EOT – Capítulo 4

Modo Noche

Capítulo 4 – Bosque Misterioso

El camino que conducía a la colina no era empinado. Sin embargo, las plantas espinosas les hacían difícil caminar. Al ir más lejos en el bosque, las malezas fueron reemplazadas por grandes árboles. Sus troncos eran gruesos y había un montón de ramas creciendo cubriendo el rastro. Si no los retiraban, no podrían caminar más lejos.

Los árboles formaban un frondoso toldo que cubría el sol y hacía el sendero más oscuro. Había unos cuantos haces de luz penetrando las brechas entre las exuberantes ramas, lo que hacía que todos se sintieran como si caminaran por un bosque antiguo. El estéril bosque se había convertido en un lugar idóneo para los animales salvajes. Podían oír los zumbidos de los insectos y los pájaros cantando alrededor de ellos. De vez en cuando, también veían faisanes y conejos. Nadie sabía de dónde provenían esos animales. Luo Yuan empujó las ramas a un lado y cortó las plantas espinosas en el suelo para que pudieran seguir adelante.

[Bip. Después de un período suficiente de práctica, usted ha dominado las habilidades básicas del cuchillo.]

Luo Yuan se sintió más hábil. Las habilidades del cuchillo parecían ser más fáciles de dominar en comparación con la habilidad de conducción. Abrió el tablero de atributo y se dio cuenta de que había obtenido un punto en sus habilidades de cuchillo. Miró sus cuatro puntos restantes y después de una breve consideración, asignó todos ellos a las habilidades de cuchillo. Ahora tenía cinco puntos en sus habilidades de cuchillo. Él definitivamente no habría hecho eso bajo otras circunstancias teniendo en cuenta que el único otro trabajo que requería habilidades de cuchillo era ser un chef. Sus habilidades de lucha de cuatro dedos a manos descubiertas siempre habían sido suficientes para protegerse.

Sin embargo, el mundo parecía estar cambiando y nadie era capaz de predecir el futuro. Las habilidades del cuchillo serían muy importantes en el bosque pues esa misión era peligrosa. Ese era el mejor momento para usarlos y se sintió muy emocionado y excitado al mismo tiempo. Podía sentir que había una especie de ilusión en su cabeza, pero no podía distinguirlos claramente. Permaneció inactivo durante unos segundos antes de sentir algunos cambios en la forma en que sostenía el cuchillo. Su cuerpo y sus músculos se hicieron duros.

Intentó instintivamente controlar su postura y ensanchó un poco las piernas. Después de ajustar su postura, subconscientemente comenzó a jugar con el cuchillo de nuevo. En un abrir y cerrar de ojos, todas las hojas delante de él fueron picadas en confeti. Huang Jiahui había pasado a ver la escena. Ella rápidamente cubrió su boca y preguntó, “Yuan, ¿has practicado artes marciales antes?”

“Oh sí, lo he hecho.” Luo Yuan respondió cuando se recuperó.

“Yo he practicado combate libre antes, cuando estaba en la academia de policía, pero no aprendí a pelear con un cuchillo porque no es tan útil como un arma.” Respondió Huang Jiahui.

“Es la naturaleza de los hombres el lucirse en frente de las damas. Independientemente de si les gusta o no.” Dijo Wang Fei con celos.

“Lo que hiciste fue real, ¿verdad? ¡Eso es increíble!” Ella pensaba que era increíble.

De hecho, Luo Yuan podría moverse 1,5 veces más rápido que la persona promedio. Cuando combinaba sus habilidades de cuchillo con su flexibilidad, su capacidad de lucha se convirtió en algo asombroso. Podía matar a cualquiera antes de que pudieran pronunciar una palabra.

La destreza no se refería a la velocidad. Se refería a los reflejos. No era una cosa común ser capaz de reaccionar 1,5 veces más rápido que la mayoría de la gente. Su velocidad de despeje se hizo más y más rápida. Su postura de cuchillo y de cortar plantas se había equivocado antes, lo que había consumido mucha más de su energía. Desde que usó cinco puntos en sus habilidades de cuchillo, él podría utilizarlas completamente y trabajar más eficientemente. Cortó un grupo de ramas sin mirarlas y observó cómo las hojas caían de los árboles. Sin embargo, cuando su cuchillo entró en contacto con la siguiente rama, sintió que algo extrañamente suave lo tocaba.

Él echó un vistazo y gritó, “¡Serpiente!”

Rápidamente se retiró cuando sintió que su cabeza y sus miembros se entumecían. Era una serpiente verde con una gran cabeza en forma de triángulo. Su cuerpo era delgado, pero tenía unos dos metros de largo. Luo Yuan la mató, casi la cortó en dos, dejando sólo una fina capa de piel que conectaba las dos partes de su cuerpo.

“Sssssss.”

La serpiente luchó vigorosamente a pesar de su agonía, exponiendo sus colmillos mientras producía más sonidos de sufrimiento.

“¿Qué pasó?” Preguntó el Capitán Chen, viendo cómo Luo Yuan se retiraba aturdido. Rápidamente sacó su arma y caminó hacia él.

“¡Había una serpiente, y parecía venenosa! Sin embargo, la maté.” Respondió Luo Yuan cuando se recuperó unos segundos más tarde.

“¡Es una serpiente de bambú! ¡Todo el mundo tenga cuidado! Aquellos de ustedes que no han ajustado sus pantalones, ¡por favor, háganlo ahora!” El Capitán Chen levantó la serpiente usando una rama de árbol y la tiró más lejos mientras hablaba con los miembros de su equipo. Silenciosamente pensaba: Las serpientes de bambú suelen tener menos de un metro de largo. ¡Nunca he visto una alcanzar más de dos metros! No tengo ni idea de cuáles serían las consecuencias si nos mordían.

Luego miró a Luo Yuan, que todavía estaba en pánico, y le preguntó si necesitaba a alguien para turnarse con él. Luo Yuan miró a Wang Fei y Zhao Qiang antes de responder “Estoy bien. Sólo necesitamos ser más cuidadosos, pero debería estar bien.” Sabía que los dos se habían asustado y no podían ayudar con nada.

Si uno de los policías del equipo se lesionase, la misión llegaría a su fin. Necesitaba su ayuda. Sería extremadamente peligroso para él ir solo si todo el mundo decidiese regresar. Aunque todavía tenía miedo de las serpientes, ahora podía matarlas fácilmente usando sus habilidades y sus rápidos reflejos. Sus habilidades de autodefensa eran las más fuertes de todos. Además, sería más peligroso si no tuviese armas.

“Muy bien.” El Capitán Chen se veía feliz con su respuesta. No había sido feliz al principio, cuando Luo Yuan había insistido en seguir el equipo, pero ahora se daba cuenta de que en realidad podría aportar más que sus subordinados.

“Puedo darle mi gorra. Por favor, ten cuidado, Yuan.” Wang Fei dijo, sintiéndose incómodo.

“Estoy bien, gracias por la oferta, he oído que las serpientes de bambú suelen atacar saltando de las ramas de los árboles, estoy relativamente seguro, es más seguro si llevas gorra.” Respondió Luo Yuan con una sonrisa.

Estaba en la naturaleza humana tratar de evitar el peligro. Incluso Luo Yuan mismo no habría entrado simplemente en el bosque si no se le hubiese permitido unirse a la misión de rescate. Huang Jiahui parecía pálida después de escuchar a Luo Yuan. Inmediatamente lo lamentó. Tenía miedo de que simplemente se rindieran y regresaran a casa. Dejó de hablar y volvió a caminar.

Huang Jiahui caminó rápidamente hacia Luo Yuan y lo siguió, quedándose justo detrás de él. Ella lo había visto jugar con el cuchillo y ella creía que eso no era un nivel de habilidad normal. No podía ver con claridad, pero sentía que era muy misterioso después de recordar la escena de él jugando con el cuchillo. Pensó que era mejor quedarse con él por seguridad. Ya habían llegado al final del camino. El sendero estaba ahora completamente cubierto por ramas. Sólo podían confiar en Luo Yuan para encontrar el camino.

Un animal negro apareció en los arbustos y luego desapareció de nuevo. Se paró en la arboleda cercana y los miró fijamente. Era tan grande como un perro, pero parecía un gato con su cuerpo liso y piel brillante que parecía seda. Sus crueles ojos brillaban como ámbar y había sangre fresca goteando de su boca. Luo Yuan se detuvo inmediatamente y sostuvo su cuchillo frente a su pecho, listo para atacar.

“Parece un leopardo.” Dijo Huang Jiahui con una voz temblorosa mientras se inclinaba con cuidado hacia adelante.

Luo Yuan también pensó que era un leopardo. Pero, ¿cómo podría un leopardo vagar por allí?

¡BANG! ¡BANG!

Todo el mundo había entrado en pánico, excepto el Capitán Chen y Zhao Qiang, que habían respondido rápidamente sacando sus armas y disparando. El animal se asustó y rápidamente escapó hacia el bosque, rugiendo fuertemente.

“Debe de haber sido un gato salvaje. Lástima que no le hayamos acertado.” El Capitán Chen comprobó, pero no pudo ver manchas de sangre. “Todos sean más cuidadosos, los gatos salvajes son muy vengativos, podría volver de nuevo.” Dijo.

Al oír que había sido un gato salvaje, Wang Fei dijo: “Me preocupa que no vuelva. No he probado carne de gato salvaje antes.” Tenía miedo de esas bestias, pero subconscientemente él no tomaba seriamente a los gatos monteses debido a que él pensaba que eran más débiles que otros animales salvajes.

“¡Mira quién recupera su coraje! Espero que no te hagas pis en los pantalones más tarde.” Zhao Qiang se burló de él.

Wang Fei se dio cuenta de que había tenido un rendimiento inferior antes y replicó en voz alta: “¿Qué es tan espantoso al respecto?”

El Capitán Chen permaneció en silencio y sombrío. Había crecido en un pueblo. Sabía que los gatos salvajes eran feroces, pero nunca había visto uno tan grande. Un tigre podría no haber sido capaz de derribar a ese gato. Tenían suerte de tener armas con ellos, de lo contrario acabarían muertos. Luo Yuan siguió cortando ramas para poder seguir moviéndose. A medida que avanzaba, las arboledas seguían poniéndose más exuberantes, así que decidieron tomarse un descanso y acampar un rato.

Podría haber continuado por un poco más, sin embargo, no habría sido una buena idea gastar toda su energía ahora. Decidió no hacerlo. Cuando estaba a punto de darse la vuelta y decirle al equipo que necesitaba un descanso, vio algo que parpadeaba en el camino.

Bajó la voz y dijo: “Cuidado, esa cosa ha vuelto de nuevo, está detrás de ti.”

Todo el mundo rápidamente levantó sus armas y comprobó en todas direcciones, pero no vieron nada en lo absoluto.

“¿Estás seguro de que está aquí?” Le preguntó Wang Fei, que seguía sujetando la pistola.

“¡CUIDADO!” El Capitán Chen apunto hacia  Wang Fei y comenzó a disparar a algo detrás de él.

Wang Fei se puso pálido cuando pasaron las balas por sus oídos. Podía sentir la muerte cerca de él. Sintió las piernas entumecidas y se dejó caer sobre los espinosos arbustos cercanos, consiguiendo unos cuantos arañazos en la cara. Nadie tenía el tiempo de cuidarlo.

¡Rugido!

El gato salvaje gimió, causando un alboroto. En un abrir y cerrar de ojos, una sombra negra se precipitó hacia el Capitán Chen sin ninguna advertencia.

Descarga: