ISSTH – Capítulo 218

Modo Noche

Capítulo 218: Primera Ronda Primer Puesto!

Los ojos del anciano de mediana edad estaban de color rojo sangre mientras miraba fijamente a la planta medicinal en frente de él. “Me uní a la Secta hace veinte años”, dijo él. “He sido un alquimista aprendiz por media vida. Realmente crees que te puedes comparar conmigo?” Sin embargo, su rostro se fue volviendo gradualmente blanco. Realmente había ya realizado nueve errores, por lo que ahora solo le quedaba una oportunidad. Desafortunadamente, en cuanto a la planta en frente de él… no la reconocía.

Después de que un rato pasara, el hombre de mediana edad rió tristemente, después se puso de pie lentamente. No grabó una respuesta. Estuvo mirando un buen rato a la planta medicina, grabándola en la memoria y después se alejó caminando.

En esos momentos, Meng Hao era la única persona que quedaba en la plaza!

Las miradas de cada persona, incluyendo a Wang Fanming y de los siete otros vigilantes, estaban enfocadas únicamente en Meng Hao!

Esto era debido… a que todavía estaba rellenando respuestas!

Meng Hao no tenía idea de cuantas respuestas había ya realizado. Cien mil plantas medicales, un millón de variaciones. Quizá había grabado la mitad, quizá más. Tomó aire profundamente y se concentró en las plantas medicinales de la pantalla en frente de él. Gradualmente, se dio cuenta de que algunas de las plantas medicinales eran unas que nunca había visto antes. Sin embargo, después de mirarlas y pensar por un momento, la información referente a ellas aparecía en su cabeza.

Las cien mil plantas y el millón de variaciones que había estado estudiando era simplemente la fundación. Sin embargo, esa fundación le permitió despertar el talento natural que había adquirido del Lirio de Resurrección. Ese talento natural de plantas le permitía expandir lo que había construido en su cabeza, usando ese conocimiento acumulado para formar respuestas.

Dentro de su bolsa del Cosmos, el retrato del Lirio de Resurrección pintado por Shui Dongliu estaba temblando. Parecía estar luchando, resistiéndose, soltando gritos sin sonido. Esto era debido a que Meng Hao continuaba respondiendo preguntas y corroborando lo que había aprendido. Las imágenes interminables de plantas que aparecieron en su cabeza estaban siendo todas saqueadas desde el Lirio de Resurrección! Había arrebatado ese talento al Lirio de Resurrección!

Si eso fuera tan simple, quizá no fuera un gran problema. Sin embargo, mientras Meng Hao continuaba, se dio cuenta de que el Núcleo Demoníaco contenido en su Pilar Dao parecía estar rotando. Con cada rotación emanaba hilos de un poder invisible que entraban en su mente, causando que el talento natural del Lirio de Resurrección se hiciera aún más poderoso.

Este examen de plantas y vegetación fue también una oportunidad para él para robar el talento natural del Lirio Resurrección! No había otro método que pudiera ser más rápido, que pudiera elevar a Meng Hao tan alto! Este examen era esencialmente un enorme golpe de buena fortuna!

Continuó,  aún más perdido en sus pensamientos que antes. Continuó rellenando más y más respuestas, cada vez más rápido. Nadie podía escuchar los gritos del Lirio de Resurrección mientras su talento natural era arrancado y fusionado dentro de Meng Hao, volviéndose cada vez más y más únicamente suyo!

Si alguien pidiera a Meng Hao ahora que parara, rehusaría.

Sus ojos estaban inyectados en sangre. Algunas veces había llegado a pensar que no realizaría un solo error. Mientras pensaba y grababa sus respuestas, todos a su alrededor le observaban conteniendo el aliento, estupefactos ante lo que estaba ocurriendo. Wang Fanming y los otro siete intercambiaron miradas. Todo ellos tenían los ojos llenos de asombro.

Incluso ellos tendrían dificultades con algunas de las informaciones que Meng Hao había rellenado. Algunas de esas plantas híbridas requerían que se injertaran diez variedades de plantas en diferentes momentos para conseguir esa rara versión final.

Wang Fanming y los demás intercambiaron miradas entusiasmadas y empezaron a transmitir una conversación entre ellos mismos.

“Cien mil plantas medicinales, un millón de variaciones, diez millones de híbridos. Tres categorías distintas de plantas y vegetaciones. Dominar incluso la primera indica que alguien tiene el talento natural que se requiere para convertirse en un maestro alquimista…”

“En el Dominio Sur, únicamente los Lores Horno Violeta tienen el suficiente talento para dominar la segunda categoría. En cuanto a la tercera, solo hay tres personas: el Gran Maestro Píldora Demonio y los otros dos Grandes Maestros!”

“Simplemente, cómo de habilidoso es este Fang Mu en cuanto a las plantas? Simplemente es inhumano! Realmente a completado la segunda categoría y ahora está enzarzado en el dominio de esa tercera categoría… si su habilidad en alquimia es comparable a su talento con las plantas…. Entonces él… será capaz de sacudir el Cielo y la Tierra!”

“No necesariamente. Su talento con las plantas es inhumano. Pero la habilidad en alquimia es diferente. Sin embargo, si él posee algo de habilidad, entonces, aunque no se haya vuelto un Lord Horno Violeta, seguramente alcanzará el pináculo del rango de Lord Horno!”

“Todo dependerá del resultado de su alquimia y del nivel de la fuerza medicinal que desarrolle. Maestros alquimistas ordinarios pueden producir sobre el treinta por cien. Solo Maestros Horno puede conseguir el cincuenta por ciento o más de la fuerza medicinal. Los Lores Horno Violeta pueden extraer el setenta por cien. En todo el Dominio sur, únicamente el Gran Maestro Píldora Demonio y los otros dos Grandes Maestros pueden refinar el noventa por ciento o más! Y el Gran Maestro Píldora Demonio es el único que puede elaborar píldoras de un cien por cien de fuerza medicinal, píldoras que no pierden nada de su efectividad!”

Mientras los ocho hombres continuaban su discusión, los alquimistas aprendices observaban, atontados. Sus mentes se tambaleaban mientras observaban a Meng Hao. Los otros diez finalistas también observaban, algunos con admiración y respeto, oros con celos y descontento.

El tiempo pasó y Meng Hao continuaba sin parar. Mientras las plantas medicinales pasaban por frente de él, su expresión se fue volviendo lentamente más y más entusiasmada. Más y más información fluía dentro de su cabeza, dentro de él, el legado del Núcleo Demoníaco rotaba aún más rápidamente.

Mientras tanto, en algún lugar dentro de la Secta Destino Violeta, en una cumbre remota dentro de la División Píldora del Este, había un anciano sentado con las piernas cruzadas, observando un horno para píldoras que flotaba en frente de él. Vestía una túnica blanca Daoísta, y toda su persona emanaba el aroma de las plantas medicinales. Sus ojos se enfocaban completamente en el horno para píldoras.

Sus rasgos no eran particularmente impresionantes. Sin embargo, sus ojos estaban claros,  como manantiales profundos.   A primera vista, su túnica Daoísta blanca parecía ordinaria. Sin embargo, en cada manga llevaba tejido un horno para píldoras.

Él era arcaico, antiguo, como si hubiera existido por incontables años. Mientras miraba al horno para píldoras, sonreía. Era imposible de decir su base de cultivo, pero su presencia en la montaña parecía causar que las nubes se dispersaran y que el viendo se calmara. Parecía que con él presente, el mundo sería siempre así.

A su lado estaba una mujer joven ataviada con una túnica violeta larga. Ella era sumamente bella, aunque su frente estaba fruncida. No era ninguna otra más que Chu Yuyan.

El anciano… era quien sostenía un alto prestigio y un respeto universal dentro de la Secta Destino violeta. Él era el Gran Maestro alquimista cuyo nombre había dominado el Dominio Sur por miles de años. Sus dos novicios le habían abandonado para convertirse en Grandes Maestros por sí mismos. Este era… el Píldora Demonio!

Los demonios pueden tomar formas incontables, justo como las variaciones de las píldoras medicinales. El día que este anciano consiguió su Dao, tomó el nombre Píldora Demonio. Este Gran Maestro Píldora Demonio cuyo nombre había llenado el Dominio Sur por miles de años, habló ahora. “Fuiste capaz de elaborar la Píldora Tres Mortalidades?” preguntó él, cambiando su mirada desde el horno para píldoras hacia Chu Yuyan.

“Fallé de nuevo”, respondió ella frunciendo el ceño. “Maestro, la Píldora Tres Mortalidades es muy difícil”. Miró al horno para píldoras flotante.

El anciano sacudió su cabeza y rió. Con una expresión que parecía estar llena con las emociones de muchos años, miró hacia la distancia, hacia la enorme estatua del Reverendo Este Violeta. Finalmente bajó la mirada hacia el horno para píldoras. Después de que pasara algún tiempo, habló de nuevo: “tu corazón está agitado y falto de determinación. Parece que no entendiste el propósito por el que el Maestro te pidió que elaboraras la Píldora Tres Mortalidades. A ese respecto, podrías aprender realmente algo de él”. Apuntó hacia el horno para píldoras. Mientras lo hacía, el horno se volvió borroso, después se transformó mágicamente en una imagen de Meng Hao en la plaza.

Cuando le vio, volvió a fruncir el ceño inmediatamente. Le recordaba. Recordaba cómo al verle alguna desconocida razón hizo que su corazón se llenara de irritación. Le había llenado de un casi imparable impuso de golpearle para volver a recuperar su sentido común.

Incluso después, no podía explicarlo. Poner sus ojos en él de nuevo hoy, hizo que la misma sensación irritante reapareciera.

“En el camino del Dao de la Alquimia”, dijo serenamente el Gran Maestro Píldora Demonio, “el talento es únicamente un asistente. Una determinación inquebrantable es aún más importante”. Ondeó su mano derecha y la escena desapareció. El horno para píldoras de nuevo era un horno para píldoras. “Regresa. Cuando termines de elaborar la Píldora Tres Mortalidades, entonces el Maestro te permitirá salir de la Secta”. Con eso, cerró los ojos.

Los labios de Chu Yuyan se curvaron en una mueca. Claramente no era feliz, pero era incapaz de hacer algo al respecto. Golpeó con su pie en el suelo, se giró y se fue. Por alguna razón, el rostro de Meng Hao, o mejor dicho de Fang Mu, aparecía en su mente y su irritación se alzaba de nuevo.

“Voy a ver por qué este tipo me hace sentir tan molesta!” pensó ella, apretando su mandíbula y transformándose en un rayo de luz que se alejaba en la distancia.

De regreso en la plaza del examen para maestro alquimista, decenas de miles de ojos estaban enfocadas en una cosa mientras el tiempo pasaba lentamente. Cuando Chu Yuyan llegó, vio a Meng Hao, y otra vez frunció el ceño. Le examinó atentamente por un rato, pero al final, sus rastros seguían siendo desconocidos. Y aun así, dentro de esa falta de familiaridad había algo que parecía conocer ella.

Pasó más tiempo. Un día. Dos Días… finalmente habían pasado tres días.

Los ojos de Chu Yuyan estaban pegados en Meng Hao, pero al final, sus ojos se llenaron con frustración. Casi lo mismo que Wang Fanming y los demás, ella estaba familiarizada con el tercer ámbito de plantas y vegetación. Ver a Meng Hao responder pregunta tras pregunta, cómo podía no estar llena de asombro?

Al final del tercer día, la pantalla en frente de Meng Hao, repentinamente parpadeó. No aparecieron más plantas medicinales. Lentamente levantó su mirada.

Todo estaba en completo silencio. Todos estaban mirando a la pantalla en frente de él. Wang Fanming resopló y se puso de pie. Los otros ancianos también se pusieron de pie uno tras otro, con sus ojos llenos de incredulidad.

“Respondió todas las preguntas…”

“El Gran maestro Píldora Demonio preparó personalmente todas las imágenes de las plantas medicinales. En mil años, nadie nunca respondió todas las preguntas. Cómo… simplemente, qué talento inhumano posee él…”

Mientras las palabras de Wang Fanming y los demás resonaban, el entusiasmo que había estado suprimido por días entre los alquimistas aprendices de alrededor, repentinamente explotó. Un alboroto desafiante llenó el aire.

“No más preguntas… Cómo es esto posible!?!? Respondió todas las preguntas!”

“Desde tiempos antiguos hasta ahora, nadie ha hecho eso nunca…”

“Es posible que este Fang Mu se convierta en otro sol radiante de la División Píldora del Este…?”

Mientras la conmoción llenaba el aire, el agotamiento apareció en Meng Hao y cerró sus ojos secos. No tenia ni idea de cuánto tiempo había estado sentado allí. Una vez que la pantalla se apagó, su energía pareció desaparecer. El conocimiento de plantas y vegetaciones dentro de su mente parecía surgir con vida, azotando y sobrepasando contra cualquier ignorancia que pudiera haber existido anteriormente.

Surgió una y otra vez hasta que finalmente empezó a estabilizarse. Ahora que la ignorancia había sido destruida, Meng Hao no estaba seguro de la extensión a la que podría crecer su habilidad con plantas y vegetación.

Había obtenido… la Adivinación Instantánea de Formulas!

Simplemente poniendo una píldora medicinal en su mano, sería capaz de ver la fórmula e la píldora flotando en su cabeza. Ese era un ámbito que sólo los Lores Horno Violeta podrían alcanzar.

Chu Yuyan respiró profundamente mientras miraba boquiabierta a Meng Hao. No tenía dudas sobre ello; simplemente con mirarle, se sentía irritada. Y aun así, tenía que admitir que la habilidad de Fang Mu en lo referente a las plantas y vegetación era sobre humana!

<<<Capítulo anterior Índice Capítulo siguiente>>>

  • Psss,quien no puede hacer eso…

    • ya te digo… quién no ha participado alguna vez en un examen de 5 o 6 horas de duración ininterrumpida, sin parar ni pa comer y acabado en primer lugar… si ej que este autor… le da más importancia de la que tiene, no???? 😀

      • Pss,yo como buen vasco,una vez me pase una semana dándole que te pego.
        Luego me di cuenta que estaba en el aula equivocada… Cosas de la vida oye

  • Psss,quien no puede hacer eso…

    • ya te digo… quién no ha participado alguna vez en un examen de 5 o 6 horas de duración ininterrumpida, sin parar ni pa comer y acabado en primer lugar… si ej que este autor… le da más importancia de la que tiene, no???? 😀

      • Pss,yo como buen vasco,una vez me pase una semana dándole que te pego.
        Luego me di cuenta que estaba en el aula equivocada… Cosas de la vida oye

  • Psss,quien no puede hacer eso…

    • ya te digo… quién no ha participado alguna vez en un examen de 5 o 6 horas de duración ininterrumpida, sin parar ni pa comer y acabado en primer lugar… si ej que este autor… le da más importancia de la que tiene, no???? 😀

      • Pss,yo como buen vasco,una vez me pase una semana dándole que te pego.
        Luego me di cuenta que estaba en el aula equivocada… Cosas de la vida oye

  • hernan fontela

    Muchas gracias por el capitulo-

  • hernan fontela

    Muchas gracias por el capitulo-

  • hernan fontela

    Muchas gracias por el capitulo-

  • Gracias por el capitulo

  • Gracias por el capitulo

  • Gracias por el capitulo