SDG – Capítulo 134

Modo Noche

Capítulo 134 – Para volver a casa con honor

‘El ser amable con su oponente significaba que se está siendo cruel consigo mismo.’

Este dicho es muy conocido, pero la gente rara vez lo sigue.

Normalmente, Ye Zifeng no haría algo como esto para infundir miedo, pero eso no quiere decir que no lo haría. en contra de alguien que intentó quitarle la vida, no los dejaría fácilmente.

En realidad, el lavado de cerebro a un oponente es mucho mejor que hacerle firmar un contrato de sangre.

“No me atreveré nunca más…. No me atreveré nunca más…… “Jin Peng y Chu Hongbao se quedaron mirando a Ye Zifeng y repetido esas palabras. Ellos no sabían que es lo que no se atreverían a hacer nunca más, pero estaban repitiendo estas palabras.

Ye Zifeng sonrió y fue junto a ellos. Se pinchó el dedo y firmó un contrato de sangre.

Los dos vieron como Ye Zifeng hacía todo. Y no se resistieron en absoluto. Estaban verdaderamente aterrados de Ye Zifeng en este momento.

Ye Zifeng les hizo firmar un contrato de sangre sólo para estar seguro.

“Bien. Pueden irse.” Sonrió Ye Zifeng. Ya casi se terminaba el tiempo. La formación se rompería en cualquier segundo.

“¿Podemos irnos ahora?” Jin Peng y Chu Hongbao miraron detenidamente a Ye Zifeng. No creían sus palabras. Fueron torturados por Ye Zifeng ¿y ahora está dejando que se vayan?

Ye Zifeng les sonrió, “¿Qué…? ¿A menos que todavía quieran ir en mi contra?”

“¡De ninguna manera!” Los dos gritaron al mismo tiempo.

“Corran antes de que el Hermano Mayor Chico Rudo cambie de opinión.” Liu BingQian ferozmente miró hacia los dos.

“Vamos a… ¡vamos a retirarnos rápidamente!”

Jin Peng y Chu Hongbao se fueron cojeando como mendigos mientras se apoyaban el uno en el otro. A pesar de que antes tenían algunas enemistades entre ellos, se olvidaron de ello debido a la tortura de Ye Zifeng.

En cuanto vio a esos dos que cojeaban a la distancia, Liu BingQian se sintió muy bien por dentro.

“Hermano Mayor Chico Rudo. Eres tan increíble. ¡Incluso puedes golpear a alguien en el Reino Discípulo Marcial! ¡Incluso los pudo someter! ¡Nadie más en la Ciudad Leizhou puede hacerlo!”

◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆

En el camino de regreso a la Ciudad Leizhou, Liu BingQian hablo de muchos temas relacionados con la Ciudad.

“¿Hermano Mayor Chico Rudo……?” Liu BingQian viendo que Ye Zifeng no respondió en absoluto y se giro a mirarlo.

Vio a Ye Zifeng gemir mientras que la sensación de dolor que había suprimido todo este tiempo fue puesta liberada. Todo su cuerpo se sentía como si estuviera siendo apuñalado.

“Hermano Mayor Chico Rudo, ¿Qué pasa?” Ye Zifeng se veía muy majestuoso y fresco hace un momento. Pero ella no sabía que estaba forzando su cuerpo con el fin de mantener la formación. Si no fuera así ¿cómo puede la formación de tener tal efecto?

“Probablemente he usado demasiada energía manteniendo la formación. Este es probablemente sea un efecto secundario.”

En realidad, cuando Jin Peng todavía estaba aquí, estaba ya sintiendo el dolor. Sin embargo, tenía que actuar fuerte y no mostrar ninguna debilidad.

Otras personas normales tienen que cultivar hasta la 9ª etapa del Reino Discípulo Marcial para establecer completamente una formación. Ye Zifeng se obligó a configurarlo y ahora estaba sintiendo las repercusiones.

Liu BingQian no sabía nada de esto en absoluto. Esta era su primera vez viendo una formación como esa.

“Hermano Mayor Chico Rudo. ¿Qué debería hacer? ¿Qué tal si le paso algo Qi? ¿Será mejor?” Liu BingQian estaba preocupada.

“No sirve de nada.” Ye Zifeng negó con la cabeza. Quería decir algo más, pero se agarró el pecho con dolor y casi escupió una bocanada de sangre.

Esperó un poco antes de hablar de nuevo, finalmente, “Tenemos que volver a la Ciudad Leizhou. Necesito algunas píldoras de Nutrimento de Qi. No es bueno permanecer en el bosque durante tanto tiempo.”

“Bueno. Volvamos entonces. Vamos a ir directamente a mi casa. Tengo un montón de píldoras de Nutrimento de Qi.”

Ye Zifeng había utilizado su Qi por demasiado tiempo. Necesitaba usar poco a poco la píldora Nutrimento de Qi para recuperarse. Si tomara una gran cantidad de píldoras para Nutrir el Qi a la vez, podría explotar.

“¿A tu casa? Ese…. no es muy bueno.” Ye Zifeng frunció el ceño.

Antes de la competición alquimia, Ye Zifeng estaba siguiendo a Liu BingQian a ser un ayudante. ¿Y ahora quería utilizar las píldoras de Nutrimento de Qi del clan Liu? Eso es……

“¿Qué no es muy bueno? Yo, Liu BingQian he decidido no utilizarlas, ¡para dártelas a ti!” Liu BingQian sabía que Ye Zifeng no estaba en la condición para refinar píldoras. ¿Dónde si no iba a ir a conseguir a alguien para refinar las píldoras? Ella era la única que podía hacerlo en la Ciudad Leizhou.

Por lo tanto, tenía que ayudarlo.

◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆◆

Ciudad Leizhou, Clan Ye.

Una delgada y tierna joven con un vestido blanco jalaba continuamente las mangas de su madre Tang Feng.

¡Esa joven doncella era Ye Xueyi!

“Madre. Han sido ya 15 días desde que el hermano Ye Zifeng se fue de la Ciudad. ¿Por qué aun no ha vuelto?”

La cara de Tang Feng se hundió y miró a su hija “Hermano Zifeng, Hermano Zifeng. ¿Son las únicas palabras que conoces? Incluso si no estás cansada de repetirlo, yo me estoy cansado de oírlo.”

“Por lo que debería dejarme salir y ver lo que está pasando. Quizás el hermano Zifeng ya está en la puerta. Si me dejas, entonces no seguiré molestado.” Ye Xueyi había calculado el tiempo y Ye Zifeng debería de llegar en cualquier momento.

Tang Feng se quedó mirando profundamente a su hija, “Ve, ve, ve. Haz lo que quieras. Pero te lo advierto. Tu y Ye Zifeng comparten el mismo padre. Son hermanos. ¡Hay algunas cosas en las que no se puede solo cerrar los ojos y dejar que vayan demasiado lejos! ¿Lo entiendes?”

Después de todo, Tang Feng es la madre biológica de Xueyi. Ella sabía lo que su hija estaba pensando.

Ye Xueyi se sorprendió y se enojó, “Madre que es lo que estás diciendo. ¡Hermano Zifeng y yo sólo somos hermanos!”

Tang Feng toco la frente de Xueyi y sonrió, “Es mejor si lo entiendes. Sólo estoy advirtiéndote. Debes ir a buscar a una familia rica y asentarse.”

Después de pensarlo, se puso a un lado de Ye Xueyi y se rió, “Bien. ¿Sabes de Shaofeng del Clan Hong? Él se ve muy similar a tu hermano Zifeng. Incluso su nombre es similar.”

“¿Qué diablos quieres decir con similar? No son nada igual. Además, te he dicho esto muchas veces ya. ¿Cuántos años cree que tengo? Puedo cuidar de mi propia boda.” Ye Xueyi estaba enojada con su madre por siempre mencionar el matrimonio.

“Parece que voy a tener que hablar con Chongtian un poco. Te estás yendo de las manos últimamente.” Tang Feng suspiró y sacudió la cabeza.

“Bien. Bien. Voy a dejar de hablar sin sentido. Voy a recibir a mi hermano Zifeng en la puerta.”

“¡Tú!”

Ye Xueyi no tenía ganas de perder su saliva hablando con su madre y corrió directamente hacia las puertas de la Ciudad.

Ella sabía que Ye Zifeng sin duda volvería por esa puerta.

Sin embargo, cuando llegó a la puerta occidental, ya había muchas personas se reunidas allí.

Ella los oyó hablar de los resultados de Liu BingQian y Ye Zifeng en la competición de la alquimia y se unió a la plática.

Por lo tanto, ella sonrió y palmeó el hombro de alguien.

“Tío, ustedes suena tan excitado. ¿Están hablando de la competencia de la alquimia?”

La noticia de que Ye Zifeng y Liu BingQian recibieron el primer lugar en el concurso se extendido como la pólvora en la Ciudad Leizhou.

“Usted está……”

El tío se dio la vuelta y vio a la hermosa chica en frente de él. Él no pudo evitar reírse.

Cuando quería ligar con ella, alguien le golpeó la cabeza.

“Usted es retardado. No trate de cortejar a todas las chicas por ahí. Mire quién es ella.”

“Ella no dijo nada. ¿Cómo iba yo a saber quién es?” gritó ese tío.

“Déjame decirte. ¡Esta es la hermana de Ye Zifeng! La hermana del campeón de la competición de alquimia y la Reunión del Clan Celestial. ¿Entiendes ahora?”

“¿Qué? De ninguna manera. El que el jefe del clan nos pidió tener una buena relación con la hermana del experto alquimista, ¿es ella?” El ojo del tío se abrió completamente y se quedó en Ye Xueyi como si fuera una celebridad.

Ye Zifeng había hecho un nombre por sí mismo debido a la Reunión del Clan Celestial. Y ahora, fue el campeón de la competición alquimia.

Un experto en el camino de la alquimia y el cultivo, es un verdadero genio.

“Ellos están aquí. ¡Ye Zifeng está de vuelta!” Alguien en la puerta anuncio fuertemente.