XN – Capítulo 308

Modo Noche

Capítulo 308: Amando a una mujer muerta.

Muchas técnicas volaban por el aire en un fragmento en la parte sur del Reino Celestial. En este momento había tres personas luchando por un jade celestial.

A diez mil kilómetros de distancia de los tres, un hombre de mediana edad se paraba en un campo
cubierto de hierba mientras bebía vino de una calabaza. Sacudió la cabeza y dijo, “Ting Er, no te preocupes. Te encontraré más jades celestiales para que tu cuerpo permanezca igual durante mil años.”

Este hombre de mediana edad es de Suzaku, como Wang Lin.

Caminó en la llanura mientras bebía. Después de mucho tiempo, se detuvo. Mirando hacia abajo en el suelo, su rostro estaba lleno de viejos recuerdos cuando dijo, “Ting Er, ¿todavía recuerdas este lugar? En aquel entonces, fue donde te conocí, pero ahora no queda nadie.”

Soltó un suspiro mientras su pie derecho golpeaba suavemente el suelo. En un instante, su cuerpo desapareció. Rápidamente descendió al suelo hasta llegar a una cueva muy grande.

Dentro de la cueva había una torre rodeada de gas verde.

El hombre de mediana edad dio un paso y caminó a través del gas verde hacia la torre.

Esta torre tenía tres pisos. El interior era muy simple y parecía muy similar a la casa de alguien, pero había una cierta sensación de elegancia.

Cuando esta persona entró en la torre, su mirada se volvió suave. Caminó por la habitación y tocó todos los muebles antes de sentarse y murmurando, “Ting Er, aquí fue donde te conocí…”

Sus ojos revelaron una profunda sensación de amor cuando suavemente sacó una pagoda de su bolsa de almacenamiento. Frotó la pagoda y emitió una luz blanca.

Después de que la luz blanca desapareció, el cuerpo de una mujer de blanco apareció en sus brazos. Dejó salir una sonrisa y dijo: “Mira, Ting Er, estamos en casa.”

Esta mujer era muy hermosa. Tenía un aura que la hacía parecer hada. Su piel era blanca, pero también había un toque de rojo. Si a alguien le dijeran que todavía estaba viva, lo creerían.

Por alguna razón, el momento en que apareció, parecía encajar en el entorno. Era como si este lugar le perteneciera.

El hombre de mediana edad tocó suavemente la cara de la muerta. El afecto en sus ojos se profundizó cuando murmuró: “Cuando pose mis ojos en ti por primera vez, sabía que ibas a ser mi esposa. No puedo estar equivocado. Ting Er, ¿te gusta este nombre? Este es el nombre que elegí para ti.

Murmuró mientras suavemente besaba la frente de la mujer, revelando una mirada complacida.

“Por ti, renuncié al derecho de convertirme en el patriarca de la secta. Por ti, traicioné a mi maestro. No me arrepiento, no me arrepiento en absoluto. ¿A quién le importa si dicen que estoy loco? ¡No estoy loco!*”

*(Pues lo estás, parece que sólo la viste y te obsesionaste con ella, ni siquiera llegaste a saber su nombre, o quizás encontró su cadáver y se enamoró de éste… Vaya, me pregunto si el cuerpo aún está tibio.)
Después de acariciar la cara de la mujer durante mucho tiempo, se levantó.

Ting Er, subamos las escaleras. Hay una comoda arriba. ¿Qué tal si dejas que tu marido te maquille? El hombre llevó a la mujer arriba.

Al lado de la cómoda, el hombre bajó a la mujer. Cuando cogió un lápiz de cejas, sus ojos se hincharon de emociones. Murmuró: “Ting Er, ¿estás feliz? Estoy muy feliz…”

“¿Por qué no estás hablando? ¡Por favor habla! ¿No estás feliz?”

“¡¡Por favor habla!!”

“¡Por favor, habla ahora!”

“¿Por qué no hablas?”

La voz del hombre de mediana edad se hizo cada vez más fuerte. Lanzó el lápiz a un lado mientras sacudía a la mujer y su voz se hacía cada vez más fuerte.

Después de mucho tiempo, el hombre de repente se sorprendió. Rápidamente abrazó a la mujer y murmuró: “Lo siento, Ting Er. Por favor no me culpes. Sé que me equivoque. Nunca te gritaré de nuevo. ¡Nadie puede alejarte de mí, nadie! ¡Si alguien se atreve, lo matare! ¡Matar! ¡Matar! ¡Matar!”

Respiró hondo, luego besó la cara de la mujer unas cuantas veces antes de sonreír. “Ting Er, mira. Esta torre iba a colapsar originalmente, pero pude mantener su condición, porque este es tu hogar… ¡nuestro hogar!”

“Debes estar cansada. Descansa un poco. El hombre de mediana edad llevó a la mujer a la cama. Se sentó en el lado de la cama y miró a la mujer con una mirada gentil.

“Ting Er, cuando te vi por primera vez, estabas allí así. Nada ha cambiado desde entonces. Ting Er, ¿todavía recuerdas? Cuando llegué al Reino Celestial, vine a encontrar energía espiritual celestial, pero te encontré aquí. Cuando te vi por primera vez, supe que eras mi esposa, así que me quedé aquí contigo durante mucho tiempo…”

Mientras hablaba, alargó la mano hacia la mano de la mujer. Mientras le frotaba la mano, le dijo: “Eres tan perfecta, perfecta… Eres mía. Nadie puede robarte de mí. Ting Er, dime, me amas también ¿verdad?”

“Comparado con la energía espiritual celestial, ¡tú eres el verdadero tesoro!”

El hombre de mediana edad sonrió cuando se acostó junto a la mujer y murmuró: “Bueno, Ting Er, descansemos por la noche. Mañana, tu marido irá a buscar más jades celestiales para ti. Duerme. No tengas miedo, estoy aquí…”

Wang Lin voló en el aire con una mirada decidida en su rostro. El límite de un mes estaba a punto de terminar y se había decidido a ir al lugar que Chi Hu mencionó.

Ignorando las tres espadas celestiales, sólo ese gran ataúd hecho de jade celestial fue suficiente tentación. Él creía que con una gran cantidad de jades celestiales, su empuje para la etapa de transformación del alma será mucho más fácil.

Alcanzando la Transformación del alma tenía un significado muy diferente para Wang Lin. Una vez que llegue a la Transformación del alma, Situ Nan será capaz de despertar.

Sin embargo, Wang Lin estaba sólo en la etapa inicial de la Formación del alma y estaba muy lejos de la etapa avanzada. Se desconoce cuándo llegará a esa etapa, pero no estaba ansioso en absoluto. Sabía que no podía estar ansioso por cultivar. Todo lo que vendrá, vendrá.

Además de todo eso, algunas de las hierbas celestiales también fueron muy tentadoras para Wang Lin. Si él las trajera de vuelta a Li Muwan, ella sería capaz de hacer unas píldoras de primera calidad. Esto permitiría que su nivel de cultivo aumentara aún más.

A menos que una píldora tuviera un efecto muy poderoso, Wang Lin no la tomaría casualmente. Después de todo, en su etapa, se trataba sobre todo de su propia comprensión. Las píldoras no eran tan importantes.

Pero las píldoras hechas de hierbas del Reino Celestial serían muy diferentes.

Después de tomar una decisión, su cuerpo seguía subiendo hacia el cielo hacia el vórtice.

Sólo necesitaba usar el jade al entrar en el vórtice para ir al lugar de reunión.

En este momento, en un fragmento en la parte central del Reino Celestial, estaba Chi Hu. Ante él está una matriz de transferencia.

Los ojos de Chi Hu estaban tranquilos. Había esperado aquí siete días. Durante esos siete días, hubo algunos pícaros que pasaron, pero todos habían sido asesinados por él.

¡Estaba esperando, esperando a dos personas!

Chi Hu tenía un 70% de confianza en poder volver con grandes recompensas si llegaban esos dos.

Él creía que esos dos serían tentados después de ver el ataúd de jade. Después de todo, esta tentación era algo difícil de resistir.

Como resultado, Chi Hu no tenía prisa.

Esas dos personas fueron elegidas por él después de una cuidadosa selección. No sólo era la primera persona muy famosa, sino que también tenía conexiones con su Clan Demonio Gigante.

En cuanto a la segunda persona, Ceng Niu, Chi Hu no fue capaz de ver a través de ella. Aunque sólo estaba en la Formación del alma inicial, Chi Hu todavía sentía una sensación de peligro de parte de ella.

Después de pensar durante mucho tiempo, decidió invitar a Ceng Niu. Después de todo, cuanto más fuertes fueran, más posibilidades tenían de tener éxito. En cuanto a si los otros dos intentarían matarlo por los tesoros, Chi Hu creía que sería capaz de hacerlo con seguridad con su poder.

El tiempo pasaba lentamente. En este día, la matriz delante de él de repente se iluminó y poco a poco iluminó el área.

Esta deslumbrante luz no tuvo ningún efecto sobre Chi Hu. Se dirigió con calma a la matriz y pensó en secreto: “¡Vinieron!”, Pero no sabía cuál era.

Una vez que la luz de la formación alcanzó un cierto grado, de repente se atenuó. Poco después apareció una figura exquisita. Esta mujer parecía muy hermosa, pero la frialdad en su rostro era muy desalentadora.

El aire frío envolvió el área y la nieve incluso comenzó a caer alrededor de ella. Esta escena parecía muy impactante.

Los ojos de Chi Hu se iluminaron y él pensó: “¡Es ella!”

Soltó una carcajada y estrechó las manos. “Compañera cultivadora Mariposa Roja, te he esperado por un largo tiempo!”

¡Esta mujer era la genio de Xue Yu, Mariposa Roja!

Ella fríamente miró a Chi Hu mientras salía de la formación y dijo: “Si lo que dijiste es falso, no dejaré que esto termine tan fácilmente!”

Chi Hu reveló una mirada confiada y sonrió. “La compañera cultivadora Mariposa Roja puede relajarse. Desde que viniste, te lo puedo decir. Este jade fue hecho personalmente por el antepasado de mi Clan Demonio Gigante, Xi Zu. No debería tener ninguna razón para mentir.

“Xi Zu…” La cara de la Mariposa Roja se relajó un poco. Este Xi Zu era un senior de su maestro y tenían alguna conexión. Después de todo, sólo había dos clanes en Suzaku que no eran nativos del planeta: el Clan del Demonio Gigante y Xue Yu”.

Naturalmente, los dos clanes se mantuvieron en contacto. Podría decirse que el Clan Demonio Gigante era el aliado de Xue Yu.

“Desde que fue grabado personalmente por Xi Zu mismo, entonces te creeré y te acompañaré en este viaje. No quiero otros tesoros aparte de ese celestial ataúd de jade. ¡Debe ser mío!” La voz de la Mariposa Roja estaba muy determinada.

Chi Hu frunció el ceño y secretamente pensó que esta Mariposa Roja era demasiado dominante. Aunque también estaba interesado en el celestial ataúd de jade, esas tres espadas celestiales eran las cosas que tenía que conseguir. Si fueran sólo dos de ellos, estaría bien, pero entonces no habría nada para Ceng Niu si el botín estuviera dividido entre los dos.

Chi Hu reflexionó un poco antes de decir lentamente, “compañera cultivadora Mariposa Roja, este asunto no es tan fácil de decidir. Después de todo, además de nosotros dos, hay uno más que se unirá a nosotros”.

Mariposa Roja preguntó tranquilamente, “¿Oh? ¿Quién es?”

  • Ecle-chan

    genial le gusto al necrofilico.jpg :v aunque es estraño que ese cuerpo no haya sido corroido por el tiempo, ah destino nuevamente marposa y wan lin