DCF – Capítulo 9

Modo Noche

Capítulo 9: Un corazón que pica, ya sea por diseño o por accidente

Mientras su corazón le estaba hormigueando, él no podía mostrarlo exteriormente. Después de todo, esa mujer era la concubina de su buen amigo, y no quería hacer que él sobrepasara sus límites. (se enoje)

Temporalmente perturbado, rápidamente reprimió tales pensamientos, sonriendo, “Nunca había pensado que la casa del Hermano Long poseería una mujer tan talentosa. Parece realmente una bendición para ti.” Ya no se mencionó el poema y la chica después, fingiendo remotamente que esto nunca había sucedido.

Sin embargo, Long Heng, el amante de las conspiraciones no pudo evitar pensar que había algo más de lo que se miraba aquí. Después de haber enviado a Song Jiaoyue lejos, él golpeó sobre la mesa un par de veces. ¿Por qué parecía que la mujer ‘loca’ se estaba poniendo un poco inquieta en estos días? Aunque sabía claramente que era una mujer de su propio harem, todavía dudó por un momento antes de dirigirse solo.

El jardín de invierno estaba realmente ubicado en un lugar muy remoto. Por lo tanto, no vio prácticamente a ninguna persona en su camino. Cuando llegó, no había ni siquiera un guardia en la puerta. Había oído decir que todas las residencias habían recibido viejas sirvientas y pajes. ¿Solo habían pasado por alto esta única residencia?

Lógicamente hablando, su madre no debería haber cometido tal error. Sin embargo, lo que no sabía era que la vieja señora en realidad había enviado a las personas. Pero temiendo que iban a ser un obstáculo para sus planes, Bai Xiangxiu había rechazado y enviado de vuelta a estas personas, por su ser afligido con locura, alegando que ella estaba demasiado asustada por los desconocidos.

Desde que no había nadie vigilando la puerta y él era el dueño del lugar, no debería haber ningún problema si él entró… ¿Verdad? Long Heng permaneció afuera por un tiempo antes de que finalmente se deslizara adentro.

La situación en el interior le hizo fruncir el ceño. era realmente muy sucio y desordenado. Había papeles desordenadamente esparcidos por todas partes en el suelo, e incluso había secado de tinta en manchas en el suelo.

La propietaria de este lugar estaba sentada en su mesa, con su cabello esparcido como si estuviera sopesando algo profundamente. Una pequeña sirvienta estaba arrodillada en el suelo, limpiando poco a poco, hablando como si se sintiera explotada, “Ya le dije que no colocara el tintero en el borde de la mesa, Ama, ahora mire, todo el suelo está cubierto con tinta…”

Espera, ¿Por qué hay zapatos de un hombre aquí. Es muy tarde, ¿Cómo podría haber un hombre aquí?

Xiao Shi levantó lentamente la cabeza, y vio un rostro anormalmente frío y apuesto enfrente de ella. De inmediato se puso de rodillas, “Esta… Esta humilde sirvienta saluda a Su Alteza…”

“¿Alteza? ¿Que alteza? Xiao Shi, tiene que dejar de jugar. Incluso si el propio rey estuviera aquí, este poema, todavía tiene que…” Sus palabras se perdieron en el silencio mientras se dio cuenta de que realmente un hombre estaba de parado de pie delante de ella.

Ella golpeó su cráneo y se frotó los ojos, diciendo: “Xiao Shi, ir a llamar al médico de nuevo. Estoy alucinando de nuevo, ¿Qué hago?”

Xiao Shi estaba a punto de llorar de miedo. Su ama de verdad había escrito poemas hasta el punto de convertirse en tonta. Esta persona estaba claramente de pie ante sus ojos,  ¿Cómo era una alucinación?

Mientras tanto, Long Heng quedo completamente sin palabras. ¿Se parece mucho a una alucinación? ¿O era que en realidad había estado deseando su llegada? Pensando así, su corazón se ablandó cuando dijo: “¿Es así como sirves a tu amante? ¿Por qué está este lugar está tan sucio y desordenado?”

‘’Si un hombre amaba o no a una mujer, el naturalmente se sentiría feliz si ella pensaba en él.’’ Después de haber terminado sus palabras, él continuó mirándola. Ella realmente no emitía la sensación de una mujer que planeara captar su atención. Incluso si ella así lo hiciera, él no lo encontraría que fuera demasiado odioso.
(aunque a un hombre no le guste una mujer, pero si ella piensa en ti, tu dirás mira estoy en sus pensamientos y te sentirás feliz, como dije sin importar si te gusta o no, claro depende de otros factores, que marca cada persona, belleza, cuerpo, etc..)

“Su Alteza, ¿Wl realmente es su alteza? Ah…” Bai Xiangxiu no era realmente una persona con talento, y había estado sacudiendo furiosamente su cerebro para pensar en poemas. Ella, Por fin volvió en sí, un grito trágico se escapó de sus labios cuando se dio cuenta que no había presentado sus saludos al príncipe.

Al menos, estas formalidades era algo que ya había aprendido. Pero en ese momento, tal vez porque estaba demasiado nerviosa, tropezó con la silla en la que había estado sentada y se estrelló contra el suelo con todo su cuerpo, el sudor comenzó a formarse a partir del dolor agudo que se disparó a través de ella. Tartamudeó un poco, “Sa… Salu… ¿Saludos a Su Majestad?”

Se tiene que decir así, ¡¿Verdad?! Después de haber pasado todo este tiempo los últimos días pensando en una manera de seducir al personaje masculino de apoyo, así como versos de lluvia de ideas de un par de poemas, su capacidad intelectual realmente había sido empujada al máximo.

Ella no pudo evitar admirar a aquellas personas mayores transmigrantes. ¿Si hubieran sabido que iban cruzar mundos? ¡Todos ellos serían capaces de plagiar y robar esos poemas tan suavemente! Pero para ella, incluso el robo de poemas ya estaba causando que su mente llegara al borde de la explosión. Ella realmente no entendía este giro de los acontecimientos que estaban sucediendo delante de ella. El intento de seducción del protagonista masculino de apoyo no había mostrado ningún resultado, así que ¿Por qué había venido protagonista masculino?

En realidad, los pensamientos anteriores de Long Heng al venir aquí ya se había desvanecido como humo en el viento. Por un lado, el estado de esta mujer era la suficiente evidencia para concluir que ella no estaba en un estado de mente particularmente claro. En segundo lugar, teniendo en cuenta cómo estaba desordenado y caótica esta sala, tomar al azar un trozo de papel para envolver un regalo tampoco era imposible. Tomó un trozo de papel, y observo todo el contenido de ese poema. Las comisuras de su boca se contrajeron involuntariamente. ¿Estaba usando este poema para entrenar su letra? Lo había escrito tantas veces.

En realidad, él realmente había adivinado correctamente. ¡Bai Xiangxiu de hecho estaba entrenando su letra mientras al mismo tiempo trataba de recordar poemas! Sin embargo, cuando Long Heng vio las rodillas de la mujer temblando mientras soportaba el dolor sin gritar, tenía que decir: “¡Levántate!”

Bai Xiangxiu deseaba  llorar, pero no tenía las lágrimas para hacerlo. Ella permaneció de rodillas, sin moverse ni un centímetro, levantó la cabeza para mirar a Long Heng antes de bajarla de nuevo. Esa pequeña expresión de ella provoco un espasmo en el corazón de Long Heng. Le había hecho algo malo a ella, ¿O por qué miraba tanto resentimiento en sus ojos?

“¿Qué es, usted todavía desea que este príncipe te ayude a pararte?” Su personalidad era fría. A pesar de que sentía que la mujer delante de él merecía su compasión y el amor, no tenía idea de cómo reaccionar.

Originalmente, había pensado que bajaría la cabeza y pediría perdón o algo así. ¿No era esa la reacción habitual de la mayoría de las mujeres? Sin embargo, ¿Quién era Bai Xiangxiu hmm? Ella era una persona que había vivido comúnmente entre las flores y las plantas, sin el uso de su cerebro. Incluso si ella sabía cómo actuar obediente, ella ya estaba completamente entumecida ante el protagonista masculino.

Poniéndolo bien, esta reacción fue de simple temor. Para decirlo sin rodeos, sólo estaba tan asustada hasta el punto de haber perdido su ingenio. Bajando la cabeza, ella respondió, sonando un poco ofendida, “En respuesta a su Alteza, no es que esta concubina no quiera levantarse. Es que…  No puedo. Mis piernas parecen haberse quedado entumecidas.”

“…” Long Heng se quedó una vez más sin habla. ¿Cómo era esta mujer frágil hasta este punto? Antes, cuando vio a alguien muerta por golpes con palos, ella se sorprendió hasta el punto de estar enferma durante más de dos meses. Ahora, por tenerla arrodillándose sólo un poco, había perdido la capacidad de levantarse. Una sensación de impotencia de repente le asaltó mientras ordenaba a Xiao Shi, “Ayude a su señora a ponerse de pie.”

Xiao Shi se apresuró a apoyar a su Ama. Debido a que ella ejerció demasiada fuerza, prácticamente levantó Bai Xiangxiu por la cintura. El corazón de Long Heng se suavizó de nuevo. Esta mujer era realmente un poco demasiado ligera. Incluso una pequeña sirvienta podía levantarla.

¿Era tan ligero como una pluma? De repente oyó Xiao Shi gritar conmocionada cuando reflexionó, “Ama Xiu, Ama Xiu, ¿Que te ha pasado?” Ella sacudió la figura que ya había vuelto fláccida en su abrazo, viéndola descansar en su alrededor.

Aturdido, Long Heng pregunto “¿Qué es?” Mirando esa cabeza colgando dentro del abrazo de la sirvienta, ¿Parecía que se había desmayado?

¿Qué, realmente? Sí, ella es frágil, pero frágil, ¿Hasta esta medida? ¿Simplemente arrodillarse fue suficiente para hacerla desmayarse?

“¿Qué estás esperando allí de pie? ¡Ve a buscar a un médico!” Long Heng se acercó rápidamente, tomando a Bai Xiangxiu en su brazo. Había estado pensando en abrazarla antes, ¿Quién sabía que su deseo se haría realidad tan rápidamente? Sólo que era realmente ligera.

No sólo era ligera, ella también era muy suave. No sólo suave, ella también era muy fragante. ¿Cómo ella plantearía alguna amenaza como ésta? Parecía que todos los huesos dentro de su cuerpo podrían romperse incluso si solo hacia ejerció con la más minima cantidad de fuerza.

Al ver el príncipe llevando a su señora dentro de su abrazo, Xiao Shi se quedó momentáneamente aturdida, pero rápidamente volvió en sí, corriendo hacia la sala de medicina por un médico.

Long Heng coloca a la persona en su cama en su cuarto interna… La habitación de este jardín de invierno no era demasiado amplia. Al menos para él, sólo tenía espacio suficiente para dar la vuelta, demasiado pequeña hasta el punto de ser lamentable. La cama también no era muy grande, pero todavía quedaba una gran parte de espacio después de que ella fuera colocada. ¿Era el cuerpo de una mujer tan pequeño? Él cubrió su cuerpo con él suyo, descubriendo que su cuerpo cubrió al de ella por completo.

Su corazón no podía dejar de sentirse cálido, siendo especialmente excitado por su rostro encantador. Del mismo modo, las memorias del campo de batalla aparecieron en su cabeza. Él estalló en un sudor frío mientras se apresuraba a sentarse, frunciendo sus cejas.

De hecho, toda una mujer hermosa era un castigo. Ella era demasiado peligrosa. Él no quería mirarla más, así que se retiró del Jardín de Invierno, con una sombra como su única compañía en el camino de regreso.