<- Actualmente solo registrados A- A A+

ED – Capítulo 632

Capítulo 632: Ave de Alquimia

Eventualmente, con una expresión fea, Huangfu Hao se dejó caer en su silla y renunció a hacer una oferta. Ya no podía pagar ese precio, ¿qué otra cosa podía hacer excepto renunciar? Solo podía ver a Li Qiye ganar el Caldero Celestial.

”¡Quince millones de jades refinados del nivel Paragón de la Gran Era! ¿Alguna oferta más alta?!” En el escenario, la mano del excitado subastador temblaba mientras sostenía su mazo de madera.

¿Quién más se atrevería a hacer una oferta cuando el precio ya era tan alto? Eventualmente, el subastador golpeó su mazo para concluir esta ronda mientras hablaba con su voz temblorosa: “¡quince millones de jades refinados de Paragón de la Gran Era! ¡El caldero pertenece a este Joven Noble!”

Al final, los compradores solo pudieron llegar a una conclusión: “Hay demasiados lunáticos en estos días…”

Un Rey Demonio no pudo evitar decir: ”Debe haber un límite para ser despilfarrador. Este nivel de comportamiento derrochador no es razonable”.

Solo un loco gastaría quince millones de jades refinados de Paragón de la Gran Era, ¡este era en verdad un hijo supremamente pródigo!

“El próximo tesoro es un arma extranjera…” Infectado por la última subasta, el estado de ánimo del subastador estaba en su punto más alto.

En la sala privada, los trabajadores de la casa de subastas trajeron el Caldero Celestial. Li Qiye entregó casualmente una bolsa espacial a los trabajadores para pagar el artículo.

Después, arrojó el caldero hacia Shi Hao y dijo: “Sigue haciendo lo mejor que puedas. Si quieres tener este caldero, debes esforzarte mucho para armonizarlo. Sin embargo, mientras continúes trabajando duro, eventualmente te aceptará. ¡En ese punto, tus logros en Dao de la Alquimia podrán alcanzar un nivel mucho más alto!”

Los trabajadores quedaron asombrados por las acciones de Li Qiye. Habían visto a muchos hombres ricos y personajes importantes, pero este hombre había gastado millones de jades refinados de Paragón Virtuoso en un caldero para regalarlo casualmente a un amigo como si fuera mera basura… ¡Tal extravagancia estaba más allá de la cura! Nunca antes habían visto a este tipo de persona.

Shi Hao estaba temblando de miedo. Cuando el caldero fue arrojado en su dirección, rápidamente saltó para agarrarlo con fuerza, como si temiera dejarlo caer. Un artículo que valía millones de jades refinados le hacía temer que tocara cualquier cosa.

Luchó por calmarse y se postró en el suelo mientras expresaba su incontrolable reconocimiento: “Hermano mayor… yo… ¡definitivamente no te decepcionaré!”. Era un hombre simple. Incontables palabras se formaron en su mente, pero solo esta frase salió de sus labios.

Li Qiye asintió y dijo: “Sé diligente. Este caldero es realmente grande y tiene una afinidad natural hacia la medicina. Con esto en el futuro, obtendrás muchos beneficios al cultivar plantas. La parte más importante es que este caldero ha refinado píldoras imperiales antes, por lo que aumentará el nivel de refinamiento de píldoras en un nivel superior”.

En este punto, Shi Hao solo pudo asentir con la cabeza varias veces. No sabía qué más decir para expresar su gratitud mientras Bai Weng observaba con admiración. Incontables alquimistas anhelaron tal caldero en vano. Bai Weng entendió que todo esto era posible porque Li Qiye valoraba a Shi Hao y quería entrenarlo.

Varias subastas pasaron y el siguiente artículo fue una criatura viviente.

Un ave fue elevada al escenario, resultando en un espectáculo bastante deslumbrante. Emitió ondas de luces inmortales junto con una fragancia medicinal que hizo que otros salivaran.

Un alquimista experimentado olfateó el aroma y se perdió en sus pensamientos mientras murmuraba: “Aroma de la Saliva de Nueve Dragones, Aroma Profundo del Árbol Dao, Aroma del Loto del Río Inmortal… ¡Qué hermosas son estas fragancias… Tan supremas…!”

Otro famoso alquimista se levantó asombrado y miró al ave con incredulidad mientras perdía la voz: “¡Imposible! ¿Podría ser esta un Ave de Alquimia legendaria?”

”Señor, usted tiene una gran observación”. El subastador respondió: ”¡Correcto! Esta es un Ave de Alquimia! Son extremadamente raras en este mundo y esta es la primera vez que subastamos una en la Plaza Gólem en la capital”.

Otros grandes personajes podrían manejarlo, pero los alquimistas aquí ya no podrían soportarlo.

”¿Es realmente una Ave de Alquimia?!” Todos se pusieron de pie y miraron intensamente al ave.

”¡Una Ave de Alquimia!” Bai Weng no pudo evitar temblar mientras estaba de pie junto a Li Qiye. Abrió los ojos y deseó examinar cada centímetro del ave con cuidado, sin querer perder ni una sola pluma.

Jadeó y dijo: “Así que las Aves de Alquimia existen en este mundo… Son… objetos divinos en los ojos de los alquimistas… Tener una es…”

Bai Weng no tenía palabras porque sentía que se trataba de una criatura divina. Cualquier alquimista en el mundo le encantaría tener una.

Esto provocó la pregunta de Shi Hao: “¿Qué tipo de ave es una Ave de Alquimia?”. Todavía era joven y no conocía los efectos de un Ave de Alquimia, pero después de darse cuenta de los muchos alquimistas sorprendidos, sabía que esta ave debía ser muy impresionante.

La mirada de Bai Weng todavía estaba fija en el ave cuando respondió: “Es una larga historia, pero en resumen, esa ave es todo lo que un alquimista podría querer”.

Li Qiye también estaba mirando a esta ave junto con los otros. Entre ellos, los alquimistas fueron los más afectados ya que el ave solo se podía encontrar en sus sueños.

El ave había sido sellada, por lo que permaneció inmóvil con su cabeza mirando hacia abajo, actuando indiferente ante todos. Aunque había sido capturada, aún mostraba su arrogancia.

El subastador habló rápidamente: “Ave de Alquimia. Creo que los compañeros alquimistas aquí entienden a esta criatura más que yo”.

”Puede comer Insectos Rey, capturar criaturas venenosas, proteger medicinas espirituales y hierbas y su excremento es el abono más fértil en este mundo.

“Más importante aún, su naturaleza es proteger los medicamentos y las plantas, por lo que puede encontrar materiales que otros no podrán. Con una cuidando su jardín de alquimia, no habría necesidad de preocuparse por insectos venenosos o cualquier otra cosa. Tampoco habría necesidad de fertilizar el agua… ”

La explicación continua del subastador hizo salivar a los alquimistas. Incluso sin su explicación, estos alquimistas conocerían los asombrosos efectos del Ave de Alquimia. Sin embargo, los otros presentes comenzaron a quererlo también.

Un alquimista con grandes logros en el pasado observó al ave por un momento y luego preguntó: “¿Por qué esta Ave de Alquimia parece tan abatida?”

El subastador respondió: “Honorable invitado, debe saber lo difícil que es capturar a una de ellas. Después de todo, estas criaturas evitarían el encarcelamiento a toda costa. Para capturar esta, tuvimos que invitar a tres Paragones Virtuosos. Esto fue bastante difícil y costoso. Para atraparla viva, la observaron año tras año, los tres paragones la persiguieron durante millones de millas antes de sellarla perfectamente.

“Piénselo, finalmente quedarte atrapado después de tantas dificultades, ¿crees que todavía estaría emocionada?”

Todos sintieron que esta respuesta tenía sentido. Era más difícil capturar una bestia divina como el Ave de Alquimia viva que alcanzar los cielos. Sin tres paragones, habría sido prácticamente imposible atrapar al ave.

El subastador palmeó su pecho con confianza y dijo: “Por supuesto, nuestra Plaza Gólem garantiza con nuestra reputación que esta ave está ilesa, por lo que los demás invitados pueden comprarla sin preocupaciones”.

No eran solo alquimistas, ¿qué linaje no cultivaba hierbas medicinales? Por lo tanto, todas estas sectas tendrían aún más hierbas si tuvieran un Ave Alquimia.

“¿Puedo echarle un vistazo a esta Ave de Alquimia?” De hecho, no solo el grupo de Bai Weng estaba interesado en el ave, Li Qiye también estaba mirando al ave.

”Claro”. El subastador ordenó rápidamente al manejador colocar el ave en las manos de Li Qiye.

Un dios de las riquezas como Li Qiye, por supuesto, tenía privilegios especiales. No muchas personas pudieron tirar dinero como basura de una manera tan dominante como él.

Li Qiye miró al ave durante un largo tiempo antes de expresar su alabanza: “Es realmente una buena ave”. Luego, se la devolvió al manejador.

La arrogante Jian Wushuang, que estaba sentada en el balcón de otra habitación privada, preguntó: “¿Estamos a punto de comenzar? ¿Cuál es la oferta inicial de esta Ave de Alquimia?” Ella parecía estar muy interesada en el ave.

El ave regresó al escenario y el subastador respondió: “¡La oferta inicial por el Ave de Alquimia es quinientos mil jades refinados de Paragón Virtuoso!”

”¿Qué, quinientos mil jades refinados de Paragón Virtuoso?” Un invitado de honor se lamentó: ”¿Estás tratando de robarnos?”

“Honorable invitado, este artículo tiene un gran valor”. El subastador habló con calma: “Los honorables compañeros deben saber que no hay Paragones Virtuosos entre la generación más joven, y solo hay unos pocos paragones entre la generación de mediana edad, esto es de conocimiento común. Los Paragones Virtuosos se establecieron todos hace treinta mil años o incluso antes, todos ellos son antepasados ​​de las grandes potencias.

”Este pequeño no necesita explicar la situación de estos antepasados. Están sellados bajo tierra y aislados del mundo. Solo piénsenlo, con el fin de invitar a tres Paragones Virtuosos a salir y perseguir millones de kilómetros solo para atrapar a esta Ave de Alquimia, los demás invitados deberían poder imaginar el monstruoso precio que tuvimos que pagar. Los jades refinados son preciosos, pero las Piedras de Sangre de la Era son aún más valiosas, ¿verdad?”

Los invitados se miraron y sintieron que el subastador era bastante razonable. Invitar a tres Paragones Virtuosos a salir fue realmente costoso.

Sin embargo, la oferta inicial de quinientos mil jades refinados de Paragón Virtuoso era simplemente demasiado alta. Incluso los invitados más apreciados fueron abatidos inmediatamente por esta espantosa oferta inicial.

 

Descarga:

1 Comentario Comentar

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.