<- Actualmente solo registrados A- A A+

ED – Capítulo 810

Capítulo 810: Rey Ave Sheng Fei

El Rey Ave finalmente apareció ante la multitud que lo esperaba. Sheng Fei no era un hombre particularmente llamativo. Vestía ropa sencilla con monedas colgando de sus mangas y túnicas. Esto lo hizo parecer más un hombre de negocios astuto que un cultivador.

Sin embargo, nadie se atrevería a menospreciarlo después de verlo a los ojos. Fueron especialmente agudos, como los ojos de un águila. Una vez que la gente se encontraba con su mirada, se sentían como si fueran su presa.

Tenía un aura fría, una clara señal de crueldad. Un halo que estaba siendo emitido por su cuerpo demostró que no era un personaje con el que meterse. Su Mingchen fue inmediatamente a saludarlo junto con los otros invitados.

Solo Li Qiye se sentó tranquilamente allí y le lanzó una mirada rápida sin decir nada.

Sheng Fei estaba un poco orgulloso de haber sido recibido por tantos líderes. Él asintió con la cabeza para devolver el saludo. ¡Entre los líderes aquí, solo los Reyes Celestiales como el Líder Demonio Sagrado y el Maestro Tumba Calavera eran dignos de su respeto!

Estos líderes fueron bastante infelices después de ver cómo Li Qiye permaneció sentado sin ninguna reacción. Sin embargo, lo ignoraron, ya que preferirían hablar con Sheng Fei.

“El Joven Noble Sheng ha viajado de tan lejos para llegar hasta aquí, ¿sucedió algo divertido en el camino?”. Un señor real rápidamente se escabulló para ganar su favor: “Mi país tiene algunos templos antiguos, ¿le interesaría echar un vistazo?”

”¿Templos antiguos? ¿Qué tipos de templos?” Sheng Fei se interesó después de escuchar esto.

Sheng Fei era inferior en comparación con su primer hermano, el Príncipe Cuervo Dorado, en lo que respecta al cultivo. Sin embargo, tenía su propia especialidad, le gustaban las viejas reliquias. Para ser más exactos, tenía una pasión por la arqueología. Una de sus actividades favoritas era excavar tumbas viejas o tierras antiguas de sectas rechazadas para encontrar tesoros. Por supuesto, tal negocio a menudo resultaba en fracaso, pero a veces, uno podía obtener cosas increíbles.

Fue por esta razón que Sheng Fei quería comprar el Clan Tie para ver si podía encontrar algún tesoro dentro de las ruinas.

El señor real notó su interés y de inmediato agregó: “¡Estos templos tienen una gran historia, una vez estuvieron ocupados por antiguos demonios!”

“¿Antiguos demonios?” El interés de Sheng Fei creció cuando inmediatamente asintió con la cabeza: “Definitivamente echaré un vistazo si tengo tiempo”.

“El territorio de mi secta también tiene una tumba particular. Los fenómenos extraños ocurren a menudo allí”. Los otros líderes también trataron de ganar su atención después de ver el éxito del primer señor real.

En sus mentes, Sheng Fei todavía era joven, así que este era el mejor momento para complacerlo. Más tarde, cuando Sheng Fei se convierta en un anciano del barranco, sus estados tributarios podrían obtener su ayuda.

Entre ellos, solo el Líder Demonio Sagrado y el Maestro Tumba Calavera permanecieron en silencio. Eran parte de sectas de primer nivel. Además, eran Reyes Celestiales, por lo que organizar un banquete para Sheng Fei ya era bastante sensato. No había necesidad de rebajarse para ganar su favor.

”Tú…” Durante los comentarios y charlas, los seguidores de Sheng Fei también se sintieron muy orgullosos. Sin embargo, la expresión de un joven se agrió rápidamente después de que vio a Li Qiye.

Este joven no era otro que el Marqués Qilin que había sufrido en el Clan Tie. Él vino con Sheng Fei esta vez solo para tratar con Li Qiye, ¡pero no esperaba ver a Li Qiye aquí!

Su primera reacción fue tambalearse hacia atrás después de ver a Li Qiye. Después de todo, la fuerza de Li Qiye lo hizo temblar. Sin embargo, después de recordar que Sheng Fei estaba aquí como su respaldo, se volvió mucho más valiente.

Fortificó su posición, señaló a Li Qiye y luego gritó: “¡Segundo hermano, este es el pequeño bastardo que mató a nuestros hermanos! ¡Incluso declaró que podía aplastarte hasta la muerte con una mano y pisotear nuestro barranco!”

Rebosante de energía por su respaldo, ¡el marqués avivó las llamas aún más! Quería usar a su segundo hermano para destruir a Li Qiye para poder lavar su humillación pasada.

El arrebato repentino del marqués hizo que muchos invitados miraran hacia Li Qiye. Algunos de ellos comenzaron a tener ideas, esta podría ser una buena oportunidad para complacer a Sheng Fei.

Su Mingchen, por otro lado, sintió un sudor frío goteando por su espalda. Esperaba que Li Qiye y Sheng Fei pudieran sentarse y tener una agradable conversación. Pero ahora, con el Marqués Qilin intensificando la situación, ¡su esperanza era solo un sueño!

Li Qiye se rio entre dientes del arrogante marqués. Él no refutó la exageración y sonrió: “Parece que un perro como tú en realidad tiene una buena memoria, fuiste capaz de recordarme tan bien”.

El marqués se puso lívido con una expresión desagradable. Sin embargo, después de recordar a su segundo hermano, se volvió más audaz y resopló: “Estúpido, para decir palabras tan desdeñosas de mi barranco, ¡nadie en este mundo puede protegerte!”

Algunos señores reales también querían complacer a Sheng Fei, y uno de ellos comenzó a gritarle a Li Qiye: “¡Mocoso ignorante, tener tal coraje! El barranco no es un lugar que un mocoso como tú…”

Li Qiye agitó la manga con desdén para interrumpirlo: “Esto no es asunto tuyo. ¡Vete a un lado, la persona que quiero encontrar hoy es él!”

Habiendo dicho eso, su mirada se posó en Sheng Fei.

Este señor real estaba furioso después de ser interrumpido por Li Qiye. Era una figura distinguida, ¿cómo podría un don nadie atreverse a hablarle con tanta arrogancia?

Incluso el Líder Demonio Sagrado y el Maestro Tumba Calavera fruncieron el ceño. Se preguntaban quién sería Li Qiye para poder actuar tan arrogantemente frente a Sheng Fei.

Después de ser llamado, Sheng Fei miró a Li Qiye. De repente se sobresaltó cuando vio la cara de Li Qiye y se acercó lentamente.

El marqués pensó que su segundo hermano estaba a punto de atacar a Li Qiye, por lo que se hizo aún más audaz y gritó: ”Segundo hermano, mata a este bastardo por la gloria de nuestro Barranco Casco Celestial y hazle saber su error”.

”¡Pop!” Pero antes de que pudiera terminar de hablar, Sheng Fei rápidamente le dio una bofetada en la cara, dejando atrás una huella de palma ardiente.

Este cambio repentino conmocionó al marqués. Ni siquiera en sus sueños más locos esperaba que su segundo hermano no cuidara a Li Qiye y preferiría abofetearlo.

Sheng Fei ignoró al marqués y continuó caminando hacia adelante. Él ahuecó sus manos y preguntó con una actitud seria: “¿Puedo saber tu nombre?”

Li Qiye lo miró y respondió: “Li Qiye”.

Este nombre era como un martillo chocando contra el pecho de Sheng Fei, causando que se quede sin aliento. Para un discípulo de un linaje imperial, ¡el nombre de Li Qiye era estruendoso! ¿Cómo podría él no conocer a Li Qiye? ¡Esta fue la persona que mató a su genio alquimista, el Monarca Vid Píldora, e incluso mató a su Anciano!

Esta fue una gran enemistad. Su secta tenía una imagen de él, y los ancianos habían discutido esto antes. ¡Juraron nunca dejar esto ir hasta que mataran a Li Qiye!

¿Quién hubiera pensado que Li Qiye realmente iría a su puerta? ¡Ahora estaba en el Reino de las Bestias, y el territorio de su secta incluso!

Sheng Fei era una persona inteligente. Respiró hondo y ahuecó sus manos una vez más hacia Li Qiye: ”Así que es la Deidad del Reino de Alquimia de esta generación, el Hermano Li. Es un honor conocerte finalmente”.

Toda la gente de aquí, especialmente el Líder Demonio Sagrado y el Maestro Tumba Calavera, temblaron después de escuchar este nombre a pesar de ser famosos Reyes Celestiales y expertos.

¡La deidad de una generación! Después de escuchar el nombre de Li Qiye, los líderes presentes todos sabían que esto era solo un cumplido. En los tiempos actuales, ¿quién no sabía que Li Qiye era un hombre despiadado?

¡Matar al Joven Noble Pei Yu, destruir al Clan Xian e incluso sacudir el Reino de Alquimia, cualquiera de estas hazañas de batalla podría conmocionar al mundo entero! ¡Su título de Feroz fue erigido a través de sangre y huesos!

”¿Un honor?” Li Qiye sonrió después de escuchar tal cordialidad. Él, naturalmente, entendió la disputa entre él y el barranco.

Sin embargo, a él no le importaban esas cosas. Simplemente agitó su manga y habló tranquilamente: “Ya sea que fuera una deidad o si es un honor para ti conocerme, aceptaré tus cumplidos. Ya que has sido muy cortés, muy bien, también te daré una buena cara. Escuché que quieres la tierra del Clan Tie”.

“¿La tierra del Clan Tie?” Sheng Fei notó que Tie Lan estaba a un lado e inmediatamente entendió lo que estaba pasando. Él realmente quería este lugar en particular. Como señor de un país y discípulo del barranco, era muy consciente de su propia reputación. No quería que otros dijeran que él le arrebató la tierra por la fuerza a un mortal. Además, también quería darle un poco de consideración al Rey Buey, por lo que dijo que quería comprar la tierra.

Desafortunadamente, a pesar de su generosa oferta, Tie Lan fue muy terca. ¡Incluso si él levantara la oferta, ella todavía se negaría de todos modos!

“¡No, esto definitivamente no es verdad!” Sheng Fei negó con vehemencia esta afirmación negando con la cabeza.

”¿En serio?” Li Qiye sonrió y tocó su barbilla como si estuviera pensando algo. Luego miró al marqués: “Entonces, ¿cuál fue el trato con él? ¿Tu sirviente decidió actuar por su cuenta? Lo vi con mis propios ojos”.

 

Descarga:

9 Comentarios Comentar

  1. Avatar

    Autor

    Nivel 7

    Saludos pequeños cultivadores, en esta ocasión les traigo un pack de 5 capítulos, sé que he estado atrasando un poco las publicaciones así que de esta manera espero compensarlos. Disfruten de su lectura, no se olviden de compartir y puntuar bien la novela.

Deja un comentario para mostrar que estuviste aquí:

Necesitas Iniciar Sesión para comentar.