HJC – Capítulo 229-1

Modo Noche

Capítulo 229-1 – ¡Spoiler! (1)

La madre dragona aterrizó lentamente ante la cueva, el aire de tristeza a su alrededor era aún más gruesa. No dijo nada, sino que entró directamente a la cueva. Zhou Weiqing y las chicas intercambiaron miradas de desconcierto, pero siguieron su ejemplo hasta la cueva.

La cueva del dragón era extremadamente enorme, la entrada sola tenía más de treinta metros de altura. Como tal, incluso cuando el enorme dragón entró en ella, la cueva no parecía para nada apretada, en cambio Zhou Weiqing y las chicas se sentían extremadamente pequeños cuando entraron.

Avanzaron casi mil metros dentro de la cueva y llegaron a las profundidades de la montaña antes de que las alas del dragón se agitaran bruscamente. Instantáneamente, un fuego se levantó a su alrededor, iluminando la cueva al instante.

Cuando Zhou Weiqing y las chicas vieron la situación en la cueva, no pudieron evitar exclamar en estado de shock involuntariamente.

Justo en las profundidades de la enorme cueva, otro enorme dragón estaba tumbado pacíficamente en el suelo. Sin embargo, no había signos de vida en él.

En ese dragón muerto, había enormes y aterradoras heridas por todas partes. Hubo un último golpe mortal en su cuello, casi la mitad de él fue cortado por una fuerza desconocida. Aunque ese dragón estaba claramente muerto, la clara presencia de una potencia podía ser claramente vista.

Todo el piso estaba manchado de rojo con la sangre del dragón, y la visión horrible ante sus ojos los dejó sin habla a los cinco.

No es de extrañar que la madre dragona estuviese tan dolida y triste. Su esposo… ese dragón inmensamente poderoso, había sido asesinado así… y la muerte fue horrible y trágica. De una de las heridas masivas en su vientre, incluso podían ver algunas entrañas asomando.

Sin embargo, en esta caverna masiva, parecía haber una fuerza extraña alrededor. Ese dragón claramente había estado muerto por algún tiempo, pero su cadáver todavía parecía fresco. Aunque no había signos de vida, la poderosa fuerza del dragón no se había disipado.

“¿Cómo pasó esto? ¿Quién podría lastimar al dragón?” Exclamó Zhou Weiqing en voz alta.

El cuerpo de la madre dragón se acostó al lado del cuerpo de su compañero, usando su cabeza para frotarse contra él suavemente y repetidamente mientras las lágrimas corrían por sus ojos, su cuerpo masivo temblaba sin parar.

Solo en este punto los cinco se dieron cuenta de que en el cuerpo de la madre dragón, también habían muchas heridas, aunque no estaban en ninguna área fatal o crítica. Nadie podría haber imaginado que los dragones en el Reino Brillo Espacial en realidad habían sido asesinados, y finalmente entendieron la razón detrás del estallido explosivo en el Reino Brillo Espacial.

¡Las emociones de la madre dragón estaban claramente llenas de ira y odio, y quería liberarse del Reino Brillo Espacial para vengars a su amor! Era obvio que su odio era por algunos humanos del mundo exterior.

Zhou Weiqing y las chicas guardaron silencio. En este momento, aunque entendieron la razón detrás de los problemas del Reino Brillo Espacial, se encontraban aún más confundidos. ¿Quién podría ser realmente capaz de herir y matar a los dragones? Realmente querían preguntarle a la madre dragón, pero su mirada triste los afectó tanto que ni siquiera podían obligarse a hacerlo.

Cuando las grandes lágrimas rodaban y salpicaban en el suelo, parecían pequeñas corrientes. El color rojo volvió a los ojos de la madre dragón, como si estuviese a punto de volverse loca en cualquier momento. Usando sus garras para acariciar suavemente el cuerpo de su esposo, el sentimiento, la falta de voluntad para dejarlo ir, la tristeza… todo eso causó que los ojos de Zhou Weiqing y las chicas se pusiesen rojos. Inconscientemente, era como si estuviesen pensando… ¿y si el que hubiese perdido la vida fuese Zhou Weiqing, qué harían entonces?

Sin querer interrumpir a la madre dragón, los cinco se quedaron allí en silencio, mirando.

De repente, Tian’er pareció recordar algo, y bruscamente voló hacia el cadáver del dragón macho, usando su mano derecha para presionar sobre él.

“ROAAAARR…” La madre dragón estaba furiosa. ¿Cómo podía permitir que alguien tocara y profanara el cadáver de su marido? La aterradora presión explotó instantáneamente una vez más.

“¡Espera, espera! Tal vez todavía hay una posibilidad de revivirlo.” La voz de Tian’er sonó a la vez. En ese momento, el corazón de Zhou Weiqing ya estaba en su garganta. Si el dragón madre realmente actuara, ninguno de ellos podría sobrevivir.

Al escuchar las palabras de Tian’er, el enorme cuerpo de la madre dragón se levantó repentinamente en un swoosh, con los ojos abiertos mientras exclamaba: “¡¿Tú… qué dijiste… aún puede ser revivido?!” Su voz temblaba, y en ese tono tembloroso hubo una nota de sorpresa y alegría. La presión desapareció al instante de nuevo; desde la perspectiva de Zhou Weiqing, él podía ver su mandíbula inferior temblando y los dientes castañeteando. Uno podría simplemente sentir cuán agitadas estaban sus emociones en ese punto.

Tian’er miró a la madre dragón en serio, asintiendo seriamente. “No puedo garantizar que funcione, pero puedo asegurarle que existe la posibilidad de que podamos revivirlo.”

*PENG*

Las poderosas piernas de la madre dragón se doblaron repentinamente, ese sonido sordo y abrupto fue el de ella arrodillándose de repente. Las escamas alrededor de su cuerpo temblaban violentamente, emitiendo un sonido suave *weng* *weng*, mientras ella se inclinaba hacia Tian’er.

“Por favor, por favor, te lo ruego, por favor sálvalo. Mientras él pueda volver a la vida, incluso si quieres mi vida, te la daré. Mi Núcleo Celestial, mis escamas, mi cuerpo… Puedo darte cualquier cosa. Mientras lo salves, por favor salva a mi esposo.”

Estaba llorando mientras gritaba: “Hemos estado juntos por varias decenas de miles de años. Sin él, ya no tengo ganas de vivir… Te lo ruego, por favor sálvalo.”

Mientras hablaba hasta ese punto, la madre dragón comenzó a llorar, de una manera muy humana.

Dragones, quizás los más orgulloso de entre todas las Bestias Celestiales. Sin embargo, la madre dragón estaba arrodillada hacia Tian’er. Uno podía imaginarse cuánto le debió haber costado hacerlo, y cuánto era su amor por su esposo.

Shangguan Bing’er fue la primero en perder el control, estalló en lágrimas y corrió a los brazos de Zhou Weiqing, abrazándolo mientras lloraba. Sintiendo la tristeza de la madre dragón, de repente sintió miedo como si pudiese perder a su Pequeño Gordito.

El mismo sentimiento se extendió a las otras chicas también. En ese instante, cualquier celo y riña desaparecieron. ¡En efecto! Mientras el hombre que amaban estuviese vivo, y las amara… y además poder verlo todos los días… ¿por qué habría celos? ¿Había algo más importante que estar vivos y juntos?

“Senior, por favor no lo hagas.” Aunque Zhou Weiqing no gritó, tenía los ojos enrojecidos. Siempre había sido una persona que le daba la mayor importancia a sus emociones, y al sentir la tristeza de la madre dragón, también se propuso que siempre que tuviesen alguna oportunidad, sin importar el precio a pagar, definitivamente la ayudarían a revivir a su esposo

“Senior, por favor levántese, hablemos sobre cómo podemos revivir exitosamente a su esposo.” Dijo Zhou Weiqing con gentileza.

La madre dragón levantó lentamente la cabeza, pero permaneció arrodillada allí, sin ganas de levantarse. “¿Qué necesitas que haga, qué harás que lo salves?”

Tian’er regresó al lado de Zhou Weiqing, diciendo: “Senior, ¿pueden decirnos qué sucedió? ¿Quién fue realmente quien hirió y mató a tu esposo? Puedo sentir que hay un poder destructivo extremadamente poderoso en su cuerpo, y es esa extraña energía lo que le ha hecho perder su vida. De lo contrario, con la fuerza del Dragón y su poder regenerativo, no debería morir tan rápido. Sin embargo, su cuerpo es demasiado duro, y aunque esa energía fue capaz de destruir sus entrañas, no pudo hacer que se pudriese. Su esposo ha estado muerto por algún tiempo, pero parece que hay un poder único que protege su cadáver, y lo conserva casi en perfectas condiciones, como si acabara de morir, con un último vigor aún en su cuerpo. Es por eso que digo que todavía tenemos la oportunidad de revivirlo. Sin embargo, el primer paso es pensar en una forma de eliminar esa energía destructiva que queda en su cuerpo… de lo contrario, incluso si lo revivimos, no durará mucho.”

“Está bien, claro, te diré, te contaré todo.” Dijo la madre dragón apresuradamente.

Hablando hasta ese punto, la madre dragón finalmente se puso de pie, caminando hacia el frente de Zhou Weiqing y las chicas antes de agacharse, con su cabeza cerca de ellas. Con una última y triste mirada al cadáver de su esposo, ella comenzó a explicar todo el suceso que había tenido lugar hasta llegar a este punto.

“Desde que nació nuestro hijo, debido a lo que había sucedido anteriormente, mi esposo y yo siempre nos habíamos mantenido al lado de nuestros hijos, totalmente enfocados en protegerlos durante su período de gestación y también ayudándoles a superar este período lo más rápido posible…”

“¿Ellos?” Exclamó Tian’er, sorprendida.

Los ojos grandes de la madre dragón se llenaron con una mirada amable. “Sí, ellos. ¿Aún recuerdas? Hace tres años, cuando todos vinieron, tuve un parto difícil porque el huevo era demasiado grande. Eso es porque… en ese huevo de dragón, ¡había dos pequeñas vidas! ¡Estoy extremadamente segura de que se trataba de un par de gemelos dragones! Estábamos a punto de tener dos bebés… ¡eso es extremadamente raro en toda la historia de los Dragones!”

“Todos los días, podía sentir que su vida se hacía más fuerte… Para mí y para mi esposo, ese era un momento increíblemente feliz. Incluso si solo estuviésemos mirando nuestro huevo y no hiciéramos nada más, podríamos sentirnos tranquilos y llenos de alegría. El período de gestación de nuestra raza es muy largo, pero hace alrededor de medio año, pude sentir claramente que había señales de que estaban a punto de salir de su caparazón. Sin embargo, en ese momento, se produjo una sacudida importante en todo el Reino Brillo Espacial.”

Mientras decía esa última línea, su tono se volvió vicioso, mientras la ira, odio y veneno brillaban en sus ojos una vez más.

“Ese día, todavía lo recuerdo muy claramente. El clima era originalmente muy bueno, con el aire estando muy puro. Pude sentir que en unos diez días, con mi esposo y yo infundiendo energía en el huevo, nuestros hijos estarían a punto de venir al mundo. Sin embargo, de repente, todo el Reino Brillo Espacial experimentó un cambio masivo. En ese momento, sentí que el Reino Brillo Espacial comenzaba a temblar violentamente, de una manera inestable… como si todo el espacio estuviese a punto de romperse.”

“Hacia tal circunstancia, mi esposo y yo no estábamos tan preocupados. Incluso si todo el espacio se rompiese, no podría lastimarnos. Con nuestro poder, definitivamente podríamos cargar en un instante y salir de este lugar. Aunque el Reino Brillo Espacial es seguro, también hemos vivido aquí durante decenas de miles de años, y hace tiempo que nos aburrimos de él. Salir de este lugar no era algo malo para nosotros. Sin embargo, no entendimos por qué el Reino Brillo Espacial temblaría de repente… no era algo que debería suceder en circunstancias normales.”

“Este Reino Brillo Espacial fue creado por los ancestros de nuestra especie de dragones… mi esposo es del linaje real más puro de la Tribu Dragón, y si el Reino Brillo Espacial estaba en problemas, por derecho debería ser el primero en sentirlo. Sin embargo, todo el tiempo estuvo tranquilo y pacífico. No nos atrevimos a tomar ninguna medida antes de saber qué estaba pasando, sino que nos quedamos al lado de nuestros hijos para protegerlos. En ese instante, en lo alto de los cielos, apareció una grieta masiva.

 

Descarga:
<