a cada uno de los demonios que no podían combatir.

“¡N, nos rendimos! Por eso es que, detente ya-. Al menos a los niños-”

Un hombre el cuál parecía ser un padre cubría su hijo detrás de él mientras hacia una proclamaba rendirse.

Allí se encontraban alrededor de treinta demonios restantes en la sala de audiencia para el momento. Todos ellos siguieron la proclamación del hombre y se tiraron al suelo de rodillas y manos dejando solo expuesta su cabeza.

Las personas restantes no parecían ser soldados. Incluyendo los niños allí eran todos civiles. Incluso si fueran fanáticos, cuando la vida de sus hijos se ve envuelto en ello no harían algo como una inútil resistencia suicida. O posiblemente estaban asustados del nihilismo de Hajime al punto que su fanatismo desapareció.

De esa manera, luego de arrodillarse, el señor de mediana edad cerca al hombre que proclamaba rendirse fue cortado verticalmente y desapareció al momento.

“¿¡!? ¿¡Po, por qué!?…”

Una voz de pregunta de alguien se elevó. Además, la mujer al lado––alguien quién parecía ser la esposa se quedó mirando estupefacta en el lugar como el hombre era diseccionado, esta fue aplastada verticalmente.

Algo como una proclamación de rendirse no podría parar a Hajime.

Eso era algo natural. El punto culmine de una emoción la cuál Hajime estaba manifestando actualmente era–– ‘Negación de toda Existencia’

Para el Hajime actual, al menos para su propia mente, todo en este mundo no tenía valor. Mucho menos valor como prisionero, incluso su misma existencia no tenía valor alguno, en vez de ello, tan solo por existir ellos eran una molestia.

La figura de Hajime quién era extremadamente despiadado aun sin mostrar emoción alguna, mostraba una apariencia que hacía a los demonios temblar, ellos solo podían hundirse en el suelo con una mirada desesperada.

La mirada de Hajime, estaba dirigida al lado del hombre quién proclamó rendirse hace un momento, hacía el niño temblando que se encontraba allí. Dándose cuenta de eso el hombre instantáneamente cubrió al niño dentro de sus brazos.

Shia, Kaori, Shizuku, Tio, aiko, Liliana, inmediatamente intentaron detener a Hajime.

Pero, allí se encontraba alguien quién se había movido más rápido que todas ellas.

“¡Papa-, no nano! ¡Regresa a ser el papa de siempre!”

Era Myuu.

Sin que nadie se diera cuenta, ella se metió en medio de Hajime y el padre abrazando a su hijo. Y entonces, ella se mantuvo en su camino con sus dos brazos abiertos, una lágrima estaba al borde de su ojo, aun así ella se quedaba mirando a Hajime fuertemente.

“…Muévete.”

Una voz sin emoción alguna golpeo a Myuu. Myuu se sacudió y su cuerpo tembló. La voz fría de Hajime nunca había sido dirigida contra ella hasta ahora. Y su expresión. El impacto casi hace que caiga de golpe.

Pero, eso no era bueno. Como la hija de su querido papá, ella no podía perder el valor aquí. Hacer algo como dejar esta clase de papá solo y triste, ¡Era algo que ella absolutamente no podía hacer!

Por ello, Myuu entrecerró los ojos decisivamente, e hizo una sonrisa en sus labios. La misma persona intentó imitar aquella temeraria vista con ojos feroces brillantes y sonrisa audaz que Hajime mostraba frente a un poderoso enemigo, pero sus ojos tristes y sus labios que estaban a la mitad lo hacían ver torpe.

Aun así, Shia y los demás que fueron golpeados por la acción de Myuu entendieron bien, solo de quién en el mundo podría copiar esa expresión. Aquella expresión que mostraba una indomabilidad y persistencia en frente a una situación desesperada. Allí no había una sola persona que se riese hacía la expresión de Myuu ahora mismo. En vez de ello, ellos estaban sin aliento hacía tal espíritu.

“¡Myuu no se moverá! ¡M, Myuu absolutamente no perderá si es contra el papá actual nano! ¡Por qué, por qué-!”

“…”

Myuu desesperadamente formó sus palabras. Incluso los demonios que ella protegió tragaron saliva al ver a aquella pequeña niña enfrentándose a tal terrible monstruo, como un héroe el cual salió de un cuento.

“El papá de Myuu, ¡No es así de triste! ¡Él es de lejos, muuuucho más genial nano! ¡Él no haría esos ojos! ¡Sus ojos siempre lucen fuertes nano!”

Myuu estaba asustada. No estaba asustada de Hajime. A este paso, si Hajime seguía descontrolado con ese tipo de ojo vacío, ella sentía que Hajime podría ir a un lugar tan lejano que no podría regresar. Ella tenía el sentimiento de que el papá que ella amaba, no regresaría una vez más.

Por supuesto, allí también estaba cuán difícil era aguantar el espectáculo de los demonios sin resistencia siendo asesinados. Pero, como era de esperarse esto solo era secundario a ello.

Myuu devolvió la mirada a su padre con ojos vacíos los cuales incluso Aruvheit evitó verlos de frente. La expresión de Hajime que hasta ahora no había cambiado frunció un poco el seño.

“…No lo diré por tercera vez. Mu––”

Aun así, la emoción profunda al límite que deseaba arrasar con todo dejo salir esas frías palabras hacía Myuu.

De cualquier manera, esta vez Hajime fue incapaz de decirlo hasta el final.

“Hajime-kun. Solo un momento, aprieta los dientes ¿Sí?”

“––”

*BAM!* Esto fue a causa de que la cara de Hajime fue golpeada con tal sonido de impacto. Su cuerpo flotó por el aire con una fuerza terrorífica, y entonces el impactó contra el suelo.

Quién dejo salir tal golpe contra Hajime fue Kaori quién estaba a su lado. Ese fue un golpe directo el cuál poseía el poder físico de un apóstol. Si no fuera Hajime quién recibió el golpe cualquier otra persona tendría la cabeza volada.

El impacto esplendido golpeo la mandíbula, combinado con el daño acumulado, el límite ya se había terminado hace bastante tiempo, y entonces con lo débil que estaba ahora, esto causo que Hajime sea incapaz de pararse otra vez.

Hacía Hajime, Kaori movió sus labios con una expresión de enojo.

“Déjalo ya y abre tus ojos de una vez, Hajime-kun. ¿Cuánto tiempo piensas mostrar tal horrible mirada?”

“-…”

“Liberando tu angustia contra Myuu-chan––a tu propia hija, eso es lo peor. Si Yue viera a Hajime-kun ahora mismo, ¿Qué es lo que diría, me pregunto? Aah, pero, supongo que esto no tiene que ver más con Hajime-kun quién ya se rindió sobre Yue.”

Las palabras de Kaori se clavaron a su espalda mientras los ojos abiertos de Hajime los cuales estaban llenos de vacío, comenzaban a dejar salir una oscura luz contra las palabras de abandonar a Yue residían.

Kaori quién con certeza leyó el corazón de Hajime siguió con sus palabras.

“‘Quién sea y lo que sea desaparezca’ ¿No era así? Lo escuche ¿Sabes? ¿Piensas que un mundo sin Yue no tiene valor alguno o algo así? ¿Aquella premisa no indica que, eres tú quién no quiere encontrarse otra vez con Yue no es así?”

“…”

El tornado rojo de Hajime alrededor comenzaba a decaer en fuerza poco a poco. La luz comenzaba a regresar dentro de sus ojos como si su cordura se hubiera recuperado, al mismo tiempo el poder mágico de color sangre también comenzaba a recuperar su color vívido.

“Salvare a Yue lo sabes. Haré cualquier cosa para traerla de vuelta, sin fallo alguno… Hajime-kun, ¿Qué es lo que quieres hacer? Hacer algo como ejecutar personas que no pueden pelear uno a uno, ¿Esta bien pasar el tiempo tan inútilmente de esa manera? ¿Realmente has rendido? ¿Puedes rendirte?”

“… No hay manera de que eso sea cierto.”

Las palabras tajantes que Kaori dejo salir atravesaron la mente nublada de Hajime, purificando por dentro. Las palabras saturaron su mente, su devastadora emoción estaba recuperando la razón.

Entonces, Shia se acercó hacía él en ese momento. Ella se mantuvo al laod de Hajime sin decir nada, y entonces su golpe cayó. *¡GON!* Un doloroso sonido resonó y la cabeza de Hajime se sacudió. (N/T: Más bien creo que lo hacen porque tienen celos de que Yue sea la best girl.)

“Si es para nosotros, entonces está bien si Hajime-san muestra un lado horrendo frente a nosotros sin importar que… pero solo frente a Myuu-chan, Hajime-san tiene que ser un papá genial y no otra cosa. Por no decir cuán triste la hiciste sentir. ¡Un castigo es necesario desu!”

“…Shia.”

“Bien, el amor de Hajime-san por Yue-san es demasiado fuerte. Para causar tal pánico por que te la hayan robado un momento, ¡Tu dedicación es insuficiente!”

“…”

*¡Fuhn-!* Shia expresó su indignación con un fuerte aliento. Ella también estaba descontenta sobre el estado del contenido del concepto el cuál Hajime manifestó. Era como si dijera que si Yue no estaba allí entonces incluso Shia y los demás eran inútiles.

Por supuesto, Shia y los demás estaban sin daño alguno ahora mismo lo que mostraba lo que Hajime realmente sentía sobre todo. Así que aunque se sentía insatisfecha no se sentía impactada.

“Por ahora, yo también quisiera dar un castigo.”

“Y esto por mí.”

“-…Tio, Yaegashi.”

Después de ambos impactos que cayeron en la cabeza de hajime. Allí estaba el ataque de cola de Tio y el golpe de Shizuku. Tio y Shizuku dirigieron una sonrisa triste hacía Hajime quién presionaba su mano sobre su cabeza.

“Sin importar que, incluso el Amo ha tenido una vez donde no se ha podido hallar a sí mismo. Parece ser que tal cordura se ha recuperado, con esto debería ser lo suficiente. Es desconocido si fue inconsciente o conscientemente, pero aun cuando estaba cautivo en tal emoción violenta al grado de crear tal concepto, al final, desde el inicio nosotras, y Myuu quienes estábamos más cerca a la posición del Amo no nos pasó nada en absoluto.”

“El resultado es que nuestros enemigos fueron derrotados, y estamos salvados.”
Correcto, a pesar de que el razonamiento de Hajime desapareció del odio y recelo, y por el sentimiento de vacío de la desaparicíon de Yue, la primera cosa que él hizo fue evacuar a Myuu así ella no estaría envuelta en el ataque el cuál podría borrar su existencia.

Incluso después de aquello, él estaba utilizando la cadena libremente contra los apóstoles y las bestias demoníacas mientras sus aliados no eran golpeados para nada, incluso cuando Aruvheit intentó tomar a Shia y los demás como rehenes Hajime previno eso con certeza.

Ahora el poder mágico de Hajime ya había regresado a su normal escarlata, una luz de razonamiento estaba brillando en sus ojos. Y entonces, dejando atrás su devastación, la expresión de Hajime se tornó complicada.

Kaori se sentó frente a tal Hajime. Y entonces ella puso ambas manos en ambas mejillas de Hajime y le hizo encararla, en un completo cambió a diferencia de antes ella habló con él con una expresión extremadamente gentil.

“Nada ha terminado aún. ¿No es así?”

“…Sí, exacto.”

“Hajime-kun, no está solo. Estamos aquí, y sobre todo Yue sigue allí. Incluso si su cuerpo fue separado de nosotros, su corazón siempre estará cerca de nosotros. Seguramente, incluso ahora ella está peleando. Para poder regresar donde Hajime-kun se encuentra. A causa de que, es Yue de quién estamos hablando. Ella no perderá contra esa clase de tipo.”

“…Sí. Es como ustedes dicen. Lo siento, todos.”

La atmosfera de Kaori la cual había cambiado a una gentil abrazo a Hajime para relajarse de una vez con toda la fuerza que le quedaba en el cuerpo. El poder mágico fue dispersado, la cadena la cual tenía el concepto mágico era incapaz de soportar el peso ya que era solo un material hecho meramente de piedra de la construcción así que se desmoronó en pedazos.

El polvo de la Cadena de Negación de Existencia se dispersó, y entonces mientras se enfocaban para que Kaori y los demás no fueran heridos, Hajime se disculpó por salirse de control con tal amarga expresión. Hacia Hajime, Kaori, Shia, Tio y Shizuku, también Aiko y los demás quienes habían mirado la secuencia de eventos desde una pequeña distancia, se convencieron de que Hajime había regresado a la normal y sus caras se soltaron con tranquilidad y felicidad.

Allí, una pequeña silueta estaba corriendo cerca *sutetetetete–*. Y entonces, sin detenerse esa silueta se hundió en el torso de Hajime.

“¡¡Papaaaaaa–––!!”

“¿¡Myu––gefuh!?”

Aquel buceo de felicidad hacía su papá quién había regresado a sus sentidos. Golpeo espléndidamente en el estómago de Hajime. Sí, justo en el estómago el cual tenía un agujero abierto donde tal agujero de aire fue abierto, en la boca de la herida la cuál estaba bastante cerca de su estómago. Y entonces, aunque la persona era pequeña, esta corrió haciendo una tacleada de quince kilogramos presentando el golpe final contra los órganos internos heridos.

“A, no está bien…”

El cuerpo el cual ya estaba a su límite desconectó su consciencia como protestando “¡Déjalo así!”. A causa del efecto de cancelar ‘Supreme Break’, al haber sido atacado con un cuerpo debilitado, un intenso sentimiento de fatiga y agonía atormento a Hajime.

Parecía ser que el mayor castigo de este día provino de Myuu. La proclamación de ‘¡Absolutamente no perderé si es contra este actual papá!’ parecía ser verdad.

“¿Nyuu? ¿Papá? ¡¡Papáaaaa––!! ¡Abre los ojos nano! ¡Te morirás si duermes nano!”

Después de todo con Hajime quienes ojos estaban dando vueltas y se había desmayado, Myuu dio un doble golpe *pechín-pechín* sin darse cuenta del daño extra que añadió. Los puntos de vida de Hajime ya estaban en negativo.

“¡Espera!, ¡No es momento de quedarse mirando aquí! ¡Me olvidé que Hajime-kun esta fuertemente herido!”

“¡Hiiiii! ¡Hajime-san no está respirando! Su pulso también está perdiendo…ah, ¿¡Se detuvo!?”

“¡KAORIII! ¡Rápido! ¡Súper Rápido! ¡Magia de regeneración!”

“E, esto es malo. ¡La vida del Amo está como vela prendiéndose ante viento!, No se puede hacer nada tendré que asegurar la respiración del Amo usando el llamado mouth to mouth…” (N/T: Aquí Tio dice boca a boca en inglés, por ello lo deje así.)

“No, sí es eso entonces yo lo haré. Yo tengo experiencia de la cual él me dio a mí.”

“Espera un segundo. Shia, Tio. A, algo como eso debería ser hecho p, po, por mi quién ha aprendido primeros auxilios formalmente ¿No es así?”

“¡Todos están siendo muy ruidosos! ¡No puedo concentrarme aquí! Si tanto quieren besarlo entonces atáquenlo mientra duerme ¡Después de que lo cure!”

“““Sí…”””

En la sala de audiencia, una atmosfera poco clara de si era una emergencia o no estaba fluyendo.

“Al final… que deberíamos hacer…”

En medio de este suceso, los supervivientes demonios con voz perpleja estaban haciendo eco en vano.