<- Actualmente solo registrados A- A A+

CoS – Capítulo 395

Libro 3 – Capítulo 60. Mentir

 

La segunda opción dejó a Richard viendo negro.

Bendición divina: Despertar de la Línea de Sangre. El poder del tiempo limpiará tu cuerpo, desarrollando tus poderes ocultos de línea de sangre al máximo. Puedes elegir una de estas habilidades:

1. Conflagración (Línea de sangre Archeron. Versión mejorada de Llamarada. Aumenta la velocidad del lanzamiento de hechizos hasta en un 50%).

2. Llamada Empoderada (Línea de sangre elfo. Aumenta la afinidad de la naturaleza al lanzar hechizos de invocación, mejora el tipo de criatura en un grado y el recuento en tres).

3 Vitalidad Sin Fin (Línea de sangre elfo, duplica la energía y la tasa de recuperación de maná).

4 Lluvia Celestial (Línea de sangre elfo, poderes astrales. Dobla el efecto de las técnicas de meditación del Deepblue).

Richard no pudo soportar mirar más allá. Originalmente no sabía qué poderes podría desbloquear potencialmente su línea de sangre, de modo que lo máximo que hizo fue ajustar el crecimiento de sus líneas de sangre para maximizar su potencial. En otras palabras, hubo concesiones que tuvo que aceptar. Ahora, sin embargo, esta bendición le daría la prerrogativa de tomar sus propias decisiones. Inmediatamente ideó docenas de combinaciones que maximizarían su poder de línea de sangre.

Él casi tuvo que bloquear su bendición de sabiduría. Delante de él en este momento había varias habilidades extremadamente poderosas, el pináculo de sus dos líneas de sangre. Tomemos como ejemplo a Llamada Empoderada. ¡Era solo un poco más débil que la habilidad de Invocación Maestra de Sharon, ¡el poder de una línea de sangre legendaria!

‘Solo después de Sharon…’ Esta fue una evaluación que definitivamente hizo que Richard se sintiera orgulloso de sus líneas de sangre. Hubo una razón aún mayor para el júbilo: aunque sus poderes de línea de sangre no tenían ninguna fecha establecida en la que despertaran antes, sostenía un gran impulso a su poder en la punta de sus dedos.

Una simple decisión le daría un gran poder. ¿Quién era él para decir no a tal oferta?

Richard respiró hondo, obligándose a calmarse. ¿Cómo podría ser esto? ¿Por qué había tantas opciones frente a él, las opciones le daban un poder tan grande? ¡Simplemente no tenía razón para rechazar estas cosas! Él todavía era humano, un mortal de carne y hueso. Estas bendiciones fueron casi imposibles de resistir.

Se despojó de toda emoción, moviendo mecánicamente su mirada hacia la tercera opción. Esta vez, ya no se sorprendió, simplemente consumió la información como si se hubiera vuelto insensible a todo lo que se le ofrecía.

Bendición Divina: Iluminación. Se te otorgará una tercera línea de sangre, elegida al azar entre las siguientes opciones: dragón, coloso, unicornio, errante planar, bestia astral.

Bendición Divina: Transformación Mística. Tu maná será mejorado por uno de los siguientes elementos: poder astral, fuerza lunar, fuerza del tiempo…

Richard se detuvo antes de mirar la quinta opción, en cambio cerró los ojos y comenzó a reflexionar. Si ese hombre estuviera enfrentando esta situación, ¿cómo reaccionaría?

De repente abrió los ojos, levantándose bruscamente antes de gritar, “¿Realmente cree que esta mierda me cautivará? ¡Se necesita más que eso!”

Debido a su línea de sangre de elfo y la paciencia que había cultivado durante muchos años, Richard normalmente siempre estaba tranquilo y sereno. Crecer tan agitado como para arrojar maldiciones enfurecidas no coincidía en absoluto con su imagen típica. Aún más intrigante fue el hecho de que de repente se sintió mucho más relajado después del estallido, la atracción de las diversas bendiciones aparentemente se desvaneció.

Había miles y miles de rutas hacia el pico. ¿Por qué debería tener que depender de la caridad de los demás?

En ese momento al levantarse, Richard sintió que comprendía la mitad de la naturaleza dominante de Gaton. Continuó leyendo las diversas opciones de bendiciones, pero esta vez fue con facilidad y sin carga emocional sobre sí mismo. Lo trató simplemente como ampliar sus horizontes; después de todo, esta lista de bendiciones también daría una idea de su propio potencial.

Con este cambio de perspectiva, Richard de repente encontró su visión del mundo mucho más amplia. Se dio cuenta de que leer el contenido de estas bendiciones era en sí mismo un esfuerzo útil; no necesitaba poseerlos para obtener sus beneficios. Estas numerosas opciones en realidad lo estaban apuntando en la dirección correcta para avanzar en su camino.

Después de pasar por 120 opciones, sus ojos brillaron repentinamente cuando se enfocó en una en particular. Bendición divina: Distribuir Gracia. Asigna parte de tu gracia divina a un objetivo de tu elección.

Esta también fue la última opción. Como tal, Richard la alcanzó sin vacilar y asignó toda su gracia restante a Flowsand, manteniendo su promesa a Ferlyn.

Todavía no se había dado cuenta de que voluntariamente había sacrificado su propio poder para Flowsand.

——-

Fuera del espacio aislado, Flowsand se había quedado extremadamente conmocionada a medida que se desarrollaba el ritual. La ceremonia típicamente terminaba mucho antes que esto, y tampoco había rastros del descenso del Dragón Eterno. Sin embargo, en ese instante, un rayo de luz dorada cayó al salón y se derramó sobre su cuerpo. ¡Ella quedó desconcertada, encontrando enormes cantidades de gracia divina entrando en ella!

‘¿Que esta pasando? ¿Por qué viene esto a mí?’ Flowsand estaba extremadamente perpleja. Un cálculo rápido le dijo que esto era tres quintas partes de la gracia divina total del cráneo de la bestia astral. En otras palabras, aparte de la gracia utilizada para fortalecer el pasaje planar, Richard le había asignado todo lo demás.

‘¿Por qué compartiría su gracia conmigo, y tanto? Podría ser… ¿Lo descubrió?’ La clériga estaba empezando a ponerse ansiosa, pero ella rápidamente negó ese pensamiento. Este era un secreto conocido solo por los individuos con títulos en la Iglesia del Dragón Eterno. El viejo dragón mismo había decretado que nadie más podría saberlo. Todo seguía el principio del intercambio equivalente: un título llegó con un precio muy alto.

No pasó mucho tiempo para que desapareciera la cortina de la fuerza del tiempo. Richard emergió desde dentro, con una débil sonrisa en su rostro. Flowsand se quedó repentinamente en trance. El Richard que tenía delante ahora parecía ser un poco diferente, pero no podía decirlo en palabras.

Ella se adelantó para hablar con él, preguntando a toda prisa, “¿Por qué me concedes tanta gracia? ¡Debes priorizar tus propias habilidades! Si siempre eres tan imprudente, ¿cómo puedes llevarnos a conquistar muchos planos? ¡Todavía cuento con que realices más ceremonias para obtener la gracia!” Al final, su diatriba había adquirido un tono de sermón.

Richard se encogió de hombros, “No se puede evitar, era la única opción. ¿Qué más podría haber hecho?”

“¿La única opción? ¿Y fue para regalar tu gracia? ¡¿CÓMO PUEDE SER ESO?!” Flowsand se estaba agitando. Sabía por experiencia que tal cosa era imposible.

“¡Así es, me quedé sin elección!” Richard puso una expresión inocente. “¿Qué puedo hacer ahora?” Pareció decir, ‘No puedo quitar lo que he dado.’

Flowsand continuó mirando a Richard, viendo algo en sus ojos. Las lágrimas brotaron en los suyos, casi fluyendo libremente por su rostro. “Has aprendido a mentir.”

“¿En serio? ¿Cómo es que no lo sabía?” “Richard sonrió, sin sombras en su sonrisa.

Descarga:

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.